Cua­tro dete­ni­dos por boi­co­tear la mani­fes­ta­ción del 1º de Mayo de CCOO y UGT en A Coru­ña – La Haine

Los anti­dis­tur­bios detu­bie­ron a cua­tro acti­vis­tas que corea­ban con­sig­nas con­tra los sin­di­ca­tos ofi­cia­les duran­te el acto del 1º de Mayo de CCOO y UGT en A Coru­ña. A los dete­ni­dos, que pasa­ron seis horas entre las comi­sa­rías de Lon­zas y de Men­dez Nuñez, se les impu­ta un deli­to por «impe­dir el legí­ti­mo ejer­ci­cio de la liber­tad de mani­fes­ta­ción», pese a que en nin­gún momen­to estu­bie­ron a menos de diez metros de la pro­tes­ta de los sin­di­ca­tos amarillos.

Poco antes de que se pro­du­je­ran estos hechos otro gru­po de enca­pu­cha­dos col­ga­ron una pan­car­ta de un puen­te, con el lema «Sin­di­ca­tos ven­di­dos lacaios do poder», mien­tras pren­dían una ben­ga­la al paso de la can­si­na y silen­cio­sa comi­ti­va sin­di­cal. Pese a lo que dijo la pren­sa comer­cial, no detu­bie­ron a nin­guno de los acti­vis­tas en el trans­cur­so de esta acción.

Cuan­do la pro­ce­sión sin­di­ca­le­ra, más pare­ci­da a una mar­cha fúne­bre que a una ver­da­de­ra pro­tes­ta, lle­gó fren­te a la dele­ga­ción del gobierno, don­de ter­mi­na­ba su litúr­gi­co acto, un gru­po de una dece­na de acti­vis­tas des­ple­gó otra pan­car­ta que reza­ba «Sin­di­ca­tos trai­do­res. 5.000.000 de para­dos. Que coño esta­des facen­do. Auto­no­mía obre­ra» mien­tras corea­ban con­sig­nas como «Dele­ga­do sin­di­cal pará­si­to social», «Vos, ven­di­dos, fir­ma­des os des­pi­dos», «Comi­sións e UGT sin­di­ca­tos do poder» o «Curra­de, curra­de hata reven­tar coren­ta anos para se xubi­lar». Fue en ese momen­to cuan­do las fuer­zas repre­si­vas, al man­do del infa­me Sil­ve­rio Blan­co (jefe de los anti­dis­tur­bios en Coru­ña que se hizo famo­so por sus car­gas indis­cri­mi­na­das en las pro­tes­tas anti­glo­ba­li­za­ción de Bar­ce­lo­na, en el des­alo­jo ile­gal de la «Casa da Mun­tan­ya» o, ya de vuel­ta en Gali­za, en la repre­sión sal­va­je de algu­na de las manis del Pres­ti­ge) man­dó rodear al peque­ño gru­po de disi­den­tes y los ame­na­zó con lle­var­los a todos dete­ni­dos si seguían gri­tan­do por el megá­fono. A viva voz con­ti­nuó la pro­tes­ta, pero Sil­ve­rio, no con­ten­to con silen­ciar a los acti­vis­tas, qui­so impe­dir que la gen­te vie­ra su pan­car­ta, para esto man­dó colo­car la fur­go­ne­ta poli­cial delan­te de la mis­ma; como los mani­fes­tan­tes se movie­ron para bus­car un angu­lo des­de el que poder seguir la pro­tes­ta, Sil­ve­rio man­dó vol­ver a mover la «leche­ra». Fue el ter­cer movi­mien­to de los mani­fes­tan­tes el que pro­vo­có las deten­cio­nes de cua­tro de los allí concentrados.

Pese a que algu­na de las per­so­nas que se mani­fes­ta­ban con los sin­di­ca­tos ofi­cia­les pro­tes­tó por lo arbi­tra­rio e inmo­ti­va­do de las deten­cio­nes, así como algún perio­dis­ta, nues­tro per­ti­naz agen­te del orden no se dejó ami­la­nar en su heroi­ca defen­sa de la paz social y las «liber­ta­des demo­crá­ti­cas» y, en dos tan­das, envió a los dete­ni­dos a la comi­sa­ría de Men­dez Nuñez, des­de la que más tar­de los tras­la­da­ron a la de Lonzas.

El deli­to que les impu­tan es el de «impe­dir el legí­ti­mo ejer­ci­cio de las liber­ta­des de reu­nión o mani­fes­ta­ción» reco­gi­do en el artícu­lo 514 del codi­go penal, cas­ti­ga­do con penas de entre tres meses y tres años de car­cel. Duran­te las seis horas que duró la deten­ción, el tra­to a los encau­sa­dos, por lo menos, fue bas­tan­te correcto.

Tra­du­ci­do del galle­go del blog «Abor­da­xe revis­ta anar­qui­ta» (abor​da​xe​re​vis​ta​.blogs​pot​.com)
Fotos: http://​abor​da​xe​re​vis​ta​.blogs​pot​.com/​2​0​1​1​/​0​5​/​c​a​t​r​o​-​d​e​t​i​d​o​s​-​p​o​r​-​b​o​i​c​i​t​e​a​r​.​h​tml
http://​www​.alas​ba​rri​ca​das​.org/​n​o​t​i​c​i​a​s​/​?​q​=​n​o​d​e​/​1​7​504

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on Facebook
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.