Acuer­do his­tó­ri­co de la Izquier­da Sobe­ra­nis­ta Anda­lu­za- Nación Andaluza

El pasa­do día 10 de Abril, reu­ni­dos en Cór­do­ba repre­sen­tan­tes de cua­tro orga­ni­za­cio­nes de la Izquier­da Sobe­ra­nis­ta Anda­lu­za, alcan­za­ron un acuer­do his­tó­ri­co en orden a unos cri­te­rios bási­cos de actua­ción con­jun­ta con el obje­ti­vo común de lograr la libe­ra­ción nacio­nal de nues­tro país.
En éste sen­ti­do, se apro­bó la siguien­te decla­ra­ción unitaria.

UNIDOS POR LA LIBERTAD DE ANDALUCÍA

Com­pro­mi­so uni­ta­rio de la Izquier­da Sobe­ra­nis­ta Andaluza

Las orga­ni­za­cio­nes de la Izquier­da Sobe­ra­nis­ta Anda­lu­za que fir­man éste docu­men­to, cons­cien­tes del momen­to his­tó­ri­co por el que tra­vie­sa nues­tra tie­rra y nues­tro pue­blo, así como de nues­tra res­pon­sa­bi­li­dad fren­te al mis­mo y de nues­tro deber con res­pec­to a la defen­sa de los dere­chos, liber­ta­des e intere­ses socia­les y polí­ti­cos de las cla­ses popu­la­res de nues­tro país, declaran:

Anda­lu­cía es una nación y los anda­lu­ces somos un pue­blo. Con­sus­tan­cial a la exis­ten­cia de toda nación y pue­blo es la pose­sión y el ejer­ci­cio de su liber­tad colec­ti­va, de su sobe­ra­nía. Como nación y como pue­blo, noso­tros tam­bién tene­mos ese derecho
Poseer y ejer­ci­tar nues­tra sobe­ra­nía, ser due­ños de noso­tros mis­mos, de nues­tro tra­ba­jo, nues­tra tie­rra y sus recur­sos, cons­ti­tu­ye una con­di­ción fun­da­men­tal para poder deter­mi­nar nues­tro futu­ro y rea­li­zar la trans­for­ma­ción de nues­tra realidad.
El mar­co cons­ti­tu­cio­nal impues­to vigen­te no reco­no­ce a Anda­lu­cía como una nación ni a los anda­lu­ces como un pue­blo. Tam­po­co nues­tro dere­cho a la pose­sión y ejer­ci­cio de nues­tra sobe­ra­nía. Con­se­cuen­te­men­te, esto con­lle­va la ausen­cia de demo­cra­cia ple­na y de auto­go­bierno real en Anda­lu­cía, así como la impo­si­bi­li­dad de lograr­lo den­tro del mis­mo, por lo que se impo­ne la tarea prio­ri­ta­ria de su supera­ción y sustitución.

Las orga­ni­za­cio­nes fir­man­tes se pro­po­nen impul­sar en común y tra­ba­jar uni­ta­ria­men­te en torno a las siguien­tes líneas alter­na­ti­vas, con el obje­ti­vo de lograr, median­te ellas, un nue­vo esce­na­rio polí­ti­co demo­crá­ti­co para el futu­ro del Pue­blo Tra­ba­ja­dor Andaluz:

Una rup­tu­ra demo­crá­ti­ca glo­bal con el régi­men polí­ti­co con­ti­nuis­ta actual; su cons­ti­tu­ción, su auto­no­mis­mo e ins­ti­tu­cio­nes, y el ini­cio de un pro­ce­so demo­crá­ti­co autén­ti­co en nues­tro país que cul­mi­ne en la cons­ti­tu­ción de una Repú­bli­ca Andaluza.
Éste pro­ce­so comen­za­rá median­te la ins­tau­ra­ción de un perio­do tran­si­to­rio y cons­ti­tu­yen­te pro­pio, que debe­rá incluir el pre­vio reco­no­ci­mien­to de Anda­lu­cía como nación y de los anda­lu­ces como pue­blo, así como la con­si­guien­te res­tau­ra­ción de nues­tra sobe­ra­nía nacio­nal y popu­lar, de for­ma com­ple­ta, inme­dia­ta e incondicional.
El pro­ce­so cul­mi­na­rá con la pro­cla­ma­ción de una Repú­bli­ca Anda­lu­za. Una repú­bli­ca pro­pia, de carac­te­rís­ti­cas demo­crá­ti­co-popu­la­res, en la que se ase­gu­re la pre­emi­nen­cia de los intere­ses colec­ti­vos sobre los par­ti­cu­la­res, garan­ti­zan­do la supre­ma­cía de los de las cla­ses popu­la­res anda­lu­zas a tra­vés de su con­trol efec­ti­vo sobre las estruc­tu­ras polí­ti­cas y una eco­no­mía supe­di­ta­da a las nece­si­da­des socia­les, que inclu­ya la nacio­na­li­za­ción de los sec­to­res indus­tria­les y finan­cie­ros esen­cia­les, así como una refor­ma agra­ria que aca­be con el lati­fun­dis­mo y redis­tri­bu­ya la tierra.
Será el Pue­blo Tra­ba­ja­dor Anda­luz, en el ejer­ci­cio de su sobe­ra­nía y a tra­vés de su Repú­bli­ca, el que deci­da rela­cio­nes o unio­nes con otros pue­blos y sus características.

Como pri­mer paso para posi­bi­li­tar hacer reali­dad éste pro­yec­to, las orga­ni­za­cio­nes fir­man­tes resuel­ven ini­ciar un pro­ce­so de diá­lo­go y con­cor­dan­cia, ten­den­te a alcan­zar la nece­sa­ria uni­dad de acción que haga fac­ti­ble la lucha con­jun­ta por su con­se­cu­ción. En este sen­ti­do, y como medio para faci­li­tar su logro, acuerdan:

La cons­ti­tu­ción de una Mesa Anda­lu­za de la Izquier­da Sobe­ra­nis­ta. Esta Mesa será el lugar en el que se deli­be­ra­rán, acor­da­rán y coor­di­na­ran actua­cio­nes comunes.
La Mesa se reu­ni­rá bimen­sual­men­te. Cada orga­ni­za­ción pro­pon­drá en su seno los deba­tes y acti­vi­da­des que con­si­de­re opor­tuno. Sólo las con­sen­sua­das serán tra­ta­das. Todas las reso­lu­cio­nes se adop­ta­rán igual­men­te por con­sen­so y nin­gu­na orga­ni­za­ción esta­rá obli­ga­da más allá de aque­llo a lo que se com­pro­me­ta explícitamente.
10º Una Comi­sión de Enla­ce, con­for­ma­da por un miem­bro de cada orga­ni­za­ción, se encar­ga­rá de las tareas de con­vo­ca­to­ria, con­cer­ta­ción y segui­mien­to de acuerdos.

Hace­mos un lla­ma­mien­to al res­to de las fuer­zas polí­ti­cas, los colec­ti­vos socia­les, y las indi­vi­dua­li­da­des de la Izquier­da Sobe­ra­nis­ta Anda­lu­za, a avan­zar hacia la uni­dad de acción en torno a éste pro­yec­to y orga­nis­mo común de acti­va­ción, con­for­ma­ción y actua­ción uni­ta­ria del movi­mien­to de libe­ra­ción nacio­nal andaluz.

¡Por la Repú­bli­ca Andaluza!

¡Por el Pue­blo Tra­ba­ja­dor Andaluz!

¡Por Anda­lu­cía libre!

En Anda­lu­cía a 10 de abril de 2011 
Anda­lu­cía Comunista
Jaleo!!! Juven­tud anda­lu­za independentista
JIRA – Juven­tud Inde­pen­den­tis­ta Revo­lu­cio­na­ria Andaluza
Nación Anda­lu­za

MAS NOTICIAS

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.