Entre­vis­ta con Beñat, uno de los con­de­na­dos por per­te­nen­cia a Segi

En el mar­co de la Sema­na Inter­na­cio­nal de Soli­da­ri­dad con Eus­kal Herria en Madrid, hemos con­ver­sa­do con Beñat, con­de­na­do a 6 años de pri­sión por per­te­nen­cia a Segi

¿Que valo­ra­ción haceís de la coyun­tu­ra polí­ti­ca actual tras la decla­ra­ción uni­la­te­ral de ETA, el acuer­do de Ger­ni­ka o el naci­mien­to de Sor­tu?

Es una fase bas­tan­te impor­tan­te, lo que está hacien­do la Izquier­da Aber­tza­le es un cam­bio de estra­te­gia, es algo com­ple­ta­men­te nue­vo. La izquier­da Aber­tza­le se ha sumi­do en un deba­te interno duran­te el últi­mo año don­de ha hecho mucha auto­crí­ti­ca, ha ana­li­za­do la evo­lu­ción de los últi­mos años, y las con­clu­sio­nes de este deba­te nos ha lle­va­do a la situa­ción actual.

Hay que remar­car que la deci­sión de entrar en este pro­ce­so demo­crá­ti­co es uni­la­te­ral, a dife­ren­cia de otros pro­ce­sos ante­rio­res. Poco a poco en estos meses se están vien­do cam­bios, se están ponien­do dife­ren­tes cosas enci­ma de la mesa, lo que es más que evi­den­te es que esto tie­ne una reper­cu­sión social gran­de. Es ver­dad que el con­flic­to vas­co siem­pre ha sido un tema que ha esta­do en la calle, pero pode­mos decir que aho­ra mis­mo está en boca de todos, y están en todos los medios de comu­ni­ca­ción los pasos que se están dan­do en Eus­kal Herria

Aun­que la Izquier­da Aber­tza­le ha cam­bia­do su estra­te­gia el esta­do no ha cam­bia­do la suya ¿Creeis que el esta­do se va a man­te­ner en la mis­ma acti­tud?

Eso ya se ha ido vien­do, sin ir más lejos la res­pues­ta que le ha dado el esta­do a la tre­gua que decla­ró ETA ha sido más repre­sión, hubo una reda­da con­tra EKIN, en esa reda­da hubo denun­cias de malos tra­tos y tor­tu­ras duran­te la inco­mu­ni­ca­ción, esto no es una casua­li­dad, evi­den­te­men­te el esta­do tam­bién jue­ga sus fichas y esta es la res­pues­ta que ha dado, que es bas­tan­te cla­ra. El obje­ti­vo del pro­ce­so demo­crá­ti­co es que el esta­do ten­ga que cam­biar su pos­tu­ra pero está cla­ro que no tie­ne nin­gu­na volun­tad de con­se­guir una solu­ción a este con­flic­to y que hace una apues­ta com­ple­ta­men­te repre­si­va.

Y aho­ra mis­mo tene­mos toda la cues­tión de la lega­li­za­ción de Sor­tu, hace dos días salió en el perió­di­co que según un infor­me de la guar­dia civil «toda la renun­cia de la vio­len­cia que hace Sor­tu es mera­men­te un ins­tru­men­to estra­té­gi­co para poder estar en las elec­cio­nes». Ya vere­mos lo que pasa en ese sen­ti­do, no soy capaz de mos­trar­me ni opti­mis­ta ni pesi­mis­ta ya se verá lo que pase, pero lo que está cla­ro es que la volun­tad del esta­do res­pec­to a la solu­ción del con­flic­to es com­ple­ta­men­te nula.

¿Afec­ta de una mane­ra espe­cial la repre­sión a la juven­tud? y por otro lado ¿la juven­tud que esta apor­tan­do y como se está impli­can­do en ese pro­ce­so abier­to en Eus­kal Herria?

La juven­tud en Eus­kal Herria y en el mun­do ente­ro siem­pre ha sido un fac­tor deter­mi­nan­te en todos los cam­bios polí­ti­cos por sus ganas de luchar y por su rebel­día, esa es la razón por la que el esta­do ejer­ce esa repre­sión de for­ma espe­cí­fi­ca con­tra la juven­tud, ahí tene­mos como tras la ile­ga­li­za­ción de Segi la nom­bra­ron orga­ni­za­ción terro­ris­ta, los más de 200 jóve­nes que han sido dete­ni­dos en los últi­mos 4 años, los jui­cios polí­ti­cos que se están dan­do con todo este asun­to… a nivel repre­si­vo no se ha apre­cia­do nin­gún cam­bio.

Y res­pec­to al papel que jue­ga la juven­tud en todo este pro­ce­so, los jóve­nes inde­pen­den­tis­tas fir­ma­ron el acuer­do de Ger­ni­ka demos­tran­do toda su volun­tad de lle­var ade­lan­te este pro­ce­so polí­ti­co, y esa es la apues­ta que hace la juven­tud y la Izquier­da Aber­tza­le en com­ple­to jun­to con otros sec­to­res de la socie­dad vas­ca.

A lar­go pla­zo, ¿cual creéis que sería el pano­ra­ma si este pro­ce­so con­ti­núa y fue­ra por bue­nos cau­ces?

Los obje­ti­vos de la Izquier­da Aber­tza­le han sido son y serán la inde­pen­den­cia y el socia­lis­mo, esos son los obje­ti­vos mar­ca­dos y es a lo que aspi­ra­mos, es por lo que lucha­mos. El tiem­po dirá como va todo esto ade­lan­te.

Cómo juven­tud orga­ni­za­da, ¿como lle­váis a cabo esta lucha con­tra la opre­sión nacio­nal, de géne­ro y de cla­se?

His­tó­ri­ca­men­te la juven­tud vas­ca se ha vis­to inmer­sa en muy dife­ren­tes luchas, des­de cam­pa­ñas del movi­mien­to estu­dian­til, a favor de la insu­mi­sión, las fies­tas popu­la­res, la lucha femi­nis­ta, con­tra la pre­ca­rie­dad… La juven­tud des­de siem­pre mar­cán­do­se esos obje­ti­vos que son la inde­pen­den­cia y el socia­lis­mo, se ha plan­tea­do sus luchas des­de una pers­pec­ti­va glo­bal, inten­tan­do alcan­zar estos obje­ti­vos tocan­do los dife­ren­tes ámbi­tos que pue­de haber.

Sobre vues­tro caso con­cre­ta­men­te, ¿Cómo fue vues­tra deten­ción, cuál fue la acu­sa­ción?

La reda­da con­tra los jóve­nes de Donos­tial­dea empe­zó el 30 de octu­bre del 2007 cuan­do la poli­cía nacio­nal detu­vo a 7 jóve­nes donos­tia­rras. Estas deten­cio­nes pre­ce­die­ron a un segun­do ope­ra­ti­vo que se sal­dó con otras 4 deten­cio­nes y una vein­te­na de regis­tros, entre esa vein­te­na de regis­tros regis­tra­ron las casas de 15 jóve­nes que no nos encon­trá­ba­mos en nues­tras casas por lo que no nos pudie­ron dete­ner. Los jóve­nes que detu­vie­ron e inco­mu­ni­ca­ron en estos 2 ope­ra­ti­vos denun­cia­ron tor­tu­ras y malos tra­tos en comi­sa­ría, es un fac­tor impor­tan­te por­que, a dife­ren­cia de los demás, los 15 jóve­nes que no nos encon­tra­ron en nues­tras casas hici­mos lle­gar a la Audien­cia Nacio­nal nues­tra volun­tad de decla­rar en sede, pero cuan­do está­ba­mos a las esca­li­na­tas de la Audien­cia Nacio­nal aquí en Madrid nos detu­vie­ron a los 15 jóve­nes. La dife­ren­cia es que a noso­tros no nos inco­mu­ni­ca­ron, y pode­mos decir que el tra­to fue rela­ti­va­men­te correc­to, al menos com­pa­ra­do con todo lo que sufrie­ron los demás com­pa­ñe­ros.

13 de los dete­ni­dos estu­vi­mos en la cár­cel entre año y tres meses y dos años. Fui­mos 18 los jóve­nes pro­ce­sa­dos en el jui­cio, hemos teni­do el jui­cio este verano, nos han con­de­na­do a 15 de los jóve­nes a 6 años de pri­sión por per­te­nen­cia a ban­da arma­da, nos acu­san de ser de Segi, han absuel­to a 2 per­so­nas y un ter­ce­ro no se pre­sen­tó al jui­cio. Aho­ra mis­mo esta­mos en la calle, hemos recu­rri­do la sen­ten­cia al Tri­bu­nal Supre­mo y esta­mos a la espe­ra de la sen­ten­cia fir­me que pue­da salir.

¿Como fue vues­tro jui­cio?

Res­pec­to a nues­tro caso en con­cre­to, hablan­do en tér­mi­nos más jurí­di­cos, nues­tra sen­ten­cia es una bar­ba­ri­dad, hemos pre­pa­ra­do un dos­sier con nues­tros abo­ga­dos sobre nues­tra sen­ten­cia en la que expli­ca­mos dife­ren­tes pun­tos de esta sen­ten­cia.

Cuan­do esta­mos hablan­do de una sen­ten­cia, en un jui­cio se pre­sen­tan prue­bas de car­go y prue­bas de des­car­go, las de car­go son las que se uti­li­zan para incri­mi­nar a una per­so­na y las de des­car­go son las que la defen­sa uti­li­za para hacer fren­te a esas prue­bas de car­go. El papel que tie­ne que tener un juez en jui­cio es valo­rar las prue­bas que haya, tan­to las de car­go como las de des­car­go y lle­gar a una con­clu­sión des­pués de una pre­via valo­ra­ción. Todas estas valo­ra­cio­nes se tie­nen que refle­jar en la sen­ten­cia. En nues­tro caso no hay nin­gu­na alu­sión a las prue­bas de des­car­go que se pre­sen­ta­ron. Habien­do 15 pro­ce­sa­dos había muchas prue­bas de des­car­go, en la sen­ten­cia no hay alu­sión a ni una sola de ellas, son com­ple­ta­men­te ausen­tes y no hay nin­gu­na valo­ra­ción al res­pec­to.

Las prue­bas de car­go que ha teni­do en cuen­ta el tri­bu­nal para poder con­de­nar­nos son, por ejem­plo, decla­ra­cio­nes de poli­cías que no fue­ron tes­ti­gos de nada, que no par­ti­ci­pa­ron en nin­gu­na vigi­lan­cia, ni nin­gún segui­mien­to, ni nada. Tam­bién las cir­cuns­tan­cias en que los dete­ni­dos han pres­ta­do decla­ra­ción ante la poli­cía, en el jui­cio se demos­tró y que­do paten­te que tan­to las auto­in­cul­pa­cio­nes como las incul­pa­cio­nes a ter­ce­ros que hubo no fue­ron hechas de for­ma volun­ta­ria.

Noso­tros en el jui­cio nos nega­mos a decla­rar, úni­ca­men­te decla­ra­ron las per­so­nas que fue­ron inco­mu­ni­ca­das para dejar cons­tan­cia de sus denun­cias de tor­tu­ra, los demás, denun­cian­do que eso era un jui­cio polí­ti­co deci­di­mos no tomar par­te y nos nega­mos a decla­rar. En este caso el silen­cio de los acu­sa­dos es toma­do en cuen­ta como un indi­cio incri­mi­na­to­rio para poder con­de­nar­nos.

Otra de las prue­bas de car­go fue­ron los obje­tos encon­tra­dos en los regis­tros, cuan­do son obje­tos que se pue­den encon­trar en cual­quier casa de cual­quier ciu­da­dano vas­co, en mi caso con­cre­to las prue­bas que pre­sen­ta­ron eran, un pan­fle­to infor­ma­ti­vo de Segi, un pañue­lo y un pales­tino por que decían que esa indu­men­ta­ria se uti­li­za para rea­li­zar sabo­ta­jes, un CD de músi­ca de Ikas­le Aber­tza­leak, orga­ni­za­ción per­fec­ta­men­te legal, y nada más. Ese es mi caso, pero podría poner ejem­plos que sue­nan a chis­te, des­de cami­se­tas de gru­pos de músi­ca has­ta un jer­sey con capu­cha… cual­quier cosa. En nin­gún caso se ha encon­tra­do nin­gún arte­fac­to para rea­li­zar sabo­ta­jes, ni nin­gún docu­men­to interno de nin­gu­na orga­ni­za­ción ni nada pare­ci­do.

Lo gra­ve ya no es sola­men­te que hayan con­de­na­do a 15 per­so­nas a 6 años de cár­cel, lo gra­ve, ade­más, es que inclu­so las for­mas que han usa­do para poder con­de­nar­nos no se sos­tie­nen ni en su pro­pio sis­te­ma jurí­di­co.

¿Como veis la evo­lu­ción repre­si­va a la juven­tud en los últi­mos años?

Res­pec­to a la juven­tud, se pue­den mar­car 3 sal­tos cua­li­ta­ti­vos que ha dado esta evo­lu­ción repre­si­va, en la déca­da de los 90 esta­ba en vigor el plan ZEN, el lla­ma­do Zona Espe­cial Nor­te, que con­tem­pla­ba dis­tin­tas medi­das de excep­ción. Jun­to con ello en esa épo­ca vino la teo­ría de los «gru­pos Y», esta teo­ría tal y cómo más tar­de en dife­ren­tes decla­ra­cio­nes públi­cas el mis­mo Atutxa decla­ró, fue una inven­ción que hicie­ron ellos para poder tra­tar el tema de las deten­cio­nes des­de un pun­to de vis­ta mediá­ti­co. Lo que hacía esta teo­ría de los «gru­pos Y» era que metía dife­ren­tes expre­sio­nes de lucha popu­lar den­tro de los esque­mas de ETA.

El 2º sal­to cua­li­ta­ti­vo vino con la decla­ra­ción de iel­ga­li­dad de Hai­ka , y más tar­de de Segi, rela­cio­nan­do direc­ta­men­te las accio­nes de vio­len­cia calle­je­ra con estas orga­ni­za­cio­nes. El tra­ba­jo que hacían estas orga­ni­za­cio­nes ha sido siem­pre com­ple­ta­men­te públi­co y trans­pa­ren­te y se ha dedi­ca­do siem­pre, como ya he dicho, a dis­tin­tas cam­pa­ñas socia­les. Des­pués de decla­rar ile­ga­les estas orga­ni­za­cio­nes hubo dife­ren­tes reda­das con­tra la direc­ción de Hai­ka y de Segi en las que se detu­vie­ron a un total de 42 per­so­nas, todo esto enmar­ca­do en ese esque­ma de Gar­zón en el que «todo es ETA».

A par­tir de 2007 estos 42 jóve­nes tuvie­ron su jui­cio, el lla­ma­do jui­cio Jarrai-Hai­ka-Segi, don­de decla­ran Segi ya no orga­ni­za­ción ile­gal, sino orga­ni­za­ción terro­ris­ta y con­de­nan a estos jóve­nes a 6 años de pri­sión.
Para que una orga­ni­za­ción se decla­ra­da terro­ris­ta tie­ne que usar armas y en este caso no había nin­gun arma, pero uti­li­zan­do esa teo­ría de rela­cio­nar direc­ta­men­te vio­len­cia calle­je­ra con estas orga­ni­za­cio­nes con­si­guie­ron decla­rar­las como orga­ni­za­cio­nes terro­ris­tas.

A par­tir del 2007 empe­za­ron dife­ren­tes reda­das don­de ya no se dete­nía a gen­te de la direc­ción de estas orga­ni­za­cio­nes, sino que ya bas­ta­ba con ser mili­tan­te de base para ser dete­ni­do, inco­mu­ni­ca­do, encar­ce­la­do y ser con­de­na­do a 6 años de pri­sión. Han sido un total de 15 reda­das, han sido dete­ni­das más de 200 per­so­nas y más de 145 han sido encar­ce­la­das. Estas reda­das se han dado en todo el terri­to­rio vas­co, prin­ci­pal­men­te en Hegoal­de, pero tam­bién se han dado reda­das en Ipa­rral­de , aun­que estas orga­ni­za­cio­nes en el esta­do fran­cés son per­fec­ta­men­te lega­les y los méto­dos repre­si­vos uti­li­za­dos por Fran­cia son dis­tin­tos, tam­bién ha habi­do varias reda­das y deten­cio­nes.

Una carac­te­rís­ti­ca de este pro­ce­so es su inter­na­cio­na­li­za­ción, en este sen­ti­do, ¿podéis con­tar un poco sobre la gira que estáis rea­li­zan­do, a nivel inter­na­cio­nal don­de os estáis movien­do?

En todo este pro­ce­so demo­crá­ti­co se le da espe­cial impor­tan­cia al ámbi­to inter­na­cio­nal, ya que, des­pués de hacer una lec­tu­ra de que el con­flic­to que vivi­mos en Eus­kal Herria hemos vis­to que no hemos sabi­do tras­la­dar­lo fue­ra de nues­tro ámbi­to sin que afec­te la mani­pu­la­ción de los medios. Nos pare­ce un fac­tor deter­mi­nan­te la pre­sión que pue­da hacer la socie­dad inter­na­cio­nal al esta­do espa­ñol.

Aho­ra mis­mo los jóve­nes encau­sa­dos en las dis­tin­tas reda­das esta­mos rea­li­zan­do una gira con dife­ren­tes orga­nis­mos de la izquier­da aber­tza­le, se han orga­ni­za­do dife­ren­tes char­las y actos en Gali­za, Cata­lu­ña, Madrid, Anda­lu­cía, Zara­go­za o Ita­lia entre otros. En ellas esta­mos expli­can­do en pri­me­ra per­so­na la situa­ción repre­si­va que vivi­mos los jóve­nes vas­cos y dan­do dife­ren­tes acla­ra­cio­nes res­pec­to a la situa­ción polí­ti­ca actual.

En ese apor­te de la inter­na­cio­na­li­za­ción del con­flic­to, des­de otros pue­blos, en con­cre­to des­de aquí como Cas­ti­lla ¿Que con­si­de­ráis que pode­mos hacer que pudie­ra con­tri­buir en esa pre­sión al esta­do espa­ñol, o en la difu­sión del con­flic­to?

El mejor acto de soli­da­ri­dad que pue­de haber entre 2 pue­blos es la lucha en sí, que la gen­te de Cas­ti­lla luche a favor de su pue­blo y a favor de su liber­tad es el mejor acto de soli­da­ri­dad que pue­de hacer tan­to Cas­ti­lla como cual­quier otro pue­blo res­pec­to a noso­tros, y vice­ver­sa.

Cen­trán­do­nos más en el tema de Eus­kal Herria lo más impor­tan­te es poder difun­dir la reali­dad vas­ca sin mani­pu­la­cio­nes, al fin y al cabo noso­tros tene­mos los argu­men­tos, lo que nos fal­ta es la capa­ci­dad de poder trans­mi­tir todo esto a los dife­ren­tes pue­blos de Euro­pa. Ese sería el papel que pue­den jugar otros pue­blos en la inter­na­cio­na­li­za­ción del con­flic­to.

De vues­tras visi­tas a Madrid, a veces por actos, otras veces traí­dos a la fuer­za ¿Qué ima­gen tenéis de esta ciu­dad?

Nos pasa bas­tan­te, sobre todo con Madrid, por­que al ser la capi­tal del esta­do siem­pre incons­cien­te­men­te le apor­ta esas con­no­ta­cio­nes nega­ti­vas que pue­de lle­gar a tener, y muchí­si­ma gen­te es reha­cia a cono­cer esto por esa razón. Pero si es ver­dad que al fin y al cabo en Madrid como en todos los lados, y más en una ciu­dad tan gran­de, tie­nes de todo y yo lo que estoy encon­tran­do en Madrid es gen­te lucha­do­ra, gen­te com­pro­me­ti­da y gen­te crí­ti­ca. Pue­de que ten­ga­mos una ten­den­cia a gene­ra­li­zar a la socie­dad de fue­ra de nues­tro terri­to­rio, pero es ver­dad que aquí lo que hemos encon­tra­do es una soli­da­ri­dad increí­ble.

La res­pues­ta del PSOE al pro­ce­so ha sido cla­ra, a par­tir del 22 de mayo que pasen las elec­cio­nes y que­de tiem­po has­ta las gene­ra­les del 2012 ¿Espe­ráis algún cam­bio polí­ti­co en el PSOE más allá de lo que digan los tri­bu­na­les sobre Sor­tu?

Es ver­dad que des­pués de las elec­cio­nes el con­tex­to polí­ti­co que se pue­de dar es muy dife­ren­te según los fac­to­res que inter­ven­gan, y como siem­pre detrás de todas estas deci­sio­nes que pue­da haber del PSOE están los intere­ses polí­ti­cos. No me atre­ve­ría a espe­ci­fi­car que acti­tud van a tomar, depen­de del esce­na­rio polí­ti­co de cada momen­to. Al mar­gen de los resul­ta­dos de la ile­ga­li­dad o no de Sor­tu, la res­pues­ta que de la socie­dad vas­ca a este pro­ce­so duran­te los pró­xi­mos meses pue­de ser muy dife­ren­te, eso es lo que está en nues­tras manos, la pre­sión popu­lar será la que con­si­ga los cam­bios que pue­da haber en la acti­tud del gobierno.

Des­de la sen­ten­cia de con­de­na a los guar­dias civi­les por tor­tu­ras en el caso de Igor Por­tu y Mat­tín Sara­so­la ¿Habeís nota­do algún cam­bio en las últi­mas deten­cio­nes?

No. Hay que des­ta­car que esta con­de­na sólo hace refe­ren­cia al momen­to en que esos 2 dete­ni­dos pasa­ron des­de el momen­to de la deten­ción has­ta que lle­ga­ron a comi­sa­ría o en el caso de uno de ellos al hos­pi­tal, no habla en nin­gún momen­to sobre el tra­to que Mat­tin pade­ció en comi­sa­ría. Esto es por­que lógi­ca­men­te, si hubie­ra que­da­do demos­tra­do que las decla­ra­cio­nes que hizo esta per­so­na en sede poli­cial las hizo con­tra su volun­tad, la úni­ca prue­ba que tenían para acu­sar a estas per­so­nas se les iba al cara­jo y se que­da­ban sin nada.

Y la razón por la que con­de­na­ron a estos guar­dias civi­les es que, no había nin­gún res­qui­cio que pudie­ra demos­trar que no había habi­do malos tra­tos. En este caso había prue­bas evi­den­tes que ponían en tela de jui­cio la decla­ra­ción de los poli­cías. El pro­ble­ma es que toda esta maqui­na­ria esta per­fec­ta­men­te engra­sa­da para hacer fren­te a las denun­cias de tor­tu­ra que, empe­zan­do por los poli­cías que te detie­nen, siguien­do por los médi­cos foren­ses y aca­ban­do en los jue­ces que te toman decla­ra­ción, todo está per­fec­ta­men­te orga­ni­za­do para que no se les vaya de las manos. Has­ta que en este caso, una per­so­na casi mue­re por que le han cla­va­do una cos­ti­lla en el pul­món.

Y hablan­do de tor­tu­ra, noso­tros no fui­mos inco­mu­ni­ca­dos y en con­se­cuen­cia de ello no fui­mos tor­tu­ra­dos ¿Don­de esta ese famo­so «Manual de ETA para denun­ciar tor­tu­ras»? en nues­tro caso los que no fui­mos inco­mu­ni­ca­dos no denun­cia­mos tor­tu­ra. Es la inco­mu­ni­ca­ción la que hace posi­ble la tor­tu­ra y la impu­ni­dad de los tor­tu­ra­do­res.

Sobre los casos de gue­rra sucia, el más sona­do últi­ma­men­te ha sido el de Jon Anza, pero no es un caso úni­co…

Se han dado dife­ren­tes casos de inte­rro­ga­to­rios ile­ga­les, deten­cio­nes ile­ga­les, pre­sio­nes para la cola­bo­ra­ción poli­cial… Hubo un caso en Bil­bo de un joven al que le metie­ron en un coche y le ame­na­za­ron, el hizo públi­co la denun­cia de que esta­ba sufrien­do toda esa pre­sión, meses des­pués de esa rue­da de pren­sa fue dete­ni­do por la Ertzain­tza y se tiró unos cuan­tos meses en pri­sión. El caso de Jon Anza es gra­ví­si­mo, esta­mos hablan­do de un ase­si­na­do, pero esa no es la úni­ca expre­sión de gue­rra sucia que pade­ce­mos en Eus­kal Herria.

La Hai­ne
Insur­gen­te
Kaos en la red
Dia­go­nal
Mas voces

Foto: http://​liber​tad​freeas​ka​ta​sun​.word​press​.com/

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *