Pales­ti­na: A 66 años de al Nak­ba, una ‘catás­tro­fe’ que no tuvo nada de natural

50199

“Resu­men Lati­no­ame­ri­cano /​Pales­ti­na Libre, 15 mayo 2014.-La lim­pie­za étni­ca sio­nis­ta de Pales­ti­na no es una cosa del pasa­do, sino una cam­pa­ña vigen­te que es eje­cu­ta­da por tres bra­zos del Esta­do de Israel: el sis­te­ma edu­ca­ti­vo, una dedi­ca­da buro­cra­cia y las fuer­zas de segu­ri­dad.” Miko Peled (judío pales­tino naci­do en Jeru­sa­lén. Artícu­lo en este blog: La lim­pie­za étni­ca de un pue­blo inventado).

Hace dos años publi­qué el post “Voces e imá­ge­nes sobre al-Nak­ba“, don­de incluí varios videos docu­men­ta­les con narra­ción, tes­ti­mo­nios y aná­li­sis sobre la tra­ge­dia que tras­to­có para siem­pre la his­to­ria de un pue­blo y de una región: la lim­pie­za étni­ca de la pobla­ción nati­va ára­be de Pales­ti­na, y el triun­fo del pro­yec­to de colo­ni­za­ción y ocu­pa­ción sio­nis­ta, mate­ria­li­za­do en la crea­ción del Esta­do de Israel. (Ver tam­bién el post de 2013).

El 15 de mayo de cada año, mien­tras los israe­líes cele­bran eufó­ri­cos su “inde­pen­den­cia”, diez millo­nes de pales­ti­nas y pales­ti­nos repar­ti­dos por el mun­do ‑o vivien­do bajo ocu­pa­ción- reme­mo­ran la vio­len­ta cam­pa­ña eje­cu­ta­da por las mili­cias sio­nis­tas que les des­po­jó de sus hoga­res y sus pro­pie­da­des, sus tie­rras y sus indus­trias, sus oli­vos, naran­jos y limo­ne­ros, sus reba­ños y viñe­dos, sus terra­zas cul­ti­va­das y sus casas de pie­dra, sus ciu­da­des anti­guas y sus puer­tos diná­mi­cos, sus mez­qui­tas e igle­sias, sus pues­tas de sol sobre el Medi­te­rrá­neo, su cul­tu­ra mile­na­ria, sus biblio­te­cas y tea­tros, sus luga­res sagra­dos, sus olo­res, colo­res y sabo­res, sus seres que­ri­dos y su apa­ci­ble vida cotidiana.

Su his­to­ria, su arqui­tec­tu­ra, sus pai­sa­jes, su len­gua y su iden­ti­dad fue­ron borra­dos, nega­dos y sepul­ta­dos para cons­truir sobre ellos la his­to­ria míti­ca y exclu­yen­te del “pue­blo ele­gi­do” y su nue­vo y vibran­te Esta­do. Aca­dé­mi­cos, his­to­ria­do­res, arqueó­lo­gos y rabi­nos se pusie­ron al ser­vi­cio del pro­yec­to sio­nis­ta para con­ver­tir la reli­gión en his­to­ria y jus­ti­fi­ciar su dere­cho exclu­si­vo a la “tie­rra pro­me­ti­da”, des-ara­bi­zán­do­la y judai­zán­do­la a la fuer­za, median­te un des­po­jo y una nega­ción que nun­ca cesaron.

Des­de enton­ces, y a lo lar­go de tres gene­ra­cio­nes (o cua­tro para muchas fami­lias), una gran par­te de los cin­co millo­nes de pales­ti­nas y pales­ti­nos en el exi­lio viven como parias, haci­na­dos en mise­ra­bles cam­pos de refu­gia­dos, sin patria, sin gobierno, sin ciu­da­da­nía, sin tra­ba­jo, sin dere­chos, sin futu­ro a la vis­ta; la inmen­sa mayo­ría, en los paí­ses ára­bes veci­nos, a pocos kiló­me­tros del país natal al que los apro­pia­do­res no les per­mi­ten regre­sar (o ir a cono­cer en el caso de las jóve­nes gene­ra­cio­nes naci­das en el exi­lio) ni siquie­ra de visi­ta, sim­ple­men­te por­que el Esta­do judío les con­si­de­ra una “ame­na­za demográfica”.

Imá­ge­nes de sobre­vi­vien­tes de al Nak­ba en el cam­po de refugiados/​as de Jaba­li­ya, Gaza (Reuters).

Y cada año recor­da­mos tam­bién la hipo­cre­sía, la com­pli­ci­dad y la cobar­día de la comu­ni­dad inter­na­cio­nal ‑en espe­cial la Euro­pa colo­nia­lis­ta y EEUU- que per­mi­tie­ron la cam­pa­ña sio­nis­ta de lim­pie­za étni­ca y acep­ta­ron a sus per­pe­tra­do­res en el seno de la ONU sin pedir­les cuen­tas ni exi­gir­les abso­lu­ta­men­te nin­gún tipo de repa­ra­ción o rectificación.

Sím­bo­lo de al Nakba

Has­ta el día de hoy Israel con­ti­núa sin cum­plir una sola de las muchas reso­lu­cio­nes con las que la ONU inten­tó tibia y vana­men­te repa­rar el error y la injus­ti­cia come­ti­das con­tra el pue­blo pales­tino (des­pués de haber per­mi­ti­do que Israel cre­cie­ra como el matón del barrio que ate­rro­ri­za a sus veci­nos y al que nadie se atre­ve a poner­le lími­tes). Las fami­lias pales­ti­nas siguen frag­men­ta­das y dis­per­sas, sus tie­rras siguen sien­do roba­das día tras día, las ancia­nas y ancia­nos siguen guar­dan­do y pasán­do­le a la siguien­te gene­ra­ción las lla­ves de las casas que ya no verán antes de morir, por­que fue­ron des­trui­das o apro­pia­das por fami­lias judías que lle­ga­ron a ocu­par­las des­de todas par­tes del mundo.

Ver aquí una exten­sa gale­ría de fotos de al-Nak­ba en el sitio de BADIL, la ONG pales­ti­na dedi­ca­da a los dere­chos de las y los refugiados

Por otro lado, his­to­ria­do­res, soció­lo­gas, geó­gra­fos, cineas­tas, comu­ni­ca­do­res, fotó­gra­fas, artis­tas visua­les han tra­ba­ja­do para con­tra­rres­tar la nega­ción y ocul­ta­mien­to de la Nak­ba, recu­pe­rar la his­to­ria de Pales­ti­na antes de 1948 y dar a cono­cer lo que fue real­men­te una ope­ra­ción masi­va de lim­pie­za étni­ca (y no la “gue­rra de inde­pen­den­cia” según la narra­ti­va israelí).

Entre los muchos mate­ria­les dis­po­ni­bles para pro­fun­di­zar el cono­ci­mien­to de al-Nak­ba, reco­mien­do espe­cial­men­te el libro impres­cin­di­ble del his­to­ria­dor israe­lí Ilan Pap­pé La lim­pie­za étni­ca de Pales­ti­na (2006) y los tra­ba­jos de los his­to­ria­do­res pales­ti­nos Nur Masha­la, Adul­wahab al Kay­ya­li, Sal­man Abu Sit­ta, Walid Kha­li­di. De este últi­mo, reco­mien­do (inclu­so para quie­nes no leen inglés) el libro “Befo­re Their Dias­po­ra“, des­cri­to como “un via­je visual a la Pales­ti­na ante­rior a 1948. Cada aspec­to impor­tan­te de la socie­dad pales­ti­na vuel­ve a la vida en las casi 500 foto­gra­fías, cui­da­do­sa­men­te selec­cio­na­das entre las miles que exis­ten en colec­cio­nes pri­va­das y públi­cas dis­per­sas por todo el mun­do.” El Ins­ti­tu­te for Pales­ti­ne Stu­dies (que des­de 1963 docu­men­ta, inves­ti­ga, ana­li­za y publi­ca sobre la his­to­ria y la reali­dad pales­ti­nas) hizo un tra­ba­jo estu­pen­do de digi­ta­li­za­ción y pre­sen­ta­ción didác­ti­ca del libro de Khalidi.

_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​

SOLIDARIDAD EN ARGENTINA:
PALESTINA en la Taber­na Inter­na­cio­na­lis­ta Vas­ca de Bue­nos Aires
Con­vo­can: Resu­men Lati­no­ame­ri­cano y el Encuen­tro Gue­va­ris­ta Internacional

Vier­nes 16 de mayo, 19 horas (en el Cen­tro Cul­tu­ral La Dig­ni­dad, Agui­rre 29, a metros de Av. Corrien­tes y Angel Gallardo)

A 66 años del Naq­ba (la catás­tro­fe pales­ti­na pro­du­ci­da por los sio­nis­tas) y en total soli­da­ri­dad con la huel­ga de ham­bre que vie­nen rea­li­zan­do los pri­sio­ne­ros palestinos.

Habla­rá:

TILDA RABI, pre­si­den­ta de la Fede­ra­ción de Enti­da­des Argentino-Palestinas.

Pro­yec­ta­re­mos el documental
“NAQBA”

_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​

Pales­ti­na

Mani­fes­ta­cio­nes en con­me­mo­ra­ción de la Nakba

Esta sema­na, ciu­da­da­nos pales­ti­nos mar­cha­ron a a la aldea des­trui­da Lub­ya, don­de tam­bién acti­vis­tas israe­líes con­me­mo­ra­ron la Nak­ba, y miles se han soli­da­ri­za­do con los dete­ni­dos administrativos.

Ciu­da­da­nos pales­ti­nos pasan entre foto­gra­fías de refu­gia­dos pales­ti­nos, duran­te la Mar­cha del Retorno a la aldea de Lub­ya, el pasa­do 6 de mayo de 2014. Lub­ya fue des­trui­da duran­te la Nak­ba, lite­ral­men­te, “catás­tro­fe”, en la que más de 500 aldeas pales­ti­nas fue­ron des­trui­dos antes y duran­te la gue­rra de 1948. (Acti​ves​tills​.org)

Acti­vis­tas de la orga­ni­za­ción Zochrot cuel­gan retra­tos de israe­líes, cada uno con una decla­ra­ción de reco­no­ci­mien­to de la Nak­ba Pales­ti­na, ocu­rri­da en 1948 a manos de la orga­ni­za­ción sio­nis­ta mili­tan­te del Irgun, en el área de la aldea pales­ti­na des­trui­da de Manh­yia, cer­ca de Jaf­fa, el 5 de mayo 2014. Esta acción se lle­vó a cabo en la noche antes del Día de la Inde­pen­den­cia de Israel para con­me­mo­rar la Nak­ba pales­ti­na de 1948. (Acti​ves​tills​.org)

La fami­lia de Bahaa Yaish sos­tie­ne una foto­gra­fía en una car­pa de pro­tes­ta en Nablus, Cis­jor­da­nia, el 3 de mayo de 2014. Yaish es un pales­tino en deten­ción admi­nis­tra­ti­va, que ha pasa­do 10 meses en una pri­sión israe­lí. Más de 100 pre­sos admi­nis­tra­ti­vos pales­ti­nos ini­cia­ron una masi­va huel­ga de ham­bre inde­fi­ni­da el jue­ves 24 de abril de 2014 en las cár­ce­les Ofer, Megid­do y del Negev. La huel­ga se pro­du­jo des­pués de que las auto­ri­da­des israe­líes no cum­plie­ron con la pro­me­sa de limi­tar el uso de la deten­ción admi­nis­tra­ti­va para casos excep­cio­na­les. (Acti​ves​tills​.org)

Los mani­fes­tan­tes duran­te la pro­tes­ta sema­nal con­tra la ocu­pa­ción en la aldea cis­jor­da­na de Kafr Qad­dum, el 2 de mayo de 2014. (Acti​ves​tills​.org)

Un joven pales­tino yace en el sue­lo des­pués de ser balea­do y heri­do por el ejér­ci­to israe­lí duran­te la pro­tes­ta sema­nal con­tra la ocu­pa­ción en la aldea cis­jor­da­na de Nabi Saleh, el 2 de mayo de 2014. (Acti​ves​tills​.org)

Pales­ti­nos sos­tie­nen velas duran­te una pro­tes­ta en soli­da­ri­dad con los pre­sos pales­ti­nos admi­nis­tra­ti­vos en huel­ga de ham­bre, en Nablus, Cis­jor­da­nia, el 3 de mayo de 2014. Más de 100 pre­sos admi­nis­tra­ti­vos pales­ti­nos en cár­ce­les israe­líes ini­cia­ron una masi­va huel­ga de ham­bre el jue­ves 24 de abril 2014. (Acti​ves​tills​.org)

Estu­dian­tes y pro­fe­so­res de la Uni­ver­si­dad Hebrea rea­li­zan una mani­fes­ta­ción en soli­da­ri­dad con los ciu­da­da­nos cris­tia­nos pales­ti­nos de Israel que fue­ron envia­dos recien­te­men­te a “ins­crip­ción volun­ta­ria”, alen­tán­do­les a alis­tar­se en el ejér­ci­to israe­lí, en Jeru­sa­lén Este, el 7 de mayo de 2014. Aun­que el ser­vi­cio mili­tar segui­rá sien­do volun­ta­ria para los no judío israe­líes, la medi­da es vis­ta como un inten­to de abrir una bre­cha entre los pales­ti­nos cris­tia­nos y ciu­da­da­nos musul­ma­nes de Israel. (Acti​ves​tills​.org)

Fuen­te: Pho­tos of the week: Bet­ween May Day and Nak­ba marches

Fotos: Acti​ves​tills​.org

Tra­duc­ción: Ori­gi­nal en espa­ñol de Pales​ti​na​li​bre​.org

_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​

Miles de pales­ti­nos vuel­ven al pue­blo des­trui­do duran­te la Nakba

Al mis­mo tiem­po, en que muchos israe­líes cele­bra­ron su Día de la Inde­pen­den­cia, más de 10.000 pales­ti­nos se reu­nie­ron en el lugar don­de se encon­tra­ba la aldea pales­ti­na de Lub­ya, una de las más de 500 comu­ni­da­des pales­ti­nas des­trui­das por las mili­cias sio­nis­tas duran­te la Nakba.

Ciu­da­da­nos pales­ti­nos visi­ta­ron los res­tos de la aldea pales­ti­na de Lub­ya, el pasa­do 6 de mayo de 2014.

Al mis­mo tiem­po, en que muchos israe­líes cele­bra­ron su Día de la Inde­pen­den­cia, más de 10.000 pales­ti­nos se reu­nie­ron en el lugar don­de se encon­tra­ba la aldea pales­ti­na de Lub­ya, una de las más de 500 comu­ni­da­des pales­ti­nas des­trui­das por las mili­cias sio­nis­tas duran­te la Nak­ba. Que en ára­be sig­ni­fi­ca “catás­tro­fe”. Nak­ba es el tér­mino dado al des­pla­za­mien­to for­za­do de unos 750.000 refu­gia­dos pales­ti­nos antes, duran­te y des­pués de la crea­ción del esta­do de Israel.

Los pales­ti­nos cele­bran el Día de la Nak­ba el 15 de mayo, pero ciu­da­da­nos pales­ti­nos rea­li­za­ron mani­fes­ta­cio­nes con­me­mo­ra­ti­vas duran­te la cele­bra­ción del Día de la Inde­pen­den­cia de Israel, que sigue al calen­da­rio hebreo y que este año cayó el mar­tes 6 de mayo.

Pales­ti­nos que asis­tie­ron a la mar­cha se que­da­ron atas­ca­dos en el trá­fi­co jun­to con judíos israe­líes que cele­bra­ban su Día de la Independencia.

Inclu­so antes de que muchos de ellos pudie­ran lle­gar al lugar, el trá­fi­co auto­mo­vi­lís­ti­co hizo que muchos mani­fes­tan­tes aban­do­na­ran sus coches y auto­bu­ses, para con­ti­nuar los kiló­me­tros res­tan­tes a pie. En varios pun­tos, una fuer­te pre­sen­cia poli­cial se inter­po­nía entre los judíos israe­líes que rea­li­za­ban bar­ba­coas en las par­tes adya­cen­tes al Par­que Fores­tal Lavi, que el Fon­do Nacio­nal Judío plan­tó sobre los escom­bros de las casas de Lub­ya. Como los espec­ta­do­res judíos aplau­dían y ondea­ban las ban­de­ras de Israel, la poli­cía israe­lí con­fis­có varias ban­de­ras pales­ti­nas de los coches que pasa­ban. A pesar de que mos­trar la ban­de­ra pales­ti­na ya no es ile­gal en Israel, la poli­cía toda­vía las incau­ta bajo el pre­tex­to de se pue­de inci­tar con ellas a una “pro­vo­ca­ción”.

_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​

SOLIDARIDAD
Decla­ra­ción de la Coor­di­na­do­ra Gue­va­ris­ta Inter­na­cio­na­lis­ta – Encuen­tro Gue­va­ris­ta Internacional
sobre la Nakba

El 15 de mayo es una fecha de con­me­mo­ra­ción y sobre todo de lucha para el pue­blo pales­tino y para todos los explo­ta­dos del mundo.

En esa fecha, en 1948, se ini­cia la ope­ra­ción de lim­pie­za étni­ca más cruel cono­ci­da en tiem­pos moder­nos. Este hecho, más cono­ci­do como Al Nak­ba (que en ára­be sig­ni­fi­ca catás­tro­fe), comienza

cuan­do el 78 % de la pobla­ción pales­ti­na fue vio­len­ta­men­te expul­sa­da de sus tie­rras y hoga­res, don­de el sio­nis­mo en el mar­co de los desig­nios impe­ria­lis­tas nor­te­ame­ri­ca­nos e ingle­ses implan­tó su esta­do en 1948. Hoy, más de 5 millo­nes de refu­gia­dos pales­ti­nos aún siguen impe­di­dos de retor­nar a sus pro­pias tierras.

Esto no es una cues­tión del pasa­do, al día de hoy la estra­te­gia sio­nis­ta de lim­pie­za étni­ca y colo­nia­lis­mo toda­vía pre­ten­de borrar total­men­te de Pales­ti­na la resis­ten­cia del pue­blo y sus orga­ni­za­cio­nes de van­guar­dia. Sus actos de bes­tia­li­dad sin freno aumen­tan con el paso del tiem­po y la resis­ten­cia a su pre­sen­cia invasora.

En los últi­mos 14 años, el total de niños pales­ti­nos ase­si­na­dos por el Esta­do de Israel es de 1500 y el de heri­dos alcan­za los 6000. Entre enero, febre­ro y mar­zo de este año, 1104 niños y jóve­nes (todos meno­res de edad) fue­ron dete­ni­dos. Un aumen­to de un 80% en las deten­cio­nes en cuan­to a las cifras de 2013. De los más de 5200 pre­sos polí­ti­cos pales­ti­nos, 1100 han sido dete­ni­dos en el correr del 2014, muchos de ellos sin car­gos ni juicios.

El 85% de la tie­rra pales­ti­na se encuen­tra en manos de Israel y esa cifra con­ti­nua en aumen­to. El gobierno sio­nis­ta auto­ri­za a sus “colo­nos” cons­truir más de 2000 vivien­das men­sua­les en los terri­to­rios ocu­pa­dos, a cos­ta cla­ro de la des­truc­ción de miles y miles de vivien­das de pales­ti­nos que son expul­sa­dos de sus tierras.

Pese a la expre­sa prohi­bi­ción inter­na­cio­nal a Israel sobre la explo­ta­ción de los recur­sos natu­ra­les pales­ti­nos, este hace caso omi­so explo­tan­do tan­to el agua como recur­sos turís­ti­cos, comen­zan­do aho­ra las per­fo­ra­cio­nes en bus­ca de petró­leo y gas natu­ral en los terri­to­rios pales­ti­nos. Las Nacio­nes Uni­das anun­cia­ron que para el 2020, Gaza será total­men­te inhabitable.

El heroi­co pue­blo pales­tino y su resis­ten­cia nos mues­tran el camino de la dig­ni­dad y de la lucha sin cuar­tel con­tra el inva­sor impe­ria­lis­ta. Pales­ti­na resis­te el emba­te con­ti­nuo de uno de los ejér­ci­tos mejor per­tre­cha­dos y entre­na­dos del pla­ne­ta. Resis­te con una dig­ni­dad ejem­plar las atro­ci­da­des que lle­van ade­lan­te las tro­pas sio­nis­tas, espe­cial­men­te diri­gi­das con­tra con­tra muje­res y niños inde­fen­sos, en una estra­te­gia de terror que pre­ten­de que­brar la moral de lucha de un pue­blo, que sin embar­go con­ti­núa mos­trán­do­se indo­ma­ble. Un ejem­plo terri­ble de esto es el de los niños de la ciu­dad de Hares, con­de­na­dos por terro­ris­mo por arro­jar pie­dras a los tan­ques del ejér­ci­to sio­nis­ta inva­sor y que per­ma­ne­cen encar­ce­la­dos en con­di­cio­nes infra­hu­ma­nas y bajo cons­tan­te tortura

Es Israel un encla­ve reac­cio­na­rio en el Medio Orien­te fun­da­men­tal en la estra­te­gia impe­ria­lis­ta para el con­trol de la zona y sus enor­mes recur­sos estratégicos.

Es por eso que el apo­yo inter­na­cio­nal a la cau­sa pales­ti­na no es solo una cues­tión de soli­da­ri­dad con un pue­blo que resis­te heroi­ca­men­te la agre­sión impe­ria­lis­ta, sino que es ade­más un fac­tor cla­ve en la lucha que en todos lados los pue­blos opri­mi­dos dan por su libe­ra­ción del impe­ria­lis­mo y del capital.

Esta soli­da­ri­dad inter­na­cio­nal ya se mani­fies­ta en las mas varia­das for­mas, des­de las cam­pa­ñas por la liber­tad de los pre­sos polí­ti­cos, las cam­pa­ñas de BDS (Boi­cot, Des­in­ver­sión y San­cio­nes), huma­ni­ta­rias y de soli­da­ri­dad, y de denun­cia del Apartheid sio­nis­ta, de denun­cia de los tra­ta­dos eco­nó­mi­cos, cul­tu­ra­les, mili­ta­res y poli­cia­les con el sio­nis­mo, etc. pero enten­de­mos que las mis­mas deben ampliar­se y coor­di­nar­se a una esca­la mucho mayor.

La Coor­di­na­do­ra Gue­va­ris­ta Inter­na­cio­na­lis­ta y orga­ni­za­cio­nes par­ti­ci­pan­tes del Encuen­tro Gue­va­ris­ta Inter­na­cio­nal, reite­ra­mos en esta oca­sión nues­tro com­pro­mi­so con esta cau­sa y nues­tra soli­da­ri­dad mili­tan­te con el pue­blo pales­tino y sus orga­ni­za­cio­nes revolucionarias.

Una vez más toma­mos como nues­tras las con­sig­nas y la estra­te­gia que nues­tros her­ma­nos del Fren­te Popu­lar para la Libe­ra­ción de Pales­ti­na están impulsando.

Aba­jo todos los tra­ta­dos de cola­bo­ra­ción eco­nó­mi­cos, diplo­má­ti­cos, cul­tu­ra­les, mili­ta­res y poli­cia­les, fir­ma­dos por el MERCOSUR y por nues­tros paí­ses en for­ma par­ti­cu­lar con el Esta­do sio­nis­ta de Israel.

Liber­tad a los niños de Hares.

Liber­tad inme­dia­ta a Ahmad Saa­dat secre­ta­rio gene­ral del FPLP y de todos los pre­sos palestinos

Reor­ga­ni­za­ción de la Orga­ni­za­ción para la Libe­ra­ción de Pales­ti­na OLP como sín­te­sis de la uni­dad de acción de la Resistencia.

Denun­cia de los tra­ta­dos inter­na­cio­na­les que posi­bi­li­ta­ron y encu­bren el expan­sio­nis­mo sionista

Reti­ro inme­dia­to del sio­nis­mo de todos los terri­to­rios ocupados.

Por una Pales­ti­na uni­da, lai­ca y socialista.

Por la revo­lu­ción y el socia­lis­mo venceremos!

_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​
PALESTINA

Lla­ma­mien­to Uni­do para la Acción:

¡Haga­mos de Julio el mes con­tra el Muro del Apartheid! #Sto­pIm­pu­nity

El 9 de Julio del 2014 se cum­pli­rá una déca­da des­de que el Tri­bu­nal Penal Inter­na­cio­nal (ICJ por sus siglas en inglés) emi­tie­ra su opi­nión con­sul­ti­va titu­la­da Con­se­cuen­cias Lega­les de la Cons­truc­ción del Muro en el Terri­to­rio Pales­tino Ocu­pa­do, que decla­ró que el Muro del Apartheid en Cis­jor­da­nia es ile­gal bajo la ley inter­na­cio­nal. El Tri­bu­nal fue cla­ro: exi­gió que el Muro fue­se des­man­te­la­do, vol­vió a vali­dar los dere­chos pales­ti­nos y pidió a la comu­ni­dad inter­na­cio­nal que obli­gue a Israel a la obediencia.

Lo que siguió fue otra déca­da de injus­ti­cia e impu­ni­dad con­ti­nua­da con una fal­ta de res­pon­sa­bi­li­dad por las accio­nes ile­ga­les de Israel. Diez años más tar­de, el Muro y su régi­men aso­cia­do de asen­ta­mien­tos con­ti­núan cre­cien­do en Pales­ti­na, encar­nan­do un ins­tru­men­to masi­vo de ane­xión de tie­rra, pilla­je de recur­sos natu­ra­les y des­pla­za­mien­tos. El Muro mar­ca el ladri­llo final en el pro­yec­to del apartheid de Israel que defi­ne los encla­ves segre­ga­dos en los cua­les los pales­ti­nos serán con­fi­na­dos – una ver­sión más cruel de los Ban­tus­ta­nes esta­ble­ci­dos por el anti­guo régi­men del apartheid suda­fri­cano. Por todo el mun­do, Israel ha teni­do éxi­to ilus­tran­do que los muros son un mode­lo acep­ta­ble para que los gobier­nos pue­dan excluir, mar­gi­nar, des­po­seer, dis­cri­mi­nar y segre­gar a las per­so­nas unas de otras.

En el mis­mo momen­to en que Israel ha pues­to en peli­gro la últi­ma ron­da des­pués de 20 años de con­ver­sa­cio­nes falli­das, es tiem­po para una ‘inti­fa­da legal’, una lucha popu­lar inten­si­fi­ca­da y más boi­cots, des­in­ver­sio­nes y san­cio­nes. Es tiem­po de responsabilizar.

Lla­ma­mos a la gen­te de todo el mun­do a unir esfuer­zos con nosotros:

¡Haga­mos de Julio el mes con­tra el Muro del Apartheid! #Sto­pIm­pu­nity

Los ani­ma­mos a:

- Lla­mar la aten­ción sobre el Muro y su impac­to sobre el pue­blo pales­tino y nues­tra lucha por la justicia;

- Empe­zar y refor­zar las cam­pa­ñas con­tra las empre­sas cons­truc­to­ras y man­te­ne­do­ras del Muro;

- Pre­sio­nar a vues­tros gobier­nos para res­pe­tar sus obli­ga­cio­nes per­fi­la­das por la deci­sión del TPI (ICJ por sus siglas en inglés).

La deci­sión del Tri­bu­nal Penal Inter­na­cio­nal decla­ra tres obligaciones:

1) Para Israel el des­man­te­la­mien­to del Muro, la anu­la­ción de todas las leyes y regu­la­cio­nes rela­cio­na­das con su cons­truc­ción y repa­ra los daños creados

2) Para la comu­ni­dad inter­na­cio­nal no reco­no­cer, ayu­dar ni asistir.

· Al Muro

· Al régi­men aso­cia­do con él (inclu­yen­do el pro­yec­to de los asentamientos)

· Al man­te­ni­mien­to de la situa­ción crea­da por él.

Esto impli­ca un cla­ro lla­ma­mien­to a no finan­ciar ni apo­yar de cual­quier otra mane­ra nin­gu­na acti­vi­dad rela­cio­na­da con lo arri­ba mencionado.

3) Para la comu­ni­dad inter­na­cio­nal empren­der accio­nes efec­ti­vas para ter­mi­nar con las vio­la­cio­nes israe­líes a la ley inter­na­cio­nal, que podrían incluir sanciones.

En Pales­ti­na, la gen­te con­ti­nua resis­tien­do al Muro con pro­tes­tas popu­la­res, deman­das en los tri­bu­na­les y accio­nes direc­tas. Exac­ta­men­te un año des­pués de la deci­sión del TPI (ICJ por sus siglas en inglés), la socie­dad civil pales­ti­na hizo un lla­ma­mien­to para una cam­pa­ña glo­bal de boi­cots, des­in­ver­sio­nes y san­cio­nes (BDS por sus siglas en inglés) para apo­yar nues­tra lucha por jus­ti­cia y liberación.

Agra­de­ce­mos a todos aque­llos en todo el mun­do que han empren­di­do accio­nes para pre­sio­nar a sus gobier­nos, ins­ti­tu­cio­nes y empre­sas para repre­sen­tar la deci­sión del TPI (ICJ por sus siglas en inglés), y ade­más para ven­cer al apartheid, al colo­nia­lis­mo y a ocu­pa­ción israe­lí. Os pedi­mos expan­dir y pro­fun­di­zar el movi­mien­to glo­bal del BDS por la justicia.

¡Jus­ti­cia demo­ra­da es Jus­ti­cia dene­ga­da! ¡Dete­ner el Muro aho­ra! ¡Boi­cot, Des­in­ver­sio­nes y San­cio­nes ahora!

Con­fir­ma­cio­nes iniciales:

Coa­li­cio­nes:

- Cam­pa­ña Popu­lar Pales­ti­na Con­tra el Muro del Apartheid – Stop the Wall

- Comi­té Nacio­nal Pales­tino del BDS (BNC); 27 redes miembros

- Red Pales­ti­na de ONGs (PNGO por sus siglas en inglés); unas 135 orga­ni­za­cio­nes miembro

- Coa­li­ción Cívi­ca por los Dere­chos Pales­ti­nos en Jeru­sa­lén, 25 orga­ni­za­cio­nes miembros

- Ini­cia­ti­va en Defen­sa de la Pales­ti­na Ocu­pa­da y de los Altos del Golán Sirios (OPGAI por sus siglas en inglés); 11 orga­ni­za­cio­nes miembros

- Coa­li­ción por la Defen­sa de la Tie­rra; 6 orga­ni­za­cio­nes miembros

Orga­ni­za­cio­nes:

- Adda­meer – Aso­cia­ción de Apo­yo a los Pri­sio­ne­ros y a los Dere­chos Humanos

- Cen­tro Al Mezan para los Dere­chos Humanos

- Cen­tro de Inves­ti­ga­ción Badil para los Dere­chos de los Pales­ti­nos Resi­den­tes & Refugiado

- Cen­tro “Hurriy­yat” por la Defen­sa de las Liber­ta­des y los Dere­chos Civiles

- Comi­sión Inde­pen­dien­te por los Dere­chos Huma­nos (ICHR por sus siglas en inglés)

- Soli­da­ri­dad con el Valle del Jordán

- Kai­ros Palestina

- Cen­tro de Inves­ti­ga­ción de la Tie­rra (LRC por sus siglas en inglés)

- Muwa­tin, Ins­ti­tu­to Pales­tino para el Estu­dio de la Democracia

- Aso­cia­ción Nacio­nal por la Demo­cra­cia y la Ley

- Aso­cia­ción de Empre­sa­rias Pales­ti­nas (ASALA por sus siglas en inglés)

- Cen­tro Pales­tino por la Demo­cra­cia & Reso­lu­ción de Con­flic­tos (PCDCR por sus siglas en inglés)

- Unión de Gran­je­ros Pales­ti­nos (PAFU por sus siglas en inglés)

- Fede­ra­ción Pales­ti­na de Nue­vos Sindicatos

- Unión de las Juven­tu­des Palestinas

- Pro­yec­to Social Cui­da­do Amo­ro­so (PLC por sus siglas en inglés)

- Socie­dad para el Desa­rro­llo de las Muje­res del Rural

- El Ins­ti­tu­to de Inves­ti­ga­ción Apli­ca­da de Jeru­sa­lén (ARIJ por sus siglas en inglés)

- Unión de Comi­tés de Tra­ba­jo Agrí­co­la (UAWC por sus siglas en inglés)

- Cen­tro para Muje­res y Asun­tos de Familia

Enla­ces Relacionados

- Accio­nes Glo­ba­les para la Sema­na Con­tra el Muro del Apartheid

- Al Hadi­di­ye será demo­li­da una vez más: Dete­ner esta nue­va ola de lim­pie­za étnica!

- Fue­ra supre­sión de mani­fes­ta­cio­nes por par­te de la ocupación

- La Cam­pa­ña de Resis­ten­cia Popu­lar orga­ni­za even­tos por el ani­ver­sa­rio de la opi­nión con­sul­ti­va de La Haya

- Hoja Infor­ma­ti­va (edi­ción de Agos­to): Foro Social Mun­dial – Pales­ti­na Libre

Fuen­te: Pales­ti­nian Grass­roots Anti-apartheid Wall Campaign

_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​_​
La ANP denun­cia que Israel ha dete­ni­do a 800.000 pales­ti­nos des­de 1967

La Auto­ri­dad Nacio­nal Pales­ti­na (ANP) denun­ció hoy que Israel ha dete­ni­do a unos 800.000 ciu­da­da­nos pales­ti­nos, entre ellos 15.000 muje­res y dece­nas de miles de meno­res, des­de 1967 ‑cuan­do ocu­pó duran­te la gue­rra de los Seis Días: Cis­jor­da­nia, Gaza y Jeru­sa­lén orien­tal- has­ta fina­les de 2013.

Estos datos fue­ron reve­la­dos en un memo­ran­do que la ANP entre­gó a los paí­ses de la Liga Ára­be en El Cai­ro, con oca­sión de la con­me­mo­ra­ción del Día del Pri­sio­ne­ro Pales­tino el pró­xi­mo sábado.

La ANP lamen­tó que “no hay fami­lia que no haya sufri­do la deten­ción de uno de sus miem­bros” y que hay ciu­da­da­nos pales­ti­nos que han sido arres­ta­dos en repe­ti­das ocasiones.

A día de hoy que­dan en las cár­ce­les israe­líes, la mayo­ría en Cis­jor­da­nia ocu­pa­da, unos 5.000 pre­sos pales­ti­nos, de los que 476 están con­de­na­dos a una o varias cade­nas perpetuas.

Entre estos pre­sos hay 19 muje­res y unos 200 meno­res, así como cien­tos de jóve­nes que cum­plie­ron la mayo­ría de edad en la cárcel.

Según el memo­ran­do, las muje­res son some­ti­das a veja­cio­nes y mal­tra­to, y hay unos 1.400 pre­sos que sufren de gra­ves enfer­me­da­des y que no reci­ben tra­ta­mien­to médico.

La ANP denun­ció que 205 pales­ti­nos han falle­ci­do des­de 1967 en pri­sión: 73 debi­do a tor­tu­ras, 53 por fal­ta de aten­ción médi­ca, 72 por ase­si­na­to direc­to tras ser arres­ta­dos y sie­te por dis­pa­ros de los guar­dias den­tro de las prisiones.

Des­de el esta­lli­do de la segun­da “Inti­fa­da” (levan­ta­mien­to) en sep­tiem­bre del año 2000, se regis­tra­ron unas 80.000 deten­cio­nes, que inclu­yen a 10.000 niños y meno­res, y más de 80 dipu­tados y minis­tros palestinos.

Por otra par­te, la ANP recor­dó que los arres­ta­dos por reso­lu­cio­nes admi­nis­tra­ti­vas cum­plen hoy 21 días de huel­ga de ham­bre en medio de la impo­si­ción de duras medi­das con­tra ellos por par­te de las auto­ri­da­des carcelarias.

Entre los cas­ti­gos figu­ran el ais­la­mien­to y la prohi­bi­ción de entre­vis­tar­se con sus abo­ga­dos, para que desis­tan de la huelga.

La deten­ción admi­nis­tra­ti­va israe­lí, que per­mi­te rete­ner a los sos­pe­cho­sos sin afron­tar acu­sa­ción por seis meses reno­va­bles, afec­ta a unos 200 pales­ti­nos y algu­nos de ellos ya lle­van más de cin­co años.

El tex­to publi­ca­do hoy apun­ta que las deten­cio­nes han afec­ta­do sin excep­ción a todos los estra­tos de la socie­dad pales­ti­na, des­de ancia­nos a minus­vá­li­dos y enfer­mos, pasan­do por aca­dé­mi­cos y artistas.

“El arres­to es un fenó­meno dia­rio y se efec­túa de una for­ma que infrin­ge las bases de la legis­la­ción inter­na­cio­nal de dere­chos huma­nos”, con­clu­ye el memorando.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *