Hon­du­ras. Res­pon­sa­bles del ase­si­na­to de Ber­ta Cáce­res podrían ser liberados

Resu­men Lati­no­ame­ri­cano*, 20 abril de 2020.

En Hon­du­ras, dos de los prin­ci­pa­les res­pon­sa­bles del femicidio
polí­ti­co de la lide­re­sa Ber­ta Cáce­res podrían que­dar en liber­tad en el
mar­co de la pan­de­mia pro­du­ci­da por el Covid-19. Mar­cha* dia­lo­gó con
Ber­ta Zuñi­ga Cáce­res coor­di­na­do­ra del COPINH e hija de la defen­so­ra de
los ríos.

Por Cami­la Parodi

Los ase­si­nos con­de­na­dos por el cri­men de la coor­di­na­do­ra del COPINH
Ber­ta Cáce­res, Ser­gio Rodrí­guez Ore­lla­na y Dou­glas Bus­ti­llo podrían ser
pri­vi­le­gia­dos con pri­sión domi­ci­lia­ria tras una admi­sión de la Cor­te que
per­mi­te la pre­sen­ta­ción de un habeas cor­pus para pre­sos que corren
ries­go por COVID-19. Este accio­nar fue denun­cia­do la sema­na pasa­da por
el Con­se­jo Cívi­co de Orga­ni­za­cio­nes Popu­la­res e Indí­ge­nas de Honduras
(Copinh).

En el comu­ni­ca­do dan cuen­ta de las ges­tio­nes lle­va­das a cabo por los
abo­ga­dos de los tra­ba­ja­do­res de la fami­lia Ata­la Zablah, quie­nes fueron
con­de­na­dos a 30 años de pri­sión por el ase­si­na­to de Ber­ta para que sean
liber­ta­dos por supues­tas razo­nes médi­cas en medio de la emergencia
sanitaria.

“Para noso­tros es lamen­ta­ble esta noti­cia pero cier­ta­men­te no es algo
que nos extra­ña ‑expli­ca Ber­ti­ta- se tra­ta de un patrón que ha venido
tenien­do el Esta­do de Hon­du­ras y es el patrón de actua­ción de casi todos
sus fun­cio­na­rios”. Ber­ti­ta, la hija lide­re­sa Ber­ta Cáce­res, asu­mió la
coor­di­na­ción del COPINH tras el ase­si­na­to de su madre. Y hoy, jun­to a
sus her­ma­nas y her­mano, no des­can­sa en el pedi­do de Jus­ti­cia por su
mami. Por eso no duda al leer el momen­to “es la corrup­ción y que claro,
se apro­ve­cha esta cri­sis. Están apro­ve­chan­do este con­tex­to en todo
sen­ti­do para que las per­so­nas que están vin­cu­la­das a gru­pos de poder y a
gru­pos eco­nó­mi­cos resul­ten bene­fi­cia­das cuan­do no debe­ría ser así”.

Si bien el haci­na­mien­to que tie­nen las cár­ce­les de Hon­du­ras hoy en
día lle­va a la nece­si­dad de repen­sar el encie­rro en este mar­co de
cri­sis, como suce­de la Argen­ti­na y en la mayo­ría de los paí­ses pobres,
no pue­de ser la excu­sa de pri­vi­le­gio. “Exis­ten cri­te­rios, pautas”
expli­ca Ber­ti­ta “pero aqui se apro­ve­cha esa corrup­ción que hay también
en los cen­tros peni­ten­cia­rios y que aho­ra están jugan­do un papel más
pro­ta­gó­ni­co en esta deci­sión a par­tir de lo que la cor­te ha emitido”.
Sien­do son las per­so­nas que han par­ti­ci­pa­do de un cri­men que se lo
deno­mi­nó de alto impac­to y que tie­ne una pena de 30 años de prisión.

Como en toda su lucha sos­tie­ne “noso­tras res­pon­sa­bi­li­za­mos al Estado
de Hon­du­ras. Esta situa­ción es para noso­tras muy dolo­ro­sa, es un insulto
a la memo­ria. Sabe­mos que hay difi­cul­ta­des extra­or­di­na­rias por la
emer­gen­cia sani­ta­ria y que por eso ni las ins­ti­tu­cio­nes judi­cia­les están
fun­cio­nan­do como debe­rían enton­ces hay muchas difi­cul­ta­des para
encon­trar información”.

Pero el pro­ble­ma no aca­ba acá, Ber­ti­ta recuer­da que con­ti­núan expul­sa­dos en el jui­cio al fina­li­zar el pro­ce­so el año pasa­do y por supues­to, no pue­den par­ti­ci­par. “Si esto sigue con la nor­ma­li­dad del pro­ce­so y se rea­li­za­ra una audien­cia don­de seria impor­tan­te que se opon­gan los argu­men­tos para expli­car las razo­nes por las cua­les estas per­so­nas no debe­rían de salir bene­fi­cia­das no podría­mos par­ti­ci­par. Por­que hay cri­te­rios para ello y en este caso no se cum­plen, estás son las difi­cul­ta­des de no estar repre­sen­ta­das como víctimas”.

*albatv

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *