Cuan­do veas arder Libia – Luis Brit­to Gar­cía

1

En 1984 via­jo duran­te horas por desier­tos libios que pare­cen pai­sa­jes luna­res has­ta com­ple­jos de cabrias y refi­ne­rías seme­jan­tes a esta­cio­nes espa­cia­les. De allí salen cada día 1.600.000 barri­les de petró­leo que man­tie­nen fun­cio­nan­do a Euro­pa. Libia tie­ne reser­vas esti­ma­das en 42 mil millo­nes de barri­les. Las poten­cias hege­mó­ni­cas viven del cons­tan­te derro­che de la ener­gía fósil que no poseen. En lugar de habi­li­tar ener­gías alter­na­ti­vas, la saquean a paí­ses que sí la tie­nen. Cuí­da­te de la malig­ni­dad de aquél a quien favo­re­ces, reza el pro­ver­bio libio. La pri­me­ra con­di­ción que debe cum­plir hoy un país para ser inva­di­do es tener hidro­car­bu­ros o ser zona de paso de éstos.

2

En 1836 Libia es asal­ta­da por tur­cos, en 1912 inva­di­da por ita­lia­nos, en 1943 con­quis­ta­da por ingle­ses, en 1951 ocu­pa­da por tro­pas bri­tá­ni­cas, esta­dou­ni­den­ses e ita­lia­nas que sos­tie­nen al títe­re rey Idris, quien aca­pa­ra los cre­cien­tes ingre­sos petro­le­ros. En 1969 Muam­mar Kada­fi, un coro­nel de 27 años, coman­da una rebe­lión mili­tar que expul­sa las bases extran­je­ras, crea en 1970 la Com­pa­ñía Nacio­nal de Petró­leo que domi­na la mitad de la pro­duc­ción, y en 1977 pro­cla­ma la Gran Repú­bli­ca Popu­lar Socia­lis­ta Ára­be de la Jamahi­ri­ya. Cuan­do el gana­do cae, lucen los cuchi­llos, advier­te el refrán libio. La segun­da con­di­ción para que un país sea inva­di­do es que asu­ma el con­trol de sus recur­sos natu­ra­les.

3

En 1984 asis­to en Trí­po­li al 15 ani­ver­sa­rio de la Jamahi­ri­ya. Pre­sen­cio mul­ti­tu­di­na­rias asam­bleas popu­la­res don­de se deba­ten y apa­ren­te­men­te se resuel­ven pro­ble­mas. El Libro Ver­de se pre­sen­ta como la Ter­ce­ra Teo­ría Uni­ver­sal, y pro­cla­ma la ini­cia­ti­va y pri­ma­cía de las orga­ni­za­cio­nes de base. Afir­ma que “la demo­cra­cia es el poder del pue­blo y no el poder de un sus­ti­tu­to del pue­blo”. Ase­ve­ra que “la repre­sen­ta­ción es una impos­tu­ra”. Pro­cla­ma que “el par­ti­do repre­sen­ta sólo a una frac­ción del pue­blo, mien­tras que la sobe­ra­nía popu­lar es indi­vi­si­ble”. Adu­ce que “los con­gre­sos popu­la­res son el úni­co medio de la demo­cra­cia popu­lar”. El pue­blo se divi­de en con­gre­sos popu­la­res de base; cada con­gre­so eli­ge un comi­té que lo diri­je y el con­jun­to de comi­tés for­man los con­gre­sos popu­la­res. En las calles las damas usan velo, pero en los des­fi­les bata­llo­nes feme­ni­nos lucen mag­ní­fi­cos ros­tros y cabe­lle­ras; hay muje­res cien­tí­fi­cos y mucha­chas pilo­tos de avio­nes de com­ba­te. Libia tie­ne para 2010 un PIB esti­ma­do de unos 76.557 mil millo­nes de dóla­res, con incre­men­to anual de 6,7%. Actual­men­te sus expor­ta­cio­nes anua­les de unos 63.050 millo­nes de dóla­res com­pa­ra­das con sus impor­ta­cio­nes de 11.500 millo­nes le otor­gan una balan­za comer­cial amplia­men­te favo­ra­ble y le posi­bi­li­tan acu­mu­lar reser­vas por unos 200.000 millo­nes de dóla­res, que res­pal­dan una insig­ni­fi­can­te deu­da exter­na de 5.521 millo­nes de dóla­res. Ello le repor­ta el mayor PIB per cápi­ta (14.534$) y el mejor Índi­ce de Desa­rro­llo Humano en Áfri­ca. La expec­ta­ti­va de vida es de 74 años, la mor­ta­li­dad infan­til de 18 por l.000 y el anal­fa­be­tis­mo de 5,5%; el gas­to en Edu­ca­ción es del 2,7% del PIB mien­tras que el de Defen­sa no exce­de de 1,1% del PIB. Sin embar­go, sub­sis­te un 30% de pobre­za. Quien no ayu­da a su fami­lia, no ayu­da a nadie, ense­ña el pro­ver­bio libio. La ter­ce­ra con­di­ción para ser inva­di­do es apo­yar­se en las bases popu­la­res y redis­tri­buir la rique­za social.

4

La Jamahi­ri­ya no sólo abo­ga por la demo­cra­cia direc­ta. Es nacio­na­lis­ta, por­que expul­sa bases mili­ta­res extran­je­ras y apro­pia recur­sos natu­ra­les. Es inte­gra­cio­nis­ta, pues apo­ya la Unión Afri­ca­na y pre­di­ca la coor­di­na­ción o con­fe­de­ra­ción del Mun­do Ára­be, una comu­ni­dad cul­tu­ral de 339.128.336 habi­tan­tes dis­tri­bui­dos en tres con­ti­nen­tes sobre 13.707.811 kiló­me­tros cua­dra­dos y que posee la mayo­ría de los recur­sos ener­gé­ti­cos del pla­ne­ta. Libia defien­de estos recur­sos apo­yan­do con fir­me­za las deci­sio­nes de la Orga­ni­za­ción de Paí­ses Expor­ta­do­res de Petró­leo. En sus pri­me­ros tiem­pos la Jamahi­ri­ya es inter­na­cio­na­lis­ta. En la Con­fe­ren­cia sobre el 15 ani­ver­sa­rio de Al Fatah en Trí­po­li inter­vie­nen un gigan­tes­co diri­gen­te de los indí­ge­nas en Esta­dos Uni­dos, quien denun­cia dura­men­te el geno­ci­dio con­tra su pue­blo; el reve­ren­do afro­ame­ri­cano Farra­kah, quien ame­na­za a la poten­cia nor­te­ña con tor­men­tas, gra­ni­zo y gue­rra nuclear; el coman­dan­te Tomás Bor­ge, quien recha­za huma­nís­ti­ca­men­te cual­quier hipó­te­sis que lle­ve al holo­caus­to ató­mi­co, dele­ga­dos de Al Fatah que nos reúnen en sesión apar­te para expli­car­nos las dife­ren­cias inter­nas en su movi­mien­to. Esta soli­da­ri­dad atrae la con­de­na uná­ni­me de las poten­cias que luchan por desin­te­grar el res­to del pla­ne­ta. Una mano sola no aplau­de, refle­xio­na el afo­ris­mo libio. La cuar­ta con­di­ción para ser inva­di­do es pre­di­car la inte­gra­ción del Ter­cer Mun­do.

5

En un oasis fre­cuen­ta­do por came­lle­ros almuer­zo cor­de­ro asa­do. El 90% de los seis millo­nes de libios son musul­ma­nes. Como en los res­tan­tes paí­ses islá­mi­cos, a las dife­ren­cias entre cla­ses e ideo­lo­gías se super­po­nen las de par­cia­li­da­des reli­gio­sas y a éstas las de sec­tas y cla­nes y etnias y regio­nes y gene­ra­cio­nes, más las diver­gen­cias con más de medio millón de inmi­gra­dos. Dema­sia­dos capi­ta­nes hun­den el bar­co, reza el dicho libio. La quin­ta con­di­ción para ser inva­di­do es que los agre­so­res divi­dan para impe­rar.

6

Duran­te el 15 ani­ver­sa­rio de la Jamahi­ri­ya veo pasar a poca dis­tan­cia a Kada­fi. Es para enton­ces un joven con sobrio uni­for­me ver­de, que habla y dis­cu­te ani­ma­da­men­te con la mul­ti­tu­di­na­ria asam­blea. Pocos seres han sido más adu­la­dos por las poten­cias para com­prar­le petró­leo, pocos más sata­ni­za­dos por los medios de ellas para des­po­jar­lo de él. Tri­bu­na­les inter­na­cio­na­les sor­dos, cie­gos y mudos ante la impu­ni­dad del terro­ris­ta Posa­da Carri­les con­de­na­ron a Libia por la supues­ta vola­du­ra de un avión en Ingla­te­rra. Kada­fi pagó bajo pro­tes­ta las indem­ni­za­cio­nes del caso. Sin pre­via decla­ra­to­ria de gue­rra, la admi­nis­tra­ción Reagan vio­la el espa­cio aéreo en el gol­fo de Sir­te en 1981 y en 1986 bom­bar­dea Trí­po­li, arra­sa la resi­den­cia de Kada­fi, le ase­si­na una hija y cer­ca de un cen­te­nar de com­pa­trio­tas. Las mis­mas agen­cias noti­cio­sas que cele­bra­ron ese geno­ci­dio deplo­ran aho­ra supues­tos bom­bar­deos con­tra mani­fes­tan­tes. Tele­sur envía dos equi­pos al área, que no encuen­tran ras­tros de bom­bar­deos. El ejér­ci­to ruso demues­tra con imá­ge­nes sate­li­ta­les que tales ata­ques no ocu­rrie­ron. Sí hay nutri­dos inter­cam­bios de fue­go entre lea­les y suble­va­dos. Éstos no son, por tan­to, mani­fes­tan­tes iner­mes. Las agen­cias de Esta­dos Uni­dos, cuyo ejér­ci­to es de mer­ce­na­rios, mien­ten que los defen­so­res del gobierno son “mer­ce­na­rios”. Entre su reper­to­rio de dis­pa­ra­do­res de páni­co no dejan de invo­car las “armas quí­mi­cas” ya atri­bui­das a Irak. Quien repli­ca al león, tie­ne mal alien­to, advier­te el pro­ver­bio libio. La sex­ta con­di­ción para ser inva­di­do es ser demo­ni­za­do por las agen­cias inter­na­cio­na­les.

7

La tor­men­ta infor­ma­ti­va se tra­du­ce en fal­ta de infor­ma­ción ¿Qué suce­de real­men­te en Libia? ¿Siguen fun­cio­nan­do las orga­ni­za­cio­nes popu­la­res, o son des­pla­za­das por cla­ses polí­ti­cas? ¿Sus­ti­tu­ye la repre­sen­ta­ción a la par­ti­ci­pa­ción? ¿Es creí­ble que aumen­ten al uní­sono el Índi­ce de Desa­rro­llo Humano y el des­con­ten­to social? ¿Ha cedi­do Kada­fi ante el aco­so de impe­rios y trans­na­cio­na­les? ¿Es sin­ce­ra la ene­mis­tad con Libia de poten­cias que duran­te cua­ren­ta años le han com­pra­do petró­leo y ven­di­do armas? Duran­te ese lap­so los omni­pre­sen­tes medios omi­ten toda expli­ca­ción. Mien­tras man­da­ta­rios de Esta­dos Uni­dos y mono­po­lios mediá­ti­cos se des­ha­cen en elo­gios a favor de los suble­va­dos ¿qué defien­den éstos? ¿qué pla­nean? ¿qué pro­po­nen? Las úni­cas cre­den­cia­les del FNSL con­sis­ten en haber rea­li­za­do un “Con­gre­so Nacio­nal” en Esta­dos Uni­dos en 2007, finan­cia­do por la NED. Todos los medios del mun­do espe­ran para difun­dir sus pla­nes. Si no los decla­ran, es por­que no los tie­nen o son incon­fe­sa­bles. Si se opo­nen a Kada­fi ¿pri­va­ti­za­rán los hidro­car­bu­ros? Si en ver­dad tie­nen apo­yo popu­lar ¿para qué nece­si­tan la aplas­tan­te inter­ven­ción de la pri­me­ra poten­cia mili­tar del mun­do? Si desean el bien de su país ¿por qué lo expo­nen a la ani­qui­la­do­ra inva­sión de impe­rios extran­je­ros? No bus­ques el pla­cer en la des­gra­cia de otro, acon­se­ja la máxi­ma libia. La sép­ti­ma con­di­ción para ser inva­di­do es ser fal­si­fi­ca­do por la des­in­for­ma­ción.

8

Esta­dos Uni­dos blo­quea con por­ta­avio­nes nuclea­res la cos­ta libia y con­fu­sos des­pa­chos afir­man que des­em­bar­ca “ase­so­res” arma­dos has­ta los dien­tes, mien­tras pac­ta con­tu­ber­nios de sal­tea­do­res con la Unión Euro­pea y un heli­cóp­te­ro mili­tar de la OTAN es cap­tu­ra­do en fla­gran­te vio­la­ción de la sobe­ra­nía del país ára­be. Wal­ter Mar­tí­nez reve­la que la Lon­don School of Eco­no­mics pre­pa­ra­ba el rele­vo de la diri­gen­cia del país agre­di­do: cua­tro­cien­tos beca­dos libios eran adies­tra­dos en las exce­len­cias del neo­li­be­ra­lis­mo sal­va­je. Como en una pesa­di­lla vemos repe­tir­se la situa­ción ira­quí. El plan es robar el petró­leo libio para con él lan­zar un dum­ping que arrui­ne y des­ar­ti­cu­le los gobier­nos de la OPEP. La úni­ca polí­ti­ca esta­dou­ni­den­se es el saqueo glo­bal de hidro­car­bu­ros, lo cual a la lar­ga con­du­ce al blo­queo ener­gé­ti­co de las res­tan­tes poten­cias y a la Gue­rra Mun­dial. Vene­zue­la pro­po­ne una media­ción, que Kada­fi y la Liga Ára­be acep­tan, y el ALBA con­vo­ca una reu­nión ple­na­ria para dis­cu­tir la situa­ción. La car­ga com­par­ti­da pesa menos que una plu­ma, reza el apo­teg­ma libio. Cuan­do veas un país del Ter­cer Mun­do arder bajo la agre­sión impe­rial, pon tu soli­da­ri­dad en remo­jo.

Fuen­te: http://​www​.cuba​de​ba​te​.cu/​o​p​i​n​i​o​n​/​2​0​1​1​/​0​3​/​0​7​/​c​u​a​n​d​o​-​v​e​a​s​-​a​r​d​e​r​-​l​i​b​ia/

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *