Colom­bia. Polí­ti­cas sani­ta­rias y prio­ri­da­des del gobierno de Iván Duque

Resu­men Lati­no­ame­ri­cano* /​7 de abril de 2020

Este domin­go el pre­si­den­te Iván Duque anun­ció que no se imple­men­ta­rá un ais­la­mien­to gene­ral obli­ga­to­rio pro­lon­ga­do en el país, debi­do a que Colom­bia debe reac­ti­var sec­to­res como el labo­ral “con cier­tas medi­das de bio­se­gu­ri­dad”, con el fin de pro­te­ger algu­nas líneas de la eco­no­mía.

Sin embar­go, la alcal­de­sa de Bogo­tá, Clau­dia López, afir­mó que “lo úni­co inte­li­gen­te es que­dar­se en casa” y que “el dile­ma no es prio­ri­dad dine­ro o salud, sino pre­pa­ra­ción y adap­ta­ción para la vida, la salud y la eco­no­mía en cua­ren­te­na”.

Por su par­te Jhon Willy Car­mo­na, diri­gen­te de la Aso­cia­ción dis­tri­tal de tra­ba­ja­do­res y tra­ba­ja­do­ras de la edu­ca­ción –ADE‑, ase­gu­ró que “en Colom­bia la deci­sión tar­día del gobierno de Duque per­mi­te que el con­ta­gio avan­ce. Con­si­de­ra­mos que en este momen­to lo prin­ci­pal no es la eco­no­mía, lo prin­ci­pal es la defen­sa de la vida, pero eso trae implí­ci­to deve­lar y cri­ti­car todas las falen­cias en el mode­lo y en la pres­ta­ción del ser­vi­cio de salud”.

La medi­da de ais­la­mien­to obli­ga­to­rio ha traí­do gran­des con­se­cuen­cias para los sec­to­res más vul­ne­ra­bles de la pobla­ción que, sin garan­tías por par­te del gobierno nacio­nal, no han podi­do cum­plir con la medi­da.

En Colom­bia el 60% de los tra­ba­ja­do­res son infor­ma­les, razón por la cual la cri­sis huma­ni­ta­ria se ha agu­di­za­do duran­te los días de cua­ren­te­na. Esto se ha evi­den­cia­do en las diver­sas mani­fes­ta­cio­nes de ven­de­do­res ambu­lan­tes, migran­tes, entre otras per­so­nas, que exi­gen una polí­ti­ca públi­ca nacio­nal que les per­mi­ta per­ma­ne­cer en sus casas duran­te la pan­de­mia.

Car­mo­na agre­gó que “la polí­ti­ca eco­nó­mi­ca del Esta­do debe garan­ti­zar a esos sec­to­res vul­ne­ra­bles que no tie­nen los recur­sos sufi­cien­tes y nece­sa­rios, más allá de un mer­ca­do o más allá del asis­ten­cia­lis­mo, unas garan­tías reales de dere­chos, fren­te a una ren­ta bási­ca que les per­mi­ta a esas fami­lias sol­ven­tar el tiem­po de la cua­ren­te­na”.

Según Car­mo­na, el pue­blo colom­biano debe seguir denun­cian­do las pre­ca­rias con­di­cio­nes con las que el gobierno ha aten­di­do la cri­sis sani­ta­ria. Asi­mis­mo, afir­ma la impor­tan­cia de apro­ve­char este esce­na­rio para la refle­xión, con el fin de trans­for­mar las estruc­tu­ras socia­les y eco­nó­mi­cas que “jamás han teni­do la dis­po­ni­bi­li­dad de resol­ver­le las con­di­cio­nes de vida dig­na a los tra­ba­ja­do­res y al pue­blo colom­biano”.

El anun­cio de Iván Duque evi­den­cia la prio­ri­dad del gobierno nacio­nal de prio­ri­zar intere­ses de gran­des empre­sas y enti­da­des ban­ca­rias, dejan­do a un lado las exi­gen­cias y nece­si­da­des del pue­blo colom­biano que ha traí­do como con­se­cuen­cia el aumen­to de con­ta­gios de la pan­de­mia en el país y el subre­gis­tro de la mis­ma.

CI JO/ND/06/04/2020/19:00

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *