[Video] Insu­mi­sión gale­ga a la repre­sión española


La mili­tan­te inde­pen­den­tis­ta gale­ga Maria Osó­rio fue con­de­na­da en 2013 por un tri­bu­nal de excep­ción, la Audien­cia Nacio­nal espa­ño­la, a 7 años y 9 meses de pri­sión por per­te­nen­cia a ban­da arma y fal­si­fi­ca­ción de docu­men­tos. En el jui­cio no fue acu­sa­da de daños a per­so­nas ni a bie­nes mate­ria­les y se vio­ló sis­te­má­ti­ca­men­te su dere­cho a la defen­sa, así como el de los otros impu­tados –Antom San­tos, Eduar­do Vigo y Rober­to Fialhe­ga Teto – .

Maria Osó­rio, que se encon­tra­ba en liber­tad con­di­cio­nal des­de febre­ro del año pasa­do des­pués de un año y tres meses de pri­sión pre­ven­ti­va en régi­men espe­cial, aho­ra se enfren­ta a la sen­ten­cia fir­me por la cual el Esta­do espa­ñol pre­ten­de ence­rrar­la de nue­vo en sus cár­ce­les para cum­plir más de 6 años que le restan.

El pasa­do 12 de mayo, la jus­ti­cia espa­ño­la dic­tó, sin pre­vio avi­so, orden de bus­ca y cap­tu­ra para la mili­tan­te inde­pen­den­tis­ta. Ante esta situa­ción, el Orga­nis­mo Popu­lar Anti-repre­si­vo Cei­var con­vo­có un acto de apo­yo este sába­do 7 de junio. El anun­cio de la par­ti­ci­pa­ción de la mili­tan­te para expli­car su recha­zo a ser dete­ni­da e infor­mar de su situa­ción actual levan­tó una gran expectativa.

La mili­tan­te inde­pen­den­tis­ta gale­ga Maria Osó­rio fue dete­ni­da en diciem­bre de 2011 acu­sa­da de per­te­ne­cer a «Resis­tên­cia Gale­ga», una supues­ta ban­da arma­da. Has­ta febre­ro de 2012 per­ma­ne­ció en pri­sión pre­ven­ti­va en un régi­men espe­cial, some­ti­da a inco­mu­ni­ca­ción y en cár­ce­les ale­ja­das de su territorio.

El sába­do, la capi­tal gale­ga, San­tia­go de Com­pos­te­la, ama­ne­ció toma­da por un fuer­te y des­pro­por­cio­na­do dis­po­si­ti­vo poli­cial, que impi­dió que muchas per­so­nas pudie­ran entrar al acto. Sin embar­go, la inten­ción de cap­tu­rar a Maria se frus­tró pues la com­pa­re­cen­cia se reali­zó a tra­vés de inter­net, median­te videoconferencia.

«No lla­ma­ré a la puer­ta de nin­gu­na pri­sión, me decla­ro insumisa»

Al acto con­vo­ca­do en un cen­tro social de la capi­tal gale­ga, acu­die­ron dece­nas de per­so­nas, entre ellas, fami­lia­res, mili­tan­tes inde­pen­den­tis­tas, gen­te de la cul­tu­ra y movi­mien­tos socia­les, para mos­trar su recha­zo al ingre­so en pri­sión de la mili­tan­te. Des­de hace meses, se ha des­ple­ga­do una cam­pa­ña de soli­da­ri­dad con la con­sig­na «Yo tam­bién soy Maria Osó­rio», apo­ya­da por miles de per­so­nas soli­da­rias que han con­tri­bui­do con el envío masi­vo de fotos al blog http://​eutam​bem​som​ma​riao​so​rio​.word​press​.com/.

Ante una gran expec­ta­ti­va, Maria Osó­rio comen­zó con un cáli­do agra­de­ci­mien­to a las cons­tan­tes mues­tras de apo­yo des­de que fue encar­ce­la­da en 2011: «Si algo impor­tan­te apren­dí, es que la soli­da­ri­dad, el apo­yo mutuo entre las per­so­nas, es lo que nos va a garan­ti­zar ser sol­ven­tes en una lucha que se está ponien­do muy complicada».

Duran­te la inter­ven­ción, la mili­tan­te dejó cla­ra su pos­tu­ra de recha­zo ante una con­de­na injus­ta y total­men­te des­pro­por­cio­na­da: «No lla­ma­ré a la puer­ta de nin­gu­na pri­sión, me decla­ro insu­mi­sa. No ten­go por qué obe­de­cer las leyes de un Esta­do del que sólo conoz­co repre­sión y per­se­cu­ción polí­ti­ca e ideo­ló­gi­ca». En este sen­ti­do, Maria denun­ció que las cau­sas de esta con­de­na no son otras que per­te­ne­cer a «una gene­ra­ción que optó por la lucha para dig­ni­fi­car su existencia».

«Yo tam­bién escon­do a Maria Osó­rio en mi casa»

En la rue­da de pren­sa, Maria anun­ció que mien­tras no se pro­duz­ca su deten­ción, segui­rá luchan­do por su liber­tad y par­ti­ci­pan­do des­de la clan­des­ti­ni­dad en el movi­mien­to independentista.

Ante esta nue­va situa­ción, el Orga­nis­mo Popu­lar Anti-repre­si­vo Cei­var anun­cia que la cam­pa­ña de soli­da­ri­dad se inten­si­fi­ca­rá con un nue­vo lema: «Yo tam­bién escon­do a Maria Oso­rio en mi casa», para seguir apo­yan­do a la mili­tan­te gale­ga en su deci­sión de no entre­gar­se a las fuer­zas repre­si­vas españolas.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on Facebook
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.