26 de julio: La rebe­lión con­ti­núa – Cuba­de­ba­te

“Rebe­lión con­tra las oli­gar­quías y con­tra dog­mas revo­lu­cio­na­rios”, así sin­te­ti­zó el Che des­de las pági­nas de su dia­rio en Boli­via lo ocu­rri­do en Cuba el 26 de julio de 1953. Se tra­ta de una defi­ni­ción que ha acom­pa­ña­do has­ta hoy la super­vi­ven­cia de la Revo­lu­ción cuba­na fren­te a las agre­sio­nes exter­nas y a las con­se­cuen­cias de sus pro­pios erro­res.

Es esa rebe­lión múl­ti­ple la que ha mar­ca­do el dis­cur­so de los prin­ci­pa­les diri­gen­tes cuba­nos en los momen­tos cla­ve del pro­ce­so his­tó­ri­co vivi­do por la isla en las últi­mas seis déca­das. Y es ella la que tam­bién guía los pro­fun­dos cam­bios que comien­zan a imple­men­tar­se como con­se­cuen­cia de los deba­tes del Sex­to Con­gre­so del Par­ti­do Comu­nis­ta, acom­pa­ña­dos de la reafir­ma­ción del carác­ter socia­lis­ta y antim­pe­ria­lis­ta del pro­ce­so.

Des­de esa pers­pec­ti­va, las crí­ti­cascon­tra la indis­ci­pli­na social y labo­ral, la defi­cien­te con­ta­bi­li­dad, el mal apro­ve­cha­mien­to de los recur­sos, las acti­tu­des buro­crá­ti­cas gene­ra­do­ras de ruti­na, indo­len­cia o esque­ma­tis­mo y con­tra pro­ce­di­mien­tos absur­dos que nada tie­nen que ver con el socia­lis­mo” ‑pre­sen­tes en el dis­cur­so del vice­pre­si­den­te José Ramón Macha­do Ven­tu­ra en la con­me­mo­ra­ción del 58 ani­ver­sa­rio de los his­tó­ri­cos suce­sos- se han engar­za­do con el salu­do a la Alian­za Boli­va­ria­na para los pue­blos de Nues­tra Amé­ri­ca (ALBA), al “avan­ce de las fuer­zas pro­gre­sis­tas en el hemis­fe­rio” y al triun­fo de Ollan­ta Huma­la como Pre­si­den­te de Perú.

“Al pue­blo le habla­mos cla­ro”, ha dicho el tam­bién Segun­do secre­ta­rio del Par­ti­do Comu­nis­ta, para aña­dir: “no esta­mos ponien­do par­ches ni impro­vi­san­do, sino bus­can­do solu­cio­nes defi­ni­ti­vas a vie­jos pro­ble­mas. Con pies y oídos bien pues­tos sobre la tie­rra, muy aten­tos a la opi­nión de la gen­te, lis­tos para rec­ti­fi­car sobre la mar­cha, ajus­tar el rit­mo y adop­tar nue­vas deci­sio­nes.” Y en esa sen­si­bi­li­dad y trans­pa­ren­cia está el “arte de rea­li­zar lo impo­si­ble: cons­truir y lle­var a cabo la Revo­lu­ción de los humil­des, por los humil­des y para los humil­des, y defen­der­la duran­te medio siglo de la más pode­ro­sa poten­cia que jamás exis­tió”, como reza la idea de Fidel ‑expre­sa­da a pro­pó­si­to del Sex­to Con­gre­so- que cita­ra Macha­do Ven­tu­ra en el acto de Cie­go de Ávi­la.

He esta­do leyen­do varios des­pa­chos de la pren­sa extran­je­ra sobre el acto de este 26 de julio en Cie­go de Ávi­la, y no hay uno que haga refe­ren­cia a la fra­se de Fidel cita­da por Macha­do. Se habla de “refor­mas” y de crí­ti­cas pero nada del reno­va­do com­pro­mi­so con los “humil­des, por los humil­des y para los humil­des”; señal ine­quí­vo­ca de que la rebe­lión que asal­tó el cuar­tel Mon­ca­da en 1953 sigue viva y con­ti­núa sien­do sub­ver­si­va no sólo para los “dog­mas revo­lu­cio­na­rios”, sino tam­bién para las oli­gar­quías que con­tro­lan la infor­ma­ción a nivel glo­bal.

(Publi­ca­do en CubAho­ra)

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *