Colom­bia. Cata­tum­bo nece­si­ta un acuer­do huma­ni­ta­rio, no erra­di­ca­ción forzada

Resu­men Lati­no­ame­ri­cano*, 6 mayo 2020.- 

En medio de la pan­de­mia, cam­pe­si­nos en Cata­tum­bo y el área rural de Cúcu­ta, en Nor­te de San­tan­der, han pedi­do al Gobierno que cese las erra­di­ca­cio­nes for­za­das de cul­ti­vos de uso ilí­ci­to por­que con este tipo de accio­nes se pone en ries­go a la comu­ni­dad, en tan­to se des­co­no­ce si los erra­di­ca­do­res son por­ta­do­res del Covid-19. Adi­cio­nal­men­te, des­co­no­ce que algu­nas fami­lias se aco­gie­ron al Plan Nacio­nal Inte­gral de Sus­ti­tu­ción (PNIS).

Ramón Torra­do, párro­co de El Cár­men (Nor­te de San­tan­der), afir­ma que las comu­ni­da­des no han deja­do que se haga la erra­di­ca­ción for­za­da, cuyos ope­ra­ti­vos ini­cia­ron a media­dos de mar­zo. El reli­gio­so expli­ca que a los cam­pe­si­nos no les gus­ta sem­brar Coca ni quie­ren vivir de eso, pero dado que los cul­ti­vos de pan­co­ger no les ofre­cen el sus­ten­to nece­sa­rio para vivir, se ven obli­ga­dos a recu­rrir a los cul­ti­vos de uso ilícito.

Orga­ni­za­cio­nes socia­les han denun­cia­do que la Auto­ri­dad Nacio­nal de Licen­cias Ambien­ta­les (ANLA) está inten­ta­do que se reali­cen audien­cias públi­cas de for­ma vir­tual para entre­gar el aval a la fumi­ga­ción aérea con Gli­fo­sa­to en depar­ta­men­tos como Nor­te de San­tan­der, Cho­có, Nari­ño, Cau­ca, Antio­quia, Bolí­var, Cór­do­ba, Gua­via­re, Meta, Putu­ma­yo, Valle del Cau­ca o Vichada.

A pro­pó­si­to de la fumi­ga­ción aérea, Torra­do decla­ra que si bien es cier­to que la Coca con­ta­mi­na, tam­bién es cier­to que el Esta­do no pue­de hacer lo mis­mo y afec­tar fuen­tes hídri­cas, zonas bos­co­sas y cul­ti­vos de pan­co­ger. Ade­más, cali­fi­ca de iló­gi­co e irre­gu­lar que se pre­ten­dan ade­lan­tar audien­cias vir­tua­les, «por­que sabe­mos que nues­tros cam­pe­si­nos no tie­nen conec­ti­vi­dad: luz eléc­tri­ca o inter­net en los territorios».

Por esta razón, reafir­ma que se deben dete­ner los ope­ra­ti­vos de erra­di­ca­ción for­za­da y cum­plir con el PNIS, para que la erra­di­ca­ción sea de la mano de los cam­pe­si­nos, gra­dual y que esté acom­pa­ña de pro­yec­tos pro­duc­ti­vos que les ase­gu­ren un ingre­so eco­nó­mi­co para sos­te­ner a sus fami­lias. (Le pue­de inte­re­sar: «Ale­jan­dro Car­va­jal, joven de 20 años ase­si­na­do por el Ejér­ci­to en Cata­tum­bo: ASCAMCAT»)

Los acuer­dos huma­ni­ta­rios y la situa­ción de con­fron­ta­ción en Catatumbo

El párro­co afir­ma que con el cese al fue­go uni­la­te­ral decla­ra­do por el Ejér­ci­to de Libe­ra­ción Nacio­nal (ELN) duran­te abril se ali­vió la con­fron­ta­ción en los terri­to­rios, pero lue­go del levan­ta­mien­to vol­vie­ron a pre­sen­tar­se com­ba­tes en el terri­to­rio. Por esa razón lla­mó al Gobierno para se dia­lo­gue con los cam­pe­si­nos, y se encuen­tren cami­nos para cons­truir la paz en la región.

Por ejem­plo, una de las pro­pues­tas que se ha tra­ba­ja­do en esta, y otras zonas del país, tie­ne que ver con la crea­ción de acuer­dos huma­ni­ta­rios entre todos los acto­res arma­dos que per­mi­ta deses­ca­lar el con­flic­to, y pro­te­ger a la pobla­ción civil. En ese sen­ti­do, Torra­do recuer­da que la Comi­sión por la Vida y la Recon­ci­lia­ción del Cata­tum­bo ha juga­do un papel para impul­sar este tipo de actos, y con­clu­ye que cons­truir la paz en el terri­to­rio es posible.

*Fuen­te: Con­ta­gio Radio. Foto: @AscamcatOficial

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *