Perú. Esta­do debe incluir a téc­ni­cos indí­ge­nas en accio­nes con­tra el COVID-19

Resu­men Lati­noa­me­ri­ca, 19 de abril de 2020

Medi­das des­ple­ga­das ante el COVID.19 a nivel nacio­nal requie­ren aun de per­ti­nen­cia y enfo­que inter­cul­tu­ral para las comu­ni­da­des nati­vas, remar­can des­de Aide­sep.

«Las difu­sio­nes del Esta­do no lle­gan como debe ser a las comu­ni­da­des», afir­ma Del­fi­na Catip Tawan, diri­gen­te nacio­nal de la Aso­cia­ción Inter­ét­ni­ca de Desa­rro­llo de la Sel­va Perua­na (Aide­sep).

La lide­re­sa awa­jún refi­rió que los men­sa­jes infor­ma­ti­vos acer­ca del COVID-19 diri­gi­dos a las comu­ni­da­des indí­ge­nas no tie­nen la cla­ri­dad sufi­cien­te para que sean com­pren­di­dos por este sec­tor de la pobla­ción, uno de los más vul­ne­ra­bles a la pandemia.

Esto se ve refle­ja­do en la des­in­for­ma­ción y con­fu­sión exis­ten­te en diver­sas comu­ni­da­des acer­ca de la enfer­me­dad, don­de no se dis­tin­gue cla­ra­men­te los sín­to­mas del cOVID-19 res­pec­to a otras enfer­me­da­des ya pre­va­len­tes en la Amazonía.

Tal es el caso de algu­nas afec­cio­nes res­pi­ra­to­rias o inclu­so el den­gue, como lo repor­tó recien­te­men­te el Con­se­jo Shi­pi­bo Koni­bo Xete­bo (COSHIKOX).

La situa­ción se agra­va con el hecho de que en muchas comu­ni­da­des ama­zó­ni­cas, ade­más de care­cer de inter­net y otros ser­vi­cios de comu­ni­ca­ción, tam­po­co se ase­gu­ra una per­ti­nen­cia cul­tu­ral en los men­sa­jes hacia las pobla­cio­nes indígenas.

«No hay pre­sen­cia de pro­mo­to­res para pre­ve­nir la emer­gen­cia», afir­mó Del­fi­na Catip. Esto últi­mo, debi­do a que no se han con­si­de­ra­do a téc­ni­cos y pro­fe­sio­na­les indí­ge­nas en las accio­nes ante el COVID-19.

«Por ejem­plo, [tene­mos a] pro­fe­sio­na­les enfer­me­ros, obs­te­tras, sol­da­dos, etc, indí­ge­nas y todos estos pue­den dar la infor­ma­ción a los pue­blos indí­ge­nas, cum­plien­do con dar una aten­ción diferenciada».

«Lo que pasa es que no se nos inclu­ye, habien­do pro­fe­sio­na­les de pue­blos indí­ge­nas. Exi­gi­mos téc­ni­cos inter­cul­tu­ra­les en las medi­das de acción, en Aide­sep tene­mos téc­ni­cos ya for­ma­dos», indi­có la lide­re­sa awajún.

¿La inmo­vi­li­dad social debe sig­ni­fi­car lo mis­mo para las comu­ni­da­des nativas?

La inmo­vi­li­dad social nace pen­san­do en las ciu­da­des, pero no enca­ja con la reali­dad y la diná­mi­ca de las comu­ni­da­des nati­vas, expli­ca Del­fi­na. Esto es una fuen­te de con­flic­tos con las auto­ri­da­des del Estado.

«No es cerrar las puer­tas de las casas, sino cerrar las entra­das», afir­ma. Catip. Pero, ¿qué sig­ni­fi­ca esto?

«Las comu­ni­da­des deben cerrar sus entra­das, pero no sus puer­tas. Estas entra­das son las desem­bo­ca­du­ras del río, por ejem­plo. Pero, no pue­den cerrar las puer­tas de sus casas por­que los pue­blos indí­ge­nas no cuen­tan con un mer­ca­do sino que van a las cha­cras día a día a traer sus alimentos.» 

«Los mili­ta­res y poli­cías lle­gan has­ta las comu­ni­da­des a cerrar las puer­tas de las casas de los pue­blos indí­ge­nas. No se pue­de apli­car esto como en la ciu­dad don­de cuen­tan con mer­ca­dos y pue­den com­prar para varios días. Las comu­ni­da­des tam­po­co tie­nen refri­ge­ra­do­res», expli­có Catip.

Mien­tras, el temi­do esce­na­rio de la lle­ga­da del COVID-19 a comu­ni­da­des nati­vas ya ha sido con­fir­ma­do, el sis­te­ma sani­ta­rio rural sigue sien­do deplo­ra­ble: sin per­so­nal, equi­pa­mien­to, pro­to­co­los ni protección.

Lo peor aún es que el Esta­do sigue sin un plan de emer­gen­cia espe­cí­fi­co o dife­ren­cia­do para los pue­blos indí­ge­nas que guíe sus accio­nes ¿Cómo resis­ti­rán en estas con­di­cio­nes los pue­blos y comu­ni­da­des indí­ge­nas este nue­vo avan­ce de la pandemia ?

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *