Gad­da­fi fue entre­ga­do a sus ver­du­gos por un coman­do fran­co-bri­tá­ni­co

Lon­dres, 26 oct. 2011, Tri­bu­na Popu­lar TP/​Agencias.- En su edi­ción del 24 de octu­bre, el Daily Express bri­tá­ni­co afir­ma de fuen­te mili­tar que un coman­do mix­to, for­ma­do por ele­men­tos del céle­bre Regi­mien­to de reco­no­ci­mien­to bri­tá­ni­co y del ser­vi­cio acción de la DGSE fran­ce­sa, habría reci­bi­do la orden de cazar el hijo de Gad­da­fi, Seif el Islam, quien habría sido heri­do en un bom­bar­deo aéreo en la región de Beni Walid.

La orden era de matar­lo para impe­dir­le que se con­vir­tie­ra en el nue­vo jefe caris­má­ti­co de la resis­ten­cia libia al nue­vo orden polí­ti­co a la bota de la OTAN. El mis­mo perió­di­co reite­ra que es este mis­mo coman­do quien inter­vino en tie­rra para liqui­dar varios dece­nas de guar­dias de Gad­da­fi antes de entre­gar este ulti­mo a sus ver­du­gos quie­nes lo lin­cha­ron y eje­cu­ta­ron des­púes.

El sitio “geo­tri­bu­ne” defien­de una ver­sión simi­lar : «El ata­que a la cara­va­na de Gad­da­fi no habría sido eje­cu­ta­da úni­ca­men­te des­de los aires, sino igual­men­te en tie­rra. Los ofi­cia­les de la Orga­ni­za­cion Atlan­ti­ca tenian sos­pe­cha de la pre­sen­cia de Gad­da­fi o de uno de sus hijos en el últi­mo reduc­to de Sir­te, por cau­sa de la resis­ten­cia a muer­te enta­bla­da por el ulti­mo gru­po de fie­les al guía libio. Antes de la caí­da del últi­mo edi­fi­cio toma­do por los pro-Gad­da­fi, los apa­ra­tos de la OTAN habían ubi­ca­do y para­do vehícu­los que inten­ta­ban huir de la ciu­dad sitia­da.

Es en ese momen­to que la orden fue dada a un coman­do bri­tá­ni­co para entrar en acción. Los sol­da­dos de eli­te no habían tar­da­do en eli­mi­nar toda resis­ten­cia alre­de­dor de Gad­da­fi y arres­tar­lo. Fue des­pués que lo entre­ga­ron vivo a los “rebel­des” antes de esfu­mar­se.».

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *