Cuba: 25 años des­pués, iPre­sen­te!- Noel Man­za­na­res Blanco

Me dis­pon­go a escri­bir estos apun­tes a gran­des pasos, apro­ve­chan­do que este Ani­ver­sa­rio de la Gran Revo­lu­ción Socia­lis­ta de Octu­bre (1917÷7 de Noviembre/​2014 —25 de Octu­bre, según vie­jo calen­da­rio) ha de con­du­cir­nos a no obviar cuán­to ense­ña su evolución/​involución, un tan­to más al calor del cuar­to de siglo de la caí­da del Muro de Ber­lín (9 de Noviem­bre de 1989), esa suer­te de ale­gría para algu­nas y con­di­cio­nan­te de des­gra­cias para tan­tos otros/​as.

Como con­si­de­ro que lo que expu­se en La Revo­lu­ción de Octu­bre y el camino de los pue­blos en oca­sión de la nove­na déca­da de ese extra­or­di­na­rio acon­te­ci­mien­to con­ser­va su vigen­cia, invi­to a mis lectores/​as intere­sa­dos en mi per­cep­ción en torno a tal suce­so his­tó­ri­co a que con­sul­ten el hiper­víncu­lo que indi­co en este párra­fo y así evi­tar dis­traer su aten­ción en este ins­tan­te acer­ca de lo que pien­so que es lo más intere­san­te, según el tema que com­par­to en esta oportunidad.

Con este pre­su­pues­to, deseo lla­mar su aten­ción en lo expre­sa­do por Fidel Cas­tro el 26 de Julio de 1989 en Cama­güey, jus­to cuan­do se des­truía la Unión Sovié­ti­ca y los días de la caí­da del Muro de Ber­lín esta­ban con­ta­dos, a saber:

“Los pro­ble­mas de la Unión Sovié­ti­ca es algo que preo­cu­pa extra­or­di­na­ria­men­te a todos los paí­ses del Ter­cer Mun­do, a las anti­guas colo­nias, a aque­llos pue­blos que no quie­ren vol­ver a ser colo­ni­za­dos, por­que en la URSS estu­vo su fun­da­men­tal y más fir­me aliado.

“Al ver esos pro­ble­mas, los círcu­los impe­ria­lis­tas sue­ñan con un impe­rio de 1 000 años, como en su tiem­po soñó Adol­fo Hitler con rela­ción a su III Reich. Pen­sa­ba que dura­ría 1 000 años y duró, real­men­te, muy poco. Es posi­ble que en los círcu­los más reac­cio­na­rios del impe­ria­lis­mo se estén repi­tien­do esos sue­ños, que estoy segu­ro de que no dura­rán tam­po­co mucho tiempo”.

Casi acto segui­do, pun­tua­li­za el Com­pa­ñe­ro Fidel:

“Tene­mos que ser más rea­lis­tas que nun­ca. Pero tene­mos que hablar, tene­mos que adver­tir al impe­ria­lis­mo que no se haga tan­tas ilu­sio­nes con rela­ción a nues­tra Revo­lu­ción y con rela­ción a la idea de que nues­tra Revo­lu­ción no pudie­ra resis­tir si hay una deba­cle en la comu­ni­dad socia­lis­ta; por­que si maña­na o cual­quier día nos des­per­tá­ra­mos con la noti­cia de que se ha crea­do una gran con­tien­da civil en la URSS, o, inclu­so, que nos des­per­tá­ra­mos con la noti­cia de que la URSS se desin­te­gró, cosa que espe­ra­mos que no ocu­rra jamás, ¡aun en esas cir­cuns­tan­cias Cuba y la Revo­lu­ción Cuba­na segui­rían luchan­do y segui­rían resis­tien­do!” —las negri­tas son mías.

¡Cuán­ta fuer­za en la mira­da del Líder His­tó­ri­co de la Revo­lu­ción Cubana!

No me voy a dete­ner en enu­me­rar­los tan­gi­bles efec­tos desas­tro­sos que tal desin­te­gra­ción tra­jo al mun­do. Ahí está cómo la ale­gría ini­cial se con­vir­tió en llan­tos con ape­nas sus­pi­ro. Pudie­ra reme­mo­rar dos aspec­tos: uno, la inca­pa­ci­dad del FMI y G‑20 para el adiós a la incer­ti­dum­bre —más, ante lasdiez razo­nes para opo­ner­se a esas ins­ti­tu­cio­nes; otro, Una de las tan­tas “bobe­rías” del Capi­ta­lis­mo: 870 millo­nes pade­cen ham­bre, según la FAO —órgano de Nacio­nes Uni­das que cer­ti­fi­ca lo con­tra­rio sobre Cuba.

Sí deseo sig­ni­fi­car lo que obser­vo, tras revi­sar algu­na infor­ma­ción de Ale­ma­nia des­pués de dos déca­das y media de la caí­da del Muro de Berlín.

Por ejem­plo, con­sul­té el repor­te Ale­ma­nia y la pobre­za urba­na y des­de el ini­cio de su lec­tu­ra hallé que deja las cuen­tas cla­ras: “Muchos ale­ma­nes pien­san que el oes­te del país es rico y el este pobre. Pero la dife­ren­cia entre ciu­dad y cam­po podría ser más gra­ve”, indi­ca un estu­dio recien­te lide­ra­do por Michael Hüther, direc­tor del Ins­ti­tu­to de Eco­no­mía Ale­ma­na (IW), en Colo­nia, quien ade­más sostiene:

“La lucha con­tra la pobre­za debe comen­zar en la ciu­dad”. “Si la polí­ti­ca regio­nal no se enfo­ca en las gran­des ciu­da­des, vamos a tener un pro­ble­ma”. “Des­em­plea­dos, sol­te­ros cabe­zas de fami­lia, fami­lias de ori­gen inmi­gran­te, don­de el ingre­so es tra­di­cio­nal­men­te menor”, cons­ti­tu­ye mues­tra de que en las ciu­da­des los gru­pos de ries­go están pre­sen­tes de for­ma sobreproporcionada.

(Debo adver­tir­le que inda­gué y no encon­tré nin­gún ele­men­to que me indi­ca­ra que Michael Hüther osten­ta una mili­tan­cia comu­nis­ta o algo parecido).

El repor­te de marras asi­mis­mo mani­fies­ta que el lla­ma­do “Pac­to de soli­da­ri­dad” —según este, las regio­nes del oes­te deben apo­yar eco­nó­mi­ca­men­te al este, y que le garan­ti­za a los esta­dos fede­ra­dos orien­ta­les miles de millo­nes de euros has­ta el año 2019— debe­ría ser reorien­ta­do, toda­vía más al tener en cuen­ta que 14% de la pobla­ción rural se con­si­de­ra “pobre res­pec­to a su poder adqui­si­ti­vo”; mien­tras que en las ciu­da­des se tra­ta de 22% de la población.

Y lo que aca­bo de citar, ¡suce­de en la deno­mi­na­da loco­mo­to­ra de Euro­pa! Ima­gino que así se com­pren­da mejor el por­qué acre­di­to que la Revo­lu­ción de Octu­bre cons­ti­tu­ye un moti­vo de aná­li­sis y que la caí­da del Muro de Ber­lín fue/​es una lec­ción para desposeídos/​as de la Tierra.

Enton­ces, me ani­mo a sub­ra­yar­le a mis lectores/​as que a la sazón del pro­ce­so de des­truc­ción de la Unión Sovié­ti­ca y alia­dos socia­lis­tas del “Vie­jo Con­ti­nen­te”, no sé cuán­tos medios de pren­sa ni cuán­tos perio­dis­tas de los medios más reco­no­ci­dos a esca­la inter­na­cio­nal sus­ten­ta­ban por aquel tiem­po algo pare­ci­do a la tesis siguien­te: “Si Mos­cú cre­yó en lágri­mas, La Haba­na será la pró­xi­ma víc­ti­ma”. Y, sin embar­go, a pesar de tan­tos pesa­res, Cuba, 25 años des­pués de la tra­ge­dia sucin­ta­men­te des­crip­ta, está ¡Pre­sen­te!

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on Facebook
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.