Rajoy ani­ma a uti­li­zar las leyes con­tra Bil­du «sin demo­ra ni com­ple­jos» – Inaki Irion­do

El pre­si­den­te del Gobierno espa­ñol, José Luis Rodrí­guez Zapa­te­ro, pasó ayer de pun­ti­llas por la «cues­tión vas­ca» en su últi­mo dis­cur­so en un deba­te del esta­do de la nación espa­ño­la. Ape­nas una men­ción al man­te­ni­mien­to de la «estra­te­gia anti­te­rro­ris­ta» y la alu­sión a que el Eje­cu­ti­vo «vela­rá por el res­pe­to a todos los dere­chos fun­da­men­ta­les de los ciu­da­da­nos y de sus repre­sen­tan­tes en las ins­ti­tu­cio­nes demo­crá­ti­cas».

El pre­si­den­te del PP, Mariano Rajoy, tam­po­co le dedi­có mucho más tiem­po, pero sí mayor con­tun­den­cia. Mos­tró su dis­cre­pan­cia con la deci­sión del Tri­bu­nal Cons­ti­tu­cio­nal des­de la con­vic­ción de que «está­ba­mos ante una nue­va tram­pa de ETA para vol­ver a colar­se en la vida ins­ti­tu­cio­nal». Una con­vic­ción que, según dijo, era com­par­ti­da por las FSE, la Fis­ca­lía, la Abo­ga­cía del Esta­do y el Tri­bu­nal Supre­mo y que «no se fun­da en el pre­jui­cio, sino en la expe­rien­cia y el sen­ti­do común».

Des­de la tri­bu­na de ora­do­res del Con­gre­so, Rajoy ase­gu­ró que «esa con­vic­ción se está vien­do con­fir­ma­da por los hechos. Han vuel­to la inti­mi­da­ción, la chu­le­ría y el des­pre­cio a la ley a los ayun­ta­mien­tos y a las dipu­tacio­nes vas­cas».

En ese ins­tan­te recor­dó la vigen­cia de la Ley de Par­ti­dos y ape­ló a las refor­mas lega­les que que «per­mi­ten deter­mi­nar la incom­pa­ti­bi­li­dad sobre­ve­ni­da de aque­llos repre­sen­tan­tes ele­gi­dos que incu­rran en con­duc­tas incom­pa­ti­bles con la demo­cra­cia». Y pro­cla­mó que «a esos ins­tru­men­tos hay que acu­dir, sin demo­ras ni com­ple­jos, en cuan­to haya cau­sa obje­ti­va para ello, algo que ‑por lo vis­to estos días- pue­de ya haber suce­di­do».

Rajoy ins­tó al Gobierno a «que per­ma­nez­ca muy vigi­lan­te y no con­tem­po­ri­ce ni pase por alto los hechos con­su­ma­dos». «Hemos modi­fi­ca­do la ley ‑expli­có- para que no se sal­gan con la suya. El Gobierno, con sus hechos, les debe hacer saber que los demó­cra­tas no les vamos a pasar ni una chu­le­ría, ni una ame­na­za, ni una vul­ne­ra­ción de la Ley». Lue­go no vol­vió a hablar del tema en todo el deba­te.

Fuen­te: Gara

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *