El de Huma­la será un gobierno de cen­tro izquier­da pero sin gran­des trans­for­ma­cio­nes – James Petras

Chury: Esta­mos lle­nos de temas. Ollan­ta Huma­la pre­si­den­te de Perú, pero hay varias cosas impor­tan­tí­si­mas en el mun­do

Petras: Sí, hay varias cosas impor­tan­tes. Perú y Por­tu­gal. Empe­za­mos con Perú, don­de Ollan­ta Huma­la ganó las elec­cio­nes. Y uno tie­ne que ana­li­zar en pro­fun­di­dad por­que esta vic­to­ria vie­ne de un con­tex­to de un país que ha cre­ci­do entre 8 y 10 por cien­to en los últi­mos cin­co años. Que pode­mos decir que el mode­lo neo­li­be­ral de expor­ta­ción de mine­ra­les no ha teni­do éxi­to por­que la mayo­ría de la gen­te recha­za el cre­ci­mien­to diná­mi­co que con­cen­tra la rique­za.

Ollan­ta gana en un país don­de el capi­ta­lis­mo tenía des­de el ángu­lo de sus intere­ses gran éxi­to. Pero el éxi­to del capi­ta­lis­mo es a cos­ta del pue­blo. Las gran­des empre­sas mine­ras están des­tru­yen­do el ambien­te, per­ju­di­can­do a los peque­ños agri­cul­to­res, las comu­ni­da­des indí­ge­nas. Está con­cen­tran­do la rique­za, con­cen­tra el poder con la osten­ta­ción de la rique­za. Eso pro­vo­ca un tre­men­do resen­ti­mien­to y hos­ti­li­dad a la vez que pola­ri­za­ción. Y la pola­ri­za­ción es muy evi­den­te

Los gran­des capi­ta­les extran­je­ros tie­nen sus prin­ci­pa­les alia­dos en Lima, don­de hay todo una serie de pro­fe­sio­na­les, comer­cian­tes, cla­se media aco­mo­da­da, que actúa como un cin­tu­rón de trans­mi­sión en la polí­ti­ca eco­nó­mi­ca del gran capi­tal extran­je­ro.

Por esta razón Huma­la pier­de en Lima, espe­cial­men­te en los barrios de la cla­se media, cla­se media baja, pero gana enor­mes mayo­rías en el inte­rior del país, en las capi­ta­les pro­vin­cia­les: Are­qui­pa, Tru­ji­llo. Y en eso debe­mos ano­tar que el cre­ci­mien­to diná­mi­co no nece­sa­ria­men­te favo­re­ce la con­ti­nua­ción del mode­lo de las cla­ses domi­nan­tes. Eso mis­mo debe­mos notar en Uru­guay y otros paí­ses que mues­tran un gran cre­ci­mien­to, pero que deja atrás a las gran­des mayo­rías; los tra­ba­ja­do­res, los jor­na­le­ros, los emplea­dos, todos los que no están vin­cu­la­dos con estos sec­to­res del gran capi­tal expor­ta­dor.

En este caso enton­ces, Huma­la tie­ne el desa­fío, ¿cómo se va a enfren­tar esta polí­ti­ca? Los indi­ca­do­res son que no va a expro­piar nin­gu­na de las gran­des empre­sas. Lo que va a hacer en el mejor caso, es aumen­tar la regu­la­ción, aumen­tar tal vez los impues­tos y cana­li­zar mayo­res recur­sos hacia los pobres. Nin­gu­na trans­for­ma­ción eco­nó­mi­ca pero sí un mejor repar­to de la rique­za y mayor papel del Esta­do sobre los pro­ble­mas ambien­ta­les que están des­tru­yen­do las tie­rras y aguas del inte­rior.

Eso creo que debe­mos espe­rar. Un gobierno de cen­tro izquier­da pero sin gran­des trans­for­ma­cio­nes. Algu­nas medi­das socia­les, lucha con­tra la pobre­za, algu­nas inver­sio­nes para gene­rar empleo. Aho­ra, entre las fuer­zas que apo­yan a Huma­la hay dos cosas que debe­mos ano­tar: las bases elec­to­ra­les que son en gran par­te la gen­te más pobre, cam­pe­si­nos, pobla­do­res urba­nos, tra­ba­ja­do­res, sin­di­ca­lis­tas, pero en la cúpu­la hay ase­so­res más cer­ca de los capi­ta­les nacio­na­les como en el caso de Lula, e inclu­so Huma­la tenía ase­so­res que vie­nen de Bra­sil y tie­ne otros que están vin­cu­la­do con sec­to­res finan­cie­ros de Perú. Enton­ces hay que ver la pug­na entre la cúpu­la de Huma­la y las bases de Huma­la, qué resul­ta­do van a pro­du­cir.

Chury: Petras, de todas mane­ras lo de Kei­ko Fuji­mo­ri ya era el neo­li­be­ra­lis­mo y el capi­ta­lis­mo explí­ci­to.

Petras: Sí, es una con­ti­nua­ción de Alan Gar­cía y tie­ne todo el equi­pa­je de su padre, el ase­sino y repre­sor. Ella tenía el apo­yo de la bur­gue­sía lime­ña, tenía el apo­yo del emba­ja­dor nor­te­ame­ri­cano, el apo­yo finan­cie­ro. Pero la divi­sión polí­ti­ca está muy cla­ra, una pola­ri­za­ción de masas ver­sus oli­gar­quía. Pero quie­ro com­pli­car el aná­li­sis dicien­do que entre las fuer­zas de Huma­la no hay sim­ple­men­te un movi­mien­to de masas; es una alian­za de cla­ses inclu­yen­do a sec­to­res pode­ro­sos en la cla­se empre­sa­rial. Las cosas deben mejo­rar por­que Alan Gar­cía esta­ba tan entre­ga­do, era tan ser­vil a los intere­ses nor­te­ame­ri­ca­nos, que por lo menos podre­mos ver un gobierno más inde­pen­dien­te, en la línea de Bra­sil y Argen­ti­na, sin nin­gu­na trans­for­ma­ción al esti­lo de Vene­zue­la don­de se expro­pia­ron algu­nas empre­sas, se nacio­na­li­za­ron otras. Es una polí­ti­ca en la línea del cen­tro izquier­da bra­si­le­ño y argen­ti­na.

Chury: ¿Sal­ta­mos a Por­tu­gal?

Petras: Por­tu­gal es una elec­ción muy impor­tan­te inclu­so para Uru­guay por­que mues­tra cómo un gobierno apa­ren­te­men­te socia­lis­ta, que cum­plió con todas las medi­das del Fon­do Mone­ta­rio, pro­vo­có una gran reac­ción, un recha­zo, pre­ci­sa­men­te entre los sec­to­res popu­la­res. El resul­ta­do elec­to­ral es muy reve­la­dor. La pri­me­ra mayo­ría la tie­nen los abs­ten­cio­nis­tas: 41 % de los ciu­da­da­nos no vota­ron. La dere­cha con­si­gue menos que los abs­ten­cio­nis­tas. Los que gana­ron las elec­cio­nes, la dere­cha, logró 38,6% y los socia­lis­tas caye­ron a casi un 27, 28%. Y la izquier­da que­dó con 13%. entre los comu­nis­tas, los ver­des y lo que lla­man el blo­que de izquier­da.

Si uno actúa como dere­cha, pro­du­ce un des­en­can­to a los votan­tes de izquier­da. El señor José Sócra­tes, que no es muy socrá­ti­co, hizo todo lo posi­ble para satis­fa­cer al Fon­do Mone­ta­rio. Bajó los sala­rios, aumen­tó la des­ocu­pa­ción y su argu­men­to al final de cuen­tas era que la dere­cha es peor. No pue­de defen­der un pro­gra­ma tan anti­po­pu­lar y tra­ta de mon­tar el fan­tas­ma de que la dere­cha es peor.

La dere­cha es mala y las medi­das más duras van a salir aho­ra, pero no se pue­de ani­mar a la gen­te subien­do la edad de jubi­la­ción, bajan­do los pagos de jubi­la­cio­nes, expul­san­do a miles de tra­ba­ja­do­res públi­cos, aumen­tan­do la tasa de des­ocu­pa­ción al 13%. ¿Cómo pue­des ganar una elec­ción con un pro­gra­ma y una prác­ti­ca así? Es el cas­ti­go que están sufrien­do los socia­lis­tas por actuar como la dere­cha.

La dere­cha tie­ne su apo­yo, tie­ne un 40% del elec­to­ra­do garan­ti­za­do por­que son los peque­ños y gran­des capi­ta­lis­tas, los comer­cian­tes, los que van a tra­tar de impo­ner toda la aus­te­ri­dad sobre las espal­das del pue­blo. Pero al pue­blo le fal­tó un lide­raz­go, un par­ti­do que pudie­ra arti­cu­lar una alter­na­ti­va, decir noso­tros no acep­ta­mos eso, vamos a un default, vamos a denun­ciar nues­tra deu­da, vamos a salir de la Unión Euro­pea, que los Ban­cos pier­dan el dine­ro por­que lo pres­ta­ron a gobier­nos que no cum­plie­ron con los pro­gra­mas del pue­blo. No exis­tía una fuer­za cla­ra con esta capa­ci­dad de inser­tar­se en la masa.

Como decía, la izquier­da con­si­gue un 13%. La izquier­da hones­ta, con­se­cuen­te podría­mos decir. ¿Y por qué no aumen­tó más? Por­que gran par­te del elec­to­ra­do sin­di­cal y popu­lar se sien­te enga­ña­dos por los socia­lis­tas, sien­ten que la izquier­da, según entien­den ellos, no cum­plió con su pro­gra­ma. Enton­ces esta masa no sen­tía que debía ir más a la izquier­da otra vez. No sen­tía que la izquier­da alter­na­ti­va podría mejo­rar el daño que los socia­lis­tas hicie­ron. Enton­ces los socia­lis­tas no sólo per­ju­di­ca­ron a sus pro­pios can­di­da­tos y par­ti­do sino que a par­tir de su actua­ción hicie­ron mucho daño a toda la izquier­da y aumen­tó el des­en­can­to a tal pun­to que 41% del elec­to­ra­do no votó. Y si uno ana­li­za dón­de la abs­ten­ción fue más fuer­te, está entre los sec­to­res humil­des, los que nor­mal­men­te votan por la izquier­da o podrían votar por la izquier­da.

Chury: Petras, no me quie­ro ir de la región ya que esta­mos hablan­do de Por­tu­gal. ¿Qué ha pasa­do con el PSOE y todo lo que ha ocu­rri­do en Espa­ña?

Petras: Lo mis­mo pasó el PSOE. El Par­ti­do Socia­lis­ta fue muy gol­pea­do en las elec­cio­nes muni­ci­pa­les por­que otra vez el PSOE hace el tra­ba­jo de la dere­cha, impo­nien­do pro­gra­mas que gene­ra­ron 22% de des­ocu­pa­ción glo­bal y 45% de la gen­te por deba­jo de los 30 años. Por eso la gen­te no votó al socia­lis­mo; vota­ron con sus pies. Fue­ron a las gran­des pla­zas en este movi­mien­to de los indig­na­dos. Y aho­ra piden los indig­na­dos una gran mar­cha el 19 de junio, pre­ci­sa­men­te el día que los socia­lis­tas acor­da­ron aumen­tar la edad de la jubi­la­ción, exten­der y pro­fun­di­zar la pri­va­ti­za­ción y macha­car los dere­chos labo­ra­les.

El 19 de junio es el día que los socia­lis­tas van a anun­ciar estos recor­tes pro­fun­dos ata­can­do al pue­blo. El pue­blo no tie­ne gran­des opcio­nes elec­to­ra­les pero sí tie­ne una enor­me capa­ci­dad de movi­li­zar millo­nes en las calles para enfren­tar estas medi­das. El Par­la­men­to y el pro­ce­so par­ti­da­rio están muy des­pres­ti­gia­dos, par­ti­cu­lar­men­te entre la juven­tud.

Y otra vez es el daño que hacen los socia­lis­tas fren­te a la ima­gen que tie­ne el pue­blo. El pue­blo ya no con­fía en nin­gún par­ti­do, a pesar que la izquier­da inde­pen­dien­te en Espa­ña son gen­te hones­ta que han sido fie­les a sus pro­gra­mas. Pero fren­te a esta som­bra que tiran los socia­lis­tas, gran par­te de la juven­tud dice que «esta­mos har­tos de votar por alguien que nos pro­me­te muchas cosas bue­nas y cuan­do lle­gan al poder toman todas las medi­das que impo­ne el Fon­do Mone­ta­rio y los Ban­cos de Ale­ma­nia y de Euro­pa del nor­te». Enton­ces la lucha en los paí­ses ibé­ri­cos aho­ra pasa por la calle, por las gran­des mar­chas, huel­gas y con­fron­ta­cio­nes. Y tal vez en esta situa­ción podría emer­ger algu­na alter­na­ti­va nue­va que ten­ga la con­fian­za de la gen­te.

Chury: Para fina­li­zar que­ría pre­gun­tar­te, ¿adón­de va Israel con su polí­ti­ca de agre­sión en Orien­te Medio? A la luz de los últi­mos acon­te­ci­mien­tos.

Petras: Son due­ños de la polí­ti­ca aquí en Esta­dos Uni­dos. Tú sabes que cuan­do Netan­yahu estu­vo aquí, fue a hablar en el Con­gre­so y 29 veces los con­gre­sis­tas se pusie­ron de pie para ova­cio­nar­lo. Ni Lin­coln ni Washing­ton con­si­guie­ron ova­cio­nes con esta fuer­za como el pre­si­den­te de un país extran­je­ro, el judío Netan­yahu. Esta­mos colo­ni­za­dos. El Con­gre­so nor­te­ame­ri­cano no es ame­ri­cano, está bajo el con­trol y domi­na­ción de los sio­nis­tas. Con este res­pal­do, este con­trol que tie­ne aquí Israel, no tie­ne mucha nece­si­dad de tomar en cuen­ta todos los ata­ques. Cuan­do mató este fin de sema­na a 25 per­so­nas des­ar­ma­das, par­ti­cu­lar­men­te las que vie­nen de las coli­nas del Golán, no es una gran noti­cia. Cuan­do Siria mata a algu­nos mani­fes­tan­tes, son gran­des títu­la­res. Cuan­do Israel mata, aquí jus­ti­fi­can las masa­cres. El New York Times, Finan­cial Times, la BBC, siem­pre hablan de con­fron­ta­cio­nes, que Israel está defen­dien­do su fron­te­ra, a pesar que están matan­do mani­fes­tan­tes des­ar­ma­dos. Por esta razón Israel va a seguir como el gran delin­cuen­te inter­na­cio­nal y va a seguir actuan­do como un agre­sor y van a recha­zar todas las medi­das de las Nacio­nes Uni­das, por­que mien­tras con­tro­le a los Esta­dos Uni­dos, no tie­ne nin­gún mie­do.

Aho­ra los judíos israe­li­tas están en la bús­que­da del segun­do pasa­por­te. Hemos reci­bi­do noti­cias de que hay 100 mil israe­li­tas que tie­nen pasa­por­te ale­mán, a pesar de que los sio­nis­tas ata­can a Ale­ma­nia para extraer mayo­res con­ce­sio­nes. Todos los judíos, menos los faná­ti­cos, tie­nen angus­tia sobre qué hacer en un país tan faná­ti­co, tan fun­da­men­ta­lis­ta, tan geno­ci­da. Enton­ces algu­nos se que­dan en Israel pero otros que están emi­gran­do a Esta­dos Uni­dos, Ale­ma­nia, Fran­cia…

Y el rabino de Rusia dice aho­ra que cada año hay más judíos que emi­gra­ron de Rusia y aho­ra vuel­ven a Rusia otra vez. Por­que via­jan a Israel y encuen­tran que es más cómo­do vivir en Rusia que en Israel, don­de cada día hay con­flic­tos con los faná­ti­cos orto­do­xos; entre los sefa­ra­díes y los asque­na­zis y con los pales­ti­nos y con el odio del mun­do. La sali­da del país de los israe­li­tas es mayor que la entra­da aho­ra.

. * Extrac­ta­do por La Hai­ne

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *