ETA des­de den­tro …- Borro­ka Garaia

capture212

En Eus­kal Herria la juven­tud vas­ca des­de tiem­pos inme­mo­ria­bles vive en el paraí­so y sin nin­gún pro­ble­ma. Esto ha con­se­gui­do que fun­da­men­tal­men­te sea una juven­tud anal­fa­be­ta y que no entien­da nada de polí­ti­ca ni de his­to­ria.

Al no exis­tir nin­gún pro­ble­ma ni preo­cu­pa­ción, fru­to del abu­rri­mien­to, un día se deci­dió crear una orga­ni­za­ción lla­ma­da ETA aun­que en reali­dad des­co­no­cían para qué la esta­ban for­man­do. De esta mane­ra, nue­vos jóve­nes y no tan jóve­nes, abu­rri­dos y sin ideas, lle­na­ron sus filas.

Tras muchas reunio­nes y dado que no sur­gía nada debi­do al anal­fa­be­tis­mo polí­ti­co que siem­pre ha aso­la­do a la juven­tud vas­ca y uni­do a que en Eus­kal Herria nun­ca había pasa­do tam­po­co nada de mayor rese­ña y rele­van­cia, se deci­dió empe­zar a odiar. Para ello se bus­có un enemi­go fic­ti­cio e ima­gi­na­rio. Una vez crea­do el enemi­go inexis­ten­te se deci­dió hipo­te­car la vida y dejar­lo todo en el camino para nada en con­cre­to.

Por supues­to, dada esta situa­ción des­de el esta­do espa­ñol, un esta­do don­de sus fuer­zas poli­cia­les, mili­ta­res y la cas­ta eco­nó­mi­ca y polí­ti­ca están lle­nas de eru­di­tos, huma­nis­tas y libre pen­sa­do­res se inten­tó solu­cio­nar este pro­ble­ma vas­co que había sur­gi­do por gene­ra­ción espon­ta­nea.

La poli­cía y la guar­dia civil enton­ces se encar­ga­ría de repar­tir libros entre la juven­tud vas­ca y des­de ins­tan­cias guber­na­men­ta­les se ins­ta­ba a la socie­dad a via­jar ya que sabia­men­te habían lle­ga­do a la con­clu­sión de que la enfer­me­dad men­tal de ser aber­tza­le se cura via­jan­do.

Al pare­cer no debió dar resul­ta­do tan nobles obje­ti­vos y se optó por lle­var a lo que algu­nos mali­cio­sa­men­te lla­man cár­cel pero son cen­tros de rela­ja­ción y deba­te a los insu­rrec­tos de un enemi­go ima­gi­na­rio. En ese entorno aca­dé­mi­co por fin se podría recon­du­cir lo que no era más que un pro­ble­ma de orden públi­co.

Así es, por fin he vis­to el pro­gra­ma que ama­ble­men­te la cade­na Sex­ta y no menos ama­ble­men­te su con­duc­tor Jor­di Évo­le han ofre­ci­do des­pren­di­da­men­te a su audien­cia. En ese pro­gra­ma me he ente­ra­do que sí, se tor­tu­ra a veces, ¿pero qué se espe­ra­ba la gen­te, cómo se iba a sacar infor­ma­ción sino? Y ade­más que tam­bién lo hacen otros paí­ses cla­ro está. Lo que no me ha que­da­do cla­ro aún es por­que exis­tía la tor­tu­ra antes de que exis­tie­ra ETA y por qué la mayo­ría de vas­cos tor­tu­ra­dos no han for­ma­do par­te de esa orga­ni­za­ción. Supon­go que ya harán otro pro­gra­ma para expli­car­lo. Aun­que qui­zás no. Tam­po­co me ha que­da­do muy cla­ro a qué vie­nen enton­ces todas esas leyes que meten en la cár­cel a cual­quie­ra que expli­que los plan­tea­mien­tos de ETA si en reali­dad no exis­ten, y si exis­tie­ran nadie sabría expli­car­los como nos dicen. Que raro. Los perio­dis­tas espa­ño­les no aca­ban de des­en­tra­ñar el mis­te­rio, aun­que en este caso sea un cata­lán espa­ño­li­za­do el perio­dis­ta incrus­ta­do.

ETA des­de den­tro, así reza­ban los anun­cios y el títu­lo, pero no se por qué me da que esta his­to­ria ya la he oído antes a los que repar­ten cul­tu­ra y libros a la socie­dad vas­ca y nos dicen que via­je­mos para cono­cer mun­do. Qui­zás se les olvi­dó poner el final. ETA des­de den­tro.. de un cuar­tel o de una sede del PSOE.

Cuan­do no se quie­re solu­cio­nar un con­flic­to polí­ti­co la mejor mane­ra es negar­lo cual aves­truz que escon­de su cabe­za en el hoyo. Y si se gana mucha pas­ta con ello mejor que mejor. ¿Cuán­to cues­ta timar a la gen­te?. En este caso lo sabe­mos. La suma exac­ta de los bene­fi­cios eco­nó­mi­cos de un pro­gra­ma y un libro fru­to de una per­so­na como míni­mo que­bra­da por la cár­cel y un par­ti­do sin escrú­pu­los como el PSOE. Jus­to el mis­mo par­ti­do que dise­ñó la dis­per­sión car­ce­la­ria y el chan­ta­je a pre­sos, jus­to el mis­mo que en su plan ZEN escri­bía que “Bas­ta que la infor­ma­ción fal­sa sea creí­ble para explo­tar­la”. Y en este con­flic­to lo que si es segu­ro es que nada es por casua­li­dad.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *