Zapa­te­ro da otros 27 millo­nes a los gran­des sin­di­ca­tos para evi­tar la huel­ga gene­ral.

El Eje­cu­ti­vo quie­re evi­tar a toda cos­ta otra huel­ga gene­ral, esta vez moti­va­da por la refor­ma de las pen­sio­nes. Con este obje­ti­vo, el minis­tro de Tra­ba­jo, Vale­riano Gómez, se reu­nió ayer con Cán­di­do Mén­dez (UGT) e Igna­cio Fer­nán­dez Toxo (CCOO), que son muy crí­ti­cos con la inten­ción de Zapa­te­ro de ampliar la edad de jubi­la­ción a los 67 años. Pero Gómez no fue el úni­co en apor­tar su gra­ni­to de are­na para recu­pe­rar la paz social. El vice­pre­si­den­te Manuel Cha­ves otor­ga­ba ayer median­te una reso­lu­ción en el BOE (jus­to antes de que comen­za­ran los encuen­tros) una sub­ven­ción para las orga­ni­za­cio­nes sin­di­ca­les de 26,6 millo­nes de euros.

Las ayu­das están des­ti­na­das para finan­ciar los pla­nes de for­ma­ción en 2011 de los fun­cio­na­rios y de los emplea­dos públi­cos y tam­bién otor­ga sub­ven­cio­nes a la pro­pia Admi­nis­tra­ción cen­tral (que reci­bi­rá un máxi­mo de 23,4 millo­nes de euros), a las auto­no­mías (de 52,1 millo­nes de euros) y a los ayun­ta­mien­tos (de 24,8 millo­nes de euros). Las dádi­vas que reci­bi­rán las orga­ni­za­cio­nes sin­di­ca­les supe­ran a las del pro­pio Esta­do o los con­sis­to­rios.

La letra peque­ña

Aun­que los sin­di­ca­tos pue­den jus­ti­fi­car que los fon­dos están des­ti­na­dos a fomen­tar las polí­ti­cas acti­vas de empleo, la letra peque­ña de la reso­lu­ción del Minis­te­rio de Polí­ti­ca Terri­to­rial tie­ne varias cláu­su­las preo­cu­pan­tes. La más sig­ni­fi­ca­ti­va es que las orga­ni­za­cio­nes como CCOO y UGT que den cur­sos de for­ma­ción en 2011 no ten­drán que pre­sen­tar “jus­ti­fi­ca­ción docu­men­tal” de los gas­tos corrien­tes (los que los con­vo­can­tes de los cur­si­llos des­ti­nen a pagar agua, gas, elec­tri­ci­dad, men­sa­je­ría, telé­fono, mate­rial de ofi­ci­na, vigi­lan­cia o lim­pie­za, entre otros). De esta cues­tión tam­bién se bene­fi­cia­rán las admi­nis­tra­cio­nes públi­cas.

Este mis­mo artícu­lo per­mi­te opa­ci­dad en un 6% del total de los gas­tos direc­tos, algo que con­tras­ta con los pla­nes de aus­te­ri­dad impul­sa­dos por el pro­pio Gobierno, nece­sa­rios para cum­plir al milí­me­tro con los obje­ti­vos de esta­bi­li­dad que exi­ge Bru­se­las. Para más inri, en la mis­ma reso­lu­ción en la que se con­vo­ca­ban estas ayu­das, pero en 2010, no exis­tía nin­gu­na cláu­su­la simi­lar ni pare­ci­da.

Otra de las cues­tio­nes lla­ma­ti­vas es que los gran­des bene­fi­cia­rios de las sub­ven­cio­nes a los repre­sen­tan­tes de los tra­ba­ja­do­res (ade­más de orga­ni­za­cio­nes espe­cí­fi­cas para la fun­ción públi­ca como CSI-CSIF) serán CCOO y UGT. A la hora de con­ce­der las sub­ven­cio­nes se valo­ra a las orga­ni­za­cio­nes con “capa­ci­dad orga­ni­za­ti­va y téc­ni­ca”, lo que deja en con­di­cio­nes ven­ta­jo­sas a estos gran­des sin­di­ca­tos.

Por últi­mo, entre los requi­si­tos para que los bene­fi­cia­rios reci­ban las sub­ven­cio­nes se encuen­tra que los gas­tos sub­ven­cio­na­bles “hayan sido efec­ti­va­men­te paga­dos a 15 de mar­zo del año siguien­te”. Es decir, como míni­mo 75 días des­pués de que se pres­ta­ran los ser­vi­cios. En cam­bio, la Ley de Moro­si­dad obli­ga a pagar en 40 días como máxi­mo en 2012, algo que pone en entre­di­cho el rela­ja­do lími­te que ha impues­to Cha­ves a la hora de rea­li­zar los pagos por los cur­si­llos de for­ma­ción.

http://​www​.expan​sion​.com/​2​0​1​1​/​0​1​/​0​7​/​e​c​o​n​o​m​i​a​/​1​2​9​4​4​3​7​0​0​3​.​h​tml

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *