El sue­ño de la amnis­tía (zire­la­ko gara)

Lle­va­mos un mun­do nue­vo en nues­tros cora­zo­nes; y ese mun­do está cre­cien­do en este ins­tan­te.

– Bue­na­ven­tu­ra Durru­ti

Soñar es el pri­mer paso de la liber­tad con que muje­res y hom­bres, cla­ses y pue­blos rea­li­za­mos el pro­ce­so dia­léc­ti­co de nues­tra iden­ti­dad. Así nace la con­cien­cia

Las muje­res y los hom­bres nos rea­li­za­mos suman­do nues­tras iden­ti­da­des. Nos enri­que­cen en el camino de cons­truir un mun­do lleno de mun­dos libres, y nues­tros sue­ños uni­dos a todos los sue­ños crean la espe­ran­za y desa­rro­llan la razón de la lucha sin otro camino ni otra final que la liber­tad.

La insur­gen­cia sur­ge de la iden­ti­dad , para lim­piar­la de toda for­ma de ena­je­na­ción. Es la úni­ca for­ma de rea­li­zar un pro­yec­to has­ta el final. No pre­ten­der lle­gar has­ta la meta final y des­de las raí­ces más pro­fun­das es una trai­ción a la iden­ti­dad.

Las con­tra­dic­cio­nes y con­se­cuen­tes con­froc­ta­cio­nes ( inte­lec­tua­les, socia­les, eco­nó­mi­cas…) se pre­sen­tan en este camino; y su solu­ción en el tiem­po y nues­tro espa­cio mar­can la línea dia­léc­ti­ca dis­con­ti­nua y siem­pre abier­ta a la nue­va crea­ti­vi­dad.

Marx dis­tin­gue a los seres huma­nos , de otras for­mas de vida en su nece­si­dad de pro­yec­tar antes de rea­li­zar. Todo pro­yec­to empie­za en sue­ño.

Es pre­ci­so soñar, pero con la con­di­cion de creer en nues­tros sue­ños. De exa­mi­nar con aten­cion la vida real, de con­fror­tar nues­tra obser­va­cion con nues­tros sue­ños, y de rea­li­zar escru­pu­lo­sa­men­te nues­tra fan­ta­sia

Decía Lenin.

.En estos momen­tos, en este mun­do tan apa­ren­te­men­te com­pli­ca­do, la liber­tad en nues­tra Eus­kalHe­rria , la del Pue­blo Tra­ba­ja­dor (úni­ca posi­ble); la libe­ra­ción empie­za y ter­mi­na­rá con la AMNISTIA.

AMNISTIA no es amne­sia sino MEMORIA HISTÓRICA del últi­mo medio siglo lar­go que abrió las con­tra­dic­cio­nes defi­ni­ti­vas hacia una Eus­kal Herria libre por den­tro (SOCIALISMO) y por fue­ra (INDEPENDENCIA).

¿Pue­de pen­sar­se des­de una con­cien­cia revo­lu­cio­na­ria que luchar por defen­der AMNISTIA con un lla­ma­mien­to uni­ver­sal como el del sába­do 28 en Bil­bo cie­rra cami­nos de liber­tad?

Soñar es de revo­lu­cio­na­rios, de quie­nes tie­nen con­cien­cia para luchar por todas las liber­ta­des. Y los sue­ños se hacen suman­do, como dijo Fidel que se hace la revo­lu­ción.

Sola­men­te des­de la ideo­lo­gía del «feti­chis­mo» que todo lo invier­te y ena­je­na con su «valor supre­mo de cam­bio» se pue­de des­pre­ciar el valor de la lucha por rom­per las cade­nas que pre­ten­den eli­mi­nar de raíz la vida y la memo­ria de quie­nes nos hicie­ron ser.

GU GEU IZAN GAITEZELA

Jon Kere­je­ta

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Iruzkina idatzi / Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: