Nue­va reba­ti­ña por Áfri­ca-Plan del Pen­tá­gono para excluir a China

Windhoek: Sudá­fri­ca se ha con­ver­ti­do en el cam­po de bata­lla en una nue­va reba­ti­ña por los recur­sos en la que EE.UU. tra­ta de excluir la influen­cia chi­na para obte­ner mine­ra­les estra­té­gi­cos, sobre todo para sus militares.Más inquie­tan­te es la posi­bi­li­dad de que los pro­pios mili­ta­res esta­dou­ni­den­ses se invo­lu­cren en la obten­ción de esos mine­ra­les estra­té­gi­cos duran­te los pró­xi­mos 20 años.

Según un estu­dio del doc­tor Stephen Bur­gess, naci­do en Zim­ba­bue y pro­fe­sor del US Air War Colle­ge, pue­de que Washing­ton ten­ga que uti­li­zar los ser­vi­cios del Depar­ta­men­to de Defen­sa, la Agen­cia Nacio­nal de Segu­ri­dad y del Coman­do Áfri­ca (AFRICOM) para obte­ner los recur­sos del Sur de África.

Su estu­dio, titu­la­do “Sus­ten­ta­bi­li­dad de mine­ra­les estra­té­gi­cos en el Sur de Áfri­ca y posi­bles con­flic­tos y coa­li­cio­nes”, dice que EE.UU. debe­ría actuar rápi­da­men­te para obte­ner el ura­nio, man­ga­ne­so, pla­tino, cro­mo, cobal­to y mine­ra­les de tie­rras raras para las nece­si­da­des indus­tria­les y mili­ta­res así como para el man­te­ni­mien­to de sis­te­mas de armas.

El estu­dio se con­cen­tra en la acce­si­bi­li­dad a los recur­sos en la Repú­bli­ca Demo­crá­ti­ca del Con­go (RDC), Nami­bia, Sudá­fri­ca, Zam­bia y Zim­ba­bue y hace una ana­lo­gía con el repar­to de Áfri­ca de los años ochen­ta en el Siglo XIX.

Para triun­far en este nue­vo repar­to, seña­la Bur­gess, ‘hay que des­ple­gar todos los ins­tru­men­tos del poder (de EE.UU.)’

Bur­gess visi­tó todos esos paí­ses –con la excep­ción de Zim­ba­bue– y hace reco­men­da­cio­nes sobre cómo pue­de excluir EE.UU. a China.

Entre­vis­tó a exper­tos del sec­tor mine­ro, fun­cio­na­rios guber­na­men­ta­les y perio­dis­tas como par­te de su investigación.

Tam­bién hubo con­sul­tas con ins­ti­tu­cio­nes esta­dou­ni­den­ses como el Cen­tro Nacio­nal de Reser­vas para la Defen­sa, la Agen­cia de Logís­ti­ca para la Defen­sa y el Coman­do del Cuer­po de Marines.

Una nota del estu­dio indi­ca que no tie­ne nada que ver con el US Air War Colle­ge, lo que pre­sen­ta la posi­bi­li­dad de que Bur­gess haya tra­ba­ja­do como con­sul­tor para Washington.

“El Sur de Áfri­ca con­tie­ne mine­ra­les estra­té­gi­cos que EE.UU. y sus alia­dos nece­si­tan para pro­pó­si­tos indus­tria­les y que los mili­ta­res nece­si­tan para la pro­duc­ción y el sos­te­ni­mien­to de los sis­te­mas de armas.

‘El prin­ci­pal desa­fío de sus­ten­ta­bi­li­dad en la Comu­ni­dad para el Desa­rro­llo del Áfri­ca Aus­tral (SADC) para EE.UU. y sus alia­dos es el inse­gu­ro acce­so a mine­ra­les estratégicos.

‘La cau­sa de este desa­fío es la cre­cien­te deman­da glo­bal y las esca­se­ces del sumi­nis­tro pro­du­ci­das por la inade­cua­da infra­es­truc­tu­ra y la poli­ti­za­ción de la indus­tria mine­ra y la con­duc­ta agre­si­va y a veces mono­po­lis­ta de Chi­na en pos de los minerales.

‘El desa­fío es más agu­do en dos paí­ses del Sur de Áfri­ca –Sudá­fri­ca y la Repú­bli­ca Demo­crá­ti­ca del Con­go (RDC)– y tam­bién aumen­ta en Zam­bia, Zim­ba­bue y Namibia.

‘Una preo­cu­pa­ción par­ti­cu­lar es un posi­ble con­flic­to futu­ro entre EE.UU., que nece­si­ta mine­ra­les estra­té­gi­cos para la defen­sa nacio­nal y otros pro­pó­si­tos, y Chi­na, que nece­si­ta una can­ti­dad cre­cien­te de recur­sos para ali­men­tar su ace­le­ra­da industrialización.

‘Hay una cre­cien­te reba­ti­ña por los recur­sos natu­ra­les en Áfri­ca, espe­cial­men­te por el petró­leo y los minerales.

‘En par­ti­cu­lar, el gobierno de EE.UU. se preo­cu­pa por el acce­so ‘a recur­sos natu­ra­les crí­ti­cos para la defen­sa’. Esto requie­re un aumen­to de los nive­les de acti­vi­dad en los paí­ses afri­ca­nos res­pec­ti­vos, uti­li­zan­do todos los ins­tru­men­tos del poder esta­dou­ni­den­se y tra­ba­jo con com­pa­ñías mine­ras esta­dou­ni­den­ses y occi­den­ta­les, así como acti­vi­dad con Chi­na y com­pa­ñías chinas.

‘Se podría ver, en el peor de los casos, que EE.UU. tuvie­ra que uti­li­zar una diplo­ma­cia coer­ci­ti­va en un futu­ro no dema­sia­do lejano (tal vez en 10 – 20 años) a fin de recu­pe­rar el acce­so a recur­sos vitales.

‘El ini­cio de ‘gue­rras por recur­sos natu­ra­les’ ha sido pre­di­cha por una serie de eru­di­tos y exper­tos. En vis­ta del cre­cien­te nivel de la deman­da chi­na de recur­sos mine­ra­les, es pro­ba­ble que la pro­ba­bi­li­dad de con­flic­to aumente.

‘La nue­va reba­ti­ña por los recur­sos mine­ra­les afri­ca­nos (y el petró­leo) se pare­ce en mucho a la reba­ti­ña euro­pea del Siglo XIX por los mine­ra­les y tie­rras afri­ca­nas que con­tri­bu­yó a con­flic­tos entre Esta­dos, en espe­cial la Pri­me­ra Gue­rra Mundial.’

Los víncu­los en per­ma­nen­te for­ta­le­ci­mien­to entre Chi­na y Áfri­ca cons­ti­tu­yen un gra­ve dolor de cabe­za para EE.UU. y Washing­ton debe actuar rápi­da­men­te o será inevi­ta­ble un conflicto.

‘EE.UU. pro­du­ce nume­ro­sos mate­ria­les para los que uti­li­za mine­ra­les estra­té­gi­cos, inclui­dos bar­cos de gue­rra, avio­nes, y arte­fac­tos y com­po­nen­tes de alta tecnología.

‘Has­ta aho­ra, EE.UU. y sus alia­dos se han basa­do en fuer­zas del libre mer­ca­do en Áfri­ca del Sur y otros sitios. Sin embar­go, podría suce­der que las indus­trias esta­dou­ni­den­ses y las de sus alia­dos no ten­gan siem­pre acce­so en el futu­ro y podrían tener que redu­cir la pro­duc­ción o inclu­so cerrar. Por ejem­plo, un pro­ble­ma preo­cu­pan­te ha sido el con­trol chino de la pro­duc­ción de más de un 90% de los mine­ra­les de tie­rras raras.

‘Recien­te­men­te, com­pa­ñías chi­nas retu­vie­ron su entre­ga a Japón debi­do a la dispu­ta por las islas Senkaku/​Daioyu y ame­na­za­ron con hacer lo mis­mo con EE.UU. por las ven­tas de armas a Taiwán.

‘Los mine­ra­les son ingre­dien­tes cla­ves en ins­tru­men­tos de comu­ni­ca­ción, saté­li­tes y pilas y bate­rías eléc­tri­cas reque­ri­dos por la indus­tria y los mili­ta­res de EE.UU.’

Bur­gess dice que los movi­mien­tos de libe­ra­ción (ZANU-PF en Zim­ba­bue, CMA en Sudá­fri­ca y SWAPO en Nami­bia) están poli­ti­zan­do el sec­tor mine­ro en detri­men­to del libre mer­ca­do y esto plan­tea­rá un serio desa­fío a EE.UU. Los temas de empo­de­ra­mien­to eco­nó­mi­co de los negros y la nacio­na­li­za­ción de la mine­ría ocu­pan un lugar prominente.

‘El libre mer­ca­do y los gra­vá­me­nes de los gobier­nos sobre los bene­fi­cios de la mine­ría han ten­di­do a ase­gu­rar con­di­cio­nes ópti­mas para los Esta­dos y la indus­tria y man­tie­nen un flu­jo con­ti­nuo de mine­ra­les para satis­fa­cer la deman­da. Sin embar­go, la poli­ti­za­ción ha ocu­rri­do a tra­vés de nacio­na­li­za­ción de la indus­tria mine­ra y la inter­ven­ción de com­pa­ñías de empo­de­ra­mien­to negro que han ten­di­do a dete­rio­rar el mer­ca­do y el flu­jo de minerales.’

La RDC, Nami­bia, Sudá­fri­ca y Zim­ba­bue tie­nen todos –o están en pro­ce­so de imple­men­tar– polí­ti­cas que pre­vén mayor par­ti­ci­pa­ción indí­ge­na en la minería.

  • Sudá­fri­ca
    Sudá­fri­ca es enfo­ca­da por sus vas­tos recur­sos de pla­tino que repre­sen­tan apro­xi­ma­da­men­te un 75% de la pro­duc­ción glo­bal, así como por sus vas­tos depó­si­tos de manganeso.
    ‘El pre­si­den­te suda­fri­cano Jacob Zuma y la minis­tro de Recur­sos Mine­ra­les Susan Sha­ban­gu han dicho que la nacio­na­li­za­ción no for­ma par­te actual­men­te de la polí­ti­ca del gobierno.
    ‘Sin embar­go, esto no garan­ti­za que no for­ma­rá par­te de la polí­ti­ca del gobierno en un futu­ro no dema­sia­do lejano. La Liga de la Juven­tud del CNA logró intro­du­cir la nacio­na­li­za­ción en el pro­gra­ma de la reu­nión del par­ti­do del gobierno en sep­tiem­bre de 2010, ali­men­tan­do las preo­cu­pa­cio­nes de los inversionistas.
    ‘La nacio­na­li­za­ción de las minas suda­fri­ca­nas ha sido nue­va­men­te des­ta­ca­da por la Liga de la Juven­tud del CNA, que publi­có en 2009 un docu­men­to de deba­te que argu­men­ta por el con­trol esta­tal de un 60% de las nue­vas minas.’
  • Repú­bli­ca Demo­crá­ti­ca del Congo
    La RDC se ve como una fuen­te para cal­mar la sed de EE.UU. de cobal­to, ura­nio, col­tán (colum­bi­ta y tan­ta­li­ta), tungs­teno, esta­ño y mine­ra­les de tie­rras raras.
    El estu­dio dice que Geca­mi­nes, la mine­ra esta­tal, tie­ne dema­sia­do con­trol de la mine­ría y pare­ce que pre­fie­re tra­tar con Chi­na que con Occidente.
  • Zam­bia
    El cobal­to de Zam­bia repre­sen­ta un 20% de los depó­si­tos glo­ba­les y sólo es supe­ra­do por el de la RDC.
    De nue­vo se sub­ra­ya la cre­cien­te pre­sen­cia de Pekín en Zam­bia median­te fir­mas inte­gra­das como Chi­na Rail­way Group, SinoHy­dro y Meta­llur­gi­cal Group Corporation.
  • Nami­bia

Natu­ral­men­te, el inte­rés de EE.UU. en este caso es por el ura­nio y hay intran­qui­li­dad por las acti­vi­da­des de la mine­ra esta­tal recien­te­men­te crea­da, Epangelo.

El gabi­ne­te de Nami­bia dijo recien­te­men­te que toda la futu­ra mine­ría de mine­ra­les estra­té­gi­cos debe­rá hacer­se en coope­ra­ción con Epangelo.

Nami­bia es el cuar­to pro­duc­tor mun­dial de ura­nio y la deman­da glo­bal aumen­ta más rápi­do que la deman­da de oro.

‘La recien­te­men­te esta­ble­ci­da com­pa­ñía mine­ra de pro­pie­dad esta­tal, Epan­ge­lo, care­ce vir­tual­men­te de capi­tal y pue­de bus­car el apo­yo de com­pa­ñías rusas o chinas.

‘Kalaha­ri Hol­dings (una fir­ma de SWAPO) está… bus­can­do poten­cia­les de ura­nio y de empre­sas con­jun­tas, posi­ble­men­te con com­pa­ñías chi­nas y rusas.

‘A lar­go pla­zo, la poli­ti­za­ción del sec­tor mine­ro podría des­viar ura­nio hacia China.

Reco­men­da­cio­nes

‘Una medi­da que podría adop­tar EE.UU. sería ayu­dar a Sudá­fri­ca en el desa­rro­llo de enri­que­ci­mien­to. La ayu­da de EE.UU. podría cola­bo­rar en el desa­rro­llo del pro­ce­sa­mien­to local de mine­ral y la pro­duc­ción de metal y ayu­dar a Sudá­fri­ca a desa­rro­llar sufi­cien­te elec­tri­ci­dad para pro­veer a seme­jan­tes empresas.

‘Ade­más EE.UU. podría nego­ciar acuer­dos de com­pras a lar­go pla­zo con Sudá­fri­ca y sumi­nis­trar ayu­da para bene­fi­ciar a las comu­ni­da­des mine­ras locales.

‘EE.UU. podría alen­tar a com­pa­ñías mine­ras esta­dou­ni­den­ses a que vuel­van a invo­lu­crar­se en Sudá­fri­ca y a que tra­ba­jen con com­pa­ñías aus­tra­lia­nas, cana­dien­ses y suda­fri­ca­nas que estén com­pro­me­ti­da con el libre mercado.

‘Asi­mis­mo, el gobierno de EE.UU. podría aumen­tar las comu­ni­ca­cio­nes estra­té­gi­cas, trans­mi­tir abu­sos chi­nos y disua­dir a fuer­zas en el CNA y en SWAPO de acer­car sus gobier­nos a China.’

Bur­gess sigue diciendo:

‘A fin de con­for­mar la región para que man­ten­ga el libre mer­ca­do, hay una serie de accio­nes que EE.UU. y sus alia­dos podrían empren­der. Podrían uti­li­zar la diplo­ma­cia para esta­ble­cer coope­ra­cio­nes estra­té­gi­cas con los paí­ses afri­ca­nos más importantes…

‘En el caso de los mine­ra­les estra­té­gi­cos, hay que pres­tar espe­cial aten­ción a Sudá­fri­ca y a la RDC.

‘EE.UU. y sus alia­dos podrían desa­rro­llar rela­cio­nes mili­ta­res con una serie de paí­ses afri­ca­nos estra­té­gi­cos. El Con­se­jo Nacio­nal de Segu­ri­dad de EE.UU. el Depar­ta­men­to de Defen­sa (DOD) y el AFRICOM podrían desa­rro­llar con­tin­gen­cias para enfren­tar la even­tual pers­pec­ti­va de cor­tes de recur­sos y la posi­bi­li­dad de con­flic­to por mine­ra­les estra­té­gi­cos. Lo que está en jue­go es cómo se podrán ajus­tar a los futu­ros desa­fíos las agen­cias estadounidenses.’

La crea­ción de coope­ra­cio­nes estra­té­gi­cas es polí­ti­ca­men­te difí­cil, en vis­ta del recha­zo del AFRICOM por el régi­men del CNA duran­te el pro­ce­so de esta­ble­ci­mien­to en 2007 y 2008.

‘Sudá­fri­ca es el hege­món en la región y tie­ne que acep­tar ple­na­men­te el AFRICOM antes de que se pue­dan esta­ble­cer coope­ra­cio­nes entre mili­ta­res en toda la región.

‘EE.UU. tam­bién sigue apli­can­do san­cio­nes con­tra el pre­si­den­te Robert Muga­be en Zim­ba­bue y su círcu­lo ínti­mo, lo que difi­cul­ta la crea­ción de coope­ra­cio­nes den­tro de la Comu­ni­dad de Desa­rro­llo de Áfri­ca Austral.

‘Ade­más, exis­te cier­ta resis­ten­cia a la polí­ti­ca exte­rior de EE.UU. por par­te del régi­men de [el pre­si­den­te Joseph] Kabi­la en la RDC; SWAPO en Nami­bia y el régi­men de [el pre­si­den­te Eduar­do] dos San­tos en Angola.

‘Has­ta 2020, se podría reque­rir la inter­ven­ción de EE.UU., inclui­do el AFRICOM, para ase­gu­rar un con­ti­nuo acce­so de EE.UU. y sus alia­dos a mine­ra­les estra­té­gi­cos, lo que sig­ni­fi­ca que la crea­ción de alian­zas estra­té­gi­cas en la pró­xi­ma déca­da es importante.’

El doc­tor Stephen Bur­gess fue agri­cul­tor comer­cial en la pro­vin­cia Mas­vin­go de Zim­ba­bue y cedió tie­rras duran­te las refor­mas agra­rias del gobierno. Aban­do­nó Zim­ba­bue en 2001 y tra­ba­ja para el Air War Colle­ge en EE.UU. Es autor de tres libros: South Afri­ca’s Wea­pons of Mass Des­truc­tion (con Helen Pur­kitt), Smallhol­ders and Poli­ti­cal Voi­ce in Zim­bab­we, y The Uni­ted Nations under Bou­tros Bou­tros-Gha­li, 1992 – 97.

Bur­gess ayu­dó a diri­gir la orga­ni­za­ción y rea­li­za­ción del Sim­po­sio del Coman­do Áfri­ca de la Fuer­za Aérea.

Es direc­tor aso­cia­do del Cen­tro de Con­tra­pro­li­fe­ra­ción de la Fuer­za Aérea de EE.UU. Bur­gess tie­ne un doc­to­ra­do de la Uni­ver­si­dad del Esta­do de Michi­gan y ha sido aca­dé­mi­co en la Uni­ver­si­dad Van­der­bilt, la Uni­ver­si­dad de Zam­bia, la Uni­ver­si­dad de Zim­ba­bue, y la Uni­ver­si­dad Hofstra.

El estu­dio com­ple­to se encuen­tra en: http://​www​.dtic​.mil/​c​g​i​-​b​in/

Tra­du­ci­do del inglés para Rebe­lión por Ger­mán Leyens

Fuen­te:http://​www​.glo​bal​re​search​.ca/​i​n​d​e​x​.​p​h​p​?​c​o​n​t​e​x​t​=​v​a​&​a​i​d​=​2​5​014

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on Facebook
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.