La heroi­ca resis­ten­cia del pue­blo mapu­che con­tra la inva­sión espa­ño­la- La Hai­ne

Jesús San­trich :: Más articu­los de esta autora/​or: Más artículos Por el reco­no­ci­mien­to de la con­di­ción de pue­blo-nación para los Mapu­che, por su terri­to­rio ances­tral y la inde­pen­den­cia defi­ni­ti­va, ¡viva la memo­ria del gran Lef­tra­ro!

* Inte­gran­te del Esta­do Mayor Cen­tral de las FARC-EP de Colom­bia

Rebe­lio­nes hubo de arau­ca­nos en diver­sos momen­tos, como cuan­do en 1599 des­tru­ye­ron Val­di­via, la Impe­rial, Angol, San­ta Cruz, Chi­llán y la Con­cep­ción, sus­ci­tan­do la deso­la­ción de gran­des exten­sio­nes terri­to­ria­les que obli­ga­ron a los espa­ño­les a esta­ble­cer nue­vos fuer­tes y guar­ni­cio­nes mili­ta­res, pro­fun­di­zán­do­se la gue­rra que pau­la­ti­na­men­te dis­mi­nu­yó la pobla­ción ori­gi­na­ria, la cual sin embar­go se man­tu­vo irre­duc­ti­ble en dig­ni­dad y deter­mi­na­ción com­ba­ti­va. No obs­tan­te, los inva­so­res uti­li­za­ron tam­bién a los misio­ne­ros cató­li­cos para ata­car la for­ta­le­za espi­ri­tual de los indí­ge­nas. Varios de los misio­ne­ros tam­bién fue­ron ajus­ti­cia­dos por los mapu­ches, obli­gan­do a que los espa­ño­les fir­ma­ran hacia 1640 un tra­ta­do de paz en cabe­za del Gober­na­dor Mar­qués de Bai­des, al que los mapu­ches tra­ta­ron de sopor­tar más o menos en con­di­cio­nes de paz, pero en medio de las múl­ti­ples vio­la­cio­nes que los penin­su­la­res hicie­ron de los acuer­dos, obli­ga­ron final­men­te a que aquel digno pue­blo nue­va­men­te pusie­ra en mar­cha la ensan­gren­ta­da fle­cha de la con­vo­ca­to­ria a la gue­rra de resis­ten­cia, tal como ocu­rrió en 1655, año en que se pro­du­jo memo­ra­ble jor­na­da de suble­va­ción gene­ral.

Leer ensa­yo com­ple­to

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *