Ha naci­do Gaz­te Koor­di­na­do­ra Sozia­lis­ta para dar una res­pues­ta des­de el pun­to de vis­ta de cla­se a la cues­tión de la pro­ble­má­ti­ca juve­nil.

La pre­sen­ta­ción se ha rea­li­za­do en el fron­tón Auzo­la­na de Gas­teiz. En esta pre­sen­ta­ción esta­ban pre­sen­tes jóve­nes veni­dos de dife­ren­tes pun­tos de Eus­kal Herria para dar su apo­yo al naci­mien­to de Gaz­te Koor­di­na­do­ra Sozia­lis­ta (Coor­di­na­do­ra Juve­nil Socia­lis­ta).

La pre­sen­ta­ción ha empe­za­do con la rei­vin­di­ca­ción de una línea polí­ti­ca. Han afir­ma­do que, pre­ci­sa­men­te, es la elec­ción de defen­der el socia­lis­mo lo que une a los jóve­nes que con­for­man la coor­di­na­do­ra. Han expli­ca­do que su obje­ti­vo es la supera­ción de la domi­na­ción bur­gue­sa y sus diver­sas for­mas de opre­sión.

Han recor­da­do a los opri­mi­dos por el sis­te­ma capi­ta­lis­ta y espe­cial­men­te han ensal­za­do a los que se han levan­ta­do en su con­tra. Por ello se han mos­tra­do con­ten­tos con las expre­sio­nes polí­ti­cas socia­lis­tas que están apa­re­cien­do en Eus­kal Herria. Han cita­do, expre­sa­men­te, las ejem­pla­res luchas de los gaz­tetxes, las luchas estu­dian­ti­les, el alza del femi­nis­mo de cla­se y el tra­ba­jo y difu­sión de la teo­ría revo­lu­cio­na­ria.

Han expli­ca­do que Gaz­te Koor­di­na­do­ra Sozia­lis­ta es el resul­ta­do del tra­ba­jo de mili­tan­tes que se han edu­ca­do y cre­ci­do en todas estas expe­rien­cias. Esta coor­di­na­do­ra nace con el obje­ti­vo de for­ta­le­cer todas estas expe­rien­cias. Para ello quie­ren crear las con­di­cio­nes que pue­dan per­mi­tir supe­rar los lími­tes con los que se encuen­tren las expre­sio­nes antes cita­das.

Cono­ce­do­res de las difi­cul­ta­des con las que se van a encon­trar, ven indis­pen­sa­ble con­for­mar la uni­dad de cla­se para con­se­guir los obje­ti­vos. Creen que para con­se­guir­lo son nece­sa­rias orga­ni­za­cio­nes polí­ti­cas pro­pias que garan­ti­cen la inde­pen­den­cia polí­ti­ca de cla­se.

En lo que res­pec­ta al reto de la pro­ble­má­ti­ca juve­nil, y asu­mien­do que no se pue­de tra­tar este asun­to sin lle­gar a la pro­ble­má­ti­ca cla­sis­ta, han situa­do como queha­ce­res prio­ri­ta­rios el tra­ba­jo polí­ti­co y crear ins­ti­tu­cio­nes obre­ras que desa­rro­llen la línea y cul­tu­ra socia­lis­tas. Tam­bién han mar­ca­do que estas tareas res­pon­den a la defen­sa de la cla­se tra­ba­ja­do­ra y la crea­ción de poder popu­lar.

Antes de ter­mi­nar, han aña­di­do una pre­ci­sión a todo lo expli­ca­do: ven nece­sa­rio desa­rro­llar el mode­lo de los comu­nis­tas, for­ta­le­cer la lucha de la comu­ni­dad, tra­ba­jar el carác­ter crí­ti­co y pro­fun­do, orga­ni­zar la defen­sa y pro­tec­ción del pro­le­ta­ria­do, tra­ba­jar en el rena­cer de la cul­tu­ra socia­lis­ta, en la difu­sión de ins­ti­tu­cio­nes pro­le­ta­rias, tra­ba­jar la teo­ría revo­lu­cio­na­ria, rea­li­zar la insu­mi­sión y crear un nue­vo mode­lo de ocio, entre otras cosas.

Han hecho un lla­ma­mien­to para la lucha, reafir­mán­do­se en la nece­si­dad de orga­ni­zar el poder socia­lis­ta fren­te a la mise­ria capi­ta­lis­ta actual.

Lec­tu­ra polí­ti­ca:

Hoy nos hemos reu­ni­do aquí, en el fron­ton Auzo­lan de Gas­teiz, para anun­ciar el naci­mien­to de la Gaz­te Koor­di­na­do­ra Sozia­lis­ta. Hemos veni­do des­de diver­sos sitios de Eus­kal Herria para dar­le nues­tro apo­yo. Al mis­mo tiem­po, tam­bién hemos veni­do a rei­vin­di­car y defen­der una línea polí­ti­ca. Lo que nos une a todas es la defen­sa del socia­lis­mo. Por­que defen­de­mos que fren­te a la socie­dad bur­gue­sa el úni­co camino es el camino al socia­lis­mo y por eso nos hemos jun­ta­do hoy aquí. Nos alza­mos fren­te a la socie­dad bur­gue­sa y fren­te a la mise­ria que crea, nues­tro obje­ti­vo es la supera­ción de la domi­na­ción bur­gue­sa y sus diver­sas for­mas de domi­na­ción.

La injus­ti­cia se pasea con orgu­llo por nues­tras calles: se expul­sa de sus casas a las fami­lias pobres, se mata a obre­ros, se cri­mi­na­li­za a la juven­tud. Pero fren­te al sal­va­jis­mo coti­diano capi­ta­lis­ta, la exis­ten­cia de dife­ren­tes expre­sio­nes socia­lis­tas que se están crean­do en los diver­sos rin­co­nes de Eus­kal Herria encien­den y lle­nan nues­tros cora­zo­nes. Vivi­mos con espe­ran­za el desa­rro­llo de la ten­den­cia socia­lis­ta que se ha ido for­ta­le­cien­do en los últi­mos años: las ejem­pla­res luchas de los gaz­tetxes, las luchas estu­dian­ti­les, el ascen­so del femi­nis­mo de cla­se, el tra­ba­jo y la difu­sión de la teo­ría revo­lu­cio­na­ria. Todas son expre­sio­nes que se con­tra­po­nen a la socie­dad bur­gue­sa, son refle­jos de dig­ni­dad en esta épo­ca de mise­ria. La dig­ni­dad está en la fuer­za polí­ti­ca de la cla­se obre­ra y no pue­de medir­se median­te tér­mi­nos eco­nó­mi­cos. La dig­ni­dad vive en el cora­zón del pro­le­ta­ria­do y se ali­men­ta de su volun­tad revo­lu­cio­na­ria.

Gaz­te Koor­di­na­do­ra Sozia­lis­ta nace de esta reali­dad. Las mili­tan­tes de esta coor­di­na­do­ra somos mili­tan­tes que nos hemos edu­ca­do y cre­ci­do en estas expre­sio­nes polí­ti­cas socia­lis­tas, sin ellas no esta­ría­mos aquí. Y si hoy pre­sen­ta­mos aquí la Gaz­te Koor­di­na­do­ra Sozia­lis­ta es para for­ta­le­cer esas expre­sio­nes y capa­ci­da­des socia­lis­tas. Nues­tro obje­ti­vo es crear con­di­cio­nes para supe­rar las limi­ta­cio­nes con las que se encuen­tran esas capa­ci­da­des y expre­sio­nes. Este paso que damos no es más que una humil­de apor­ta­ción al camino del socia­lis­mo, pero a su vez, no es nada menos que eso.

Pero es difí­cil mul­ti­pli­car las fuer­zas sin que haya uni­dad. Fren­te a la dis­per­sión y ato­mi­za­ción que crea el poder bur­gués, noso­tras hace­mos un cla­ro y fuer­te lla­ma­mien­to a favor de la uni­dad de cla­se. Es nece­sa­rio abrir el camino para lle­gar a la uni­dad de lucha y de cla­se y pen­sa­mos que ese camino lo ha de rea­li­zar la cla­se obre­ra median­te sus orga­ni­za­cio­nes polí­ti­cas. La uni­dad y la inde­pen­den­cia polí­ti­ca son armas polí­ti­cas nece­sa­rias para for­ta­le­cer el poder socia­lis­ta. Esos son los prin­ci­pios que nos han ense­ña­do las expe­rien­cias del movi­mien­to obre­ro y que hace­mos nues­tras.

Gaz­te Koor­di­na­do­ra Sozia­lis­ta ha naci­do para res­pon­der des­de una pers­pec­ti­va de cla­se a la pro­ble­má­ti­ca juve­nil, por­que sabe­mos bien que no se pue­de resol­ver dicha pro­ble­má­ti­ca sin resol­ver la pro­ble­má­ti­ca de cla­se. Para ello, es impres­cin­di­ble, por un lado, el tra­ba­jo polí­ti­co de la pro­ble­má­ti­ca juve­nil. Tene­mos que com­pren­der que la opre­sión que sufri­mos las jóve­nes tra­ba­ja­do­ras se sitúa bajo el fun­cio­na­mien­to gene­ral de la socie­dad bur­gue­sa, la juven­tud obre­ra ha de iden­ti­fi­car las fun­cio­nes que cum­ple para el poder bur­gués y com­ba­tir­las. Por otro lado, es impres­cin­di­ble, para desa­rro­llar la cul­tu­ra y línea socia­lis­tas, la crea­ción de ins­ti­tu­cio­nes obre­ras. Para defen­der­nos y for­ta­le­cer­nos, jun­to a la soli­da­ri­dad de cla­se, tene­mos que cons­truir el poder obre­ro.

Todos esto, entre otras cues­tio­nes, quie­re decir lo siguien­te: es nece­sa­rio, fren­te al mode­lo frag­men­ta­rio de rela­cio­nes que crea la socie­dad capi­ta­lis­ta, desa­rro­llar los mode­los comu­nis­tas de rela­cio­nes; es nece­sa­rio desa­rro­llar la comu­ni­dad de lucha; es nece­sa­rio tra­ba­jar el espí­ri­tu crí­ti­co y pro­fun­do. Es nece­sa­rio que haga­mos nues­tra la defen­sa y pro­tec­ción de los estra­tos más gol­pea­dos; tene­mos que hacer rena­cer la cul­tu­ra socia­lis­ta; exten­der las ins­ti­tu­cio­nes pro­le­ta­rias; tra­ba­jar la teo­ría revo­lu­cio­na­ria; ser insu­mi­sos a las ins­ti­tu­cio­nes dis­ci­pli­na­rias; crear nues­tro mode­lo polí­ti­co de ocio. Al fin y al cabo nos corres­pon­de mode­lar el poder obre­ro.

Alguien dijo que el sucio dine­ro no tie­ne cora­zón, es ver­dad, todos los días lo demos­tra­mos con nues­tras vidas. Ante la socie­dad bur­gue­sa que está en deca­den­cia y en ofen­si­va, a los mili­tan­tes nos corres­pon­de defen­der a los des­po­seí­dos y al socia­lis­mo. Nues­tros cora­zo­nes, al con­tra­rio que el sucio dine­ro, se ali­men­tan con la volun­tad y pasión de los cama­ra­das. La volun­tad y la pasión revo­lu­cio­na­rias que se crean en estas épo­cas de mise­ria, tene­mos que ali­near­las en un sen­ti­do polí­ti­co revo­lu­cio­na­rio, tene­mos que tejer la lucha. ¡Hemos veni­do a la lucha!

Gora Eus­kal Herria Aska­tu­ta!

Gora Iraul­tza Sozia­lis­ta!

Gas­tei­zen, 2019ko otsai­la­ren 17an.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Una respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *