Argen­ti­na. El gober­na­dor Axel Kici­llof SÍ pue­de decre­tar la con­mu­ta­ción de penas

Por Oscar Castelnovo*/ Resu­men Latinoamericano/​5 de mayo 2020 .–

La Cons­ti­tu­ción sí otor­ga al gober­na­dor Axel Kici­llof la facul­tad de otor­gar con­mu­ta­cio­nes de penas a los pri­va­dos de liber­tad en la pro­vin­cia de Bue­nos Aires. Cual­quie­ra pue­de leer­lo en el artícu­lo 144 de la Cons­ti­tu­ción bonae­ren­se. Lás­ti­ma gran­de que este mar­tes haya men­ti­do dicien­do que las liber­ta­des o mori­ge­ra­cio­nes solo corres­pon­den al Poder Judi­cial. Pre­ci­sa­men­te, en este dis­tri­to se hallan enjau­la­dos unos 50 mil pre­sos y cau­ti­vas, es decir más de la mitad de los que habi­tan el encie­rro en con­di­cio­nes infra­zoo­ló­gi­cas en la Argen­ti­na. Tan­to es así que todos los años la Comi­sión Pro­vin­cial por la Memo­ria (CPM), pre­si­di­da por Adol­fo Pérez Esqui­vel, ela­bo­ra un exten­so infor­me que titu­la «El sis­te­ma de la cruel­dad» sobre los sitios de encie­rro en Bue­nos Aires.

Es cier­to que la pre­sión de los lobbys de la muer­te, Cla­rín, La Nación, entre otros, fogo­nea­ron el cace­ro­la­zo que metió mie­do en el pue­blo y en la cas­ta polí­ti­ca. Los unos a supues­tos cri­mi­na­les que les qui­ta­rían tan­to la vida como las pro­pie­da­des y los otros a per­der apo­yo social con­ta­bi­li­za­dos en votos. Arti­gas hizo céle­bre la fra­se «Con la ver­dad no ofen­do ni temo», tan aban­do­na­da por los fun­cio­na­rios. Por­que nume­ro­sos paí­ses en el mun­do, nin­guno bol­che­vi­que, todos capi­ta­lis­tas, otor­ga­ron arres­tos domi­ci­lia­rios con pul­se­ras elec­tró­ni­cas o apli­ca­ron otros ins­ti­tu­tos libe­ra­to­rios a miles y miles de prexs, tal como la reco­men­da­ron la ONU, la OMS y Comi­sión Inter­ame­ri­ca­na de Dere­chos Humanos.

Por otra par­te, esta Agen­cia vie­ne reite­ran­do, jun­to a muchos otros, que la inmen­sa mayo­ría de los que habi­tan el encie­rro no son geno­ci­das de la dic­ta­du­ra, ni vio­la­do­res, ni femi­ni­ci­das, sino que se hallan tras las rejas por deli­tos con­tra la pro­pie­dad o la infrac­ción a la ley de dro­gas, y casi el 60% está en pri­sión pre­ven­ti­va. Así se puso el foco sobre esa mayo­ría y en quie­nes están a pun­to de cum­plir con­de­na o ya lo hicie­ron, enfer­mos de tubercu­losis, asma, dia­be­tes y otras afec­cio­nes; muje­res emba­ra­za­das, madres con hijos pri­sio­ni­za­dos, madres con hijos en su casa y otrxs vul­ne­ra­bles , ana­li­zan­do caso por caso. La super­po­bla­ción tie­ne en el puni­ti­vis­mo de Macri, Bull­rich y Vidal a los res­pon­sa­bles deci­si­vos para lle­gar esta situa­ción, pero todos los gobier­nos ante­rio­res hicie­ron copio­sa su par­te has­ta lle­gar a este colapso.

Por su par­te, la Supre­ma Cor­te de Jus­ti­cia bonae­ren­se sus­pen­dió «para revi­sar», el fallo de la Cáma­ra de Casa­ción que per­mi­tió la pri­sión domi­ci­lia­ria de unos pocos cien­tos de dete­ni­dos moti­va­da en el ries­go de que con­trai­gan la Covid-19 en las cár­ce­les pro­vin­cia­les superpobladas.

De este modo, el tiem­po corre con­tra reloj fren­te al avan­ce redo­bla­do sobre terri­to­rio del pue­blo enre­ja­do. En sen­ti­do con­tra­rio a toda lógi­ca huma­ni­ta­ria, Kici­llof tam­bién anun­ció la crea­ción de «1350 pla­zas nue­vas» para lxs dete­nidxs. En nin­gu­na cár­cel exis­te higie­ne, solo inmun­di­cia. Todas están haci­na­das. Axel Kici­llof no igno­ra que la enfer­me­da­des, las tor­tu­ras y el ver­du­gueo coti­diano orga­ni­zan la vida y tam­bién el fin de ella tras los muros y las rejas.

* Agen­cia Para la Liber­tad (APL)

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *