¿Por qué Chi­na nos com­pra deu­da y EEUU no? – Daniel Badia

La dis­tan­cia entre Madrid y Nue­va York es de 5.924 kiló­me­tros, unos 4.500 kiló­me­tros menos que entre Madrid y Pekín. Sin embar­go, la rela­ción entre el Teso­ro Públi­co y los chi­nos es más cer­ca­na que la del orga­nis­mo de finan­cia­ción del Gobierno y los ame­ri­ca­nos. Y es que el sal­do vivo de deu­da públi­ca espa­ño­la que está en manos de los pri­me­ros ha aumen­ta­do de for­ma con­si­de­ra­ble en los últi­mos años, mien­tras que ape­nas lo ha hecho en el caso de los esta­dou­ni­den­ses.

En este sen­ti­do, se podría decir que, en los nume­ro­sos road shows o pre­sen­ta­cio­nes entre ins­ti­tu­cio­na­les que ha rea­li­za­do el Gobierno a lo lar­go del año, Sole­dad Núñez, direc­to­ra gene­ral del Teso­ro Públi­co, ha sabi­do ganar­se mejor a los inver­so­res chi­nos que José Manuel Cam­pa, secre­ta­rio de Esta­do de Eco­no­mía, a los esta­dou­ni­den­ses. Sin embar­go, la res­pues­ta a la pre­gun­ta de Por qué nos com­pran deu­da los chi­nos y no los ame­ri­ca­nos es mucho más com­ple­ja.

Según datos del Teso­ro a 30 de sep­tiem­bre, Chi­na tie­ne un impor­te neto inver­ti­do en deu­da públi­ca espa­ño­la de unos 43.146,72 millo­nes de euros. El inte­rés por los títu­los del Teso­ro ha aumen­ta­do en los últi­mos años, prin­ci­pal­men­te des­de 2008. Han pasa­do de tener unos 5.136 millo­nes de euros (4% del sal­do de deu­da que se encon­tra­ba en manos de inver­so­res no resi­den­tes en 2005 ó 128.410 millo­nes) a en torno 43.146 millo­nes en sep­tiem­bre de 2010 (19% de un volu­men actual entre extran­je­ros de 227.088 millo­nes).

Por su par­te, los ame­ri­ca­nos ape­nas han aumen­ta­do su expo­si­ción. En estos momen­tos, cuen­tan con poco más 4% del total del impor­te de deu­da en manos de inver­so­res forá­neos: unos 9.000 millo­nes de euros. “Los chi­nos tie­nen dine­ro, mien­tras que los ame­ri­ca­nos lo deben todo”. Así de tajan­te se mues­tra José Car­los Díez, eco­no­mis­ta jefe de Inter­mo­ney. “Los ame­ri­ca­nos tie­nen unas tasas de aho­rro más bajas y no quie­ren correr ries­go de cam­bio. Y en Chi­na, tan­to los ban­cos cen­tra­les como los fon­dos sobe­ra­nos o algu­nos ban­cos y ase­gu­ra­do­ras esta­ta­les tie­nen varios billo­nes de dóla­res de aho­rro líqui­do”, aña­de Gui­ller­mo de la Dehe­sa, pre­si­den­te del CEPR (Cen­tre for Eco­no­mic Policy Research).

Reser­vas
Las reser­vas de Chi­na, las mayo­res de todo el mun­do, aumen­ta­ron en 194.000 millo­nes de dóla­res (en torno a 139.640 millo­nes de euros) en el últi­mo tri­mes­tre, has­ta alcan­zar un récord de 2,65 billo­nes de dóla­res. “La mayor deman­da por par­te de los inver­so­res asiá­ti­cos pue­de deber­se a la nece­si­dad de diver­si­fi­car sus reser­vas en dife­ren­tes mone­das, lo que ayu­da no sólo a Espa­ña, sino al euro en gene­ral”, indi­ca Sil­vio Peruz­zo, eco­no­mis­ta de RBS. En este sen­ti­do, Chi­na se mos­tró dis­pues­ta este fin de sema­na a ayu­dar a Por­tu­gal para que sal­ga de la cri­sis.

Ni siquie­ra en los momen­tos más ten­sos de la deu­da sobe­ra­na, los chi­nos, en este caso la Admi­nis­tra­ción Esta­tal de Divi­sas de Chi­na (Safe, en sus siglas en inglés) le ha dado la espal­da al Gobierno espa­ñol. Se que­dó con el 9% de una emi­sión de 6.000 millo­nes a diez años que eje­cu­tó con éxi­to el Teso­ro el pasa­do 6 de julio, es decir, con unos 540 millo­nes, y duran­te los días siguien­tes reali­zó nue­vas com­pras en el mer­ca­do secun­da­rio, has­ta los 1.000 millo­nes.

“Es difí­cil con­ven­cer a los ame­ri­ca­nos por­que no cono­cen bien el mer­ca­do y no se atre­ven a inver­tir mucho dine­ro fue­ra”, expli­can fuen­tes de Eco­no­mía. “Se ha hecho cam­pa­ña en los dos sitios, pero en Chi­na está Safe, que tie­ne un múscu­lo finan­cie­ro impor­tan­te y supo­ne una vía rápi­da para obte­ner finan­cia­ción”, aña­den fuen­tes del Ser­vi­cio de Estu­dios de un ban­co espa­ñol. Éste es, sin duda, un apo­yo impor­tan­te en un momen­to en el que el Gobierno con­ti­núa con su ardua tarea de redu­cir el défi­cit. En 2010, ha emi­ti­do más de 185.000 millo­nes entre letras, bonos y obli­ga­cio­nes y, según los Pre­su­pues­tos de 2011, colo­ca­rá otros 192.000 millo­nes el año que vie­ne.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *