Líbano inter­cep­ta embar­ques clan­des­ti­nos de armas a Siria – Sahand Avedis

Los ser­vi­cios de inte­li­gen­cia del ejér­ci­to liba­nés inter­cep­ta­ron un embar­que clan­des­tino de 1.000 rifles de asal­to, supues­ta­men­te des­ti­na­dos a la ciu­dad de Bani­yas en Siria. Inves­ti­ga­do­res del ejér­ci­to dicen que han des­cu­bier­to víncu­los entre los con­tra­ban­dis­tas y el séqui­to polí­ti­co del ex pri­mer minis­tro liba­nés Saad Hari­ri, res­pal­da­do por EE.UU. y Ara­bia Saudí.

Bani­yas es una de las ciu­da­des afec­ta­das por con­cen­tra­cio­nes con­tra el gobierno del pre­si­den­te sirio Bashar al-Asad en los meses des­de el derro­ca­mien­to del pre­si­den­te egip­cio Hos­ni Muba­rak. El gobierno sirio ha movi­li­za­do al ejér­ci­to sirio con­tra esas pro­tes­tas, que se con­cen­tran en las regio­nes de mayo­ría suní del país, para repri­mir la opo­si­ción vio­len­ta de movi­mien­tos de mer­ce­na­rios armados.

El sába­do 6 de agos­to, el perió­di­co liba­nés Al-Akh­bar dio deta­lles del embar­que de armas a Siria sobre la base de infor­ma­cio­nes de fuen­tes de la segu­ri­dad liba­ne­sa. Según Al-Akh­bar, la inte­li­gen­cia del ejér­ci­to había sido noti­fi­ca­da que dos miem­bros del clan Tamim bus­ca­ban gran­des can­ti­da­des de armas para entre­gar­las a Siria. Uno de los dos sos­pe­cho­sos era el geren­te del puer­to turís­ti­co de Mari­na, que es admi­nis­tra­do por Soli­de­re, una fir­ma inmo­bi­lia­ria fun­da­da por el difun­to mul­ti­mi­llo­na­rio y ex pri­mer minis­tro Rafik Hari­ri, padre de Saad Hariri.

La inte­li­gen­cia liba­ne­sa reali­zó escu­chas de dis­cu­sio­nes entre los sos­pe­cho­sos y un tra­fi­can­te de armas, en las cua­les las dos par­tes acor­da­ron un pago a cuen­ta de 100.000 dóla­res des­pués que los com­pra­do­res vie­ron mues­tras de alta cali­dad de rifles Kalash­ni­kov y M‑16. El plan era embar­car los rifles en una sola entre­ga por mar a Bani­yas en Siria, o divi­dir­los en par­ti­das más peque­ñas y con­tra­ban­dear­los a tra­vés de la fron­te­ra nor­te del Líbano. Los sos­pe­cho­sos y el tra­fi­can­te fue­ron segui­dos y arres­ta­dos por las fuer­zas de inte­li­gen­cia del ejér­ci­to el 30 de julio, des­pués de la entre­ga de las armas en Ras Beirut.

El 8 de agos­to, el perió­di­co Al-Safir citó a un fun­cio­na­rio de la segu­ri­dad: “La ope­ra­ción recien­te­men­te frus­tra­da toda­vía está sien­do inves­ti­ga­da, y exis­te infor­ma­ción alta­men­te sig­ni­fi­ca­ti­va obte­ni­da de los invo­lu­cra­dos que están afi­lia­dos a una impor­tan­te ten­den­cia en la alian­za 14 de Mar­zo [pro-esta­dou­ni­den­se]. No es la úni­ca ope­ra­ción que han realizado.”

La alian­za 14 de Mar­zo es una coa­li­ción de par­ti­dos polí­ti­cos liba­ne­ses hos­ti­les a Siria, cuyo mayor miem­bro es el movi­mien­to Al-Mus­taq­bal (“El Futu­ro”) de Saad Hari­ri. Su nom­bre pro­vie­ne de la fecha de la así lla­ma­da Revo­lu­ción del Cedro de 2005, una serie de mani­fes­ta­cio­nes calle­je­ras res­pal­da­das por EE.UU. que lle­va­ron al ejér­ci­to sirio a eva­cuar el Líbano des­pués del ase­si­na­to de Rafik Hari­ri el 14 de febre­ro de 2005.

Saad Hari­ri sir­vió de pri­mer minis­tro des­de 2009 has­ta enero de 2011, cuan­do Hiz­bu­lá –un par­ti­do polí­ti­co y mili­cia arma­da chií liba­ne­sa res­pal­da­da por Siria– aban­do­nó la coa­li­ción guber­na­men­tal de Hari­ri, derri­ban­do su gobierno.

La tele­vi­sión Al-Manar de Hiz­bu­lá iden­ti­fi­có a los con­tra­ban­dis­tas como Was­sar y Samir Tamim. Según las infor­ma­cio­nes con­fe­sa­ron que han rea­li­za­do más de 30 ope­ra­cio­nes de con­tra­ban­do de armas de Mari­na a Bani­yas con la ayu­da de Moham­mad Kab­ba­ra, miem­bro del blo­que par­la­men­ta­rio Mus­taq­bal vin­cu­la­do a los ser­vi­cios de inte­li­gen­cia sau­díes. Al-Manar seña­ló que el cen­tro de las ope­ra­cio­nes era la gran­ja de Kab­ba­ra en el nor­te del Líbano, y agre­gó que tam­bién era un pun­to de trán­si­to de mer­ce­na­rios isla­mis­tas (sala­fis­tas) en via­je a la ciu­dad siria de Homs.

El ejér­ci­to sirio afir­mó la sema­na pasa­da que en recien­tes com­ba­tes cer­ca de Homs detu­vo a cien­tos de mer­ce­na­rios sala­fis­tas (entre ellos, supues­ta­men­te, afga­nos) con docu­men­tos liba­ne­ses, cuya trans­fe­ren­cia a Siria fue faci­li­ta­da por [el dipu­tado] Kabbara.

El gabi­ne­te liba­nés se reu­nió el lunes para dis­cu­tir el caso del con­tra­ban­do de armas. Exis­ten cre­cien­tes ten­sio­nes entre fuer­zas polí­ti­cas den­tro del Líbano –en espe­cial entre la alian­za 14 de Mar­zo res­pal­da­da por EE.UU. y la alian­za 8 de Mar­zo res­pal­da­da por Siria, esta últi­ma for­ma­da alre­de­dor de Hizbulá.

El des­cu­bri­mien­to de embar­ques clan­des­ti­nos de armas a Siria por polí­ti­cos liba­ne­ses res­pal­da­dos por Ara­bia Sau­dí tie­ne lugar en medio de cre­cien­te pre­sión del impe­ria­lis­mo esta­dou­ni­den­se y sus tes­ta­fe­rros ára­bes con­tra el régi­men sirio. Fun­cio­na­rios de EE.UU. advier­ten que pron­to podrían emi­tir una decla­ra­ción exi­gien­do for­mal­men­te la sali­da del pre­si­den­te sirio Bashar al-Asad. Ara­bia Sau­dí y otras monar­quías del Gol­fo han reti­ra­do sus emba­ja­do­res en Siria, mien­tras cri­ti­can a Asad por la supues­ta repre­sión de su régi­men con­tra pro­tes­tas en Homs, Hama, y otras ciu­da­des sirias.

Las reve­la­cio­nes de con­tra­ban­dos liba­ne­ses de armas refuer­zan afir­ma­cio­nes de que fuer­zas sau­díes o esta­dou­ni­den­ses tra­tan de des­es­ta­bi­li­zar a Asad, y reem­pla­zar­lo por un régi­men más ali­nea­do direc­ta­men­te con los intere­ses del impe­ria­lis­mo estadounidense.

WSBS /​Glo­bal Research. Tra­du­ci­do del inglés para Rebelión 

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on Facebook
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.