Chi­le. Mai­pú Resis­te: Asam­bleís­tas no legi­ti­man la far­sa cons­ti­tu­yen­te y lla­man a seguir la lucha

Resu­men Lati­no­ame­ri­cano* /​10 de mar­zo de 2020

Con­tra el acuer­do de los pode­ro­sos a levan­tar las asam­bleas terri­to­ria­les auto­con­vo­ca­das.

A cons­truir auto­go­bierno popu­lar des­de aba­jo*

por Asam­bleís­tas de la comu­na de Mai­pú.

El 18 de octu­bre, abri­mos un nue­vo perío­do de la lucha social y polí­ti­ca en nues­tro país, apa­re­ció en esce­na la tre­men­da fuer­za que tene­mos, la rabia acu­mu­la­da en años de injus­ti­cias, de des­igual­da­des, de tra­tos indig­nos, esta­lla­mos en millo­nes de voces para decir ¡BASTA!

Sali­mos a las calles, nos reco­no­ci­mos como pue­blo y nos comen­za­mos a coor­di­nar, a orga­ni­zar… esto gene­ró el mie­do de los pode­ro­sos (gobierno, empre­sa­rios, “polí­ti­cos”) y no tar­da­ron en repri­mir­nos, nos balea­ron, ase­si­na­ron, muti­la­ron, vio­la­ron, tor­tu­ra­ron y aun así segui­mos pelean­do en las calles, en nues­tros terri­to­rios. Sus balas no nos ate­mo­ri­za­ron.

El 14 de noviem­bre, sur­ge el “Acuer­do por la Paz y una nue­va Cons­ti­tu­ción”. Lo hicie­ron rapi­di­to en el Con­gre­so, con la mis­ma rapi­dez con que se subían el suel­do. ¿Por qué se apu­ra­ron tan­to en sacar este acuer­do y lla­mar a ple­bis­ci­to? ¿Lo esta­ban hacien­do por­que escu­cha­ron el cla­mor popu­lar y abrie­ron sus men­tes y cora­zo­nes? ¿Que­rían dar res­pues­ta a nues­tras deman­das? No, defi­ni­ti­va­men­te no.

Este “acuer­do de los pode­ro­sos” lo hicie­ron para fre­nar y des­viar la lucha que había­mos ini­cia­do como pue­blo y que no podían con­te­ner con su repre­sión. Hicie­ron la mis­ma movi­da polí­ti­ca que el año 1988. Para con­te­ner la lucha popu­lar con­tra la dic­ta­du­ra, fir­ma­ron un gran acuer­do nacio­nal y lla­ma­ron a ple­bis­ci­to, el pue­blo les cre­yó y duran­te 30 años man­tu­vie­ron el enga­ño con la pro­me­sa de que la ale­gría lle­ga­ba, que la dic­ta­du­ra ter­mi­na­ba y que Chi­le era un país de opor­tu­ni­da­des. ¿Qué pasó? Las des­igual­da­des aumen­ta­ron, la edu­ca­ción, la salud, los ser­vi­cios, el agua, las pen­sio­nes fue­ron un nego­cio para los pode­ro­sos. Ven­die­ron Chi­le a las trans­na­cio­na­les, a los gru­pos eco­nó­mi­cos.

Mien­tras el pue­blo cada vez más ago­bia­do, más endeu­da­do, sin dere­chos y uti­li­za­do para las tram­pas elec­to­ra­les de todo tipo orga­ni­za­das por los pode­ro­sos para ase­gu­rar­se el poder eco­nó­mi­co y sus pri­vi­le­gios. ………..No fue­ron 30 pesos…fueron 30 años !

Por eso deci­mos que este “acuer­do de los pode­ro­sos”, lla­man­do a ple­bis­ci­to es una tram­pa, es una far­sa, por­que:

1.- Bus­ca dete­ner la lucha popu­lar, hacien­do invi­si­bles las deman­das que el pue­blo levan­tó y anu­lar la crí­ti­ca pro­fun­da al orden ins­ti­tu­cio­nal y envol­ver­las den­tro de los mar­cos esta­ble­ci­dos por ellos… ¿qué saben ellos de nues­tras nece­si­da­des, si todo su accio­nar ha sido para obte­ner sucu­len­tas ganan­cias a cos­ta nues­tra?

2.- Este “acuer­do de los pode­ro­sos” quie­re man­te­ner el mode­lo eco­nó­mi­co capi­ta­lis­ta neo­li­be­ral y el mode­lo polí­ti­co que nos ha hecho tan­to daño, que ha pre­ca­ri­za­do nues­tras vidas y que nos ha con­de­na­do a las miga­jas mien­tras ellos viven en la abun­dan­cia… Deci­mos esto por­que en el “acuer­do” exis­ten ama­rres como:

a) Los quó­rum para votar esta­ble­ci­dos en este acuer­do, son de dos ter­cios para apro­bar, esto quie­re decir que un 33,01% tie­ne más valor que un 65,09%, es decir, una mino­ría tie­ne más valor que la mayo­ría. Con estos quó­rum resul­ta­rá casi impo­si­ble hacer una cons­ti­tu­ción a favor de las gran­des mayo­rías.
b) Los tra­ta­dos inter­na­cio­na­les (de libre comer­cio) no podrán ser revi­sa­dos, tie­nen que man­te­ner­se y las sen­ten­cias judi­cia­les eje­cu­to­ria­das no pue­den modi­fi­car­se.
c) El artícu­lo 135 del acuer­do esta­ble­ce que se debe man­te­ner el carác­ter demo­crá­ti­co esta­ble­ci­do por la cons­ti­tu­ción de Pino­chet. Para con­ti­nuar con el mode­lo de injus­ti­cia e inequi­dad y man­te­ner a una mino­ría pode­ro­sa, han ase­gu­ra­do la con­ti­nui­dad de la lógi­ca repre­sen­ta­ti­va que has­ta aho­ra ha teni­do la seu­do-demo­cra­cia. Si qui­sié­ra­mos cons­truir un sis­te­ma demo­crá­ti­co par­ti­ci­pa­ti­vo o demo­crá­ti­co popu­lar u otra for­ma, no podría­mos por­que el artícu­lo en cues­tión no lo per­mi­te.

3.- Este “acuer­do de los pode­ro­sos” no ten­drá nin­gu­na legi­ti­mi­dad real, ha sido pac­ta­do por los mis­mos que gobier­nan este país hace 47 años des­de la dic­ta­du­ra en ade­lan­te; por el gobierno que tie­ne una apro­ba­ción de ape­nas un 6%; por los par­la­men­ta­rios que tie­nen una apro­ba­ción de un 2% y los par­ti­dos polí­ti­cos que solo el 2% los aprue­ba. Enton­ces, ¿los mis­mos que tie­nen hecha bol­sa nues­tras vidas, hoy día levan­tan esta alter­na­ti­va? Sos­pe­cho­sa la _ _​_ _​_​, diría un humo­ris­ta.

4.- Por otra par­te, este gobierno ha vio­la­do sis­te­má­ti­ca­men­te los dere­chos huma­nos. Per­so­nas heri­das, muti­la­das y ase­si­na­das; has­ta el día de hoy apro­xi­ma­da­men­te 2 500 pre­sos y pre­sas por luchar encarcelados/​as sin prue­bas y entre ellos 155 meno­res de edad. Siguen repri­mien­do bru­tal­men­te todas las mani­fes­ta­cio­nes, aumen­tan los ase­si­na­tos, la vio­len­cia poli­cial y el encar­ce­la­mien­to. Y noso­tros, noso­tras ¿vamos a par­ti­ci­par de esta far­sa ple­bis­ci­ta­ria en este cli­ma? ¿Vamos a ir y legi­ti­mar su sali­da pac­ta­da a pesar de todo esta bru­ta­li­dad?

5.- A los y las fir­man­tes del “acuer­do de los pode­ro­sos”, lo úni­co que les impor­ta es que la gen­te vaya a votar, total, ya tie­nen ama­rra­da la futu­ra cons­ti­tu­ción. La “hoja en blan­co” es una men­ti­ra más de tan­tas, con las res­tric­cio­nes esta­ble­ci­das en el art 133 y 135 del “acuer­do” está dise­ña­do el carác­ter de la futu­ra cons­ti­tu­ción. Enton­ces, lo úni­co que les impor­ta es que vote­mos, por­que así le darán legi­ti­mi­dad popu­lar a la futu­ra cons­ti­tu­ción, que ten­drá la mis­ma esen­cia de la actual con algu­nos reto­ques que la hagan pare­cer demo­crá­ti­ca.

Enton­ces … ¿Qué hacer?

Todas las con­quis­tas del pue­blo se han obte­ni­do con orga­ni­za­ción y lucha, bas­ta mirar nues­tra his­to­ria. Nada nos ha sido rega­la­do, ni entre­ga­do por la bon­dad de los pode­ro­sos.

El 18 de octu­bre del 2019, Chi­le des­per­tó y la lucha que por años y déca­das que muchos man­te­nían en pie se mul­ti­pli­có. Al calor de ella, como pue­blo nos auto­con­vo­ca­mos en asam­bleas terri­to­ria­les, comu­na­les, barria­les. Fue una res­pues­ta espon­tá­nea, en un momen­to de lucha álgi­do. Es nece­sa­rio for­ta­le­cer esas asam­bleas como espa­cios legí­ti­mos y órga­nos de lucha, de cons­truc­ción de poder de las mayo­rías popu­la­res, trans­for­mán­do­las en espa­cios de con­duc­ción polí­ti­ca con un pro­gra­ma que expre­se las nece­si­da­des y el sen­tir de la gen­te. Bas­ta de con­fu­sión, nues­tra pro­pues­ta es levan­tar un gran encuen­tro de asam­bleas que se cons­ti­tu­ya en un pode­ro­so par­la­men­to popu­lar, ins­tan­cia de auto­go­bierno que lle­ve a cabo las trans­for­ma­cio­nes que nece­si­ta­mos. Para ello, no reque­ri­mos repre­sen­tan­tes, ni reco­no­ci­mien­to del Esta­do o de un gobierno, nues­tro poder debe cons­truir­se de mane­ra autó­no­ma e inde­pen­dien­te de toda la ins­ti­tu­cio­na­li­dad que hoy se encuen­tra en cri­sis.

Noso­tros, noso­tras des­de las asam­bleas pode­mos cons­truir nues­tra pro­pia for­ma de gobierno, pode­mos reto­mar la sobe­ra­nía usur­pa­da por los pode­ro­sos. Pode­mos ins­tau­rar un orden, un nue­vo sis­te­ma, una demo­cra­cia popu­lar, una demo­cra­cia direc­ta, radi­cal. Hoy es el momen­to, se ha abier­to una grie­ta, una fisu­ra que nos posi­bi­li­ta no solo soñar, sino pla­near, apos­tar y arries­gar­nos en la cons­truc­ción de otro mun­do.

Lla­ma­mos a las mayo­rías popu­la­res a for­ta­le­cer la orga­ni­za­ción en las asam­bleas, pro­po­ner sus ideas y cons­truir jun­tos un pro­gra­ma popu­lar y hacer­lo de una for­ma hori­zon­tal y par­ti­ci­pa­ti­va, sin enga­ños.

Es cier­to, nece­si­ta­mos una nue­va cons­ti­tu­ción, pero real­men­te nue­va, ges­ta­da des­de las bases, des­de la voz de cada per­so­na de nues­tro terri­to­rio, hecha a la medi­da de las gran­des mayo­rías de nues­tro país y ese tam­bién debe ser uno de nues­tros obje­ti­vos.

No nos enga­ñe­mos, votar en abril le dará un res­pi­ro a los pode­ro­sos, pero rápi­da­men­te el pue­blo reac­cio­na­rá, por­que la nue­va cons­ti­tu­ción ama­rra­da por ellos y sus cóm­pli­ces, per­de­rá rápi­da­men­te la ilu­sión de los que par­ti­ci­pa­rán en ella.

NOSOTROS-NOSOTRAS ASAMBLEÍSTAS DE MAIPÚ NO PARTICIPAREMOS DE ESTA FARSA. NO OPTAMOS POR EL MAL MENOR. NO TRANSAMOS CON LOS MISMOS QUE CRIMINALIZAN, ASESINAN Y ENCARCELAN  EL DESPERTAR DEL PUEBLO.

¡¡ TODO NUESTRO ESFUERZO Y ENERGÍA DIRIGIDA A LEVANTAR ORGANIZACIÓN POPULAR PARA

LEVANTAR AL PUEBLO !!

¡¡ NO DESCANSAR HASTA SACAR A PIÑERA !!

Asam­bleís­tas Auto­con­vo­ca­das-os de Mai­pú.

¡¡ NO OLVIDAR NUESTRA DEMANDAS !!

1.- SALARIO MÍNIMO DE $500.000.
2.- PENSIÓN BÁSICA EQUIVALENTE AL SALARIO MÍNIMO. NO + AFP.
3.- 40 HRS. DE TRABAJO SIN FLEXIBILIDAD
4.- CONGELAMIENTO DE TARIFAS DE SERVICIOS BÁSICOS.
5.- NO + LUCRO EN LA SALUD Y COBERTURA UNIVERSAL.
6.- NO + LUCRO EN EDUCACIÓN/​EDUCACIÓN LAICA Y NO SEXISTA
7.- ABORTO LIBRE, SEGURO Y GRATUITO.
8.- CONGELACIÓN DE PRECIOS DE CANASTA BÁSICA DE ALIMENTOS.
9.- ESCALA MÓVIL DE SALARIOS. SUBEN LOS PRECIOS…SUBEN LOS SUELDOS.
10.- IGUAL TRABAJO…IGUAL SALARIO.
12.- NO MÁS MONTAJES Y DISOLUCIÓN DE CARABINEROS.
13.- SOLUCIONES HABITACIONALES DIGNAS.
14.- PASAJE GRATIS PARA ESTUDIANTES Y TERCERA EDAD.
15.- NACIONALIZAR EL AGUA Y LOS RECURSOS NATURALES.
16.- ….Y TANTAS MÁS ……..

*Si la orga­ni­za­ción o asam­blea a la que per­te­ne­ces quie­re adhe­rir a esta decla­ra­ción pue­des enviar sus datos a [email protected]​cctt.​cl.

Fuen­te: http://​cctt​.cl/​2​0​2​0​/​0​3​/​0​9​/​m​a​i​p​u​-​r​e​s​i​s​t​e​-​a​s​a​m​b​l​e​i​s​t​a​-​l​e​g​i​t​i​m​a​n​-​l​a​-​f​a​r​s​a​-​c​o​n​s​t​i​t​u​y​e​n​t​e​-​y​-​l​l​a​m​a​n​-​a​-​s​e​g​u​i​r​-​l​a​-​l​u​c​ha/

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *