No es un “Asun­to de Esta­do”, la entre­ga de revo­lu­cio­na­rios a las garras del Impe­rio- Coor­di­na­do­ra Simon Boli­var

No es un “Asunto de Estado”, la entrega de revolucionarios a las garras del ImperioEl gobierno boli­va­riano vie­ne desa­rro­llan­do, una polí­ti­ca exte­rior de carác­ter guber­na­men­tal que, es expre­sión de un Esta­do bur­gués y de la corre­la­ción de fuer­zas inter­na­cio­na­les. Así mis­mo, esa polí­ti­ca exte­rior de la cual Chá­vez se con­fe­so res­pon­sa­ble direc­to –en nom­bre de su cris­tia­na gene­ro­si­dad– des­can­sa hoy en tole­rar y no pelear­se con sus veci­nos, oli­gar­cas y ase­si­nos. Esta prác­ti­ca polí­ti­ca podría con­ver­tir­se, en un meca­nis­mo que nos haga, alia­do de las oli­gar­quías pro-impe­ria­lis­tas de la región. No pode­mos desa­rro­llar una polí­ti­ca, en corres­pon­den­cia con la lucha anti impe­ria­lis­ta, que para­le­la­men­te, nos lle­ve a ser alia­dos de los fac­to­res pro-impe­ria­lis­tas.

Debe­mos tener muy cla­ro, que per­se­guir y cap­tu­rar miem­bros de la insur­gen­cia colom­bia­na que desa­rro­llan una gue­rra de legí­ti­ma resis­ten­cia jun­to a su pue­blo por la Inde­pen­den­cia; podría ter­mi­nar en cons­ti­tuir al gobierno boli­va­riano, en un alia­do mili­tar de la oli­gar­quía colom­bia­na y de su Esta­do para­mi­li­tar.

El coman­dan­te pre­si­den­te (acu­sa­do muchas veces de pro­tec­tor de terro­ris­tas y cóm­pli­ce de las FARC) asu­mió la supre­ma deci­sión, (a peti­ción de San­tos, su “nue­vo y buen ami­go” y se supo­ne que, San­tos actúo bajo la pre­sión de Oba­ma) de ceder a un revo­lu­cio­na­rio, en la per­so­na de Joa­quín Pérez Bece­rra, al fas­cis­mo colom­biano. Ade­más de toda la mara­ña jurí­di­co-diplo­má­ti­ca, que todo esto con­lle­va. Es posi­ble que este perio­dis­ta, dado lo enre­da­do de los acon­te­ci­mien­tos, haya sido com­pra­do o uti­li­za­do de algu­na mane­ra, no se sabe por quien en defi­ni­ti­va, para pro­pi­ciar todo un albo­ro­to. No esta cla­ro quien metió este gol o stri­ke. Por otro lado, exis­te la posi­bi­li­dad, de que todo se expli­que por el caso Makled y/​o las elec­cio­nes del 2012, que a decir de Sie­rra Corra­les, son por la “pre­si­den­cia de la repu­bli­ca por la pre­si­den­cia mis­ma, sin revo­lu­ción algu­na”. ¡El jue­go de domi­nó esta tran­ca­do y no se sabe de quien es la cochi­na!

Esta entre­ga que, lla­ma­da por algu­nos “trai­ción boli­va­ria­na” fue una tor­pe­za y una fal­ta que nun­ca se debió come­ter con­tra un hom­bre que huyen­do del “geno­ci­dio polí­ti­co” cono­ci­do como el Bai­le Rojo de la muer­te (don­de se exter­mi­na­ron 5 mil mili­tan­tes de la Unión Patrió­ti­ca, entre ellos su mujer) pidió y le fue con­ce­di­do asi­lo polí­ti­co en Sue­cia, don­de se dedi­có al perio­dis­mo y a pro­pi­ciar una sali­da pací­fi­ca como solu­ción polí­ti­ca nego­cia­da al con­flic­to (social y arma­do) para su ama­da Colom­bia. ¡Un gobierno revo­lu­cio­na­rio jamás pue­de con­ver­tir­se en el ver­du­go de un revo­lu­cio­na­rio!

El impe­rio esta hacien­do su tra­ba­jo, haga­mos noso­tros el nues­tro. La tarea es avan­zar en la uni­dad para garan­ti­zar que el pasa­do no siga toman­do espa­cios. Pero la for­ma de tras­cen­der nues­tras dife­ren­cias es un reto de todos los sec­to­res revo­lu­cio­na­rios, (tan­to los que están en fun­cio­nes de gobierno como los que no) reco­no­cien­do que esta­mos uni­dos en la diver­si­dad por el socia­lis­mo. Si se quie­re cons­truir de ver­dad el socia­lis­mo, debe­mos asu­mir que el futu­ro de la huma­ni­dad es som­brío en el capi­ta­lis­mo y que no exis­te futu­ro sin socia­lis­mo “Si nos cru­za­mos de bra­zos sere­mos cóm­pli­ces de un sis­te­ma que ha legi­ti­ma­do la muer­te silen­cio­sa”. (Ernes­to Sába­to).

Los revo­lu­cio­na­rios debe­mos preo­cu­par­nos por el rum­bo de la revo­lu­ción boli­va­ria­na. Se esta impo­nien­do la lógi­ca de los Esta­dos bur­gue­ses por enci­ma de la de los pue­blos. La actua­ción de la buro­cra­cia boli­va­ria­na, es des­de hace tiem­po con­tra­na­tu­ral de quie­nes se dicen “socia­lis­tas”. Debe­mos ser vigi­lan­tes para que la actua­ción de las ins­ti­tu­cio­nes de la revo­lu­ción, en este caso Rela­cio­nes Exte­rio­res e Infor­ma­ción, res­pon­dan a los intere­ses de la revo­lu­ción. Todo el poder para el pue­blo.

No es de valien­tes hacer­se el enér­gi­co con el débil y ser dili­gen­te con el fuer­te. Se actúa con irres­pe­to a los prin­ci­pios del “Libro Rojo” y en abier­ta con­tra­dic­ción con la éti­ca revo­lu­cio­na­ria cuan­do se des­ca­li­fi­ca a los ami­gos y alia­dos polí­ti­cos de esta revo­lu­ción, como lo son el PCV, la Coor­di­na­do­ra Simón Bolí­var y un sec­tor izquier­dis­ta del pro­pio PSUV (“La Chi­che” Manau­re, Eva Gollin­ger, Lilia­ne Bla­ser, Eduar­do Saman, Amíl­car Figue­roa, Tama­na­co De La Torre, “El Cen­tau­ro” can­tau­tor y San­dino Pri­me­ra, hijo de nues­tro Gran Ali, entre tan­tos otros) que aver­gon­za­dos ante la entre­ga o trai­ción boli­va­ria­na, “ape­ga­da al dere­cho inter­na­cio­nal”; no guar­dan silen­cio y sin mie­do alguno, actúan de fren­te con quien deben ser soli­da­rios; mien­tras los medios de la revo­lu­ción boli­va­ria­na, hacían un Black Out infor­ma­ti­vo, que duro ocho días.

Apren­da­mos de la soli­da­ri­dad del enemi­go con sus ami­gos como es el caso de Posa­da Carri­les, quien aca­ba de ser absuel­to en EE.UU., con una edad cer­ca­na a los 80 años, se va morir con muchos secre­tos y tran­qui­lo por­que el impe­rio, no lo entre­ga­ra jamás. Sea­mos ver­da­de­ra­men­te, en todo terreno, soli­da­rios con nues­tros ami­gos. En 52 años que tie­ne la revo­lu­ción cuba­na, no ha entre­ga­do a un solo revo­lu­cio­na­rio. Por el con­tra­rio, hoy tie­ne 5 cuba­nos pri­sio­ne­ros en cár­ce­les “grin­gas”. ¡How are you Fidel!

Coman­dan­te pre­si­den­te Chá­vez, haz dicho ser infle­xi­ble con los prin­ci­pios y las con­vic­cio­nes –no se pac­tan ni se nego­cian– enar­bo­lan­do la ban­de­ra del Socia­lis­mo como úni­co sis­te­ma capaz de pre­ser­var la espe­cie huma­na. ¿Por qué no fuis­te con­se­cuen­te con nues­tra car­ta mag­na –que blin­da los dere­chos huma­nos– para no com­pla­cer al here­de­ro de San­tan­der? Los abra­zos de uni­dad lati­no­ame­ri­ca­na no inclu­yen la per­se­cu­ción y repre­sión de los revo­lu­cio­na­rios de La Patria Gran­de.

“Y por esta Revo­lu­ción de los humil­des, por los humil­des y para los humil­des, esta­mos dis­pues­tos a dar la vida”. (Fidel Cas­tro Ruz)

¡Asom­bro­so! ¿Quién lo diría? “Hue­le a azu­fre”

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *