Fre­cuen­tes embos­ca­das en Perú de la gue­rri­lla maois­ta del PCP (m‑l-m)

El núme­ro de mili­ta­res perua­nos muer­tos subió a cin­co, a raíz de un pre­sun­to ata­que en la sel­va de la región Cuz­co, come­ti­do en la vís­pe­ra de la segun­da vuel­ta pre­si­den­cial, según infor­mó el Coman­do Con­jun­to de las Fuer­zas Arma­das.

Un nue­vo repor­te ofi­cial pre­ci­só que «debi­do a la gra­ve­dad de las heri­das» pro­du­ci­das duran­te un enfren­ta­mien­to de ayer falle­cie­ron dos sub­ofi­cia­les del Ejér­ci­to, que se suman a los tres sol­da­dos muer­tos en el lugar del ata­que.

De acuer­do al infor­me cas­tren­se, una patru­lla del coman­do espe­cial ins­ta­la­do en el Valle de los ríos Apu­rí­mac y Ene (VRAE) que se diri­gía a cus­to­diar el pro­ce­so elec­to­ral en la loca­li­dad de Cho­que­ti­ra, dis­tri­to de Vil­ca­bam­ba, en la pro­vin­cia de La Con­ven­ción, fue ata­ca­da por los gue­rri­lle­ros.

A raíz de esa embos­ca­da, se repor­ta­ron seis heri­dos, ade­más de los tres muer­tos ini­cia­les, razón por la cual se esti­ma que los lesio­na­dos son aho­ra cua­tro mili­ta­res.

El coman­do con­jun­to de las fuer­zas arma­das seña­ló que se con­ti­núa con las ope­ra­cio­nes mili­ta­res para el res­ca­te de los heri­dos y eva­cua­ción de los falle­ci­dos en la zona.

La patru­lla que con­ta­ba con apro­xi­ma­da­men­te 30 inte­gran­tes Luis Puel, tenía que subir un neva­do de casi cua­tro mil metros sobre el nivel del mar para dejar el mate­rial que iba a ser des­ti­na­do a dos mesas de sufra­gio.

Sin embar­go, el Ejér­ci­to había soli­ci­ta­do al Jura­do Elec­to­ral Espe­cial que reti­re esas dos mesas para que estas sean envia­das a otros cen­tros edu­ca­ti­vos con mayor res­guar­do.

Los mili­ta­res tam­bién habrían esta­do acom­pa­ña­dos de inte­gran­tes de la Ofi­ci­na Des­cen­tra­li­za­da de Pro­ce­sos Elec­to­ra­les y del Jura­do Elec­to­ral Espe­cial.

No se sabe el para­de­ro del mate­rial elec­to­ral que se lle­va­ba al momen­to de la embos­ca­da.

Por otra par­te, días antes fra­ca­só una impor­tan­te ope­ra­ción con­jun­ta rea­li­za­da entre la poli­cía perua­na y el ejér­ci­to, el ope­ra­ti­vo sumó 500 efec­ti­vos uni­for­ma­dos y con­sis­tió en un ata­que noc­turno a un cam­pa­men­to del Ejér­ci­to Gue­rri­lle­ro Popu­lar, bra­zo arma­do del PCP (m‑l-) de carac­te­rís­ti­cas muy simi­la­res a las accio­nes noc­tur­nas rea­li­za­das por el ejér­ci­to de Colom­bia con­tra las FARC, lo que prue­ba la exis­ten­cia de una direc­ción mili­tar común en ambos paí­ses, pre­vi­si­ble­men­te los ser­vi­cios secre­tos nor­te­ame­ri­ca­nos. 

Los com­ba­tien­tes comu­nis­tas perua­nos se per­ca­ta­ron del ata­que y cuan­do la fuer­za arma­da tomó el lugar, ya no había nadie. Obvia­men­te, los com­ba­tien­tes clan­des­ti­nos se pre­pa­ra­ron para repe­ler la embos­ca­da frus­tra­da y su reapa­ri­ción ha sido letal para las fuer­zas arma­das perua­nas.

El PCP (m‑l-m) está diri­gi­do por un vete­rano mili­tan­te maois­ta, Vic­tor Quis­pe Palo­mino (José), cuyo padre, mili­tan­te comu­nis­ta fue ase­si­na­do por las ron­das cam­pe­si­nas, tam­bién su madre for­mó par­te de la insu­rrec­ción arma­da y en la actu­li­dad otros her­ma­nos de Quis­pe for­man par­te del gru­po de resis­ten­tes que par­tien­do del VTAE, zona de Aya­cu­cho tie­nen capa­ci­dad de ope­rar con capa­ci­dad de replie­gue en el mis­mo Cus­co, des­min­tién­do­se así el mito de la derro­ta de la gue­rri­lla maois­ta.

Los ser­vi­cios de inte­li­gen­cia del Perú sitúan en unos 500 com­ba­tien­tes los efec­ti­vos del par­ti­do – gue­rri­lla que recha­za la figu­ra del Pte. Gon­za­lo, al que acu­san de trai­ción.

El eje cen­tral de su pro­pues­ta polí­ti­ca con­sis­te en el desa­rro­llo de la Gue­rra Ann­ti – impe­ria­lis­ta de Libe­ra­ción nacio­nal, en este sen­ti­do los efec­ti­vos mili­tan­tes perua­nos hicie­ron públi­ca su dis­po­si­ción a un fren­te lati­no­ame­ri­cano anti impe­ria­lis­ta de carác­ter con­ti­nen­tal, valo­ran­do posi­ti­va­men­te los pro­ce­sos de enfren­ta­mien­to con el impe­ria­lis­mo que se vie­nen pro­du­cien­do en Lati­noa­mé­ri­ca.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *