FARC-EP y Gobierno colom­biano fir­man acuer­do de Justicia

Las Fuer­zas Arma­das Revo­lu­cio­na­rias de Colom­bia – Ejér­ci­to del Pue­blo (FARC-EP) y el Gobierno colom­biano fir­ma­ron este miér­co­les un acuer­do de jus­ti­cia y víc­ti­mas en La Haba­na, Cuba, en el mar­co de las mesas de nego­cia­ción para el pro­ce­so de paz.
Tras cul­mi­nar la reu­nión pri­va­da entre el pre­si­den­te colom­biano, Juan Manuel San­tos, el de Cuba, Raúl Cas­tro, y el jefe de las FARC-EP, Rodri­go Lon­do­ño Eche­ve­rri, alias “Timo­león Jimé­nez” o “Timo­chen­ko”, los garan­tes de los Diá­lo­gos de Paz por Cuba y Norue­ga, die­ron a cono­cer los pun­tos del acuer­do sobre la jus­ti­cia para las víc­ti­mas del conflicto:
1. El Gobierno de Colom­bia y las FARC-EP reafir­man su com­pro­mi­so con los acuer­dos logra­dos has­ta la fecha.
2. Reafir­ma su com­pro­mi­so con una fór­mu­la de jus­ti­cia que satis­fa­ga los dere­chos de las víc­ti­mas para una paz esta­ble y duradera.
3. Se crea­rá una Comi­sión para la Ver­dad y la Con­vi­ven­cia y la no repetición.
4. Crear una juris­dic­ción espe­cial para la paz que con­ta­rá con la Salas de Jus­ti­cia y un Tri­bu­nal por la paz for­ma­da en su mayo­ría por magis­tra­dos colom­bia­nos y algu­nos extran­je­ros. La fun­ción será aca­bar con la impu­ni­dad , obte­ner la ver­dad, con­tri­buir a la repa­ra­ción de las víc­ti­mas y juz­gar a los res­pon­sa­bles duran­te el con­flic­to armado.
5. No serán obje­to de amnis­tía los deli­tos tipi­fi­ca­dos en la legis­la­ción nacio­nal, hechos de geno­ci­dio, crí­me­nes de gue­rra, toma de rehe­nes, tor­tu­ras, des­pla­za­mien­tos for­za­dos, eje­cu­cio­nes extra­ju­di­cia­les y la vio­len­cia sexual serán obje­to de inves­ti­ga­ción y juzgamiento.
6. La Juris­dic­ción Espe­cial para la Paz con­tem­pla dos tipos de pro­ce­di­mien­tos: uno para quie­nes reco­no­cen ver­dad y res­pon­sa­bi­li­dad, y otro para quie­nes no lo hacen o lo hacen tar­día­men­te. A los pri­me­ros se les impon­drá una sen­ten­cia, fun­da­da en las con­duc­tas reco­no­ci­das des­pués de haber sido con­tras­ta­das las inves­ti­ga­cio­nes de la Fis­ca­lía Gene­ral de la Nación, las san­cio­nes impues­tas por otros órga­nos del Esta­do, las sen­ten­cias judi­cia­les exis­ten­tes, así como la infor­ma­ción que pro­vean las orga­ni­za­cio­nes de víc­ti­mas y de dere­chos huma­nos. Los segun­dos enfren­ta­rán un jui­cio con­tra­dic­to­rio ante el Tribunal.
7. Las san­cio­nes que impon­ga el Tri­bu­nal ten­drán como fina­li­dad esen­cial satis­fa­cer los dere­chos de las víc­ti­mas y con­so­li­dar la paz y debe­rán tener la mayor fun­ción res­tau­ra­ti­va y repa­ra­do­ra del daño causado.
8. Para acce­der a cual­quier tra­ta­mien­to espe­cial den­tro de la Juris­dic­ción Espe­cial para la Paz es nece­sa­rio apor­tar ver­dad ple­na, repa­rar a las víc­ti­mas y garan­ti­zar la no repetición.
9. En el caso de las FARC-EP, la par­ti­ci­pa­ción en el sis­te­ma inte­gral esta­rá suje­ta a la deja­ción de armas, que debe­rá comen­zar a más tar­dar a los 60 días lue­go de la fir­ma del Acuer­do Final.
10. La trans­for­ma­ción de las FARC-EP en un movi­mien­to polí­ti­co legal es un obje­ti­vo com­par­ti­do, que con­ta­rá con todo el apo­yo del Gobierno en los tér­mi­nos que se acuerden.
11. La trans­for­ma­ción de las FARC-EP es un obje­ti­vo com­par­ti­do que con­ta­rá con todo el apo­yo del Gobierno del pre­si­den­te Juan Manuel Santos.
 
La fir­ma del acuer­do de jus­ti­cia y víc­ti­mas con­tó con la pre­sen­cia del pre­si­den­te de Colom­bia, Juan Manuel San­tos, quien lle­gó a La Haba­na con repre­sen­tan­tes del Con­gre­so y miem­bros de la sub­co­mi­sión téc­ni­ca de jus­ti­cia. Tam­bién estu­vo el man­da­ta­rio cubano, Raúl Castro.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on Facebook
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.