No al ata­que impe­ria­lis­ta en Mali!- Askapena

Con la inter­ven­ción mili­tar lide­ra­da por el Esta­do fran­cés en Mali esta­mos ante un capí­tu­lo más de la polí­ti­ca de inje­ren­cia sis­te­má­ti­ca polí­ti­ca, eco­nó­mi­ca y mili­tar del impe­ria­lis­mo euro­peo, y fran­cés en par­ti­cu­lar, en lo que sigue con­si­de­ran­do su «patio tra­se­ro»: el con­ti­nen­te afri­cano. Los con­flic­to arma­dos, la mise­ria, la des­igual­dad y empo­bre­ci­mien­to gene­ra­li­za­do que aso­lan esta región no son más que con­se­cuen­cias de un polí­ti­ca de subor­di­na­ción eco­nó­mi­ca, polí­ti­ca y cul­tu­ral que las poten­cias capi­ta­li­tas-impe­ria­lis­tas, prin­ci­pal­men­te euro­peas, han impues­to his­tó­ri­ca­men­te y estruc­tu­ral­men­te al con­ti­nen­te africano.

Ya sea apo­yan­do regí­me­nes títe­res auto­ri­ta­rios y corrup­tos, ya sea inter­vi­nien­do direc­ta­men­te como recien­te­men­te suce­dió en Cos­ta de Mar­fíl, el Esta­do fran­cés, cuya cul­tu­ra polí­ti­ca sigue satu­ra­da de colo­nia­lis­mo cho­vi­nis­ta como bien sabe­mos aquí en Eus­kal Herria, no tie­ne nin­gu­na inten­ción ni inte­rés en dejar a los pue­blos afri­ca­nos resol­ver su pro­ble­mas inter­nos ni mucho menos deci­dir libre­men­te su futuro.En efec­to, de la mano del UMP o del PS la polí­ti­ca de Esta­do impli­ca un con­trol abso­lu­to de sus anti­guas colo­nias de cara al expo­lio de los ingen­tes recur­sos natu­ra­les que su tras­na­cio­na­les nece­si­tan para pros­pe­rar en una carre­ra cada vez más cri­mi­nal por la ganan­cia y el corre­la­ti­vo mono­po­lio de los sec­to­res ener­gé­ti­cos estra­té­gi­cos que con­lle­va. Por lo tan­to, lejos de preo­cu­pa­do por la defen­sa de la demo­cra­cia y por el «peli­gro isla­mis­ta» que, dicho sea de paso, ha apo­ya­do des­ca­ra­da­men­te en Libia y lo sigue hacien­do en Siria, el Esta­do fran­cés inter­vie­ne para ase­gu­rar­se el con­trol geo­po­lit­co del Sahel y para seguir expo­lian­do los recur­sos natu­ra­les de esta región: gas, petro­leo, dia­man­te, oro, y sobre todo uranio.

En este sen­ti­do, des­de Aska­pe­na, que­re­mos una vez más denun­ciar la polí­ti­ca impe­ria­lis­ta del Esta­do fran­cés y, ade­más de soli­da­ri­zar­nos con los pue­blos afri­ca­nos afec­ta­dos, nos reafir­ma­mos en la estra­té­gi­ca y cada más urgen­te nece­si­dad de con­se­guir nues­tro Esta­do pro­pio para poder, de la mano de los sec­to­res popu­la­res de este país, esta­ble­cer rela­cio­nes soli­da­rias con los pue­blos afri­ca­nos en nues­tra lucha común por la eman­ci­pa­ción nacio­nal y social.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *