Demo­cra­cia Real YA ¿De movi­mien­to de resis­ten­cia a movi­mien­to de cons­truc­ción?- Ani­bal Garzon

El sába­do 15 las calles de dife­ren­tes ciu­da­des del esta­do espa­ñol se han lle­na­do de mani­fes­tan­tes con el lema “Demo­cra­cia Real YA”. Inclu­so las movi­li­za­cio­nes han ido más allá de un even­to dia­rio y efí­me­ro, como una sim­ple mani­fes­ta­ción y todos para casa, for­man­do cam­pa­men­tos en ubi­ca­cio­nes cen­tra­les como la Pla­za Del Sol de Madrid bus­can­do durar has­ta la jor­na­da de las elec­cio­nes muni­ci­pa­les –y en algu­nas regio­nes acom­pa­ña­das de las elec­cio­nes auto­nó­mi­cas – del pró­xi­mo domin­go 22 de mayo. Aún así la repre­sión poli­cial des­alo­jó con una vein­te­na de dete­ni­dos a los mani­fes­tan­tes acam­pa­dos en resis­ten­cia pací­fi­ca. La con­vo­ca­to­ria “anó­ni­ma” efec­tua­da median­te ins­tru­men­tos vir­tua­les como face­book o Twit­ter ha sido todo un éxi­to para la pro­tes­ta pero un dolor de cabe­za para las auto­ri­da­des. Mien­tras la cos­mo­vi­sión fran­quis­ta con­ti­núa en el esta­do espa­ñol repre­si­vo, las movi­li­za­cio­nes han cam­bia­do su estruc­tu­ra de ser. En los años 70 en la dic­ta­du­ra fran­quis­ta los movi­mien­tos de pro­tes­ta eran lide­ra­dos por la van­guar­dia polí­ti­ca del Par­ti­do Comu­nis­ta Espa­ñol y el sin­di­ca­to Comi­sio­nes Obre­ras, pero en el siglo XXI tras la deca­den­cia de esa fuer­za por su com­pli­ci­dad con la “Tran­si­ción Espa­ño­la” y su tesis euro­co­mu­nis­ta de alian­za de cla­ses – buro­cra­ti­zán­do­se esas dos for­ma­cio­nes al entrar en la teo­ría de jue­gos del capi­ta­lis­mo – estruc­tu­ras hori­zon­ta­les de movi­mien­tos socia­les enca­be­zan las luchas socia­les. Hay una dife­ren­cia gran­de entre los dos mode­los de van­guar­dias, un par­ti­do comu­nis­ta si es van­guar­dia revo­lu­cio­na­ria lide­ra el pro­yec­to polí­ti­co de las masas, mien­tras si las masas sin van­guar­dia lide­ran la lucha no hay cons­truc­ción polí­ti­ca. Pode­mos enten­der la estruc­tu­ra débil de “Demo­cra­cia Ya” como un movi­mien­to de repul­sa, pero como todos los movi­mien­tos socia­les sino exis­te un cam­bio dia­léc­ti­co cua­li­ta­ti­vo con un pro­gra­ma de prin­ci­pios de cam­bio es fácil que a cor­to pla­zo el movi­mien­to se dilu­ya. Aún así, si el movi­mien­to tie­ne un cam­bio de pare­cer y estruc­tu­ra su razón de ser más allá de una repul­sa y con una cons­truc­ción polí­ti­ca la pro­tes­ta pue­de calar con dura­ción en la socie­dad española.

Todo y ser de vario­pin­tas reali­da­des, pode­mos ana­li­zar meto­do­ló­gi­ca­men­te como en Boli­via se ini­cia­ron las luchas socia­les y se lle­gó a alcan­zar el poder en diciem­bre de 2005 con la vic­to­ria elec­to­ral de Evo Mora­les, pasos tem­po­ra­les que si los com­pa­ra­mos con la reali­dad del esta­do espa­ñol que­da mucho por hacer.

Según uno de los ideó­lo­gos del lla­ma­do Pro­ce­so de Cam­bio en Boli­via y Vice­pre­si­den­te del esta­do des­de el triun­fo elec­to­ral, Álva­ro Gar­cía Line­ra, la cons­truc­ción y desa­rro­llo polí­ti­co de los movi­mien­tos socia­les en Boli­via tuvo 2 fases[1]:

- La pri­me­ra la lla­ma “el momen­to de deve­la­mien­to de la cri­sis de esta­do”. Es cuan­do el sis­te­ma polí­ti­co y sim­bó­li­co pier­de legi­ti­mi­dad en una par­te de la pobla­ción civil que empie­za a obte­ner fuer­za de pro­tes­ta con­jun­ta. En Boli­via suce­dió en la Gue­rra del Agua y es repre­sen­ta­da en la pelí­cu­la espa­ño­la “Tam­bién la Llu­via”. Un movi­mien­to de pro­tes­ta nació en la ciu­dad de Cocha­bam­ba con­tra la pri­va­ti­za­ción del agua que se dio en el 2000 tras el con­tra­to entre el pre­si­den­te Hugo Ban­zer – anti­guo dic­ta­dor entre 1972 – 1978 – y la mul­ti­na­cio­nal Bech­tel. Las pro­tes­tas masi­vas, tomas de carre­te­ras, huel­gas,… tuvie­ron la repues­ta de las fuer­zas repre­si­vas del esta­do dete­nien­do a 300 per­so­nas, hirien­do a dece­nas de per­so­nas y ase­si­nan­do a 5 mani­fes­tan­tes. Final­men­te se con­si­guió la reti­ra­da de la ley 2029 sobre la pri­va­ti­za­ción del agua. El movi­mien­to de pro­tes­ta fun­dó una pri­me­ra orga­ni­za­ción, todo y ser muy debi­li­ta­da estruc­tu­ral­men­te, la Coor­di­na­do­ra del Agua. Mien­tras lucha­ban los cam­pe­si­nos, indí­ge­nas, veci­nos,… no exis­tía nin­gu­na van­guar­dia polí­ti­ca o sin­di­cal como la Cen­tral Obre­ra de Boli­via (COB) que enca­be­za­se o diri­gie­se este movimiento.

- La segun­da fase es titu­la­da por Line­ra como “empa­te catas­tró­fi­co”. Se refie­re a la expan­sión del movi­mien­to de pro­tes­ta orga­ni­za­do a nivel esta­tal, pero no sola­men­te ese es el pun­to tras­cen­den­tal, sino pasar de la pro­tes­ta a la cons­truc­ción. Es decir, una orga­ni­za­ción de masas, no par­ti­do de cua­dros, que pre­sen­ta una pro­pues­ta de alcan­zar el poder con un pro­gra­ma pro­pio y pone en jaque al sis­te­ma polí­ti­co. No dejar las pro­tes­tas pero tam­bién saber que pro­po­ner. En Boli­via las pro­tes­tas polí­ti­cas lide­ra­das por el MAS (Movi­mien­to al Socia­lis­mo) en el muni­ci­pio de El Alto para no ven­der Gas a Chi­le a pre­cio bajo para expor­tar­lo a los Esta­dos Uni­dos, fue el pun­to cla­ve de con­so­li­da­ción del MAS. El gobierno de Sán­chez Losa­da repri­mió dura­men­te las pro­tes­tas ase­si­nan­do más de 70 mani­fes­tan­tes y cen­te­na­res de heri­dos y dete­ni­dos. Final­men­te Sán­chez Losa­da salió del país para exi­liar­se en los Esta­dos Uni­dos y cogió el car­go tem­po­ral el Vice­pre­si­den­te Car­los Mesa. Tras con­se­guir la reti­ra­da de la ven­ta de gas a Chi­le, el movi­mien­to pasó a su nivel de cons­truc­ción y pro­pu­so a Mesa la lla­ma­da Agen­da de Octu­bre con 3 pun­tos; la nacio­na­li­za­ción de los hidro­car­bu­ros, con­vo­ca­to­ria de una Asam­blea Cons­ti­tu­yen­te, y el jui­cio a Sán­chez Losa­da y sus cola­bo­ra­do­res. Final­men­te el MAS, recor­de­mos movi­mien­to social estruc­tu­ra­do con pro­gra­ma no par­ti­do polí­ti­co de cua­dros, ganó las elec­cio­nes en diciem­bre de 2005, lle­van­do a cabo sus pro­pues­tas con el lide­raz­go de Evo Morales.

A dife­ren­cia de la pri­me­ra fase, ya no sola­men­te no era pro­tes­tar para no pri­va­ti­zar y dejar todo tal y como está, sino pro­tes­tar para echar atrás una medi­da pero pro­po­ner cier­tos cam­bios de futu­ro en la estruc­tu­ra del esta­do; nacio­na­li­za­ción y Constitución.

Movi­mien­to social estructurado 

La gran dife­ren­cia entre la reali­dad boli­via­na y espa­ño­la, es que en Boli­via mien­tras se ace­le­ra­ban los movi­mien­tos socia­les de resis­ten­cia nació para­le­la­men­te una orga­ni­za­ción polí­ti­ca de bases, el Movi­mien­to al Socia­lis­mo, en 1997, que aglu­ti­na­ba a un suje­to social mayo­ri­ta­rio, el cam­pe­si­na­do indígena.El MAS en las elec­cio­nes gene­ra­les de 1997 obtu­vo un 3% de votos con las siglas de Izquier­da Uni­da, y en las elec­cio­nes de 2005, el 53,74%. Las pro­tes­tas socia­les eran para­le­las a la cons­truc­ción elec­to­ral revolucionaria.

En Espa­ña ha naci­do un movi­mien­to de rebel­día pací­fi­ca y de pro­tes­ta pero no hay para­le­la­men­te una fuer­za polí­ti­ca, has­ta hoy en día, que pue­da inte­grar y lide­rar ese movi­mien­to con unos prin­ci­pios bases para usar la lucha elec­to­ral con­tra el sis­te­ma actual de partidos.Además no está defi­ni­do el suje­to polí­ti­co de la lucha, hay jóve­nes de cla­se media, obre­ros, des­em­plea­dos, fun­cio­na­rios,… una varie­dad de acto­res que a la hora de la pro­tes­ta pun­tual pue­de unir­se pero a la hora de la cons­truc­ción polí­ti­ca sal­drían las con­tra­dic­cio­nes inter­nas y desunio­nes, don­de unos bus­can un capi­ta­lis­mo reno­va­do, otros un sis­te­ma socia­lis­ta, otros el mode­lo key­ne­siano de los años 70, u otros las resis­ten­cias anarquistas,…

Como decía Lenin no pode­mos ir ni más ade­lan­te ni mas atrás de las masas, hace fal­ta ana­li­zar el con­tex­to polí­ti­co de pro­tes­ta que se esta crean­do en el esta­do espa­ñol e ir defien­do el pro­yec­to de cons­truc­ción sino que­re­mos dejar este even­to social y polí­ti­co como una anéc­do­ta his­tó­ri­ca bre­ve que se disol­vió. ¡No nos que­de­mos en resis­ten­cias es hora de cons­truir la van­guar­dia de un movi­mien­to social definido!


[1]VV.AA El esta­do: Cam­po de Lucha. Edi­to­ral CLACSO 

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.