Decla­ra­ción de IzCa sobre la situa­ción polí­ti­ca y las Elec­cio­nes al Par­la­men­to Europeo

Esta­mos ante una fase del final del ciclo polí­ti­co que se abrió sim­bó­li­ca­men­te con la muer­te de Fran­co y la pues­ta en mar­cha del lla­ma­do Pro­ce­so de Tran­si­ción, por supues­to ya pre­via­men­te dise­ña­do en sus ejes fun­da­men­ta­les, en el que fue­ron agen­tes de espe­cial impor­tan­cia Juan Car­los y Adol­fo Sua­rez. Este últi­mo recien­te­men­te falle­ci­do, Juan Car­los I es ya tam­bién casi un cadá­ver, al menos polí­ti­ca­men­te hablan­do. La publi­ca­ción por Pilar Urbano de infor­ma­cio­nes, ya pre­via­men­te cono­ci­das por muchos sec­to­res socia­les, sobre sus impli­ca­cio­nes en la inten­to­na gol­pis­ta del 23F de 1981 ha aca­ba­do por liqui­dar el úni­co terreno en el que aún goza­ba de cier­to reco­no­ci­mien­to social.

La monar­quía Bor­bó­ni­co-fran­quis­ta es, pro­ba­ble­men­te, la ins­ti­tu­ción más des­pres­ti­gia­da y debi­li­ta­da del Régi­men sali­do de la tran­si­ción. Pero ha sido y sigue sien­do su pie­dra angu­lar, sin la cual difí­cil­men­te sobrevivirá.

Asis­ti­mos a diver­sas manio­bras des­de el poder para con­se­guir el man­te­ni­mien­to del Sis­te­ma. Una con ya bas­tan­te reco­rri­do con­sis­ten­te en la ope­ra­ción de abdi­ca­ción de Juan Car­los para entro­ni­zar a Feli­pe y así, inten­tar sal­var la monar­quía y el con­jun­to del Régimen.

Esa línea de tra­ba­jo pare­ce que encuen­tra bas­tan­tes resis­ten­cias den­tro de la pro­pia “fami­lia” –Juan Car­los– y entre diver­sos sec­to­res del Sis­te­ma, que segu­ra­men­te intu­yen las difi­cul­ta­des de dotar a esa manio­bra de un míni­mo arro­pe social.

Más bien con­si­de­ran, y con razón, que tal pro­ce­so muy pro­ba­ble­men­te será un esce­na­rio idó­neo para la inten­si­fi­ca­ción del movi­mien­to democrático-antimonárquico.

Las movi­li­za­cio­nes del 22M han demos­tra­do que los Pue­blos y las cla­ses tra­ba­ja­do­ras están har­tas de lo que hay y deman­dan ya, de for­ma abso­lu­ta­men­te masi­va, un cam­bio, un pro­ce­so des­ti­tu­yen­te de éste Régi­men que dé paso a la pues­ta en mar­cha de los diver­sos pro­ce­sos cons­ti­tu­yen­tes que hoy luchan por abrir­se camino.

Los Pue­blos están madu­ros para el cam­bio pero las orga­ni­za­cio­nes polí­ti­cas, inclu­so entre aque­llas que duran­te los últi­mos años han esta­do en la van­guar­dia de la lucha por la rup­tu­ra demo­crá­ti­ca, pare­ce no haber ple­na con­cien­cia de las poten­cia­li­da­des trans­for­ma­do­ras de las cir­cuns­tan­cias por las que hoy atravesamos.

En enero de este año, publi­ca­mos un docu­men­to en el que ade­más de eva­luar la situa­ción polí­ti­ca, seña­lá­ba­mos aque­llas carac­te­rís­ti­cas que creía­mos que debe­ría de tener una can­di­da­tu­ra de con­fluen­cia entre las izquier­das sobe­ra­nis­tas e inde­pen­den­tis­tas, abier­ta ade­más a todas aque­llas fuer­zas y movi­mien­tos que estu­vie­ran por un pro­ce­so de rup­tu­ra con el actual Régimen.
http://​izca​.net/​i​n​d​e​x​.​p​h​p​?​o​p​t​i​o​n​=​c​o​m​_​c​o​n​t​e​n​t​&​v​i​e​w​=​a​r​t​i​c​l​e​&​i​d​=​6​1​9​2​:​i​z​q​u​i​e​r​d​a​-​c​a​s​t​e​l​l​a​n​a​&​c​a​t​i​d​=​8​:​e​d​i​t​o​r​ial
Nin­gu­na de las can­di­da­tu­ras que final­men­te se pre­sen­tan en el Esta­do Espa­ñol al Par­la­men­to Euro­peo reco­ge sufi­cien­te­men­te esos cri­te­rios y por eso nues­tra deci­sión final, des­pués de un pro­ce­so de deba­te y de estar pre­sen­tes en bue­na par­te de la fase pre­pa­ra­to­ria de la can­di­da­tu­ra “Los Pue­blos Deci­den”, es la de no par­ti­ci­par en el pro­ce­so elec­to­ral de las euro­peas de 2014.

Las razo­nes son diver­sas pero vamos a seña­lar las más significativas:

Para [email protected] el actual mar­co de la Unión Euro­pea no es un mar­co refor­ma­ble. Ese obje­ti­vo, el de «cam­biar la Unión Euro­pea», nos pare­ce sen­ci­lla­men­te luchar por un impo­si­ble. La Unión Euro­pea es un pro­yec­to pura­men­te impe­ria­lis­ta, cuyos ras­gos son ade­más cada día mas bru­ta­les, inclu­yen­do el gue­rre­ris­mo-beli­cis­mo. Eso no quie­re decir que no bus­que­mos alian­zas socia­les y polí­ti­cas en ese escenario.

Con­si­de­ra­mos, sin embar­go, que hoy se pue­de infrin­gir una gran derro­ta al capi­ta­lis­mo depre­da­dor occi­den­tal en el mar­co del Esta­do espa­ñol; lo cual supon­dría, obje­ti­va y sub­je­ti­va­men­te, un gran avan­ce en la lucha con­tra el pro­ce­so de neo­fa­cis­mo y neo­im­pe­ria­lis­mo que inun­da a Euro­pa Occidental.

La fir­me­za del Pue­blo Cata­lán al poner en mar­cha su dere­cho demo­crá­ti­co a deci­dir y la opo­si­ción cerra­da que des­de el Régi­men monár­qui­co-fran­quis­ta a que tal dere­cho sea ejer­ci­do, pon­drá a prue­ba la capa­ci­dad de pre­sión demo­crá­ti­ca del con­jun­to de Pue­blos del Esta­do para con­se­guir que no sean cer­ce­na­dos los dere­chos de Cata­lu­ña, que son al fin y al cabo los dere­chos de todos los Pue­blos del Esta­do y del mun­do. Una can­di­da­tu­ra a las euro­peas de amplio espec­tro demo­crá­ti­co hubie­ra ser­vi­do para avan­zar en ese camino.

Los movi­mien­tos socia­les y polí­ti­cos, espe­cial­men­te en Madrid, pero tam­bién en el con­jun­to de Cas­ti­lla están en un auge impa­ra­ble, mere­cen todo nues­tro apo­yo y aten­ción. Solo una can­di­da­tu­ra que tam­bién hubie­ra reco­gi­do ple­na­men­te esa reali­dad podría haber mere­ci­do la dedi­ca­ción mili­tan­te del [email protected] [email protected] del S. XXI.

Segui­mos con­si­de­ran­do que la arti­cu­la­ción de un fren­te amplio por la demo­cra­cia y la jus­ti­cia social en el Esta­do espa­ñol, cuyo eje bási­co se sus­ten­te en las izquier­das inde­pen­den­tis­tas y sobe­ra­nis­tas con la con­fluen­cia de todas las fuer­zas rup­tu­ris­tas, es un requi­si­to impres­cin­di­ble para con­se­guir ese cam­bio de Régi­men que nues­tros Pue­blos demandan.

No deja­re­mos de tra­ba­jar en esa dirección.
Izquier­da Castellana

Cas­ti­lla a 11 de abril de 2014

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on Facebook
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.