Día de luto, día de la His­pa­ni­dad – Vic­to­ria Men­do­za

Hoy es un día de luto para los «mexi­cas», zapo­te­cos, pure­pe­chas, tol­te­cas, xochi­cal­cos, tlahui­cas, chi­chi­me­cas, chon­ta­les, huas­te­cos, hui­cho­les, lacan­do­nes, oto­míes, tepe­nahues, toto­na­cas, tla­pa­ne­cos y todas las demás cul­tu­ras indí­ge­nas de Amé­ri­ca. Es un día en que vol­ve­mos a recor­dar las lec­cio­nes de nues­tros libros de His­to­ria, cuan­do toda­vía nos con­ta­ban la ver­dad sobre lo que pasó hace un poco más de qui­nien­tos años, cuan­do lle­ga­ron los espa­ño­les y, no con­for­mes con saquear­nos y lle­nar sus bar­cos de joyas y rique­zas, vio­la­ron a las muje­res, ase­si­na­ron sin pie­dad a niños y ancia­nos y, demos­tran­do igno­ran­cia, des­tru­ye­ron nues­tros códi­ces de medi­ci­na natu­ris­ta y de astro­lo­gía, sin valo­rar nues­tra avan­za­da arqui­tec­tu­ra ni el gran cono­ci­mien­to del uni­ver­so que poseían, sin valo­rar su arte en poe­sía, pin­tu­ra, músi­ca y dan­za, sin con­si­de­rar que eran sólo algu­nas de las áreas y dis­ci­pli­nas que nues­tros ante­pa­sa­dos ya domi­na­ban, inclui­da su filo­so­fía y sabi­du­ría cha­má­ni­ca.

Este día de luto mi soli­da­ri­dad va con todos ellos que aún siguen luchan­do con­tra inva­sio­nes inter­nas y exter­nas, con­tra saqueos y agre­sio­nes de todo tipo y reco­no­cien­do su fuer­za para resis­tir en tan pési­mas con­di­cio­nes me hace pen­sar que de una mane­ra amplia nos siguen demos­tran­do que aún no han per­di­do la espe­ran­za de que se les reco­noz­ca y se les res­pe­te como pue­blo que son, aún sue­ñan con jus­ti­cia y con un mun­do más soli­da­rio y menos con­ta­mi­na­do, con­ta­mi­na­ción en toda la exten­sión de la pala­bra, con un sig­ni­fi­ca­do que tras­cien­de la len­gua indí­ge­na y la rique­za de su cul­tu­ra. Y reco­no­cer este esfuer­zo, esta lucha, esta resis­ten­cia, me ayu­da a reco­no­cer, enten­der y com­pren­der tam­bién todas las heri­das del pue­blo vas­co con la que nos unen gran­des simi­li­tu­des, como son las múl­ti­ples y diver­sas agre­sio­nes por par­te del Esta­do espa­ñol, poner en peli­gro nues­tras len­guas autóc­to­nas, adue­ñar­se de nues­tras rique­zas y vio­lar y anu­lar nues­tro dere­cho de ser un pue­blo, de ser inde­pen­dien­tes impo­nién­do­nos otro idio­ma y otra cul­tu­ra.

Tan­to nues­tras cul­tu­ras indí­ge­nas como la cul­tu­ra autóc­to­na del pue­blo vas­co, son cul­tu­ras con gran­des rique­zas lin­güís­ti­cas, artís­ti­cas, filo­só­fi­cas, tam­bién han sido y espe­ro que aun sigan sien­do, cul­tu­ras colec­ti­vis­tas, comu­ni­ta­rias y soli­da­rias y por eso debe­mos recu­pe­rar lo per­di­do, debe­mos defen­der, cui­dar y con­ser­var lo que aun pode­mos con­si­de­rar como autóc­tono y autén­ti­co, y no hablo sólo de len­guas y rique­za cul­tu­ral, sino tam­bién de dig­ni­dad huma­na.

Por eso este día todo mi reco­no­ci­mien­to para todos los pue­blos que aún siguen luchan­do por su sobe­ra­nía y su inde­pen­den­cia, mi reco­no­ci­mien­to a todas las len­guas autóc­to­nas del mun­do, con la espe­ran­za de que siga­mos resis­tien­do a todas las inva­sio­nes de todos los tiem­pos y el con­ti­nuo saqueo e inva­sión de todos los paí­ses que opri­men y explo­tan a todos los pue­blos indí­ge­nas del mun­do. La dig­ni­dad de un pue­blo tie­ne mucha rela­ción con hablar y vivir la len­gua mater­na y con­ser­var su rique­za autóc­to­na, vivien­do y sin­tien­do su autén­ti­ca cul­tu­ra.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *