Boli­via. Exdi­ri­gen­te cam­pe­si­na denun­cia deten­ción ile­gal

Resu­men Lati­no­ame­ri­cano 27 febre­ro 2020

Feli­pa Huan­ca expu­so la per­se­cu­ción en su con­tra y ase­gu­ró que la man­tie­nen inco­mu­ni­ca­da, sin opor­tu­ni­dad de hablar con su fami­lia ni abo­ga­dos.

La exdi­ri­gen­te boli­via­na de las Muje­res Cam­pe­si­nas «Bar­to­li­na Sisa», Feli­pa Huan­ca, denun­ció este miér­co­les su deten­ción ile­gal inco­mu­ni­ca­ción en cel­das de la Fuer­za Espe­cial de Lucha con­tra el Cri­men de La Paz, bajo el pre­tex­to de supues­ta­men­te impe­dir su fuga. 

“No me han noti­fi­ca­do, ni siquie­ra me han cita­do”, decla­ró Huan­ca,
quien fue dete­ni­da por un trá­mi­te que reali­zó para par­ti­ci­par de un
Con­gre­so de Muje­res Cam­pe­si­nas en Méxi­co.

“Esto tie­ne que
escla­re­cer­se, no pue­den seguir acu­sán­do­me y min­tien­do. ¿Qué cla­se de
Gobierno tene­mos?”, aña­dió la líder cam­pe­si­na y reite­ró su ino­cen­cia
res­pec­to al supues­to des­fal­co en el Fon­do Indí­ge­na por el que es
inves­ti­ga­da.

Huan­ca expu­so la per­se­cu­ción en su con­tra y mani­fes­tó que “ni
siquie­ra me han deja­do sacar el celu­lar, hablar con mi fami­lia o
abo­ga­dos, es muy lamen­ta­ble. (Estoy) inco­mu­ni­ca­da”. Ade­más, recla­mó los
dere­chos de las muje­res, y el cum­pli­mien­to de las leyes.

La aprehen­sión se
pro­du­jo menos de un día des­pués de que la Direc­ción Nacio­nal de
Migra­ción repor­ta­ra que, el pasa­do 20 de febre­ro, Huan­ca había inten­ta­do
tra­mi­tar su pasa­por­te, lo cual le fue nega­do al veri­fi­car­se que cuen­ta
con una aler­ta migra­to­ria ema­na­da por auto­ri­dad juris­dic­cio­nal.

«Has­ta aho­ra no me han com­pro­ba­do nada, yo ten­go dere­cho de estar
cami­nan­do, es una per­se­cu­ción polí­ti­ca, yo no he roba­do», sos­tu­vo poco
des­pués de su deten­ción y acu­só a Rafael Quis­pe, actual direc­tor del
nue­vo Fon­do de Desa­rro­llo Indí­ge­na, de impu­tar­la sin prue­bas y
difa­mar­la. 

En 2014, Quis­pe
pre­sen­tó una denun­cia en con­tra de la exdi­ri­gen­ta por supues­ta
legi­ti­ma­ción de ganan­cias ilí­ci­tas, mal­ver­sa­ción, con­tra­tos lesi­vos al
Esta­do, incum­pli­mien­to de debe­res, reso­lu­cio­nes con­tra­rias a la
Cons­ti­tu­ción y con­duc­ta anti­eco­nó­mi­ca, pero en 2016 la Fis­ca­lía recha­zó
el recur­so.

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *