¿Quién está enfer­mo, Chá­vez o el perió­di­co espa­ñol ABC?- Cubadebate

ABC, periódico español

El perió­di­co ABC, de Espa­ña, ha esco­gi­do muy mal día para men­tir. Jus­to cuan­do se ini­cia el Año del Dra­gón en el calen­da­rio chino, cuan­do astró­lo­gos orien­ta­les vati­ci­nan ener­gía, pros­pe­ri­dad y cora­je para el 2012, sus pági­nas publi­can frag­men­tos de cier­to infor­me con­fi­den­cial ‑no men­cio­nan la fuen­te ni el nom­bre del docu­men­to, por supues­to- según el cual a Hugo Chá­vez le que­da­rían entre 9 y 12 meses de vida.

ABC basa sus elu­cu­bra­cio­nes en prue­bas médi­cas supues­ta­men­te prac­ti­ca­das a Chá­vez el pasa­do 30 de diciem­bre, que habrían des­cu­bier­to “nue­vos focos can­ce­rí­ge­nos” y darían fe del dete­rio­ro de la salud del pre­si­den­te vene­zo­lano. Por si fue­ra poco, la inten­sa acti­vi­dad públi­ca del man­da­ta­rio en los últi­mos días pare­ce poco creí­ble para ABC, cuyos redac­to­res deci­die­ron expli­car­la a par­tir de “cal­man­tes” y “esti­mu­lan­tes” pre­sun­ta­men­te sumi­nis­tra­dos a Chávez.

ABC es, pro­ba­ble­men­te, una de las mues­tras más irre­ba­ti­bles de la deca­den­cia actual de la pren­sa espa­ño­la. En medio de un cli­ma de abso­lu­ta impu­ni­dad mediá­ti­ca, don­de se uti­li­zan cada vez más “fuen­tes no con­fir­ma­das” para echar a correr rumo­res, el perió­di­co espa­ñol augu­ra la muer­te de uno de los Jefes de Esta­do más influ­yen­tes de Amé­ri­ca Lati­na y el mun­do, como si se tra­ta­ra de un ejer­ci­cio de entre­te­ni­mien­to periodístico.

No men­cio­na en su artícu­lo la más míni­ma prue­ba, ni un solo exper­to que pue­da corro­bo­rar sus afir­ma­cio­nes, pero bas­ta que las publi­que para que sean repro­du­ci­das a viva voz por un coro perio­dís­ti­co des­pro­por­cio­na­do. Algo simi­lar a lo que han inten­ta­do polí­ti­cos de baja cala­ña como Roger Norie­ga ‑bas­tan­te des­vin­cu­la­do de la reali­dad, pero bien conec­ta­do a los medios de comu­ni­ca­ción- quien lle­gó a pro­nos­ti­car, en el mis­mo esti­lo de entre­te­ni­mien­to, un pron­to “esce­na­rio regio­nal sin Chávez”.

Pero las “bru­je­rías mediá­ti­cas” del ABC pare­cen cho­car con­tra una reali­dad muy dis­tin­ta a la de sus pro­nós­ti­cos. Hace pocos días, por ejem­plo, el man­da­ta­rio vene­zo­lano invir­tió diez horas en ren­dir cuen­tas de la ges­tión de su gobierno en la Asam­blea Nacio­nal, en lo que rápi­da­men­te se inter­pre­tó como la con­fir­ma­ción de la bue­na salud del Presidente.

Y es que, cier­ta­men­te, su pre­sen­cia públi­ca ha aumen­ta­do en inten­si­dad en las últi­mas sema­nas, has­ta lle­gar a una entre­vis­ta con­ce­di­da hace pocas horas al perio­dis­ta José Vicen­te Ran­gel, en un pro­gra­ma de tele­vi­sión de la cade­na Televen.

Pero para algu­nos ana­lis­tas, la con­di­ción salu­da­ble de Chá­vez no se mide solo por su esta­do físi­co, sino tam­bién por los resul­ta­dos que arro­jan las encues­tas. En la medi­da que la recu­pe­ra­ción del man­da­ta­rio pare­ce haber­se con­ver­ti­do en un obje­ti­vo com­par­ti­do por la mayo­ría de los vene­zo­la­nos, su popu­la­ri­dad se ha dis­pa­ra­do por enci­ma del 60%.

En ese con­tex­to, encues­ta­do­ras de ten­den­cia opo­si­to­ra acu­san a los adver­sa­rios polí­ti­cos de Chá­vez de no conec­tar­se con la gen­te, cuan­do res­tan ape­nas 8 meses para las elec­cio­nes pre­si­den­cia­les. Sin embar­go, el man­da­ta­rio vene­zo­lano pare­ce no fiar­se de las encues­tas y pre­fie­re medir el pul­so de la opi­nión públi­ca en su con­tac­to con las bases.

Allí inau­gu­ra misio­nes, mul­ti­pli­ca por cien­tos las vivien­das entre­ga­das a los sec­to­res más pobres, entre­ga ayu­das a madres sol­te­ras, dis­ca­pa­ci­ta­dos y pobla­ción de la ter­ce­ra edad. Mien­tras el ABC jun­to a la dere­cha mediá­ti­ca tras­na­cio­nal se rego­dea hablan­do de la muer­te, Chá­vez pare­ce más apto que nun­ca para seguir repar­tien­do vida.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on Facebook
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.