¿Ocu­par terre­nos y fábri­cas en Eus­kal Herria? Pues cla­ro que sí- Borro­ka Garaia

Hace tres meses escri­bí un tex­to titu­la­do ¿Qué pasa­ría si …? en el que entre otras cosas se podía leer esto;

… A par­te de las gaz­te asan­bla­das y la ocu­pa­ción para levan­tar gaz­tetxes, los sin­di­ca­tos y para­dos crea­rían simi­la­res asam­bleas para ocu­par fábri­cas o terre­nos e ini­ciar pro­ce­sos de auto-orga­ni­za­ción labo­ral en el camino hacia un dife­ren­te mode­lo económico.

Algu­nas res­pues­tas de comen­ta­ris­tas al post fue­ron del tipo. “Fal­tan un par de días para el 28 de diciembre”…

Pues bien, esta­mos a 7 de Mar­zo y ayer se ocu­pó una fábri­ca en Ara­ba, gra­cias a la labor del movi­mien­to juve­nil de Aia­ral­dea den­tro de la diná­mi­ca de lucha “Aia­ral­dean lan egin, bizi eta ika­si”. LIP­me­sa de Lau­dio (cerra­da en el 2013 con 140 tra­ba­ja­do­res man­da­dos a la calle).

Antes de ocu­par­la se denun­ció la explo­ta­ción de la cla­se tra­ba­ja­do­ra vas­ca fren­te a Tuba­cex de Lau­dio y de segui­do se fue a ocu­par el edi­fi­cio. Cla­ro que la ban­da arma­da del batzo­ki, el capi­tal y la injus­ti­cia no se iba a que­dar quie­ta. 7 fur­go­ne­tas anti­dis­tur­bios y más vehícu­los de la ertzain­tza no qui­sie­ron per­der­se la opor­tu­ni­dad de vol­ver a dar ver­güen­za aje­na. Iden­ti­fi­can­do a la gen­te y des­alo­jan­do la fábrica.

Sin embar­go la juven­tud de Ara­ba está empe­zan­do a per­der la pacien­cia y de los escom­bros de LIP­me­sa tie­nen inten­ción de crear una fábri­ca de sue­ños y de futu­ro auto-orga­ni­za­do. Y en ese camino van a seguir pelean­do has­ta con­se­guir­lo. Ya se sabe aque­llo de un des­alo­jo otra ocupación.

La mul­ti­pli­ca­ción de espa­cios libe­ra­dos, la acción direc­ta, la auto-orga­ni­za­ción y la con­fron­ta­ción con­tra el capi­tal que trae con­si­go es un camino que mere­ce una nue­va vuel­ta de tuer­ca, un refuer­zo orga­ni­za­ti­vo, una mayor coor­di­na­ción y en defi­ni­ti­va un impul­so y apo­yo de todos los sec­to­res que apues­tan por el cam­bio social en Eus­kal Herria. La rabia reac­cio­na­ria, la vio­len­cia reac­cio­na­ria y los medios que des­plie­gan para ata­jar pro­ce­sos de eman­ci­pa­ción social solo indi­can don­de hay que inci­dir más. Don­de más les due­le es don­de la socie­dad podrá sacar más beneficio.

Pue­de que los prin­ci­pios sean difí­ci­les y el camino cuen­te con zar­zas pero por ejem­plo ahí tene­mos la expe­rien­cia del movi­mien­to de ocu­pa­ción y Gaz­tetxes que tras mucho tra­ba­jo detrás están muy legi­ti­ma­dos social­men­te y exten­di­dos en cien­tos de pue­blos vas­cos rea­li­zan­do una labor enco­mia­ble e impor­tan­tí­si­ma. El paso que han dado en Lau­dio, paso que se pue­de repe­tir en muchos otros luga­res es algo fan­tás­ti­co con una poten­cia­li­dad de increí­ble tras­cen­den­cia para Eus­kal Herria y su cla­se tra­ba­ja­do­ra si el movi­mien­to popu­lar, el sin­di­ca­lis­mo, y los y las tra­ba­ja­do­ras, para­das, jóve­nes se unen ‚se vuel­can, par­ti­ci­pan y lo apo­yan. Lo cier­to es que esta bata­lla va a ser lar­ga pero augu­ro vic­to­ria si se dan unos reque­ri­mien­tos que ade­más los tene­mos al alcan­ce de la mano aun­que muchos no lo crean y otros nos inten­ten hacer desistir.

B_c4VjFWYAAyI8U

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *