Biz­kaia: Nefas­ta ges­tión del PNV bajo medi­das popu­lis­tas- Bran­ka

La Super­sur, el BEC o los tune­les de Artxan­da, son algu­nos de los agu­je­ros que le gene­ran pér­di­das millo­na­rias a la Dipu­tación y aca­ba­rán pagan­do los ciu­da­da­nos. Solo en chó­fe­res para los dipu­tados del PNV la ins­ti­tu­ción se gas­ta más del doble de los 200.000 euros que el eje­cu­ti­vo foral pre­vé aho­rrar supri­mien­do la paga de Navi­dad a los car­gos polí­ti­cos

El dipu­tado foral de Biz­kaia Jose Luis Bil­bao ha anun­cia­do recien­te­men­te la supre­sión de la paga extra­or­di­na­ria de Navi­dad a los fun­cio­na­rios, una medi­da con la que la ins­ti­tu­ción foral pre­vé aho­rrar apro­xi­ma­da­men­te 200.000 euros.

Lo cier­to es que si se com­pa­ra la can­ti­dad que Bil­bao tie­nes pre­vis­to aho­rrar con las desor­bi­tan­tes pér­di­das que gene­ran varias infra­es­truc­tu­ras cons­trui­das en los últi­mos años bajo el man­da­to del PNV, la deci­sión pare­ce, más que acto de res­pon­sa­bi­li­dad, un ejer­ci­cio de popu­lis­mo bara­to.

La Dipu­tación tie­ne un agu­je­ro por el que poco a poco se van colan­do las pér­di­das, millo­nes de euros paga­dos por los con­tri­bu­yen­tes. La varian­te sur metro­po­li­ta­na o Super­sur, mega­pro­yec­to que cos­tó unos 909 millo­nes de euros, el BEC o los túne­les de Artxan­da, por poner algu­nos ejem­plos, gene­ran pocos años des­pués de ser inau­gu­ra­dos muchos menos ingre­sos de lo espe­ra­do. Tal es así, que en muchos casos en lugar de ayu­dar a recau­dar, estos monu­men­tos al cemen­to siguen gene­ran­do pér­di­das que van con­su­mien­do las arcas fora­les.

El défi­cit acu­mu­la­do para 2012 en el caso de la Super­sur es de 12 millo­nes de euros. Des­ti­na­da a a aco­ger los trá­fi­cos de lar­go reco­rri­do sin tneer que pasar por la A‑8 en el tra­mo urbano de Bil­bo, su uti­li­za­ción dia­ria se que­da en un 48,8 % de lo pre­vis­to (11.515 vehícu­los fren­te a los 23.700 pre­vis­tos) y res­pec­to a la uti­li­za­ción de vehícu­los pesa­dos su uti­li­za­ción es el 30% de lo pre­vis­to (2.564, fren­te a las pre­vi­sio­nes de 9.400).

La Dipu­tación tenía pre­vis­tos unos ingre­sos de 25 millo­nes de euros anua­les, que res­ta­do el cos­te de man­te­ni­mien­to (unos 10 millo­nes), repor­ta­rían al ente foral cer­ca de 15 millo­nes de euros anua­les. Nada más lejos de la reali­dad. Recal­cu­la­da la pre­vi­sión de ingre­sos la Dipu­tación gana­rá en el pre­sen­te año tan solo 6 millo­nes de euros, por lo que el défi­cit acu­mu­la­do sería de 4 millo­nes.

Otro de los agu­je­ros es el Bil­bao Exhi­bi­tion Cen­tre de Bara­kal­do. El com­ple­jo, que cos­tó 400 millo­nes de euros, ha vis­to mer­ma­da con­si­de­ra­ble­men­te la afluen­cia de visi­tan­tes. Exis­ten dos cré­di­tos sobre la ins­ti­tu­ción, uno de ellos de 360 y otro de 140 millo­nes, que se ter­mi­na­rán de abo­nar en 2022 y 2014, res­pec­ti­va­men­te. Gra­cias al con­ve­nio entre Gobierno y Dipu­tación, el BEC les sale a Patxi Lopez y Jose luis Bil­bao a razón de 12 millo­nes por año.

Pero los tune­les de Artxan­da no se que­dan atrás. Ocho años des­pués de su aper­tu­ra en 2002, la empre­sa adju­di­ca­ta­ria de esta infra­es­truc­tu­ra lle­gó a un acuer­do para liqui­dar la con­ce­sión de esta carre­te­ra de pea­je. Su cons­truc­ción supu­so una inver­sión de 106 millo­nes de euros que iba a finan­ciar por ente­ro el con­ce­sio­na­rio. La inten­si­dad media de trá­fi­co no lle­ga­ba ni a la mitad de las esti­ma­cio­nes mar­ca­das: 40.000 coches.

En total, el res­ca­te de los túne­les de Artxan­da en 2010 le cos­tó a la Dipu­tación 76 millo­nes de euros y un agu­je­ro más que sumar­le al bol­si­llo de la enti­dad foral.

Chó­fe­res que cobran 3.500 euros men­sua­les

Pero los des­pro­pó­si­tos no aca­ban ahí. Los ejem­plos de mala ges­tión sal­pi­can inclu­so al pro­pio per­so­nal de los dipu­tados fora­les. Solo en los 10 chó­fe­res que los dipu­tados tie­nen a su dis­po­si­ción, se van 521.120 euros al año. Es decir, cada chó­fer cobra más de 52.000 euros anua­les, lo que hace un más que digno suel­do de mas de 3.000 euros men­sua­les.

A todo esto tam­bién se le podría sumar el cos­te de la cam­pa­ña de pro­pa­gan­da encar­ga­da por la Dipu­tación para pro­mo­cio­nar, median­te una serie de maque­tas, los ejes radia­les del terri­to­rio. Hacer las maque­tas y lle­var­las de pue­blo en pue­blo les ha cos­ta­do a los biz­kai­ta­rras más de 100.000 euros.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *