El PCPE no acep­ta­rá nin­gu­na medi­da que impi­da su pre­sen­cia en las elecciones

El Par­ti­do Comu­nis­ta de los Pue­blos de Espa­ña ha pre­sen­ta­do un segun­do escri­to a la Jun­ta Elec­to­ral Cen­tral, exi­gien­do una res­pues­ta a la cues­tión sobre la for­ma de reco­ger las fir­mas del uno por mil del cen­so en cada pro­vin­cia, como nue­vo requi­si­to apro­ba­do por el Con­gre­so de los Dipu­tados para la con­cu­rren­cia de los par­ti­dos polí­ti­cos sin repre­sen­ta­ción par​la​men​ta​ria​.La fal­ta de regu­la­ción de este pro­ce­di­mien­to colo­ca al PCPE, y a otras orga­ni­za­cio­nes sin repre­sen­ta­ción par­la­men­ta­ria, en una posi­ción de des­ven­ta­ja a la hora de desa­rro­llar la cam­pa­ña elec­to­ral. Difi­cul­tad que se suma a la ya res­tric­ti­va nor­ma­ti­va elec­to­ral exis­ten­te, que siem­pre favo­re­ce el sis­te­ma del bipar­ti­dis­mo en este país.

El PCPE expre­sa su fir­me deter­mi­na­ción de estar pre­sen­te en las Elec­cio­nes Gene­ra­les del 20N en el máxi­mo de cir­cuns­crip­cio­nes posi­bles, y no acep­ta­rá nin­gu­na medi­da-tram­pa que pue­da limi­tar este dere­cho a pre­sen­tar sus pro­pias can­di­da­tu­ras allá don­de su orga­ni­za­ción ten­ga capa­ci­dad para ello.

El PCPE lla­ma al pue­blo tra­ba­ja­dor a apo­yar con su fir­ma el dere­cho del Par­ti­do Comu­nis­ta a estar pre­sen­te en las elec­cio­nes del 20N, sus­cri­bien­do los plie­gos que a tal fin ya tie­nen sus orga­ni­za­cio­nes locales.

A con­ti­nua­ción se repro­du­ce el tex­to del escri­to diri­gi­do a la Jun­ta Elec­to­ral Cen­tral el pasa­do día 4 de agosto:

CARMELO SUÁREZ CABRERA, Secre­ta­rio Gene­ral del PARTIDO COMUNISTA DE LOS PUEBLOS DE ESPAÑA, con todas las facul­ta­des esta­tu­ta­rias para actuar en repre­sen­ta­ción de dicha orga­ni­za­ción, con domi­ci­lio a efec­tos de noti­fi­ca­cio­nes en la calle Carre­tas nº 14, 6º G‑1, 28012, ante esa Jun­ta Elec­to­ral EXPONE:

Que con fecha de 11 de julio del año en cur­so pre­sen­tó escri­to de con­sul­ta a esa Jun­ta Elec­to­ral, en el que se le soli­ci­ta­ba infor­ma­ción sobre el pro­ce­di­mien­to de reco­gi­da de fir­mas para la pre­sen­ta­ción a las Elec­cio­nes Gene­ra­les, por par­te de los par­ti­dos que en la actua­li­dad no tie­nen repre­sen­ta­ción parlamentaria. 

Que a día de hoy el Pre­si­den­te del Gobierno ha anun­cia­do ofi­cial­men­te la cele­bra­ción de Elec­cio­nes Gene­ra­les, ade­lan­ta­das, para el día 20 de noviem­bre del año en curso. 

Que esa Jun­ta Elec­to­ral no ha con­tes­ta­do has­ta la fecha a la con­sul­ta rea­li­za­da por el Par­ti­do al que represento. 

Que esta situa­ción ya colo­ca al PCPE en situa­ción de des­ven­ta­ja con res­pec­to a otras orga­ni­za­cio­nes polí­ti­cas, que ya están orga­ni­zan­do su agen­da elec­to­ral con per­fec­to cono­ci­mien­to de los requi­si­tos que se les exi­gen para con­cu­rrir a las men­cio­na­das elecciones. 

Que, por tan­to, a la anti­de­mo­crá­ti­ca deci­sión toma­da en su día por el Con­gre­so de los Dipu­tados de apro­bar la refor­ma de la LOREG que impo­ne el requi­si­to de reco­gi­da de fir­mas para los par­ti­dos sin repre­sen­ta­ción par­la­men­ta­ria, se aña­de un nue­vo y arbi­tra­rio obs­tácu­lo al impe­dir al PCPE pla­ni­fi­car su agen­da elec­to­ral con la mis­ma ante­la­ción que otros par­ti­dos polí­ti­cos, por des­co­no­cer en tér­mi­nos pre­ci­sos deter­mi­na­dos requi­si­tos que debe for­ma­li­zar para con­cu­rrir a la pró­xi­ma con­vo­ca­to­ria electoral. 

Que el PCPE exi­ge una solu­ción a esta cues­tión en el sen­ti­do de que dicho trá­mi­te ten­ga por fina­li­dad demos­trar la exis­ten­cia de estruc­tu­ra orga­ni­za­ti­va y base mili­tan­te. Es decir, que la reco­gi­da de fir­mas sea rea­li­za­da por sus mili­tan­tes, quie­nes, en cali­dad de fedatarios/​as, han de tener la atri­bu­ción de cer­ti­fi­car la auten­ti­ci­dad de las fir­mas pre­sen­ta­das. Pues la exi­gen­cia de otros meca­nis­mos –al esti­lo de las Agru­pa­cio­nes de Elec­to­res- lo úni­co que ven­dría a poner de mani­fies­to sería la capa­ci­dad eco­nó­mi­ca del Par­ti­do, y no su estruc­tu­ra orga­ni­za­ti­va y su base mili­tan­te, que enten­de­mos es el sen­ti­do de la res­tric­ti­va refor­ma mencionada. 

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on Facebook
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.