Masi­vo segui­mien­to de la Huel­ga Gene­ral en Gre­cia

La Man­cha Obre­ra 

El recha­zo es uná­ni­me ante el nue­vo y drás­ti­co ajus­te que bus­can impo­ner la Unión Euro­pea y el FMI y sobre el que debe dar una res­pues­ta hoy el gobierno grie­go. Entre otros aspec­tos, las medi­das exi­gi­das por los acree­do­res con­tem­plan el des­pi­do de 150.000 emplea­dos públi­cos has­ta 2015, 15.000 de ellos en for­ma inme­dia­ta; una reba­ja sala­rial del 25% en el sala­rio míni­mo y en las pen­sio­nes; y la supre­sión de las pagas extras anua­les.

A cam­bio del nue­vo y bru­tal ajus­te, la “troi­ka” (for­ma­da por la Comi­sión Euro­pea, el Ban­co Cen­tral Euro­peo y el FMI) acce­de­rá a otor­gar al gobierno del tec­nó­cra­ta Lucas Papa­de­mos un nue­vo prés­ta­mo de res­ca­te para evi­tar la quie­bra que está a las puer­tas de Gre­cia y que, de dar­se, pro­du­ci­ría en la zona euro un efec­to arras­tre de impre­de­ci­bles con­se­cuen­cias.

“Aun­que nos fal­ta compu­tar los datos de segui­mien­to de la jor­na­da ves­per­ti­na, cal­cu­la­mos que un 80 % de los tra­ba­ja­do­res del sec­tor pri­va­do y un 90 % de los fun­cio­na­rios han secun­da­do la huel­ga”, infor­mó a Efe el por­ta­voz sin­di­cal.

Espe­cial­men­te en el sec­tor marí­ti­mo, una de las indus­trias más poten­tes de Gre­cia, hubo un paro com­ple­to al acor­dar los mari­ne­ros e inge­nie­ros seguir la huel­ga con­vo­ca­da por las prin­ci­pa­les cen­tra­les sin­di­ca­les en con­tra de la exi­gen­cia de recor­tes drás­ti­cos de sala­rios, pen­sio­nes y gas­to públi­co.

El trans­por­te urbano fun­cio­nó sólo en las horas cen­tra­les del día para per­mi­tir a los tra­ba­ja­do­res acu­dir a las mani­fes­ta­cio­nes, mien­tras que los tre­nes no par­tie­ron (no así los avio­nes ya que los aero­puer­tos no par­ti­ci­pan en la huel­ga).

Los hos­pi­ta­les sólo abrie­ron sus ser­vi­cios de emer­gen­cia, mien­tras que las escue­las cerra­ron, así como las ofi­ci­nas públi­cas y muni­ci­pa­les.

Las nue­vas medi­das de aus­te­ri­dad “pri­va­rán de recur­sos a los ser­vi­cios públi­cos”, espe­cial­men­te la sani­dad y la edu­ca­ción, e “inten­si­fi­ca­rán el círcu­lo vicio­so de la rece­sión”, cri­ti­có la Con­fe­de­ra­ción de Fun­cio­na­rios Públi­cos (ADEDY).

Las aso­cia­cio­nes de peque­ños y media­nos comer­cian­tes acu­san a la troi­ka ‑for­ma­da por el Fon­do Mone­ta­rio Inter­na­cio­nal (FMI), la Comi­sión Euro­pea (CE) y el Ban­co Cen­tral Euro­peo (BCE)- y al gobierno grie­go de que con sus medi­das se “redu­ci­rán los están­da­res de vida” del país y, tam­bién lo hará el con­su­mo, ponien­do en peli­gro sus nego­cios.

A pesar de la llu­via y el fuer­te tem­po­ral que azo­ta Gre­cia, dece­nas de miles de grie­gos par­ti­ci­pa­ron en las diver­sas mani­fes­ta­cio­nes de pro­tes­ta que se con­vo­ca­ron en Ate­nas. “¡Que se vaya la troi­ka!”, “¡La troi­ka fue­ra de Gre­cia!” y “¡Aba­jo las medi­das de la mise­ria!”, fue­ron las pan­car­tas más repe­ti­das entre los mani­fes­tan­tes.

Otra, con el lema “No habrá paz con ellos”, lla­ma­ba a con­ti­nuar las pro­tes­tas has­ta que el gobierno retro­ce­da en sus recor­tes. “Nos quie­ren devol­ver a la Edad Media de las rela­cio­nes labo­ra­les”, cri­ti­có en decla­ra­cio­nes a Efe Dio­ni­sis, pro­fe­sor de quí­mi­ca en una aca­de­mia pri­va­da. “Ten­go 47 años y debo vivir con mi madre”, se que­jó Cos­tas, un para­do que no encuen­tra tra­ba­jo ni reci­be ayu­das del Esta­do: “Ade­más de esta situa­ción, a mi madre le van a reba­jar la pen­sión de 800 a 500 euros”.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *