[Video] 4F: Día de la Dig­ni­dad Nacio­nal en Vene­zue­la

Cara­cas, febre­ro 4 – Tal día como hoy, hace 23 años, un gru­po de mili­ta­res, diri­gi­dos por el tenien­te coro­nel del Ejér­ci­to Hugo Chá­vez Frías, líder del Movi­mien­to Boli­va­riano Revo­lu­cio­na­rio 200, des­ple­gó la la Ope­ra­ción Eze­quiel Zamo­ra, con el fin de res­ca­tar la dig­ni­dad del país fren­te a las medi­das empo­bre­ce­do­ras apli­ca­das bajo la pre­si­den­cia de Car­los Andrés Pérez.

Jun­to a Hugo Chá­vez, otros mili­ta­res con­du­je­ron el movi­mien­to de aquel 4 de febre­ro de 1992: el tenien­te coro­nel Fran­cis­co Arias Cár­de­nas en el esta­do Zulia; el tenien­te coro­nel Yoel Acos­ta Chi­ri­nos; encar­ga­do de la Base Aérea Gene­ra­lí­si­mo Fran­cis­co de Miran­da, en la Car­lo­ta; Jesús Ortiz Con­tre­ras al fren­te del Bata­llón de Caza­do­res “Gena­ro Vás­quez”, y el tenien­te coro­nel Jesús Urda­ne­ta Her­nán­dez. Las ope­ra­cio­nes fue­ron coman­da­das des­de el Museo His­tó­ri­co Mili­tar en Cara­cas, con el pro­pó­si­to de tomar el Pala­cio de Mira­flo­res. En Mara­cai­bo, Mara­cay y Valen­cia se logra­ron avan­ces sig­ni­fi­ca­ti­vos, y se pro­du­jo un Impor­tan­te des­plie­gue en Ara­gua del Bata­llón de Para­cai­dis­tas “José Leo­nar­do Chi­rino”.

Duran­te varias horas se pro­lon­ga­ron las accio­nes en Cara­cas, Ara­gua y Mara­cai­bo pero, al no cum­plir­se a caba­li­dad los obje­ti­vos, no hubo otra opción que dete­ner la misión y, al final de la maña­na, el tenien­te coro­nel Chá­vez Frías asu­mió su res­pon­sa­bi­li­dad. El país fue enton­ces tes­ti­go de un men­sa­je que impac­tó el ima­gi­na­rio colec­ti­vo como un reto para el futu­ro, dán­do­le cara y pala­bras al sen­tir de un pue­blo insa­tis­fe­cho con la direc­ción que lle­va­ba el país, inmer­so en la corrup­ción, la entre­ga a las trans­na­cio­na­les petro­le­ras, una deu­da exter­na con­traí­da ile­gal­men­te, la pér­di­da de sobe­ra­nía nacio­nal y la deca­den­cia moral de sus repre­sen­tan­tes.

Fir­me en su pala­bra y sus accio­nes, el Coman­dan­te Eterno, Hugo Chá­vez fue siem­pre cohe­ren­te con las ideas que impul­sa­ron la insu­rrec­ción que lide­ró. El movi­mien­to del 4 de febre­ro de 1992 no cum­plió sus obje­ti­vos pero, aquel día, el paso de una Vene­zue­la lle­na de des­es­pe­ran­za a una con pre­sen­te y futu­ro ven­tu­ro­so se ini­ció, pues día rena­cie­ron la rebel­día y el amor por la patria, y se des­en­ca­de­nó el ciclo his­tó­ri­co revo­lu­cio­na­rio que actual­men­te vive Vene­zue­la: la lucha del 4‑F con­ti­núa y se reafir­ma cada día más.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *