La caí­da de Muba­rak y la ban­ca­rro­ta de los impe­rios Occi­den­ta­les.

Lue­go de tres déca­das de apo­yo mili­tar y eco­nó­mi­co a la dic­ta­du­ra de Muba­rak y de enviar billo­nes de dóla­res anual­men­te para sos­te­ner­lo, las pri­me­ras decla­ra­cio­nes de los líde­res occi­den­ta­les ante la caí­da de Muba­rak ha sido ven­der­nos la idea de que fue­ron sus «prin­ci­pios demo­crá­ti­cos libe­ra­les» los que han pre­va­le­ci­do inten­tan­do capi­ta­li­zar de la revo­lu­ción ára­be para aho­ra apa­re­cer como los que en todo momen­to han apo­ya­do las refor­mas demo­crá­ti­cas en Egip­to. Pare­cie­ran revo­lu­cio­na­rios de la Pla­za Tah­rir.

Nin­gu­na excu­sa públi­ca o auto­crí­ti­ca ante el pue­blo egip­cio por haber apo­ya­do las atro­ci­da­des, el des­po­jo de recur­sos, las tor­tu­ras, los ase­si­na­tos, y la des­truc­ción eco­nó­mi­ca neo­li­be­ral que occi­den­te ha ejer­ci­do a tra­vés de la dic­ta­du­ra de Muba­rak. Aho­ra los lobos se dis­fra­zan de ove­jas. Los mis­mos líde­res que has­ta hace unos días anda­ban metien­do mie­do con el «Islam polí­ti­co» para jus­ti­fi­car el apo­yo al dic­ta­dor Muba­rak, hoy apa­re­cen como si fue­ran anti-Muba­ra­kia­nos de toda la vida.

Si nos deja­mos lle­var por sus dis­cur­sos, pare­cie­ra como si en todo momen­to los impe­ria­lis­tas occi­den­ta­les hubie­ran esta­do apo­yan­do la revo­lu­ción demo­crá­ti­co-popu­lar en Túnez y Egip­to. El úni­co líder occi­den­tal que sacó la ver­da­de­ra cara de occi­den­te sin hipo­cre­sías ni disi­mu­los en todo este pro­ce­so ha sido el lide­ra­to sio­nis­ta a tra­vés de Netan­yahu quien lla­mó de mane­ra des­ca­ra­da a apo­yar a los dic­ta­du­ras del Medio Orien­te.
No nos con­fun­da­mos: Netan­yahu es la ver­da­de­ra cara de Occi­den­te en el Medio Orien­te. Mien­tras los líde­res occi­den­ta­les hacen decla­ra­cio­nes con la hipo­cre­sía que los carac­te­ri­za, tra­ba­jan sin des­can­so tras bas­ti­do­res para ase­gu­rar que las deman­das del pue­blo egip­cio y tune­cino que­den tron­cha­das en refor­mas que no toquen la sus­tan­cia de la domi­na­ción y explo­ta­ción neo­co­lo­nial en la región. En el caso de Egip­to, los intere­ses occidentales/​sionistas bus­can ase­gu­rar la con­ti­nua­ción del fun­cio­na­mien­to del Canal de Suez, la expor­ta­ción de gas y petró­leo y el estran­gu­la­mien­to de los pales­ti­nos en Gaza. Para ase­gu­rar su con­trol, han deja­do como Pre­si­den­te de Egip­to a Sulei­man, un agen­te de la CIA que fue has­ta hace unos días ex-Minis­tro de muer­te y tor­tu­ras de la dic­ta­du­ra de Muba­rak, y a los mis­mos ofi­cia­les del ejér­ci­to de la dic­ta­du­ra que tra­ba­jan para los intere­ses sionistas/​imperialistas. El mis­mo Sulei­man dijo ape­nas unos días antes de la caí­da de Muba­rak que el pue­blo egip­cio no está lis­to para la demo­cra­cia.

Los líde­res occi­den­ta­les le tie­nen terror a un pro­ce­so ver­da­de­ra­men­te demo­crá­ti­co don­de los pue­blos ejer­zan libre­men­te su dere­cho a la auto­de­ter­mi­na­ción por­que pue­de con­du­cir a cam­biar muchas cosas. Si que­re­mos anti­ci­par lo que será la lucha en Egip­to y Túnez en los pró­xi­mos meses, mire­mos la expe­rien­cia pales­ti­na. El triun­fo de Hamas en unas elec­cio­nes demo­crá­ti­cas libres es el ejem­plo más cer­cano que tene­mos de la hipo­cre­sía del dis­cur­so «pro-demo­crá­ti­co» de los impe­ria­lis­tas y los sio­nis­tas.

Lue­go de que Hamas gana­ra lim­pia­men­te las elec­cio­nes, los sio­nis­tas e impe­ria­lis­tas no reco­no­cie­ron la volun­tad del pue­blo pales­tino y les hicie­ron una gue­rra geno­ci­da con la com­pli­ci­dad de todos los líde­res occi­den­ta­les que hoy salen en los medios hablan­do de «liber­tad» y de «prin­ci­pios demo­crá­ti­cos» ante la caí­da de Muba­rak. La expe­rien­cia pales­ti­na está en la memo­ria no sola­men­te de los pue­blos del Medio Orien­te sino tam­bién de los líde­res sio­nis­tas e impe­ria­lis­tas.

De ahí que los pró­xi­mos meses serán deci­si­vos. La lucha será entre los pue­blos que bus­ca­rán demo­cra­ti­zar sus socie­da­des y tener elec­cio­nes ver­da­de­ra­men­te libres y los alia­dos inter­nos de los imperialistas/​sionistas que bus­ca­rán tron­char el dere­cho de auto­de­ter­mi­na­ción del pue­blo egip­cio bus­can­do eli­mi­nar u obs­ta­cu­li­zar las elec­cio­nes libres. Que no que­pa dudas que tan­to Sulei­man como los ofi­cia­les corrup­tos segui­rán una de dos vías para obs­ta­cu­li­zar la demo­cra­ti­za­ción de la socie­dad egip­cia:

a) la pos­po­si­ción para siem­pre de elec­cio­nes libres

b) tron­char las elec­cio­nes deci­dien­do de ante­mano quie­nes son los can­di­da­tos y qué par­ti­dos podrán par­ti­ci­par con ple­na liber­tad en el pro­ce­so elec­to­ral.
Los fac­to­res que pue­den cam­biar la ecua­ción son los siguien­tes:

1‑El pue­blo-Que la movi­li­za­ción popu­lar no se deten­ga has­ta lograr una demo­cra­ti­za­ción radi­cal de la socie­dad. La caí­da de Muba­rak sería en este caso el pri­mer paso de otros a dar en los pró­xi­mos días y meses. ¿Con­ti­nua­rá la uni­dad del pue­blo y las movi­li­za­cio­nes popu­la­res sin des­can­so has­ta lograr sus obje­ti­vos?

2‑El ejér­ci­to-Que en los pró­xi­mos meses se inten­si­fi­quen las luchas al inte­rior del ejér­ci­to. Has­ta hoy, este es el mis­mo ejér­ci­to de la dic­ta­du­ra y sus ofi­cia­les han reci­bi­do millo­nes de dóla­res anua­les para sus operaciones.¿Habrán cam­bios o frac­cio­nes del ejér­ci­to que influen­cia­das por la revo­lu­ción popu­lar tomen par­ti­do con el pue­blo?

3‑El efec­to con­ta­gio- Si lue­go de la caí­da de Muba­rak, hubie­ran otras revuel­tas popu­la­res en otros paí­ses del Medio Orien­te las rela­cio­nes de fuer­za en todo el Medio Orien­te pue­den dar un giro fun­da­men­tal dan­do res­pi­ro y abrien­do posi­bi­li­da­des a las movi­li­za­cio­nes revo­lu­cio­na­rias en Egip­to y Túnez. ¿Se con­ta­gia­rán otros paí­ses en el Medio Orien­te de los pro­ce­sos revo­lu­cio­na­rios en Egip­to y Tunez?

4‑El fren­te impe­ria­lis­ta- Los impe­ria­lis­ta y sio­nis­tas cons­pi­ran para mani­pu­lar el pro­ce­so, pero exis­ten tam­bién con­flic­tos entre ellos. ¿Habrán con­tra­dic­cio­nes entre los pro­pios impe­ria­lis­tas que pue­dan ser apro­ve­cha­das por los movi­mien­tos popu­la­res?
Para aque­llos que vivi­mos al inte­rior de los impe­rios, la situa­ción plan­tea los siguien­tes retos:

1‑Apoyar con todas nues­tras fuer­zas e incon­di­cio­nal­men­te los movi­mien­tos demo­crá­ti­co-popu­la­res del Medio Orien­te y su volun­tad de demo­cra­ti­za­ción radi­cal de sus socie­da­des.

2‑Hacer a nues­tros gobier­nos res­pon­sa­bles por su cola­bo­ra­ción con la dic­ta­du­ra de Muba­rak y denun­ciar sus manio­bras para des­truir y tron­char el éxi­to y el poten­cial demo­cra­ti­za­dor del movi­mien­to demo­crá­ti­co-popu­lar. La ten­ta­ción de nues­tros gobier­nos es pos­po­ner la demo­cra­ti­za­ción de la socie­dad por medio de bus­car una sali­da auto­ri­ta­ria o por medio de la pro­mo­ción de una demo­cra­cia tele­di­ri­gi­da des­de occi­den­te con los tan­ques y metra­lle­tas de sus mario­ne­tas neo­co­lo­nia­les.

3‑Denunciar las manio­bras isla­mó­fo­bas y racis­tas con el uso del mie­do al Islam polí­ti­co para crear con­fu­sión en la opi­nión públi­ca inter­na­cio­nal con­tra la liber­tad y demo­cra­cia en el Medio Orien­te. El Islam polí­ti­co en todo el Medio Orien­te es hoy una fuer­za demo­crá­ti­ca que sigue el ejem­plo del mode­lo demo­crá­ti­co de Erdo­gan en Tur­quía. Esa reali­dad ha sido ter­gi­ver­sa­da por los medios occi­den­ta­les y los líde­res sionistas/​imperialistas para meter mie­do en la opi­nión públi­ca y jus­ti­fi­car sali­das auto­ri­ta­rias a las revo­lu­cio­nes ára­bes. Nues­tra tarea es denun­ciar con todas nues­tras fuer­zas estas men­ti­ras y hablar con la infor­ma­ción correc­ta acer­ca de estos movi­mien­tos.
Por últi­mo, en los pró­xi­mos meses habrán deba­tes y dis­cu­sio­nes acer­ca de la estra­te­gia a seguir al inte­rior de los movi­mien­tos demo­crá­ti­co-popu­la­res en todo el Medio Orien­te. Nues­tro deber es apo­yar­los y evi­tar la ten­ta­ción de poner­nos a tomar par­ti­do públi­ca­men­te por un sec­tor o por el otro. Dichos deba­tes serán impor­tan­tes para el futu­ro del movi­mien­to demo­crá­ti­co-popu­lar. Pero nues­tra tarea de soli­da­ri­dad en el pri­mer mun­do no con­sis­te en poner­nos a dilu­ci­dar estos deba­tes en la opi­nión públi­ca. Nues­tra tarea es impe­dir las manio­bras imperialistas/​sionistas, hacer a nues­tros gobier­nos res­pon­sa­bles y la soli­da­ri­dad incon­di­cio­nal con la demo­cra­ti­za­ción radi­cal y el dere­cho a la auto­de­ter­mi­na­ción de los pue­blos en el Medio Orien­te. Nues­tro gri­to a nues­tros gobier­nos impe­ria­lis­tas es:

MANOS FUERA DEL MEDIO ORIENTE!

ABAJO LAS DICTADURAS SIONISTAS /​IMPERIALISTAS!

APOYEMOS LA DEMOCRATIZACIÓN DE TODO EL MEDIO ORIENTE!

ABAJO LOS COLONIALISTAS SIONISTAS EN PALESTINA!

SI QUIEREN DEMOCRATIZAR, EMPIECEN POR DEMOCRATIZAR SUS PROPIOS PAÍSES SIN INTERFERIR EN EL TERCER MUNDO!

Autor: Rosa L. Blanc – Gru­po Deco­lo­nial

Web Islam

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *