Inte­li­gen­cia colec­ti­va- Borro­ka Garaia

Inte­li­gen­cia colec­ti­va es un con­cep­to que se usa en cien­cia y tam­bién en polí­ti­ca. Algu­nos dirán que tam­bién exis­ten las cien­cias polí­ti­cas o inclu­so el socia­lis­mo cien­tí­fi­co. Lo cual que­da muy pre­su­mi­do, pero si nos ate­ne­mos al sig­ni­fi­ca­do real de cien­cia, has­ta hoy nadie a tra­vés de patro­nes regu­la­res (inexis­ten­tes en la his­to­ria) y median­te la polí­ti­ca, ha podi­do hacer pre­dic­cio­nes con­cre­tas, cuan­ti­ta­ti­vas y com­pro­ba­bles en todos los casos, más allá de apro­xi­ma­cio­nes. Y es que se podrán cons­truir ecua­cio­nes sobre plus­va­lía y capi­tal pero no se pue­de cons­truir una ecua­ción de la libe­ra­ción, pese a que se pue­dan cono­cer las ten­den­cias his­tó­ri­cas, las con­di­cio­nes favo­ra­bles o des­fa­vo­ra­bles que pue­den gene­rar cier­tos efec­tos y cier­tas probabilidades.

En cual­quier caso, la inte­li­gen­cia es la capa­ci­dad de reco­ger y ela­bo­rar infor­ma­ción a tra­vés del enten­di­mien­to y el razo­na­mien­to median­te el pen­sa­mien­to para resol­ver pro­ble­mas. Un colec­ti­vo es un gru­po de per­so­nas con cier­ta afi­ni­dad o rela­ción entre sí. Por tan­to, la inte­li­gen­cia colec­ti­va en tér­mi­nos polí­ti­cos o socia­les sería una inte­li­gen­cia que sur­ge median­te el apo­yo mutuo y la cola­bo­ra­ción de todas las per­so­nas que com­po­nen un gru­po. El méto­do orga­ni­za­ti­vo sería una de las herra­mien­tas median­te la cual se pue­de engra­sar esa inte­li­gen­cia colec­ti­va o por el con­tra­rio limitarla.

Se podría pen­sar que lo opues­to de la inte­li­gen­cia colec­ti­va es la inte­li­gen­cia indi­vi­dual. Sin embar­go no es correc­to, pues la inte­li­gen­cia indi­vi­dual es un requi­si­to impres­cin­di­ble. La vive­za e inte­li­gen­cia de un colec­ti­vo esta­rá en fun­ción de la vive­za e inte­li­gen­cia indi­vi­dual de todos sus com­po­nen­tes y de meca­nis­mos ade­cua­dos de sim­bio­sis entre ellos.

¿Enton­ces qué es lo con­tra­rio de inte­li­gen­cia colec­ti­va?. Se podría afir­mar que es la estu­pi­dez colec­ti­va, pero en reali­dad tie­ne otro nom­bre más con­ci­so: Pen­sa­mien­to de gru­po. Un tér­mino acu­ña­do hace unas déca­das por el psi­có­lo­go Irving Janis para des­cri­bir el pro­ce­so por el cual un gru­po a la hora de usar la inte­li­gen­cia para resol­ver pro­ble­mas toma deci­sio­nes malas o irracionales.

La defi­ni­ción ori­gi­nal de Janis del tér­mino Pen­sa­mien­to de gru­po era: «Un modo de pen­sa­mien­to que las per­so­nas adop­tan cuan­do están pro­fun­da­men­te invo­lu­cra­das en un gru­po cohe­si­vo, cuan­do los esfuer­zos de los miem­bros por una­ni­mi­dad hacen caso omi­so de su moti­va­ción para valo­rar realís­ti­ca­men­te cur­sos de acción alternativos».

Janis citó un núme­ro de con­di­cio­nes ante­ce­den­tes que podrían alen­tar el pen­sa­mien­to de gru­po. Estas incluyen:

  • Ais­la­mien­to del grupo
  • Alta cohe­sión del grupo
  • Ins­truc­cio­nes pro­ve­nien­tes de un lide­raz­go fuerte
  • Fal­ta de nor­mas que requi­rie­ran pro­ce­di­mien­tos metódicos
  • Homo­ge­nei­dad en las ideo­lo­gías y tras­fon­do social de los miembros
  • Alto estrés pro­ve­nien­te de fuer­zas exter­nas con pocas espe­ran­zas de una mejor solu­ción que la ofre­ci­da por el líder o líderes.

Janis lis­tó ocho sín­to­mas que él decía eran indi­ca­ti­vos de pen­sa­mien­to de grupo:

  1. Ilu­sión de invulnerabilidad
  2. Creen­cia incues­tio­na­ble en la mora­li­dad inhe­ren­te al grupo
  3. Racio­na­li­za­ción colec­ti­va de las deci­sio­nes del grupo
  4. Este­reo­ti­po com­par­ti­do de miem­bros de fue­ra del gru­po, espe­cial­men­te de oponentes
  5. Auto­cen­su­ra; miem­bros que evi­tan hacer críticas
  6. Ilu­sión de unanimidad
  7. Pre­sión direc­ta a quie­nes se opon­gan a conformarse
  8. Miem­bros que pro­te­gen al gru­po de infor­ma­ción negativa

Final­men­te, los sie­te sín­to­mas de deci­sión afec­ta­dos por el pen­sa­mien­to de gru­po son:

  1. Estu­dio incom­ple­to de las alternativas
  2. Estu­dio incom­ple­to de los objetivos
  3. Fra­ca­so en el examen de los ries­gos de la opción preferida
  4. Fallo al reva­lo­rar alter­na­ti­vas ini­cial­men­te rechazadas
  5. Bús­que­da de infor­ma­ción pobre
  6. Pro­ce­sa­mien­to sub­je­ti­vo y ten­den­cio­so de la información
  7. Malo­gro en la rea­li­za­ción de pla­nes de contingencia

El mode­lo de pen­sa­mien­to de gru­po se pue­de ver en este gráfico:

pensamiento-grupoHaz click en el grá­fi­co para ampliarlo 

El pen­sa­mien­to de gru­po que en reali­dad es una explo­ta­ción nega­ti­va de la ten­den­cia al gre­ga­ris­mo y un uso per­ver­ti­do o inexis­ten­te del méto­do de crí­ti­ca y auto-crí­ti­ca ha sido his­tó­ri­ca­men­te una de las bases de todo retro­ce­so o derro­ta de la izquier­da, de pro­ce­sos de libe­ra­ción nacio­nal y social o revolucionarios.

Que se abra paso la inte­li­gen­cia colec­ti­va no solo es un reme­dio efi­caz con­tra el pen­sa­mien­to de gru­po sino que es la mane­ra más efec­ti­va de avan­ces en pro­ce­sos de libe­ra­ción. La inte­li­gen­cia colec­ti­va se ali­men­ta tan­to del acuer­do como del des­acuer­do, del pen­sa­mien­to crí­ti­co, de esque­mas dife­ren­cia­dos que pro­mue­van crea­ti­vi­dad, de rela­cio­nes simé­tri­cas en el colec­ti­vo, de la esti­mu­la­ción a pro­ce­sar crí­ti­ca­men­te en lugar de solo reci­bir infor­ma­ción, del con­sen­so, de la opo­si­ción y de la coope­ra­ción entre todos estos factores.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *