Argen­ti­na. Resu­men gre­mial y social. La eco­no­mía popu­lar tam­bién com­ba­te al coronavirus/​Los médi­cos ya se pre­pa­ran para una exten­sión de la cuarentena/​Ni «che­tos» ni «irres­pon­sa­bles»: tra­ba­ja­do­res, tra­ba­ja­do­ras y cua­ren­te­na obli­ga­to­ria … (Más info)

Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 25 de mar­zo de 2020 .-  Con infor­ma­ción pro­pia y de Mun­do Gre­mial, Info Gre­mial, Noti­cias Gre­mia­les, Gre­mia­les del Sur, Corrien­te Sin­di­cal Fede­ral, Canal Abier­to, ANRed, Esta­do de Aler­ta y Agen­cias

_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​

La eco­no­mía popu­lar tam­bién com­ba­te al coro­na­vi­rus

Tra­ba­ja­do­res de la eco­no­mía social se encuen­tran refac­cio­nan­do el edi­fi­cio aban­do­na­do de un hos­pi­tal pro­vin­cial en San­ta Fe, y así dotar al sis­te­ma sani­ta­rio de 90 pla­zas más para aten­der la pan­de­mia.

El COVID-19 avan­za en nues­tro país, pero tam­bién lo hace la crea­ti­vi­dad y el tra­ba­jo para que cuan­do lle­gue el pico la infra­es­truc­tu­ra sani­ta­ria esté lo mejor pre­pa­ra­da posi­ble para hacer­le fren­te. Sobran ejem­plos de orga­ni­za­cio­nes e ins­ti­tu­cio­nes que habi­li­ta­ron espa­cios para que se acon­di­cio­na­ran a fin de poder ampliar la can­ti­dad de pla­zas dis­po­ni­bles para el tra­ta­mien­to de enfer­mos.

En la ciu­dad de San­ta Fe, a par­tir de la ini­cia­ti­va de mili­tan­tes de los movi­mien­tos socia­les entre los que se encuen­tra el actual direc­tor pro­vin­cial de Eco­no­mía Soli­da­ria del Minis­te­rio de Desa­rro­llo e inte­gran­te del Movi­mien­to de Orga­ni­za­cio­nes Barria­les, Daniel Ríos, tra­ba­ja­do­res de la eco­no­mía popu­lar nuclea­dos en UTEP se encuen­tran en pleno pro­ce­so de refac­ción del vie­jo edi­fi­cio del Hos­pi­tal Itu­rras­pe, para sumar 90 camas a la capa­ci­dad hos­pi­ta­la­ria san­ta­fe­si­na.

“Veía­mos que el vie­jo Hos­pi­tal Itu­rras­pe esta­ba des­ocu­pa­do des­de diciem­bre, cuan­do se inau­gu­ró en nue­vo edi­fi­cio, y podía arre­glar­se para reci­bir a los pacien­tes infec­ta­dos con coro­na­vi­rus en la ciu­dad. Esa idea fue tras­la­da­da al Minis­te­rio de Salud y les pare­ció bue­na. El sába­do se hizo un reco­rri­do jun­to al minis­tro y per­so­nal de Recur­sos Físi­cos de ese Minis­te­rio, vien­do los sec­to­res que se habían ele­gi­do para esa refac­ción. Una era la de mater­ni­dad, que era el área más nue­va de aquel hos­pi­tal, la sala de inter­na­ción con qui­ró­fano, que se tabi­ca y que­da una habi­ta­ción, y lo que se lla­ma­ba la Casi­ta de las Madres, que era don­de se que­da­ban las muje­res mien­tras tenían a sus hijos inter­na­dos. Todo este reco­rri­do tie­ne acce­so a una aper­tu­ra sobre una de las calles para el ingre­so de ambu­lan­cias”, narró a Canal Abier­to Lau­ra Strely, mili­tan­te del Movi­mien­to de Tra­ba­ja­do­res Exclui­dos.

En ese sec­tor es que tra­ba­ja­do­res de la eco­no­mía popu­lar per­te­ne­cien­tes al MTE, el Movi­mien­to de Orga­ni­za­ción Barrial, el Movi­mien­to Popu­lar La Dig­ni­dad, el Movi­mien­to Evi­ta y la Corrien­te Cla­sis­ta y Com­ba­ti­va, tra­ba­jan para acon­di­cio­nar el pre­dio para que pue­da estar lo antes posi­ble reci­bien­do pacien­tes. Cada orga­ni­za­ción apor­tó 10 tra­ba­ja­do­res para las labo­res, a los que se les suma­ron duran­te una jor­na­da inter­nos del penal de Coron­da que se ocu­pa­ron del pin­ta­do y arma­do de las camas, pero sin tener con­tac­to con los inte­gran­tes de las orga­ni­za­cio­nes, y con per­so­nal del Ser­vi­cio Peni­ten­cia­rio pro­vin­cial para garan­ti­zar su vigi­lan­cia. «Son tra­ba­ja­do­res de las cua­dri­llas de cons­truc­ción que tra­ba­jan en los barrios temas de inte­gra­ción urba­na. Los inter­nos sola­men­te tra­ba­ja­ron el domin­go y vol­vie­ron al penal«, expli­có Sterly.

El lunes comen­za­ron las pri­me­ras tareas de lim­pie­za, pero ya están avan­zan­do en la pin­tu­ra, el tra­ba­jo de herre­ría y los techos. “Se va a tra­ba­jar duran­te ocho días y el Minis­te­rio de Desa­rro­llo les va a pagar el equi­va­len­te a un sala­rio social, que es lo que vie­nen cobran­do”, con­tó Sterly.

Ade­más de las con­di­cio­nes sala­ria­les, se pidió que se garan­ti­za­ra un segu­ro de tra­ba­jo y la ropa ade­cua­da. Sterly expli­có que “habla­mos de un hos­pi­tal aban­do­na­do. No habían resi­duos pato­ló­gi­cos, pero sí ele­men­tos cor­tan­tes como agu­jas. Así que no sola­men­te pedi­mos la ropa de tra­ba­jo con la que cual­quier per­so­na debe con­tar, como guan­tes con goma en las pal­mas, sino tam­bién ele­men­tos de segu­ri­dad sani­ta­ria. Los com­pa­ñe­ros están tra­ba­jan­do con bar­bi­jos y guan­tes de látex deba­jo de los de tra­ba­jo”.

Emplea­dos de con­trol aero­náu­ti­co denun­cian que cum­plen tareas sin medi­das de segu­ri­dad

Empleados de control aeronáutico denuncian que cumplen tareas sin medidas de seguridad

Los tra­ba­ja­do­res que se encar­gan de rea­li­zar tareas de asis­ten­cia y con­trol en Aero­par­que y Ezei­za denun­cian que cum­plen sus tareas sin las medi­das de segu­ri­dad por Coro­na­vi­rus. Piden res­pues­tas a GPS y a Aero­lí­neas Argetninas.25/03/2020 17:20:00

Ante la situa­ción deli­ca­da que atra­vie­sa el país por la Pan­de­mia de Coro­na­vi­rus, los tra­ba­ja­do­res que se encar­gan de rea­li­zar tareas de asis­ten­cia y con­trol en Aero­par­que y Ezei­za piden que se acti­ven pro­to­co­los que garan­ti­cen míni­ma­men­te su segu­ri­dad.

La comi­sión inter­na de GPS, le recla­mó a esa fir­ma que pres­ta fun­cio­nes en los aero­puer­tos y a Aero­li­neas Argen­ti­nas que pon­gan a dis­po­si­ción «tests de detec­ción rápi­da del virus Covid-19 para todos los tra­ba­ja­do­res y pasa­je­ros de los Aero­puer­tos».

Ade­más pidie­ron la «desin­fec­ción total de Aero­par­que y Ezei­za», el otor­ga­mien­to de las licen­cias a madres y padres y para aque­llos tra­ba­ja­do­res que vivan con fami­lia­res en gru­po de ries­go.

Tam­bién mos­tra­ron su preo­cu­pa­ción «ante los rumo­res sobre posi­bles reduc­cio­nes de días labo­ra­bles por guar­dia míni­ma» y seña­la­ron que esta­rían de acuer­do «sólo si es garan­ti­zan­do el pago del 100% del sala­rio inclu­yen­do 2021 días de viá­ti­co y comi­da sin nin­gu­na reduc­ción sala­rial».

Por últi­mo pidie­ron inter­ven­ción del sin­di­ca­to Upa­dep para que se garan­ti­ce «por escri­to el aumen­to del 20% para mar­zo» y el sala­rio total de los empe­la­dos de Long­port, Swiss­port y Legal.

Los docen­tes lla­man a «ana­li­zar con cal­ma» si se pro­lon­ga la sus­pen­sión de cla­ses

Los docentes llaman a "analizar con calma" si se prolonga la suspensión de clases

La secre­ta­ria gene­ral de CTERA, Sonia Ales­so, advir­tió hoy que será «un año muy com­ple­jo, muy inusual» para los alum­nos de las escue­las, ante lo cual con­si­de­ró que «el esfuer­zo tie­ne que estar en que no se pier­dan los con­te­ni­dos» y pidió «ana­li­zar con cal­ma la situa­ción» antes de defi­nir si se extien­de la sus­pen­sión de cla­ses ante la pan­de­mia de coronavirus.25/03/2020 15:42:00

«Es un momen­to raro, difí­cil. No sabe­mos con qué mun­do nos vamos a encon­trar des­pués del coro­na­vi­rus», sos­tu­vo la refe­ren­te sin­di­cal.

En diá­lo­go con El Des­ta­pe Radio, Ales­so afir­mó que el 2020 «va a ser un año muy com­ple­jo, muy inusual» en lo que se refie­re a edu­ca­ción y, ante la sus­pen­sión de cla­ses por el COVID-19, remar­có que «el esfuer­zo tie­ne que estar en que no se pier­dan los con­te­ni­dos».

Con­sul­ta­da sobre qué suce­de­rá la sema­na que vie­ne, cuan­do se ven­za el pla­zo de la sus­pen­sión de cla­ses, la líder de la Con­fe­de­ra­ción de Tra­ba­ja­do­res de la Edu­ca­ción (CTERA) sub­ra­yó que «hay que ir paso a paso, en for­ma tran­qui­la».

«Hay que hacer un diag­nós­ti­co correc­to de todo el país. No me quie­ro apre­su­rar. Aho­ra hay que poner el empe­ño de que el hora­rio de cla­se y del tra­ba­jo sea orde­na­do en cada fami­lia. Hay que hacer un balan­ce de qué fue suce­dien­do en cada pro­vin­cia. Hay que ana­li­zar­lo con cal­ma», remar­có la refe­ren­te sin­di­cal.

El Gobierno sus­pen­dió las cla­ses des­de la sema­na pasa­da has­ta el mar­tes 31 de mar­zo, aun­que se bara­ja la posi­bi­li­dad de exten­der la medi­da por algu­nos días.

Gre­mios avi­san que man­ten­drán la pro­duc­ción de ali­men­tos y bebi­das y ase­gu­ran que está «garan­ti­za­do» el abas­te­ci­mien­to

Gremios avisan que mantendrán la producción de alimentos y bebidas y aseguran que está "garantizado" el abastecimiento

Los gre­mios que par­ti­ci­pan de la cade­na de pro­duc­ción de ali­men­tos y bebi­das en Argen­ti­na garan­ti­za­ron «el abas­te­ci­mien­to habi­tual en cada rin­cón del país».25/03/2020 12:15:00

En medio del ais­la­mien­to social pre­ven­ti­vo y obli­ga­to­rio que rige por la pan­de­mia de Coro­na­vi­rus, y los rumo­res que corren en todo sen­ti­do, los gre­mios que par­ti­ci­pan de la pro­duc­ción de ali­men­tos y bebi­das salie­ron a cal­mar las aguas y dar pre­ci­sio­nes sobre la acti­vi­dad.

La Fede­ra­ción Argen­ti­na de tra­ba­ja­do­res de Aguas Gaseo­sas y Afi­nes, jun­to a la Con­fe­de­ra­ción de Aso­cia­cio­nes Sin­di­ca­les de Indus­tria de la Ali­men­ta­ción, ase­gu­ra­ron en un comu­ni­ca­do de pren­sa que man­ten­drán «acti­va la pro­duc­ción indus­trial de ali­men­tos y bebi­das, garan­ti­zan­do el abas­te­ci­mien­to habi­tual en cada rin­cón del país».

Las enti­da­des sin­di­ca­les, que nuclean alre­de­dor de unos 1.800.000 tra­ba­ja­do­res en toda la Argen­ti­na, seña­la­ron que «redo­blan el esfuer­zo» y que acom­pa­ñan a la Nación y a sus diri­gen­tes «ante la con­tin­gen­cia sani­ta­ria que vive el país por la pan­de­mia Covid 19».

«Por nues­tras manos pasan los ali­men­tos de todo el país, y hoy más que nun­ca deci­mos pre­sen­te por­que a esta pan­de­mia la ven­ce­mos, cui­dán­do­nos entre todos», afir­ma­ron.

«Los sin­di­ca­tos y las empre­sas están sien­do muy razo­na­bles»

"Los sindicatos y las empresas están siendo muy razonables"

El minis­tro de Tra­ba­jo, Clau­dio Moro­ni, des­ta­có que en medio de la com­pli­ca­da situa­ción eco­nó­mi­ca que comien­za a deri­var de la pan­de­mia de coro­na­vi­rus «tan­to la acti­tud de sin­di­ca­tos como de empre­sas han sido muy razonables».25/03/2020 11:09:00

«Gran par­te de la ali­men­ta­ción y far­ma­céu­ti­ca está tra­ba­jan­do sin con­flic­tos», des­ta­có el fun­cio­na­rio al men­cio­nar acti­vi­da­des esen­cia­les que es nece­sa­rio que con­ti­núen con un nor­mal desem­pe­ño para afron­tar la pan­de­mia.

Por otro lado, Moro­ni se refi­rió al pago del bono 10.000 pesos para mono­tri­bu­tis­tas y tra­ba­ja­do­res infor­ma­les, y des­ta­có que se está «pro­te­gien­do el ingre­so fami­liar» de esos sec­to­res de la pobla­ción con una medi­da que lle­ga a «tres millo­nes 60 mil fami­lias».

En decla­ra­cio­nes a FM La Patria­da, el titu­lar de la car­te­ra labo­ral tam­bién infor­mó que «la sema­na que vie­ne» se van a «tener imple­men­ta­das las medi­das anun­cia­das por el minis­tro de Desa­rro­llo para asis­tir a las acti­vi­da­des más gol­pea­das».

«Si la deci­sión en mate­ria de salud es alar­gar la cua­ren­te­na, esta medi­da va a ser amplia­da, que los tra­ba­ja­do­res no ten­gan nin­gu­na duda», remar­có Moro­ni.

Gre­mio pidió que los 10 mil pesos se le pague a todas las emplea­das domés­ti­cas

Gremio pidió que los 10 mil pesos se le pague a todas las empleadas domésticas

Así lo ase­gu­ra­ron des­de la Unión del Per­so­nal Auxi­liar de Casas Par­ti­cu­la­res. Según expli­ca­ron no está con­tem­pla­do en el Decre­to que abar­ca a las infor­ma­les y ya hicie­ron la pre­sen­ta­ción ante el Minis­te­rio de Trabajo.25/03/2020 14:20:00

Lue­go de que un sec­tor de la pren­sa die­ra por hecho que el per­so­nal domés­ti­co tam­bién reci­bi­rá los 10 mil pesos de Ingre­so Fami­liar de Emer­gen­cia que dis­pu­so el Gobierno el fin de sema­na aun­que tra­ba­je en blan­co, des­de el gre­mio del sec­tor salie­ron a dar algu­nas pre­ci­sio­nes.

«No sur­ge cla­ra­men­te de la letra del decre­to 310 que todas las auxi­lia­res de casas par­ti­cu­la­res cobren el bono de 10 mil pesos», expli­có Car­los Bra­ses­co, apo­de­ra­do legal de la Unión del Per­so­nal Auxi­liar de Casas Par­ti­cu­la­res en decla­ra­cio­nes a AM 750.

«El decre­to solo alcan­za a los infor­ma­les y a los tra­ba­ja­do­res des­em­plea­dos», pre­ci­só el abo­ga­do y dejó abier­ta la puer­ta a que pue­da haber cam­bios en la nor­ma­ti­va.

«Pre­sen­ta­mos un pedi­do para que se inclu­ya a todo el per­so­nal auxi­liar de Casas Par­ti­cu­la­res en este bono», agre­gó Bra­ses­co.

Ade­más remar­có que des­de la Unión del Per­so­nal Auxi­liar de Casas Par­ti­cu­la­res «Ya hici­mos con­tac­tos con el Minis­te­rio de Tra­ba­jo y esta­mos a la espe­ra de una res­pues­ta».

Los médi­cos ya se pre­pa­ran para una exten­sión de la cua­ren­te­na

Los médicos ya se preparan para una extensión de la cuarentena

Los pro­fe­sio­na­les de la salud advir­tie­ron que podría exten­der­se la cua­ren­te­na entre una sema­na y diez días. Ade­más des­ta­ca­ron la impor­tan­cia de arti­cu­lar con los hote­les sin­di­ca­les, clu­bes de barrios, la salud pri­va­da y obras sociales.25/03/2020 09:55:00

A tra­vés de una tele­con­fe­ren­cia, diri­gen­tes de la Fede­ra­ción Sin­di­cal de Pro­fe­sio­na­les de la Salud de la Repú­bli­ca Argen­ti­na y ATE ana­li­za­ron jun­to al Vice­mi­nis­tro de Salud, Arnal­do Medi­na la situa­ción sani­ta­ria y deja­ron fuer­tes defi­ni­cio­nes.

En el cón­cla­ve vir­tual ana­li­za­ron los dis­tin­tos esce­na­rios que se pre­vén para el desa­rro­llo de la pan­de­mia y las nece­si­da­des de la salud públi­ca. En ese con­tex­to, el fun­cio­na­rio nacio­nal plan­teó de suma impor­tan­cia apla­nar la cur­va como la prin­ci­pal estra­te­gia de la auto­ri­dad sani­ta­ria; ade­más remar­có que en todos los esce­na­rios los recur­sos crí­ti­cos son actual­men­te insu­fi­cien­tes (camas, res­pi­ra­do­res, EPP, reac­ti­vos) y, final­men­te, des­ta­có la impor­tan­cia de arti­cu­lar con los hote­les sin­di­ca­les, clu­bes de barrios, la salud pri­va­da y obras socia­les para que se subor­di­nen a la estra­te­gia del gobierno nacio­nal.

El Minis­te­rio con­fir­mó que com­pró toda la ofer­ta exis­ten­te de res­pi­ra­do­res, que se efec­tuó un pedi­do a Chi­na de 1500 más y el pago de un bono de 30 mil pesos para todo el per­so­nal de Salud sin dis­tin­ción de fun­cio­nes o pro­fe­sión.

Ade­más expli­ca­ron que la habi­li­ta­ción de nue­vas camas crí­ti­cas y de ais­la­mien­to debe­rán some­ter­se a la auto­ri­dad del minis­te­rio. Según seña­la­ron «las Obras Socia­les aún no entre­ga­ron su dis­po­ni­bi­li­dad. No habrá pacien­tes de dos cla­ses en la epi­de­mia (públi­cos y pri­va­dos)». 

Por últi­mo ase­gu­ra­ron que «la cua­ren­te­na, casi con toda segu­ri­dad, se pro­lon­ga­rá entre una sema­na y 10 días más, apro­xi­ma­da­men­te».

La dele­ga­ción de CTA Autó­no­ma com­pues­ta por Hugo «Cacho­rro» Godoy, Daniel Godoy, María Fer­nan­da Boriot­ti y Jor­ge Yab­kows­ki insis­tió en la «nece­si­dad de prio­ri­zar la par­ti­ci­pa­ción de los tra­ba­ja­do­res y su pro­tec­ción». Mien­tras que el vice­mi­nis­tro «mani­fes­tó su acuer­do en impul­sar los comi­tés de cri­sis en todos los nive­les».

Denun­cian que el inge­nio San Isi­dro obli­ga a con­cu­rrir a sus obre­ros aun­que no tie­ne pro­duc­ción

Denuncian que el ingenio San Isidro obliga a concurrir a sus obreros aunque no tiene producción

El Sin­di­ca­to de Obre­ros y Emplea­dos del Azú­car San Isi­dro (SOEASI), que agru­pa a tra­ba­ja­do­res de este inge­nio azu­ca­re­ro ubi­ca­do en Sal­ta, denun­ció hoy que sus afi­lia­dos son obli­ga­dos a tra­ba­jar, bajo ame­na­za de san­cio­nes eco­nó­mi­cas, en el mar­co del ais­la­mien­to social, pre­ven­ti­vo y obli­ga­to­rio dis­pues­to por el Gobierno a cau­sa del coronavirus.25/03/2020 08:56:00

«Por razo­nes esta­cio­na­les, el inge­nio no pro­du­ce azú­car ni bio­com­bus­ti­bles en la actua­li­dad, ya que esa acti­vi­dad se rea­li­za en la épo­ca de zafra, que aún no ha comen­za­do», indi­có el secre­ta­rio gene­ral del sin­di­ca­to, Mariano Cuen­ca.

No obs­tan­te, denun­ció el diri­gen­te, «los obre­ros azu­ca­re­ros se encuen­tran obli­ga­dos a con­cu­rrir a sus pues­tos de tra­ba­jo para rea­li­zar acti­vi­da­des no pro­duc­ti­vas bajo la adver­ten­cia empre­sa­ria de que, quie­nes no lo hagan, per­de­rán el pre­sen­tis­mo y se le des­con­ta­rán los jor­na­les de los días no tra­ba­ja­dos».

En este mar­co, denun­ció que, «ya en épo­cas nor­ma­les, las con­di­cio­nes de segu­ri­dad e higie­ne con las que se tra­ba­ja son pau­pé­rri­mas» y que, «aho­ra, se suma esta pan­de­mia que, ade­más, pone en rie­go la vida de toda la pobla­ción cir­cun­dan­te, ya que el inge­nio es la prin­ci­pal fuen­te de tra­ba­jo de la zona».

Median­te un comu­ni­ca­do, el diri­gen­te seña­ló que «una vez más, esta patro­nal ines­cru­pu­lo­sa demues­tra su insen­si­bi­li­dad y des­dén por la segu­ri­dad y la salud de los tra­ba­ja­do­res y sus fami­lias, quie­nes debe­rían estar a res­guar­do en sus hoga­res y no hacien­do tareas que nada tie­nen que ver con la pro­duc­ción de ali­men­tos ni com­bus­ti­bles».

Por ese moti­vo, plan­teó que «tan­to el gobierno pro­vin­cial como el nacio­nal deben estar aten­tos a estas situa­cio­nes de abu­so patro­nal que ponen en ries­go la salud públi­ca en detri­men­to de la vida de todos los habi­tan­tes de Sal­ta y de todos los argen­ti­nos».

YPF alcan­zó un acuer­do con Trans­por­te y Camio­ne­ros «para faci­li­tar el tras­la­do de mer­ca­de­rías en el país»

Con el obje­ti­vo de faci­li­tar «el trans­por­te de mer­ca­de­rías» en este con­tex­to par­ti­cu­lar, que tie­ne un ais­la­mien­to social obli­ga­to­rio dic­ta­do por el Gobierno para evi­tar casos de coro­na­vi­rus, el pre­si­den­te de YPF, Gui­ller­mo Niel­sen, fir­mó un acuer­do con los repre­sen­tan­tes de los minis­te­rios de Trans­por­te, de Segu­ri­dad, de Salud, del Inte­rior y de
Agri­cul­tu­ra, Gana­de­ría y Pes­ca de la Nación; con la Comi­sión Nacio­nal de Regu­la­ción del Trans­por­te; y con la Fede­ra­ción Nacio­nal de Tra­ba­ja­do­res Camio­ne­ros, entre otras enti­da­des del sec­tor, para faci­li­tar la acti­vi­dad de todos los camio­ne­ros del país que trans­por­tan «pro­duc­tos indis­pen­sa­bles para el con­su­mo de la pobla­ción».

En este sen­ti­do, YPF pon­drá a dis­po­si­ción su red de esta­cio­nes de ser­vi­cio dis­tri­bui­das en todo el país para que los camio­ne­ros dis­pon­gan de un pun­to de abas­te­ci­mien­to segu­ro e higié­ni­co don­de pue­dan parar a des­can­sar duran­te sus via­jes. Ahí, indi­có la fir­ma esta­tal, «podrán car­gar com­bus­ti­ble y cam­biar lubri­can­tes, y acce­der a los baños y/​o duchas y esta­cio­na­mien­tos en las esta­cio­nes en don­de estos ser­vi­cios estén dis­po­ni­bles».

Ade­más, se con­fir­mó que «ini­cial­men­te en 260 esta­cio­nes de ser­vi­cios podrán adqui­rir, para con­su­mir fue­ra de las tien­das, comes­ti­bles y bebi­das a pre­cios pro­mo­cio­na­les». Por otro lado, en el enten­di­mien­to se esta­ble­ció que los tra­ba­ja­do­res camio­ne­ros «debe­rán res­pe­tar los pro­to­co­los para la pre­ven­ción del con­ta­gio del coro­na­vi­rus, en espe­cial man­te­ner la dis­tan­cia al momen­to de adqui­rir sus pro­duc­tos, no con­su­mir den­tro del salón de la tien­da y man­te­ner­se den­tro los vehícu­los en caso de que paren a des­can­sar y dor­mir».

De la fir­ma del acuer­do par­ti­ci­pa­ron, tam­bién, las enti­da­des empre­sa­rias del sec­tor: Fede­ra­ción Argen­ti­na de Enti­da­des Empre­sa­rias de Auto­trans­por­te de Car­gas (FADEEAC), la Fede­ra­ción Argen­ti­na de Enti­da­des de Trans­por­te y Logís­ti­ca (FAETYL), la Con­fe­de­ra­ción Argen­ti­na de Trans­por­te Auto­mo­tor de Car­gas (CATAC) y la Fede­ra­ción de Trans­por­ta­do­res Argen­ti­nos (FETRA).

Camio­ne­ros logró que se habi­li­ten más de 300 para­do­res de esta­cio­nes de ser­vi­cio

Lue­go de una reu­nión en el Minis­te­rio del Inte­rior, con la pre­sen­cia de tres inte­gran­tes del Gabi­ne­te nacio­nal de minis­tros, la Fede­ra­ción Nacio­nal de Tra­ba­ja­do­res Camio­ne­ros y las petro­le­ras que más de 300 para­do­res a nivel nacio­nal per­ma­nez­can en ser­vi­cio para garan­ti­zar el “cui­da­do de todos los tra­ba­ja­do­res que se encuen­tran en la ruta hacien­do patria en este momen­to tan difí­cil por la que atra­vie­sa nues­tro país”.

Des­de el gre­mio habían denun­cia­do pre­via­men­te la “situa­ción de aban­dono que sufren los tra­ba­ja­do­res camio­ne­ros que vie­nen trans­por­tan­do pro­duc­tos para abas­te­cer al país” al no tener habi­li­ta­dos los para­do­res de las esta­cio­nes de ser­vi­cio don­de habi­tual­men­te los cho­fe­res des­can­san, se ali­men­tan y se bañan.

Días pasa­dos un comu­ni­ca­do del gre­mio con­du­ci­do por Hugo Moyano había denun­cia­do: “Segui­mos reco­rrien­do todas las rutas de nues­tra patria, trans­por­tan­do todo lo nece­sa­rio para que a nadie le fal­te ali­men­tos, com­bus­ti­ble, mate­ria­les, efec­ti­vo en el caje­ro, la lim­pie­za de cada ciu­dad, la leche para los chi­cos, con el fin de evi­tar el colap­so en esta pan­de­mia”. Lue­go aña­día: “Miles de com­pa­ñe­ros reco­rren cien­tos de kiló­me­tros por día abas­te­cien­do cada ciu­dad y ellos nece­si­tan des­can­sar para lle­gar a des­tino, pero lamen­ta­ble­men­te en muchas loca­li­da­des del inte­rior argen­tino le nie­gan ese dere­cho fun­da­men­tal, evi­tan­do que pue­dan bañar­se, dor­mir o poder comer para que Argen­ti­na siga fun­cio­nan­do”.

En decla­ra­cio­nes perio­dís­ti­cas, el abo­ga­do de la Fede­ra­ción Argen­ti­na de Trans­por­te y Logís­ti­ca (FAETYL) Lucio Zem­bo­rain, expli­có: “Des­de que explo­tó esta tra­ge­dia que esta­mos vivien­do en la Argen­ti­na por la pan­de­mia del Coro­noa­vi­rus se ha tor­na­do impres­cin­di­ble la nor­mal pres­ta­ción de los ser­vi­cios de abas­te­ci­mien­to que cum­plen con mucho esfuer­zo los tra­ba­ja­do­res tra­tan­do de abas­te­cer a toda la comu­ni­dad. Sin embar­go esta tarea tan noble se ha encon­tra­do impe­di­da de pres­tar­se por­que en algu­nos muni­ci­pios no com­pren­dien­do la situa­ción no les brin­da­ban faci­li­da­des a los tra­ba­ja­do­res para cum­plir con la tarea”.

Día de las tra­ba­ja­do­ras y tra­ba­ja­do­res de pren­sa

Por León Pia­sek, abo­ga­do labo­ra­lis­ta.

En este día de los tra­ba­ja­do­res y tra­ba­ja­do­ras de pren­sa, recor­da­mos el 25 de mar­zo de 1944, cuan­do se dic­ta el decre­to ley N° 7.618, base del actual Esta­tu­to del Perio­dis­ta Pro­fe­sio­nal (EPP). Al reanu­dar­se las sesio­nes del Con­gre­so todos los decre­tos-leyes fue­ron rati­fi­ca­dos por la ley 12.291, que inclu­ye la rati­fi­ca­ción del tex­to del Esta­tu­to de emplea­dos admi­nis­tra­ti­vos de empre­sas perio­dís­ti­cas que habías sido san­cio­na­do por el decre­to ley N° 13.839 del 15 de mayo de 1946. El EPP fue deba­ti­do y rati­fi­ca­do el 24 de diciem­bre de 1946 por la ley N° 12.908.

Sólo a modo de ejem­plo se citan algu­nas de los con­te­ni­dos del EPP ‑que ha resis­ti­do los años oscu­ros de las dic­ta­du­ras y gobier­nos anti­po­pu­la­res, y los emba­tes de las patro­na­les; por la resis­ten­cia delas y los tra­ba­ja­do­res de pren­sa- que regu­la no sólo los dere­chos labo­ra­les pro­fe­sio­na­les, la liber­tad de pren­sa, liber­tad de expre­sión, de con­cien­cia, regu­la­ción de la Matrí­cu­la Pro­fe­sio­nal.

El Esta­tu­to es una ley que ade­más regu­la garan­tías espe­cia­les rela­cio­na­das ines­cin­di­ble­men­te con las liber­ta­des de pren­sa y de pen­sa­mien­to que el EPP decla­ra inalie­na­bles (art. 5 EPP) –dere­chos a la liber­tad de opi­nión, de con­cien­cia, de expre­sión y de pren­sa fren­te a la patro­nal y al Esta­do; liber­tad de trán­si­to y acce­so a la infor­ma­ción (art.13 EPP) que se rela­cio­na con las moda­li­dad de pres­ta­ción labo­ral y con los dere­chos de ran­go supra­cons­ti­tu­cio­nal que se vin­cu­lan con el dere­cho a la infor­ma­ción de la ciu­da­da­nía, que pre­su­po­ne la inde­pen­den­cia de los y las perio­dis­tas y la acce­si­bi­li­dad y dere­cho a guar­dar el secre­to de sus fuen­tes.

Des­ta­ca­mos como dere­cho fun­da­men­tal el dere­cho a la esta­bi­li­dad (arts. 38, 39, 40, 42 y 43 EPP), dere­cho que exce­de el mar­co del con­tra­to de tra­ba­jo y que se enla­za con los dere­chos antes men­cio­na­dos de los y las perio­dis­tas y de los ciu­da­da­nos que deben gozar del dere­cho a infor­mar­se libre­men­te.

En la cláu­su­la de con­cien­cia siem­pre debe tener­se en cuen­ta su fun­da­men­to éti­co, del que sin duda sur­ge el pleno res­pe­to a la iden­ti­dad de los y las perio­dis­tas en el ejer­ci­cio de su pro­fe­sión.

Estos dere­chos se com­ple­men­tan y amplían con los dere­chos cons­ti­tu­cio­na­les y los con­te­ni­dos en los tra­ta­dos y con­ve­nios de dere­chos huma­nos que ampa­ran las liber­ta­des y dere­chos huma­nos y los Con­ve­nios Colec­ti­vos de Tra­ba­jo.

  1. En esta emer­gen­cia sani­ta­ria, los tra­ba­ja­do­res y tra­ba­ja­do­ras de pren­sa y de la comu­ni­ca­ción han sido decla­ra­dos, por esta situa­ción excep­cio­nal por el gobierno, como tra­ba­ja­do­res «esen­cia­les», de una acti­vi­dad que cum­ple sin lugar a dudas con un ser­vi­cio públi­co para el país. Cuan­do esta situa­ción dra­má­ti­ca se supere, esta cali­fi­ca­ción debe tra­du­cir­se en más pues­tos de tra­ba­jo, con con­di­cio­nes sala­ria­les y de tra­ba­jo acor­des con este mere­ci­do reco­no­ci­mien­to a la tarea perio­dís­ti­ca.

Tex­to ela­bo­ra­do por León Pia­sek, abo­ga­do labo­ra­lis­ta.

Ni «che­tos» ni «irres­pon­sa­bles»: tra­ba­ja­do­res, tra­ba­ja­do­ras y cua­ren­te­na obli­ga­to­ria

Foto: GCBA

Cua­ren­te­na Día 4. La TV encen­di­da: “¡Aquí baja­ron del colec­ti­vo a una seño­ra que no tie­ne per­mi­so para cir­cu­lar! ¿Seño­ra qué está hacien­do?”, excla­mó con tono entre indig­na­do y poli­cial el perio­dis­ta del medio­día. La seño­ra, encar­ga­da de edi­fi­cio, expli­có pacien­te­men­te que esta­ba regre­san­do a su casa. Su úni­ca auto­ri­za­ción: un men­sa­je de whatsapp de su emplea­do­ra. El fin de sema­na se vira­li­zó un video don­de un jefe poli­cial dis­per­sa en Rosa­rio a repar­ti­do­res de Rap­pi que recla­ma­ban con­di­cio­nes para cir­cu­lar y poder tra­ba­jar al gri­to de “tie­nen un minu­to para cir­cu­lar, si no los lle­vo dete­ni­dos”. Esos trein­ta segun­dos de TV y el video vira­li­za­do con­den­san, casi has­ta el rídicu­lo, los lími­tes de la polí­ti­ca repre­si­va y el “lado oscu­ro” de la pre­ven­ción: ¿en qué con­di­cio­nes tra­ba­jan aque­llas per­so­nas excep­tua­das por ser par­te de sec­to­res “esen­cia­les”? ¿Qué ocu­rre con aque­llos tra­ba­ja­do­res y tra­ba­ja­do­ras cuyos emplea­do­res hacen caso omi­so de la cua­ren­te­na?. Por Julia Soul, para ANRed.


Los medios de comu­ni­ca­ción y los dis­cur­sos esta­ta­les cons­tru­yen a la cua­ren­te­na obli­ga­to­ria como una acción que depen­de, prin­ci­pal­men­te, de la volun­tad indi­vi­dual y del com­pro­mi­so con una comu­ni­dad algo difu­sa pero indi­so­lu­ble­men­te uni­da para enfren­tar a ese enemi­go invi­si­ble que es el coro­na­vi­rus. Mien­tras los perio­dis­tas actúan el escán­da­lo y la sor­pre­sa al pro­yec­tar imá­ge­nes de filas de auto­mó­vi­les en los pea­jes o en los pues­tos de con­trol, el supues­to de que “están pasean­do” fogo­nea la indig­na­ción popu­lar y el páni­co. Con esta­dís­ti­cas de deten­cio­nes, y con­tro­les poli­cia­les cobi­ja­dos por un dis­cur­so béli­co que nos pone a todos en el cam­po de bata­lla, el man­tra de “#Que­da­teEn­Ca­sa”, repe­ti­do has­ta el har­taz­go, tie­ne una res­pues­ta uni­for­me para la pre­gun­ta por qué alguien vio­la­ría la cua­ren­te­na: por­que es irres­pon­sa­ble, pelo­tu­do, imbé­cil y etcé­te­ra. Es sabi­do que las res­pues­tas sim­ples y uni­for­mes no ayu­dan a enten­der la reali­dad; sim­ple­men­te omi­ten y ocul­tan aque­llo que las con­tra­di­ce, prin­ci­pal­men­te por­que obli­ga a cons­truir otras res­pues­tas y otras accio­nes.

Foto: Cla­rín

Eso es lo que pasa con la situa­ción de los tra­ba­ja­do­res y tra­ba­ja­do­ras en los dis­cur­sos domi­nan­tes. Y de eso se tra­ta esta nota de res­pues­tas (dife­ren­tes) y de accio­nes (colec­ti­vas). Nos enfo­ca­mos en aque­llos tra­ba­ja­do­res y tra­ba­ja­do­ras que coti­dia­na­men­te enfren­tan el total des­pre­cio por sus con­di­cio­nes de salud y de vida por par­te de los empre­sa­rios y patro­na­les. Que, en el con­tex­to de emer­gen­cia des­ata­do por la pan­de­mia de COVID 19, se ven obli­ga­dos dia­ria­men­te a rea­li­zar sus tareas sin las míni­mas medi­das de pre­ven­ción. Y este “ver­se obli­ga­dos” es pro­duc­to de deci­sio­nes que van más allá de la volun­tad de esos tra­ba­ja­do­res y tra­ba­ja­do­ras (como todas las deci­sio­nes que se refie­ren a la pro­duc­ción y al tra­ba­jo). Se tra­ta de deci­sio­nes que com­pe­ten a jefes, geren­tes, a CEOs: en fin, a los empre­sa­rios y sus per­so­ne­ros.

Des­de que se comen­za­ron a imple­men­tar las medi­das de ais­la­mien­to y pre­ven­ción con­tra el COVID 19, en nume­ro­sas empre­sas esas deci­sio­nes fue­ron en la direc­ción de “que todo siga igual”. Según los rela­tos que escu­cha­mos en estos días de res­tric­cio­nes en los movi­mien­tos, la prio­ri­dad para los empre­sa­rios fue con­ti­nuar con la pro­duc­ción a tra­vés de dife­ren­tes vías. La pri­me­ra y más obvia fue negar las licen­cias dis­pues­tas por el Esta­do u otor­gar­las “sin goce de suel­do”, como comu­ni­có la empre­sa de salud Swiss Medi­cal a sus emplea­dos y emplea­das la sema­na pasa­da. Al decre­tar­se la cua­ren­te­na obli­ga­to­ria, muchos empre­sa­rios con­si­de­ra­ron que su pro­duc­to o ser­vi­cio revis­te carác­ter de esen­cial y por lo tan­to expe­die­ron auto­ri­za­cio­nes de movi­li­dad para los y las tra­ba­ja­do­ras, aún antes de cono­cer­se la regla­men­ta­ción del anun­cio, como los geren­tes del call cen­ter de Tele­cen­tro, según denun­cian los tra­ba­ja­do­res. Las empre­sas con capa­ci­dad de influir direc­ta­men­te en el Esta­do, apu­ra­ron “suge­ren­cias” para la redac­ción de la regla­men­ta­ción y ope­ra­ron a nivel local para con­ti­nuar pro­du­cien­do, como es el caso del Gru­po Techint.

En ple­na cua­ren­te­na, así tras­la­da­ban el 2303 al medio­día a tra­ba­ja­do­res rura­les hacia la zona de cha­cras de una cono­ci­da bode­ga de Cha­cra­mon­te, en el depar­ta­men­to de Gene­ral Roca, Río Negro | Foto: Super Digi­tal.

Es decir, una par­te impor­tan­te de la pobla­ción no tie­ne, en prin­ci­pio, la “liber­tad” de ser “el sol­da­do res­pon­sa­ble”, com­ba­tien­te del virus en las trin­che­ras hoga­re­ñas. Antes bien, han teni­do que bata­llar el dere­cho de cui­dar de su salud y de acce­der a míni­mas con­di­cio­nes de pre­ven­ción, como pone en evi­den­cia el infor­me rea­li­za­do por el Espa­cio Bas­ta de Ase­si­na­tos Labo­ra­les. Vea­mos algu­nos casos.

Los “excep­tua­dos” I: tra­ba­ja­do­res impo­nien­do medi­das de pre­ven­ción

La regu­la­ción de la cua­ren­te­na obli­ga­to­ria con­tem­pla un amplio arco de sec­to­res excep­tua­dos de cum­plir­la, que abar­ca des­de los sec­to­res escen­cia­les (como salud, trans­por­te o ener­gía) has­ta las acti­vi­da­des con com­pro­mi­so de expor­ta­ción (todo el com­ple­jo agro­in­dus­trial, por ejem­plo) y todas sus cade­nas de pro­duc­ción. En ellos, deben res­pe­tar­se rigu­ro­sa­men­te las con­di­cio­nes de pre­ven­ción del COVID 19. Es decir, que un ser­vi­cio o sec­tor esté excep­tua­do de la cua­ren­te­na de nin­gu­na mane­ra impli­ca que pue­da fun­cio­nar “con nor­ma­li­dad” sin tomar todos los recau­dos nece­sa­rios para evi­tar el con­ta­gio.

Tra­ba­ja­do­res de varias empre­sas del rubro de ali­men­ta­ción, como Pepsi­co o Felt­fort (ver video de la pro­tes­ta de tra­ba­ja­do­res de la empre­sa cho­co­la­te­ra), sos­tie­nen que no se cum­plen los pro­to­co­los de pre­ven­ción ni las licen­cias esta­ble­ci­das por el gobierno.Repro­duc­tor de vídeo00:0000:50

La situa­ción se repi­te en otras empre­sas, como es el caso de Teo­re­ma – empa­ca­do­ra de fru­tas loca­li­za­da en Río Negro -, que no garan­ti­za las con­di­cio­nes de pre­ven­ción nece­sa­rias. Ante esta situa­ción – y la fal­ta de res­pues­ta por par­te de la orga­ni­za­ción sin­di­cal – sus 80 tra­ba­ja­do­res se reu­nie­ron en asam­blea y resol­vie­ron: “cesar con nues­tra labor has­ta el 31 de mar­zo. Exi­gir al gobierno nacio­nal, pro­vin­cial y local accio­nar para garan­ti­zar el cobro de los suel­dos”, dado que “tra­ba­jar en las pési­mas con­di­cio­nes es un peli­gro y, por lo tan­to, un peli­gro para nues­tras fami­lias”.

Otros cuer­pos de dele­ga­dos y repre­sen­tan­tes sin­di­ca­les – enten­dien­do el carác­ter escen­cial de la acti­vi­dad que rea­li­zan – inten­tan impo­ner con­di­cio­nes para cum­plir con sus tareas. Es que, al ser los que tra­ba­jan coti­dia­na­men­te, el colec­ti­vo de tra­ba­ja­do­res es el que pue­de plan­tear cuál es la mejor mane­ra de apli­car el pro­to­co­lo de pre­ven­ción. En el sec­tor de ali­men­ta­ción, el Cuer­po de Dele­ga­dos del Fri­go­rí­fi­co Rio­pla­ten­se recla­mó a la empre­sa que se orga­ni­ce la pro­duc­ción para poder garan­ti­zar las medi­das de pre­ven­ción, entre las más impor­tan­tes están las de dis­mi­nuir la can­ti­dad de per­so­nal en plan­ta para evi­tar el haci­na­mien­to y que se reali­cen con­tro­les de tem­pe­ra­tu­ra. Tam­bién se exi­ge que las medi­das de cui­da­do inclu­yan a tra­ba­ja­do­res ter­ce­ri­za­dos y con­tra­ta­dos, no sólo a los “efec­ti­vos”. Estas medi­das fue­ron deba­ti­das en con­jun­to y expre­sa­das en un peti­to­rio que fir­ma­ron más de 400 tra­ba­ja­do­res del Fri­go­rí­fi­co.

Entre­tan­to, en el sec­tor de trans­por­te, el Cuer­po de Dele­ga­dos de la Línea 60 ha esta­ble­ci­do una serie de con­di­cio­nes para fun­cio­nar: la pro­vi­sión de alcohol en gel y la lim­pie­za de las uni­da­des al comen­zar y al ter­mi­nar el reco­rri­do, el blo­queo de la puer­ta delan­te­ra, y que se reali­cen con­tro­les de tem­pe­ra­tu­ra al ini­cio y al final de cada turno.

Los tra­ba­ja­do­res del sec­tor comer­cio tam­bién tuvie­ron que auto­or­ga­ni­zar medi­das de recla­mo ante la ausen­cia o el silen­cio de los dele­ga­dos sin­di­ca­les. Es así que los emplea­dos de gran­des super­mer­ca­dos como Coto, La Anó­ni­ma o La Galle­ga de la ciu­dad de Rosa­rio y la pro­vin­cia del Neu­quén, orga­ni­za­ron “aplau­sa­zos” para recla­mar reduc­ción del hora­rio de aten­ción y que se cum­plan las medi­das de higie­ne y pre­ven­ción pre­vis­tas por el pro­to­co­lo del pre­ven­ción del COVID 19.

Fun­da­men­tal, los tra­ba­ja­do­res del sec­tor salud tam­bién han recla­ma­do por sus con­di­cio­nes de tra­ba­jo, en espe­cial por la fal­ta de per­so­nal y de insu­mos y de ele­men­tos de pre­ven­ción, así como por la cali­dad de las ins­ta­la­cio­nes hos­pi­ta­la­rias. Los recla­mos dis­pa­ra­dos por la pan­de­mia de COVID 19 se suman a his­tó­ri­cos recla­mos sala­ria­les y en con­tra de la pre­ca­ri­za­ción labo­ra­les que rei­na en el sec­tor (ver “No son Héroes. Son tra­ba­ja­do­res Pre­ca­ri­za­dos”).

En el mis­mo sen­ti­do, ha cir­cu­la­do una pla­ca de los y las tra­ba­ja­do­res de la cade­na Far­ma­city, exi­gien­do que dis­mi­nu­ya la can­ti­dad de tra­ba­ja­do­res por turno (cerran­do sec­to­res no escen­cia­les como per­fu­me­ría) y la reduc­ción del hora­rio de aten­ción.

Los “excep­tua­dos” II: el tra­ba­jo en las calles, ries­gos y repre­sión

Entre las acti­vi­da­des “excep­tua­das” de la cua­ren­te­na, están aque­llas vin­cu­la­das con la entre­ga a domi­ci­lio de comi­da. En los últi­mos años esta acti­vi­dad sufrio una trans­for­ma­cion radi­cal, al ser cap­tu­ra­da por pla­ta­for­mas de ser­vi­cios, y sus tra­ba­ja­do­res han pro­ta­go­ni­za­do pro­ce­sos de orga­ni­za­ción, recla­man­do el reco­no­ci­mien­to de la rela­ción de depen­den­cia que los vin­cu­la con las empresas/​plataformas. Es así que los tra­ba­ja­do­res de pla­ta­for­mas son uno de los gru­pos cuya sub­sis­ten­cia depen­de de “estar en la calle”, por lo que reci­bie­ron con ali­vio el hecho de estar auto­ri­za­dos para tra­ba­jar.

Sin embar­go, enfren­tan el pro­ble­ma de los ries­gos. Su mis­ma situa­ción de pre­ca­rie­dad hace que las medi­das de pre­ven­ción que­den en sus manos, sin poder recu­rrir a nin­gun emplea­dor que las garan­ti­ce, por lo que esta situa­ción incre­men­tó nota­ble­men­te los ries­gos que asu­men en sus tareas. Tra­ba­ja­do­res con­sul­ta­dos denun­cian que son tres los prin­ci­pa­les pro­ble­mas que enfren­tan en este con­tex­to: la difi­cul­tad para sos­te­ner las medi­das de pre­ven­ción al estar en la calle todo el tiem­po sin acce­so – o con acce­so espo­rá­di­co – a luga­res adon­de higie­ni­zar­se; las con­di­cio­nes de segu­ri­dad, con la rela­ti­va menor pro­tec­ción fren­te a robos o acci­den­tes de trán­si­to y, en algu­nas zonas, el hos­ti­ga­mien­to poli­cial.

Los “excep­tua­dos” III: avan­za­das empre­sa­rias en con­tra de la salud de los tra­ba­ja­do­res

Uno de los argu­men­tos de las empre­sas para obli­gar a sus emplea­dos a con­cu­rrir al tra­ba­jo fue que están excep­tua­das de la cua­ren­te­na. En este pun­to, la pro­pia defi­ni­ción de “escen­cial” es obje­to de dispu­ta entre los tra­ba­ja­do­res y los patro­nes y se con­vier­te en un eje de recla­mo gre­mial. Es el caso de los tra­ba­ja­do­res de los call cen­ter de aten­ción al públi­co pro­pie­dad de Tele­cen­tro y Union­pel. En un comu­ni­ca­do dis­tri­bui­do el fin de sema­na, denun­cian que la empre­sa obli­ga a unos 50 tra­ba­ja­do­res a cum­plir sus tareas con nor­ma­li­dad a pesar de no ser una acti­vi­dad esen­cial. Las fuen­tes con­sul­ta­das sos­tie­nen que la pro­vi­sión de ele­men­tos de higie­ne es míni­ma, las con­di­cio­nes son de haci­na­mien­to y que – como denun­cian en su comu­ni­ca­do – son ame­na­za­dos y hos­ti­ga­dos para no fal­tar al tra­ba­jo.

A su vez, como pro­duc­to de una manio­bra de trian­gu­la­ción con­trac­tual, figu­ran como tra­ba­ja­do­res fue­ra de con­ve­nio en el rubro pape­le­ro, con lo que care­cen de repre­sen­ta­ción sin­di­cal.

Por una par­te y como men­cio­na­mos, las empre­sas per­te­ne­cien­tes al Gru­po Techint logra­ron la excep­ción de la cua­ren­te­na. Sin embar­go, en la plan­ta de San Nico­lás la incor­po­ra­ción de dota­cio­nes míni­mas se reali­zó a tra­vés de tur­nos de 12 horas, lo que plan­tea lógi­ca preo­cu­pa­ción en los tra­ba­ja­do­res res­pec­to de las inten­cio­nes de la empre­sa de impo­ner ese régi­men más allá del tiem­po que dure la cua­ren­te­na.

En otras plan­tas del Gru­po, se apro­ve­chó la situa­ción para inten­tar impo­ner reba­jas sala­ria­les dejan­do en evi­den­cia que están dis­pues­tos a avan­zar sobre con­quis­tas his­tó­ri­cas de los tra­ba­ja­do­res meta­lúr­gi­cos (ver Gru­po Techint: cri­sis, pan­de­mia y ajus­te en Tena­ris SIAT).

En este bre­ve, y de nin­gu­na mane­ra exhaus­ti­vo, repor­te inten­ta­mos poner de mani­fies­to la exis­ten­cia de una con­fron­ta­ción en la socie­dad que, en vez de enfren­tar a indi­vi­duos “res­pon­sa­bles” y “altruis­tas” con “egoís­tas” e “irres­pon­sa­bles” que vio­lan la cua­ren­te­na, enfren­ta a un con­jun­to mino­ri­ta­rio de pode­ro­sos que tie­nen el poder de deci­dir sobre las con­di­cio­nes de salud y de vida de gran­des mayo­rías de la pobla­ción.

Y ese poder lle­ga inclu­so, a con­mi­nar­los a empren­der accio­nes en per­jui­cio de sus pro­pio bien­es­tar y tran­qui­li­dad. En todos los casos, el otor­ga­mien­to de las licen­cias fue dis­cu­ti­do y plan­tea­do por dele­ga­dos, o por refe­ren­tes de los tra­ba­ja­do­res. En todos los casos, los tra­ba­ja­do­res denun­cian pre­sio­nes para con­cu­rrir al tra­ba­jo – a tra­vés de vías no ofi­cia­les, como gru­pos de what­tasp o correos elec­tró­ni­cos – por par­te de los geren­tes, encar­ga­dos y jefes.

Si no hay fuer­za y orga­ni­za­ción gre­mial, cada tra­ba­ja­dor indi­vi­dual se enfren­ta a la alter­na­ti­va de per­der el empleo o arries­gar su salud y la de sus fami­lia­res. Es la acción colec­ti­va y soli­da­ria del con­jun­to la que nos va a per­mi­tir cui­dar­nos, garan­ti­zar la pre­ven­ción y mejo­rar nues­tras con­di­cio­nes de tra­ba­jo y de vida.

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *