El KKE sobre el PIE ante su III Congreso

Secre­ta­ría de Rela­cio­nes Inter­na­cio­na­les del Comi­té Cen­tral del­Par­ti­do Comu­nis­ta de Gre­cia (KKE)

Esti­ma­dos camaradas:

Den­tro de pocos días se cele­bra­rá en París el III Con­gre­so del lla­ma­do “Par­ti­do de la Izquier­da Euro­pea” (PIE). El Con­gre­so se rea­li­za exac­ta­men­te las mis­mas fechas (3−5 de diciem­bre) que el Encuen­tro Inter­na­cio­nal de Par­ti­dos Comu­nis­tas y Obre­ros que este año se cele­bra­rá en Sudá­fri­ca. De esta mane­ra pro­vo­ca­ti­va y sim­bó­li­ca se demues­tra el papel divi­si­vo y sub­ver­si­vo del PIE con­tra el movi­mien­to comu­nis­ta internacional.

Como es bien cono­ci­do el KKE des­de el prin­ci­pio ha toma­do una posi­ción nega­ti­va ante la posi­ble fun­da­ción de este “par­ti­do euro­peo”. Otros par­ti­dos, que en el pasa­do habían segui­do la corrien­te euro­co­mu­nis­ta en Euro­pa y esta­ban en opo­si­ción con la URSS y los demás paí­ses socia­lis­tas en Euro­pa, desem­pe­ña­ron un papel pro­ta­go­nis­ta en su fun­da­ción. En esto con­ta­ron con el apo­yo de una serie de par­ti­dos que habían renun­cia­do a cual­quier refe­ren­cia a los idea­les comu­nis­tas, como el par­ti­do Synas­pis­mos en Gre­cia que, de hecho, tie­ne un papel anti­co­mu­nis­ta fir­me, así como el par­ti­do DIE LINKE de Ale­ma­nia. Por últi­mo, un núme­ro de par­ti­dos comu­nis­tas deci­die­ron par­ti­ci­par como “obser­va­do­res” en el PIE, toman­do en cuen­ta en cada caso dife­ren­tes factores.

Des­de enton­ces han pasa­do años y con­si­de­ra­mos que se ha con­fir­ma­do nues­tra eva­lua­ción valo­ran­do la acti­vi­dad, las tesis y toda la expe­rien­cia de la exis­ten­cia del PIE.

En sus docu­men­tos pro­gra­má­ti­cos (esta­tu­tos y pro­gra­ma) el PIE recha­za cual­quier cosa comu­nis­ta, renun­cia a la tra­di­ción revo­lu­cio­na­ria, es hos­til al socia­lis­mo cien­tí­fi­co, a la lucha de cla­ses y a la revo­lu­ción socia­lis­ta. Según sus esta­tu­tos, como par­te del mar­co ins­ti­tu­cio­nal de la UE acep­ta la eter­ni­dad de la UE capi­ta­lis­ta y una con­di­ción fun­da­men­tal para su exis­ten­cia es que acep­te no cues­tio­nar el mar­co de la UE.

Esto se refle­ja tam­bién en los mate­ria­les del III Con­gre­so del PIE don­de a tra­vés de pro­pues­tas de tipo “deben dar­se pasos con­cre­tos para que se apar­ten las polí­ti­cas de la UE así como las de los gobier­nos miem­bros de la tram­pa de los mer­ca­dos finan­cie­ros” se pro­mue­ve la posi­ción de “huma­ni­za­ción” del capi­ta­lis­mo. Como “cam­bios” supues­ta­men­te “radi­ca­les” se pro­po­nen medi­das de moder­ni­za­ción del capi­ta­lis­mo a tra­vés de un obje­ti­vo sin sali­da que tie­ne que ver con la “demo­cra­ti­za­ción de la Unión Euro­pea”, es decir de la unión esta­ble­ci­da por el capi­tal euro­peo para la explo­ta­ción más efi­caz de los pue­blos de Euro­pa y su pre­do­mi­nio en el anta­go­nis­mo mun­dial con­tra los EEUU y las demás poten­cias imperialistas.

El hecho de que las fuer­zas prin­ci­pa­les en el PIE, que están en la direc­ción del par­ti­do y ela­bo­ran su línea polí­ti­ca, ope­ran den­tro de los lími­tes del modo de pro­duc­ción capi­ta­lis­ta se demues­tra tam­bién a tra­vés de sus lla­ma­mien­tos de apo­yo a la UE impe­ria­lis­ta para que desem­pe­ñe un papel más impor­tan­te a nivel mun­dial. Se demues­tra tam­bién en sus docu­men­tos que se enfo­can en el lla­ma­do “neo­li­be­ra­lis­mo” fomen­tan­do ilu­sio­nes a los tra­ba­ja­do­res de Euro­pa que en el mar­co del capi­ta­lis­mo pue­de exis­tir una polí­ti­ca de ges­tión dife­ren­te que supues­ta­men­te pue­de resol­ver los pro­ble­mas popu­la­res. Una vez más se mani­fies­ta el papel peli­gro­so del PIE como vehícu­lo para que se atra­pen fuer­zas en el mar­co del capi­ta­lis­mo y va a la cola de la social­de­mo­cra­cia europea.

Las lágri­mas del PIE en los docu­men­tos del III Con­gre­so sobre el reco­no­ci­mien­to del hecho que la des­apa­ri­ción del “socia­lis­mo real” dio lugar al dete­rio­ro de la vida de los tra­ba­ja­do­res, son una hipo­cre­sía. Las fuer­zas diri­gen­tes en el PIE han sido las que lucha­ron jun­to con las fuer­zas de la dere­cha y los social­de­mó­cra­tas con­tra la URSS y los demás paí­ses socia­lis­tas y hoy acep­tan y uti­li­zan los argu­men­tos de la bur­gue­sía que con­clu­yen a la iden­ti­fi­ca­ción del comu­nis­mo con el fas­cis­mo. No es por casua­li­dad que en los docu­men­tos del PIE no exis­te nin­gu­na refe­ren­cia a la dis­tor­sión inacep­ta­ble de la his­to­ria que lle­van a cabo la UE, el Con­se­jo de Euro­pa y otras orga­ni­za­cio­nes impe­ria­lis­tas a expen­sas de la his­to­ria del movi­mien­to obre­ro y comu­nis­ta de Europa.

Los des­acuer­dos del PIE sobre la mili­ta­ri­za­ción de la UE y las rela­cio­nes inter­na­cio­na­les pare­cen a la ora­ción de un sacer­do­te dado que este par­ti­do ha decla­ra­do su apo­yo a que la UE jue­gue un papel más acti­vo en el mun­do y ha acep­ta­do la Polí­ti­ca Exte­rior y de Segu­ri­dad Común. Lo mis­mo se apli­ca en el caso del lla­ma­mien­to por la “diso­lu­ción de la OTAN” cuan­do esta deman­da no está com­bi­na­da con la lucha por la reti­ra­da de todos los esta­dos miem­bros de esta misma.

Las refe­ren­cias a una solu­ción jus­ta de una serie de pro­ble­mas inter­na­cio­na­les (Pales­ti­na, Chi­pre, el blo­queo con­tra Cuba) son una pura hipo­cre­sía cuan­do dicen que se resol­ve­rán no median­te la lucha anti­im­pe­ria­lis­ta de los pue­blos sino a tra­vés de la apli­ca­ción del dere­cho inter­na­cio­nal y euro­peo. ¿A qué “dere­cho” se refie­re el PIE? La deci­sión del Tri­bu­nal de La Haya que legi­ti­ma la inter­ven­ción de la OTAN en los Bal­ca­nes y en el pro­tec­to­ra­do de Koso­vo ha demos­tra­do cla­ra­men­te que sig­ni­fi­ca hoy en día el dere­cho inter­na­cio­nal y euro­peo. Otro ejem­plo es la deci­sión del Tri­bu­nal Euro­peo de Dere­chos Huma­nos que rei­vin­di­có Leto­nia que per­si­guió y encar­ce­ló el vete­rano anti­fas­cis­ta Vasi­li Kono­nov por­que según el tri­bu­nal actuó como “terro­ris­ta” en 1944 luchan­do con­tra las hor­das nazis­tas que habían inva­di­do su país, la URSS. Otra demos­tra­ción de esto es la Posi­ción Común de la UE con­tra Cuba que es agre­si­va y hos­til, la prohi­bi­ción legis­la­ti­va de la acción de Par­ti­dos Comu­nis­tas en una serie de paí­ses de la UE así como de sím­bo­los del movi­mien­to obre­ro y comu­nis­ta en diver­sos paí­ses de la UE. El PIE una vez más guar­da silen­cio sobre todo esto. Pre­ten­de no ver la reali­dad y demues­tra que no toma en cuen­ta la bar­ba­rie impe­ria­lis­ta que se refle­ja de uno u otro modo en el “dere­cho” que pre­va­le­ce hoy y que no es nada más que el dere­cho impe­ria­lis­ta del más fuerte.

Cama­ra­das:

Ya ha lle­ga­do el momen­to de supe­rar las ilu­sio­nes sobre el papel que jue­ga el PIE. El KKE pide a los par­ti­dos comu­nis­tas y obre­ros, que por dife­ren­tes razo­nes han par­ti­ci­pa­do como miem­bros o obser­va­do­res en este par­ti­do “fabri­ca­do” (que fue crea­do de acuer­do a las con­di­cio­nes de la UE con el fin de ser­vir­le) que con­si­de­ren de nue­vo su posi­ción. El debi­li­ta­mien­to de este par­ti­do “de izquier­das” de la UE, el for­ta­le­ci­mien­to de la coope­ra­ción equi­ta­ti­va de los par­ti­dos comu­nis­tas y obre­ros en Euro­pa sobre la base del mar­xis­mo-leni­nis­mo y el inter­na­cio­na­lis­mo pro­le­ta­rio inde­pen­dien­te­men­te de los lími­tes y las con­di­cio­nes de la UE, cons­ti­tu­ye la úni­ca espe­ran­za para el reagru­pa­mien­to del movi­mien­to comu­nis­ta euro­peo y la úni­ca res­pues­ta fia­ble a la agre­si­vi­dad del capi­tal euro­peo con­tra los dere­chos de los trabajadores.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on Facebook
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.