El gusano cubano Wil­fre­do Soto Gar­cía murió de pan­crea­ti­tis, afir­ma su médi­co. La pren­sa occi­den­tal mien­te sobre la muer­te de este ele­men­to con­tra revo­lu­cio­na­rio

Doctor Rubén Aneiro Medina de la Sala de Terapia Intermedia del Hospital Arnaldo Milián de la cabecera provincial de Villa ClaraEl Doc­tor Rubén Anei­ro Medi­na, de la Sala de Tera­pia Inter­me­dia del Hos­pi­tal Arnal­do Mili­án, en San­ta Cla­ra, Villa Cla­ra. Foto: Norelys Mora­les.

Wil­fre­do Soto Gar­cía, un con­tra­rre­vo­lu­cio­na­rio cubano falle­ci­do el sába­do en San­ta Cla­ra y sepul­ta­do ayer, murió a cau­sa de una pan­crea­ti­tis e insu­fi­cien­cia renal, dijo el médi­co que lo aten­dió, según la agen­cia ANSA.

Soto pade­cía ade­más “de dia­be­tes, hiper­ten­sión y una mio­car­dio­pa­tía dila­ta­da”, comen­tó el doc­tor Rubén Anei­ro Medi­na a la perio­dis­ta villa­cla­re­ña Norelys Mora­les.

El médi­co pre­ci­só que un equi­po de espe­cia­lis­tas de varias dis­ci­pli­nas aten­dió a Soto Gar­cía, quien “lle­gó al hos­pi­tal des­com­pen­sa­do por una pan­crea­ti­tis agu­da que des­en­ca­de­nó en todo un pro­ce­so com­ple­jo que el pacien­te no superó”.

Anei­ro Medi­na es médi­co de la Sala de Tera­pia Inter­me­dia del Hos­pi­tal Arnal­do Mili­án, de la ciu­dad de San­ta Cla­ra, don­de resi­día y murió Soto.

Voce­ros de la con­tra­rre­vo­lu­ción habían inten­ta­do alen­tar una cam­pa­ña difa­ma­to­ria con­tra el gobierno cubano, tras divul­gar que Soto, de 46 años, murió lue­go de una gol­pi­za que le pro­pi­nó la poli­cía en un inci­den­te calle­je­ro en San­ta Cla­ra hace dos días. Tes­ti­gos pre­sen­cia­les des­min­tie­ron esta ver­sión.

El des­pa­cho de la agen­cia AP reco­no­cía que las gol­pi­zas “no son fre­cuen­tes en la Isla” y que “la ver­sión del arres­to vio­len­to no pudo ser con­fir­ma­da de mane­ra inde­pen­dien­te”.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *