El mensaje de Fidel y por qué me divierten los medios- Iroel Sanchez

Fidel envió este lunes una car­ta a sus “com­pa­ñe­ros de la Fede­ra­ción Estu­dian­til Uni­ver­si­ta­ria” en que hace un reco­rri­do his­tó­ri­co por diver­sos temas, reite­ra la invia­bi­li­dad de las solu­cio­nes capi­ta­lis­tas para los pro­ble­mas del mun­do, expli­ca cómo era el alcan­ce de la edu­ca­ción supe­rior en la Cuba pre­rre­vo­lu­cio­na­ria y, a par­tir de recor­dar la vic­to­ria cuba­na con­tra la Sudá­fri­ca del Apart­heid en Ango­la, apo­ya­da por EE.UU . e Israel con armas nuclea­res, recuer­da:

“!Las tro­pas inter­na­cio­na­lis­tas cuba­nas se reti­ra­ron con honor de Áfri­ca. Sobre­vino enton­ces el Perio­do Espe­cial en tiem­po de paz, que ha dura­do ya más de 20 años sin levan­tar ban­de­ra blan­ca, algo que no hici­mos ni hare­mos jamás.”

Se dedu­ce cola­te­ral­men­te que no está gra­ve­men­te enfer­mo como supu­sie­ron algu­nos sema­nas atrás:

“…cuan­do me invi­ta­ron uste­des a par­ti­ci­par en el lan­za­mien­to de la jor­na­da por el 70 aniver­sa­rio de mi ingre­so a la Uni­ver­si­dad, lo que supe sor­pre­si­va­men­te, y en días muy ata­rea­dos por diver­sos temas en los que tal vez pue­da ser toda­vía rela­ti­va­men­te útil, deci­dí des­can­sar dedi­cán­do­le algu­nas horas al recuer­do de aque­llos años”.

A los estu­dian­tes uni­ver­si­ta­rios les habla de su rela­ción des­de joven con el pen­sa­mien­to de Marx y de Lenin y les des­de dice, lue­go de alu­dir al millo­na­rio esta­dou­ni­den­se más exi­to­so y su tesis de que “el sis­te­ma de pro­duc­ción y dis­tri­bu­ción pri­vi­le­gia­da de las rique­zas con­ver­ti­ría de gene­ra­ción en gene­ra­ción a los pobres en ricos”:

“Obser­ven bien las reali­da­des de este cono­ci­do, glo­ba­li­za­do y muy mal repar­ti­do pla­ne­ta Tie­rra, don­de se cono­ce cada recur­so vital depo­si­ta­do en vir­tud de fac­to­res his­tó­ri­cos: algu­nos con mucho menos de los que nece­si­tan; otros, con tan­tos que no hallan qué hacer con ellos. En medio aho­ra de gran­des ame­na­zas y peli­gros de gue­rras rei­na el caos en la dis­tri­bu­ción de los recur­sos finan­cie­ros y en el repar­to de la pro­duc­ción social. La pobla­ción del mun­do ha cre­ci­do, entre los años 1800 y 2015, de mil millo­nes a sie­te mil millo­nes de habi­tan­tes. ¿Podrán resol­ver­se de esta for­ma el incre­men­to de la pobla­ción en los pró­xi­mos 100 años y las nece­si­da­des de ali­men­to, salud, agua y vivien­da que ten­drá la pobla­ción mun­dial cual­quie­ra que fue­sen los avan­ces de la cien­cia?”

Fidel, hace un apar­te y pasa a expli­car enton­ces a los “ami­gos de Cuba”, que “cono­cen la con­duc­ta ejem­plar de nues­tro pue­blo”, lo que lla­ma “mi posi­ción esen­cial en bre­ves pala­bras”:

“No con­fío en la polí­ti­ca de Esta­dos Uni­dos ni he inter­cam­bia­do una pala­bra con ellos, sin que esto sig­ni­fi­que, ni mucho menos, un recha­zo a una solu­ción pací­fi­ca de los con­flic­tos o peli­gros de gue­rra. Defen­der la paz es un deber de todos. Cual­quier solu­ción pací­fi­ca y nego­cia­da a los pro­ble­mas entre Esta­dos Uni­dos y los pue­blos o cual­quier pue­blo de Amé­ri­ca Lati­na, que no impli­que la fuer­za o el empleo de la fuer­za, debe­rá ser tra­ta­da de acuer­do a los prin­ci­pios y nor­mas inter­na­cio­na­les. Defen­de­re­mos siem­pre la coope­ra­ción y la amis­tad con todos los pue­blos del mun­do y entre ellos los de nues­tros adver­sa­rios polí­ti­cos. Es lo que esta­mos recla­man­do para todos.

“El Pre­si­den­te de Cuba ha dado los pasos per­ti­nen­tes de acuer­do a sus pre­rro­ga­ti­vas y las facul­ta­des que le con­ce­den la Asam­blea Nacio­nal y el Par­ti­do Comu­nis­ta de Cuba.

“Los gra­ves peli­gros que ame­na­zan hoy a la huma­ni­dad ten­drían que ceder paso a nor­mas que fue­sen com­pa­ti­bles con la dig­ni­dad huma­na. De tales dere­chos no está exclui­do nin­gún país.

“Con este espí­ri­tu he lucha­do y con­ti­nua­ré luchan­do has­ta el últi­mo alien­to.”

Al diri­gir­se a los “ami­gos de Cuba” ‑some­ti­dos al cons­tan­te bom­bar­deo de men­ti­ras y mani­pu­la­cio­nes- el Coman­dan­te en Jefe demues­tra estar al tan­to de preo­cu­pa­cio­nes y dudas que des­de posi­cio­nes hones­tas pue­dan haber­se expre­sa­do res­pec­to a este tema por per­so­nas soli­da­rias con la Revo­lu­ción.

Todo lo ante­rior prue­ba que esta car­ta no es una “fe de vida” como lo ha inter­pre­ta­do la medio­cri­dad mediá­ti­ca, sino la demos­tra­ción de que el líder de la Revo­lu­ción está infor­ma­do y acti­vo en la lucha ideo­ló­gi­ca en Cuba y el mun­do, sin aban­do­nar ni la fir­me­za ni la luci­dez que siem­pre le han acom­pa­ña­do.

A la vez que se pro­nun­cia sobre temas de la mayor tras­cen­den­cia, Fidel demues­tra la impor­tan­cia que con­ce­de a los enési­mos rumo­res sobre su salud: nin­gu­na. Pero divier­te ver cómo los gran­des medios de comu­ni­ca­ción, quie­nes obvia­men­te no son com­pa­ñe­ros de Fidel ni “ami­gos de Cuba”, por lo que el men­sa­je no es para ellos, se apre­su­ran en masa ‑silen­cian­do toda la argu­men­ta­ción his­tó­ri­ca- a tra­du­cir y sim­pli­fi­car las pala­bras de quien hace pocos días daban por muer­to.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Leave a comment

Iruzkina idatzi / Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: