Entre­vis­ta al comu­nis­ta e inde­pen­den­tis­ta vas­co Ando­ni Base­rri­go­rri tras su paso por Mála­ga

En el con­tex­to de la char­la ofre­ci­da en Mála­ga por el comu­nis­ta e inde­pen­den­tis­ta vas­co Ando­ni Base­rri­go­rri, apro­ve­cha­mos en La Ata­la­ya Roja (LAR) para plan­tear­le varias pre­gun­tas. Espe­ra­mos que la entre­vis­ta resul­te de vues­tro inte­rés.

Ando­ni, ¿cuál es la situa­ción actual del movi­mien­to de libe­ra­ción nacio­nal en Eus­kal Herria?

Lo pri­me­ro que me gus­ta­ría decir es que las res­pues­tas a vues­tras cues­tio­nes son a títu­lo estric­ta­men­te per­so­nal y que no repre­sen­tan a nadie que no sea yo mis­mo ni a nin­gún colec­ti­vo. Tam­bién quie­ro apro­ve­char esta entre­vis­ta para agra­de­cer a quie­nes se han impli­ca­do en la rea­li­za­ción de esta char­la recién aca­ba­da.

El Movi­mien­to de Libe­ra­ción Nacio­nal Vas­co (MLNV), en su situa­ción actual, está difun­to. Así de cla­ro. Exis­te EH Bil­du, que no es sino una coa­li­ción de dife­ren­tes par­ti­dos de cor­te más o menos social­de­mó­cra­ta y una varia­da rela­ción de gru­pos, todos en una situa­ción pre­ca­ria. Qui­zá, el ele­men­to más espe­ran­za­dor es la reor­ga­ni­za­ción de los jóve­nes en torno a la orga­ni­za­ción GKS, que se for­mó este mis­mo año 2019 y man­tie­ne vivas las ideas de cons­truc­ción de la patria socia­lis­ta y femi­nis­ta vas­ca.

¿Qué dife­ren­cias prin­ci­pa­les sepa­ran a la cúpu­la de la izquier­da aber­tza­le lla­ma­da «ofi­cial» con la tra­yec­to­ria his­tó­ri­ca ideo­ló­gi­ca que ha man­te­ni­do?

Como he comen­ta­do en la pri­me­ra res­pues­ta y comen­té antes en la char­la, la izquier­da aber­tza­le que se agru­pa en torno a EH Bil­du (pre­fie­ro no decir el tér­mino «ofi­cial», en reali­dad todos y todas –inclui­dos quie­nes no par­ti­ci­pa­mos de EH Bil­du– somos izquier­da aber­tza­le) es una mera coa­li­ción de cor­te social­de­mó­cra­ta que se ha apre­su­ra­do a incor­po­rar­se a la vida polí­ti­ca par­la­men­ta­ria tan­to vas­ca como espa­ño­la y que en todo momen­to se esfuer­za por ser una fuer­za, por decir­lo de una mane­ra que nos enten­da­mos todas, «razo­na­ble, con la que se pue­de con­tar para gober­nar, que no cues­tio­na el sis­te­ma capi­ta­lis­ta y de ges­tión».

Ocu­rre que se decla­ra inde­pen­den­tis­ta, pero su apues­ta por el inde­pen­den­tis­mo no supo­ne una rup­tu­ra radi­cal con el capi­ta­lis­mo, y para lograr la inde­pen­den­cia pre­ten­de andar un camino seme­jan­te al de ERC, por poner un ejem­plo.

¿Podrías con­tes­tar a qué se deben los posi­cio­na­mien­tos geo­po­lí­ti­cos tan nefas­tos que Gara vie­ne hacien­do des­de hace unos años? Ejem­plos como Libia, Ucra­nia, Siria o, más recien­te­men­te, los dis­tur­bios pro-impe­ria­lis­tas en Hong Kong.

En la medi­da que la línea edi­to­rial de Gara coin­ci­de con los plan­tea­mien­tos ideo­ló­gi­cos social­de­mó­cra­tas que domi­nan en lo que habéis deno­mi­na­do «izquier­da aber­tza­le ofi­cial» es nor­mal que el perió­di­co ten­ga las pos­tu­ras que tie­ne a nivel inter­na­cio­nal.

Es cono­ci­da su ruso­fo­bia, y no es que esté defen­dien­do que Rusia sea lo que fue la URSS, que no lo es; es cono­ci­da su pos­tu­ra siem­pre a favor de las lla­ma­das «revo­lu­cio­nes de colo­res»… Bueno, y sus deses­pe­ran­tes tomas de posi­ción en los temas que comen­táis como pue­den ser Libia, Siria o recien­te­men­te Hong Kong.

Aún así, y des­de la dis­cre­pan­cia abso­lu­ta con su línea edi­to­rial, sí que reco­noz­co que en Gara aún se pue­den encon­trar noti­cias e infor­ma­cio­nes que solo allí se pue­den ver.

Pero sí que es cier­to que su línea de tra­ba­jo en las noti­cias inter­na­cio­na­les son las que más chi­rrían, y están muy en la onda del pen­sa­mien­to de gen­te como San­tia­go Alba Rico.

¿Cuál es el «esta­do de salud» del sin­di­ca­lis­mo de cla­se y com­ba­ti­vo en Eus­kal Herria?

Bueno, dis­po­ne­mos del sin­di­ca­to LAB, que aun­que es cier­to que polí­ti­ca­men­te se encua­dra en la estra­te­gia del ofi­cia­lis­mo aber­tza­le, está den­tro de la Fede­ra­ción Sin­di­cal Mun­dial (FSM), tie­ne rela­cio­nes con un sin­fín de sin­di­ca­tos muy com­ba­ti­vos de todo el mun­do y, aun­que pue­da tener caren­cias –que no lo nie­go– en el terreno sin­di­cal ha lle­va­do ade­lan­te luchas impor­tan­tes en Eus­kal Herria.

Es cier­to que hay mili­tan­cia de la izquier­da aber­tza­le que se encua­dra en ELA o inclu­so en ESK. Mi opi­nión per­so­nal es que, aun­que LAB esté polí­ti­ca­men­te den­tro de la izquier­da aber­tza­le, sin­di­cal­men­te es un espa­cio en el que se pue­de tra­ba­jar.

¿Por qué no exis­te un par­ti­do comu­nis­ta de Eus­kal Herria? ¿Qué ele­men­tos impi­den su naci­mien­to?

La izquier­da aber­tza­le, his­tó­ri­ca­men­te, ha adop­ta­do la for­ma orga­ni­za­ti­va-movi­mien­to. Eso hacía que el carác­ter de Uni­dad Popu­lar hicie­se que los movi­mien­tos popu­la­res, veci­na­les, inter­na­cio­na­lis­tas, femi­nis­tas, etc., cobra­sen una impor­tan­cia extra­or­di­na­ria.

Ade­más, esa for­ma orga­ni­za­ti­va era una garan­tía para evi­tar el buro­cra­tis­mo y el cul­to a la per­so­na­li­dad. Ha sido pre­ci­sa­men­te cuan­do apa­re­cen esos dos cán­ce­res, el del buro­cra­tis­mo y el de cier­to cul­to a la per­so­na­li­dad, cuan­do empie­za la dege­ne­ra­ción ideo­ló­gi­ca de la izquier­da aber­tza­le.

Comu­nis­tas, y muy bue­nos y bue­nas, ha habi­do siem­pre en la izquier­da aber­tza­le hacien­do un tra­ba­jo den­tro de esas estruc­tu­ras que he cita­do. Me pre­gun­táis por qué no exis­te un par­ti­do comu­nis­ta den­tro de la izquier­da aber­tza­le, y creo que el que lo hubie­se habi­do no ten­dría por qué haber sig­ni­fi­ca­do que haya evi­ta­do el fenó­meno del refor­mis­mo.

De hecho, hay un gran núme­ro de ejem­plos de par­ti­dos comu­nis­tas que tam­bién han caí­do en el refor­mis­mo. Pero pien­so que el futu­ro es impre­de­ci­ble y deter­mi­na­rá las futu­ras nece­si­da­des orga­ni­za­ti­vas.

¿Hay pla­nes a medio o lar­go pla­zo de cola­bo­ra­ción inter­na­cio­nal con otras orga­ni­za­cio­nes patrió­ti­cas y revo­lu­cio­na­rias? Tan­to den­tro como fue­ra del Esta­do espa­ñol.

Sí, por supues­to. La char­la de Mála­ga es un ejem­plo de ello, de con­tac­tar con orga­ni­za­cio­nes revo­lu­cio­na­rias de otros pue­blos e ir tejien­do com­pli­ci­da­des.

Hemos par­ti­ci­pa­do de algu­na expe­rien­cia –que, ade­más, este mis­mo fin de sema­na nos ente­ra­mos que se disuel­ve– como el Mani­fies­to Inter­na­cio­na­lis­ta de Com­pos­te­la. Curio­sa­men­te, se disuel­ve por una cau­sa que seña­la­mos en Boltxe poco antes de irnos y que plan­tea­mos jun­to a las cama­ra­das de Comu­nis­tas de Cas­ti­lla, y es que la pre­sen­cia de gru­pos esta­ta­lis­tas es incom­pa­ti­ble con la estra­te­gia por la que apos­ta­mos, que es la de cola­bo­rar con orga­ni­za­cio­nes de libe­ra­ción nacio­nal, patrió­ti­cas, revo­lu­cio­na­rias y femi­nis­tas.

Pero per­so­nas vin­cu­la­das a la izquier­da aber­tza­le «no ofi­cial» (por decir­lo de algu­na mane­ra) tra­ba­jan –y muy acti­va­men­te, por cier­to– en esa coope­ra­ción inter­na­cio­na­lis­ta, más pre­ci­sa que nun­ca.

¿Qué papel jue­ga la juven­tud en la izquier­da aber­tza­le con­tem­po­rá­nea? ¿Cómo se posi­cio­na den­tro de la lucha de líneas que se está vivien­do en el movi­mien­to?

La juven­tud siem­pre, en cual­quier pro­ce­so, jue­ga un papel impor­tan­tí­si­mo. Por eso he habla­do de la impor­tan­cia de la apa­ri­ción de GKS.

Pien­so que a estos jóve­nes y a nadie más corres­pon­de la tarea de rele­vo gene­ra­cio­nal en las ideas que his­tó­ri­ca­men­te ha man­te­ni­do la izquier­da aber­tza­le. Pien­so que deben deba­tir, equi­vo­car­se, acer­tar y, sobre todo, estar lo más lejos posi­ble de ese cán­cer lla­ma­do «poder adul­to».

Pien­so que deben hacer oídos sor­dos a los «can­tos de sire­na» que más de un opor­tu­nis­ta les ha diri­gi­do, reco­rrer su pro­pio camino y ver en el futu­ro cuá­les serán sus nece­si­da­des orga­ni­za­ti­vas.

¿Qué pers­pec­ti­vas de futu­ro tie­ne la izquier­da revo­lu­cio­na­ria, patrió­ti­ca y anti-impe­ria­lis­ta en Eus­kal Herria?

Com­pli­ca­das, pero no más ni menos que en otros pue­blos, y al mis­mo tiem­po espe­ran­za­do­ras. Espe­ran­za­do­ras en el sen­ti­do de que nos coor­di­na­mos con otros pue­blos que tam­po­co se resig­nan y en ese sen­ti­do déja­me resal­tar la impor­tan­cia de la últi­ma reu­nión del Movi­mien­to Con­ti­nen­tal Boli­va­riano (MCB).

Espe­ran­za­do­ras por­que el ser humano, tar­de o tem­prano, rom­pe­rá las cade­nas del capi­tal y sere­mos un pue­blo libre, de muje­res y hom­bres libres.

Pero es com­pli­ca­do. Para lle­gar a ese esce­na­rio nos que­da un camino lar­go y tor­tuo­so de sufri­mien­to y lucha, pero esta­mos deter­mi­na­dos a lograr nues­tra patria socia­lis­ta y femi­nis­ta.

Por últi­mo, te pedi­mos que con­clu­yas la entre­vis­ta con car­ta blan­ca.

Sim­ple­men­te agra­de­cer la aco­gi­da y las aten­cio­nes reci­bi­das en Mála­ga, y un gui­ño inter­na­cio­na­lis­ta al pue­blo tra­ba­ja­dor anda­luz, pue­blo que –como otros muchos– es heroi­co y cuen­ta con una his­to­ria car­ga­da de luchas por la eman­ci­pa­ción nacio­nal y social.

26 de agos­to de 2019

Fuen­te: https://​ata​la​ya​ro​ja​.word​press​.com/​2​0​1​9​/​0​8​/​2​6​/​e​n​t​r​e​v​i​s​t​a​-​a​l​-​c​o​m​u​n​i​s​t​a​-​e​-​i​n​d​e​p​e​n​d​e​n​t​i​s​t​a​-​v​a​s​c​o​-​a​n​d​o​n​i​-​b​a​s​e​r​r​i​g​o​r​r​i​-​t​r​a​s​-​s​u​-​p​a​s​o​-​p​o​r​-​m​a​l​a​ga/

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *