En Ingla­te­rra expro­pia­rán los sala­rios de los tra­ba­ja­do­res inmigrantes

Si el pro­le­ta­ria­do no expro­pia a la bur­gue­sía, es la bur­gue­sía quien expro­pia al pro­le­ta­ria­do. Así lo anun­ció el jue­ves el pri­mer minis­tro bri­tá­ni­co, David Came­ron, quien con la excu­sa de con­tro­lar a los tra­ba­ja­do­res inmi­gran­tes, ame­na­zó con expro­piar­les sus sala­rios en su pro­gra­ma de gobierno para el pró­xi­mo cur­so legislativo.
Son las dos caras de la mis­ma mone­da: al mis­mo tiem­po que pre­pa­ra una nue­va ley “anti­te­rro­ris­ta”, el gobierno inglés ata­ca a los tra­ba­ja­do­res inmi­gran­tes. Por eso Came­ron ha des­ve­la­do sus sinies­tros pla­nes nada menos que… en el Minis­te­rio del Inte­rior. Es posi­ble que a pri­me­ros de mes vea­mos a los anti­dis­tur­bios pre­sen­tar­se en las ofi­ci­nas de las empre­sas para apo­de­rar­se de las nómi­nas de los tra­ba­ja­do­res. O qui­zá pon­gan comi­sa­rías den­tro de ellas por­que quie­nes están facul­ta­dos para expro­piar los sala­rios son los policías.
El mer­ca­do labo­ral está inter­ve­ni­do… por la poli­cía, que podrá ins­pec­cio­nar las cuen­tas ban­ca­rias de los tra­ba­ja­do­res, así como tomar medi­das con­tra las per­so­nas que alqui­len pisos a inmi­gran­tes sin pape­les y con­tra las ofi­ci­nas de empleo, que están obli­ga­das a con­tra­tar mano de obra no en fun­ción de su des­tre­za sino de su nacio­na­li­dad.
El “neo­li­be­ra­lis­mo” tie­ne esas cosas: a pesar de que ‑según dice- quie­re redu­cir el inter­ven­cio­nis­mo del Esta­do en los mer­ca­dos, ape­la a la más bru­tal de las inter­ven­cio­nes públi­cas, has­ta el pun­to de que, por pri­me­ra vez, el pro­yec­to de ley del gobierno con­si­de­ra­rá deli­to tra­ba­jar sin pape­les o emplear a obre­ros no comu­ni­ta­rios que estén en situa­ción irregular.
La ame­na­za de Came­ron tam­bién for­ma par­te del dis­cur­so que lee­rá la rei­na Isa­bel II el 27 de mayo en la solem­ne aper­tu­ra del Par­la­men­to de West­mins­ter. La con­fis­ca­ción del sala­rio los obre­ros que no ten­gan sus pape­les en regla es una de las medi­das más inme­dia­tas, cuyo obje­ti­vo no es el de erra­di­car el mer­ca­do negro de tra­ba­jo, sino que va mucho más allá, ya que pre­ten­de tam­bién refor­mar las reglas labo­ra­les y rene­go­ciar la regu­la­ción en mate­ria de inmi­gra­ción con la Unión Europea.
Pues­tos a inti­mi­dar, Ingla­te­rra ata­ca tam­bién a la Unión Euro­pea en su con­jun­to. El obje­ti­vo de Came­ron es refor­mar la legis­la­ción euro­pea y la Unión Euro­pea en su con­jun­to, antes de cum­plir otra de sus bra­vu­co­na­das: con­vo­car un refe­rén­dum en 2017 para sacar a Ingla­te­rra de los labe­rin­tos de Bru­se­las.
A la Unión Euro­pea le cre­cen, pues, los enanos, pero como no se tra­ta de Gre­cia, esta­mos ante otra noti­cia que Uste­des no escu­cha­rán en los noti­cia­rios. ¿A qué vie­ne invo­lu­crar a la Unión Europea?
El moti­vo es el siguien­te y tie­ne dos aspec­tos un poco dis­tin­tos: pri­me­ro, en Ingla­te­rra está aumen­tan­do el volu­men de fuer­za de tra­ba­jo inmi­gran­te (un 22 por cien­to más que el año pasa­do), y segun­do, en su mayo­ría ese incre­men­to corres­pon­de a ciu­da­da­nos de la Unión Euro­pea. De ahí que el pro­yec­to de ley obli­gue a los tra­ba­ja­do­res comu­ni­ta­rios a aban­do­nar Ingla­te­rra en el pla­zo de seis meses si no encuen­tran trabajo.
Ya no habla­mos de tra­ba­ja­do­res negros, hin­dúes, ruma­nos o magre­bíes. Lo que Came­ron se pro­po­ne de mane­ra explí­ci­ta es res­trin­gir el acce­so de inmi­gran­tes de la Unión Euro­pea a las pres­ta­cio­nes socia­les a las tie­nen dere­cho los tra­ba­ja­do­res: “Yo y muchos otros cree­mos que es ade­cua­do redu­cir los incen­ti­vos para las per­so­nas que quie­ren venir aquí… Los cam­bios en el [esta­do de] bien­es­tar para redu­cir la inmi­gra­ción des­de la UE serán un requi­si­to abso­lu­to en mi rene­go­cia­ción” con la Unión Euro­pea, ha dicho el pri­mer minis­tro británico.
En Lon­dres se han aca­ba­do los cho­co­la­tes con churros.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *