Bra­sil. El logro de los mili­ta­res: Bol­so­na­ro dio mar­cha atrás con la renun­cia del minis­tro de Salud

Alber­to López Giron­do*, Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 07 de Abril de 2020.-

.

La gra­ve cri­sis polí­ti­ca en que está inmer­so Bra­sil por aho­ra se lau­dó con la per­ma­nen­cia de Luiz Man­det­ta en el gabi­ne­te. Los medios bra­si­le­ños ya til­dan al pre­si­den­te de «Rei­na Loca». Tie­ne el car­go pero no lo dejan ejer­cer. ¿Se que­da­rá calla­do el man­da­ta­rio? Cade­nas de fake news en el cen­tro de las bata­llas.

.

Jair Bol­so­na­ro hizo de todo para echar a su minis­tro de Salud, Luiz Hen­ri­que Man­det­ta. Hacía sema­nas que venían cho­can­do por la for­ma en que el pre­si­den­te que­ría enfren­tar al Covid-19. Es decir, por la ade­cua­ción del Bra­sil a las reco­men­da­cio­nes de la OMS. Bol­so­na­ro, ex capi­tán del Ejér­ci­to, pri­vi­le­gia la acti­vi­dad eco­nó­mi­ca y que cai­ga quien cai­ga, por­que total, «de algo hay que morir». Man­det­ta, médi­co orto­pe­dis­ta y ex tenien­te de la mis­ma arma, coin­ci­de con los gober­na­do­res de 25 de los 27 esta­dos en una cua­ren­te­na estric­ta para evi­tar el con­ta­gio masi­vo en un país que ya tie­ne más de 12.000 enfer­mos de coro­na­vi­rus y cer­ca de 600 muer­tos.

Este lunes todo indi­ca­ba que el man­da­ta­rio iba a matar o morir. No ocu­rrió nada de eso. Lo que si, aho­ra que­da más cla­ro que Bol­so­na­ro que­da como una “Rei­na Loca”, con el oro­pel del car­go pero sin man­do de tro­pa: los mili­ta­res que gobier­nan en reali­dad al gigan­te lati­no­ame­ri­cano lo obli­ga­ron a recu­lar.

Des­de tem­prano, los tro­les en las redes socia­les atro­na­ron con todo tipo de acu­sa­cio­nes y denues­tos con­tra Man­det­ta. Con una apro­ba­ción del 76%, el minis­tro es vis­to por Bol­so­na­ro ‑y sobre todo por sus tres hijos, los “estra­te­gas” de su ima­gen- como una com­pe­ten­cia incó­mo­da.

Cier­ta­men­te, no es de bue­na prác­ti­ca polí­ti­ca que cons­tan­te­men­te el jefe del Eje­cu­ti­vo des­mien­ta a un minis­tro y era obvio que en algún momen­to la cues­tión debía diri­mir­se para no con­ti­nuar gene­ran­do con­tra­dic­cio­nes en un tema tan deli­ca­do como la salud en medio de una pan­de­mia.

A medio­día Bol­so­na­ro lla­mó a una reu­nión de gabi­ne­te a la que no fue invi­ta­do Man­det­ta. Si acu­die­ron el dipu­tado Osmar Terra y la médi­ca Nise Yama­gu­chi, una inmu­nó­lo­ga que diri­ge el Ins­ti­tu­to de Avan­ces en Medi­ci­na y lle­gó al cora­zón de los bol­so­na­ris­tas por­que es de las que acon­se­ja apli­car clo­ro­qui­na como reme­dio para el coro­na­vi­rus. Tam­bién asis­tió el direc­tor de la Agen­cia nAcio­nal de Vigi­lan­cia Sani­ta­ria (Avin­sa) Anto­nio Barra Torres.

De la reu­nión que­dó cla­ro, para los ana­lis­tas, que Man­det­ta esta­ba fue­ra del jue­go, como venía dicien­do el pre­si­den­te en las horas pre­vias. “No me va a tem­blar el pul­so para usar el bolí­gra­fo”, ame­na­zó, para expre­sar que esta­ba deci­di­do a fir­mar la exo­ne­ra­ción del titu­lar de Salud.

Era tal el cli­ma que salía del des­pa­cho del Pala­cio del Pla­nal­to que O Glo­bo publi­có que el nue­vo minis­tro esta­ría entre Terra y Yama­gu­chi. El pro­pio Terra se pei­nó para la foto y en un inten­to de hacer lobby, lla­mó a algu­nos gober­na­do­res para anun­ciar­les la nue­va.

A la cabe­za de un equi­po de trols con­tra Man­det­ta, seña­la un artícu­lo de la revis­ta Forum, estu­vo el empre­sa­rio Wins­ton Ling, de ori­gen chino, un inver­sor naci­do en Río Gran­de do Sul que vive en Hong Kong, don­de se dedi­ca a la impor­ta­ción de pro­duc­tos bra­si­le­ños en el gigan­te asiá­ti­co.

Des­de una red de whatsapp se dise­mi­nó la fal­sa infor­ma­ción de que Man­det­ta esta­ba detrás de una ope­ra­ción para des­es­ta­bi­li­zar a Bol­so­na­ro jun­to a los pre­si­den­tes de ambas Cáma­ras, Rodri­go Maia y Davi Alco­lum­bre, y el gober­na­dor del esta­do de Goiás, Ronal­do Caia­do.

El mapeo de los ata­ques, publi­có Folha de Sao Pau­lo, fue hecho por la Direc­to­ría de Aná­li­sis de Polí­ti­cas Públi­cas de la Fun­da­ción Getu­lio Var­gas y apun­ta al millo­na­rio afin­ca­do en Hong Kong. Ling, más allá de una afi­ni­dad con­sis­ten­te por Bol­so­na­ro des­de antes de que gana­ra la elec­ción, tam­bién nece­si­ta que la acti­vi­dad eco­nó­mi­ca no se deten­ga por­que vive de las expor­ta­cio­nes de Bra­sil a Chi­na. Y tam­bién pro­po­ne apli­car clo­ro­qui­na para com­ba­tir el Covid-19.

El caso es que cuan­do Man­det­ta ya esta­ba por vaciar los cajo­nes de su escri­to­rio, los mili­ta­res que ver­da­de­ra­men­te aho­ra están a car­go de la ges­tión fede­ral con­vo­ca­ron a una reu­nión por la tar­de de la que par­ti­ci­pa­ron Bol­so­na­ro; el minis­tro de Salud; el jefe de la Casa Civil, gene­ral Wal­ter Bra­ga Net­to; y el secre­ta­rio de Gobierno, el gene­ral Luiz Eduar­do Ramos.

A la sali­da se infor­mó que Man­det­ta seguía en fun­cio­nes. La ver­sión edul­co­ra­da del encuen­tro fue que los uni­for­ma­dos “con­ven­cie­ron” al pre­si­den­te ‑a la sazón un mili­tar nun­ca deja de ser­lo y en el esca­la­fón él es sim­ple­men­te un capi­tán reti­ra­do- de la con­ti­nui­dad de Man­det­ta.

Los medios enton­ces cata­lo­ga­ron a la situa­ción de Bol­so­na­ro como la de la Rei­na Loca. Un impia­do­so recuer­do de Jua­na de Cas­ti­lla, hija de Isa­bel y Fer­nan­do, los reyes cató­li­cos, casa­da por con­ve­nien­cia con Feli­pe de Habs­bur­go a los 17 años y viu­da a los 26. Impe­di­da de ser rei­na por acuer­dos de varo­nes a sus espal­das, fue ence­rra­da en el Pala­cio de Tor­de­si­llas como insa­na y en su lugar gober­nó Car­los de Habs­bur­go, su pri­mer hijo varón. La pri­mo­gé­ni­ta, Leo­nor, casa­da con Manuel I, de la Casa de Avis, fue Rei­na de Por­tu­gal has­ta la muer­te de su espo­so.

Habrá que ver cómo sigue esta his­to­ria. Segu­ra­men­te a Bol­so­na­ro no lo ence­rra­rán en un pala­cio, aun­que para muchos es un insano. Y tam­po­co se que­da­rá calla­do, de modo que esta his­to­ria toda­vía tie­ne mucha tela para cor­tar.

.

*Tiem­po Argen­tino


Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *