Colom­bia. Negli­gen­cia de Esta­do con­tra reclu­sos que pro­tes­ta­ba por ries­go de COVID-19

Resu­men Lati­noa­me­ri­cano* /​23 de mar­zo de 2020

Orga­ni­za­cio­nes defen­so­ras de dere­chos huma­nos recha­za­ron las afir­ma­cio­nes de la minis­tra de Jus­ti­cia Mar­ga­ri­ta Cabe­llo, en don­de ase­gu­ra­ba que los amo­ti­na­mien­tos de la Cár­cel La Mode­lo fue­ron pro­duc­to de un inten­to masi­vo de fuga. Para las orga­ni­za­cio­nes «hay negli­gen­cia de Esta­do con­tra reclu­sos que pro­tes­ta­ban por ries­go de COVID-19, pro­vo­can­do la muer­te de estas 23 per­so­nas y más de 83 heri­dos».

La orga­ni­za­ción Lazos de Dig­ni­dad mani­fies­ta que el accio­nar de la Fuer­za Públi­ca, duran­te la noche del 21 de mar­zo, podría cons­ti­tuir­se como un cri­men de Esta­do y una masa­cre en con­tra de la pobla­ción reclu­sa. Asi­mis­mo ase­gu­ra­ron que las afir­ma­cio­nes de Cabe­llo «mini­mi­zan y jus­ti­fi­can» una situa­ción que es pro­duc­to de «una sis­te­má­ti­ca vio­la­ción a dere­chos huma­nos en las pri­sio­nes».

Hay negli­gen­cia del Esta­do con­tra reclu­sos

De acuer­do con la Comi­sión de Jus­ti­cia y Paz, la negli­gen­cia del Esta­do fren­te a la pobla­ción car­ce­la­ria ha sido his­tó­ri­ca. Sin embar­go fren­te a la situa­ción pre­sen­ta­da la noche del sába­do 21 de mar­zo se deben for­mu­lar tres cues­tio­na­mien­tos hacia el Esta­do.

Pri­me­ro la fal­ta de actua­ción para desa­rro­llar un plan de con­tin­gen­cia ante la lle­ga­da del Covid-19 al terri­to­rio nacio­nal, en con­tra­po­si­ción a la vul­ne­ra­bi­li­dad de las per­so­nas pri­va­das de la liber­tad.

«Al ser amplia­men­te cono­ci­do que el sis­te­ma car­ce­la­rio no posee las con­di­cio­nes para garan­ti­zar los dere­chos de las per­so­nas por la nega­ción cons­tan­te de dere­chos, y al no adop­tar medi­das con­cre­tas para pro­te­ger del con­ta­gio, es pre­de­ci­ble que las per­so­nas pro­tes­ta­ran con la fina­li­dad de exi­gir medi­das para sal­va­guar­dar sus vidas, pues la pro­pa­ga­ción es inmi­nen­te» seña­lan.

El Esta­do debe reco­no­cer su res­pon­sa­bi­li­dad

Segun­do, afir­man que tan­to las muer­tes de las 23 per­so­nas, como los más de 83 heri­dos pudie­ron haber­se evi­ta­do si se hubie­sen aca­ta­do los lla­ma­dos del movi­mien­to car­ce­la­rio, rea­li­za­dos des­de el pasa­do 16 de mar­zo, y esta­ble­cien­do mesas de diá­lo­go que per­mi­tie­ran no solo cal­mar a la pobla­ción reclu­sa, sino comen­tar los pro­to­co­los que se estu­vie­sen toman­do.

En ese sen­ti­do, ase­gu­ran que las afir­ma­cio­nes de Cabe­llo des­co­no­cen el esta­do de aban­dono e inhu­ma­ni­dad de las cár­ce­les, que se refle­ja en la sen­ten­cia T 153 de 1998, con la que se decla­ra el esta­do de cosas incons­ti­tu­cio­na­les en el sis­te­ma peni­ten­cia­rio y pre­ten­dien­do ocul­tar la evi­den­te res­pon­sa­bi­li­dad del Esta­do en Esta situa­ción. 

Ade­más, tam­bién iría en con­tra­vía del recien­te pro­nun­cia­mien­to de Nacio­nes Uni­das, que seña­la­ba que en el mar­co del con­trol de la pan­de­mia no se podía ni vio­lar ni res­trin­gir dere­chos huma­nos, accio­nes que esta­rían dán­do­se en los inme­dia­to con la pobla­ción pri­va­da de la liber­tad.

El Esta­do sigue sin dar res­pues­tas

Ter­ce­ro la Comi­sión de Jus­ti­cia y Paz mani­fies­ta que no hay un plan de pre­ven­ción con­cre­to que ten­gan en cuen­ta el haci­na­mien­to y vio­la­ción a dere­chos huma­nos, fren­te a la pobla­ción que sigue reclu­sa, y así evi­tar una situa­ción simi­lar.

Ade­más, «a pesar de que se dio la decla­ra­ción del esta­do de emer­gen­cia, el 17 de mar­zo, y de la cua­ren­te­na por 19 días, no hay nin­gu­na acción por par­te del INPEC y el Minis­te­rio de Jus­ti­cia en adop­tar medi­das sani­ta­rias de pre­ven­cio­nes que impi­da el con­ta­gio en esos cen­tro de reclu­sión.»

De otro lado afir­man que es urgen­te que el INPEC dé cuen­ta de una lis­ta ofi­cial con nom­bre y cédu­la de las per­so­nas ase­si­na­das y heri­das, para dar el par­te a las fami­lias y que se esta­blez­ca una mesa de diá­lo­go con los inter­nos, debi­do a que ellos siguen denun­cian­do que los amo­ti­na­mien­tos con­ti­núan y que la cifra de per­so­nas ase­si­na­das y heri­das, es mucho más alta.

El Comi­té de Soli­da­ri­dad con los Pre­sos Polí­ti­cos, que hace pre­sen­cia en el lugar de los hechos afir­ma que fue­ra de la cár­cel La Mode­lo tam­bién se pre­sen­ta una difí­cil situa­ción con las fami­lias de los pri­sio­ne­ros que piden infor­ma­ción urgen­te sobre el esta­do de los reclu­sos y ase­ve­ran que la situa­ción «aún no ha sido con­tro­la­da» al inte­rior del cen­tro peni­ten­cia­rio.

De igual for­ma, tam­bién se suman al recha­zo de estos hechos y exi­gen accio­nes inme­dia­tas como la decla­ra­to­ria de emer­gen­cia, que ha sido res­pal­da­da por la Pro­cu­ra­du­ría y la Defen­so­ría del Pue­blo.

Con­ta­gio Radio*

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Iruzkina idatzi / Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: