Wiki­leaks no va a influir en la polí­ti­ca inter­na esta­dou­ni­den­se – La hai­ne

Comen­ta­rios para CX36 Radio Cen­te­na­rio, del soció­lo­go nor­te­ame­ri­cano, Prof. James Petras des­de Esta­dos Uni­dos. Lunes 29 de noviem­bre de 2010. www​.radio36​.com​.uy

Chury: Oyen­tes, esta­mos ini­cian­do el pano­ra­ma inter­na­cio­nal de noti­cias de los lunes y lo ini­cia­mos pre­ci­sa­men­te con el con­tac­to de cos­tum­bre con James Petras allí des­de Esta­dos Uni­dos. Los bue­nos días para Petras, ¿cómo te va James?

Petras: Esta­mos muy bien, revi­san­do los docu­men­tos de Wiki­leaks sobre las comu­ni­ca­cio­nes secre­tas de Esta­dos Uni­dos de varios paí­ses y el tra­ta­mien­to de varios diri­gen­tes.

Chury: Jus­ta­men­te una de las pre­gun­tas se orien­ta­ba a esto por lo tan­to quie­ro cono­cer tu modo de ver­lo y tu modo de pen­sar en torno al aná­li­sis que has hecho

Petras: Hay muchas cosas para decir por­que está tocan­do varios temas. Por ejem­plo, uno que los medios han tra­ta­do es los comen­ta­rios de des­pre­cio hacia varios diri­gen­tes alia­dos, por ejem­plo, cri­ti­can a la pri­mer Minis­tra de Ale­ma­nia dicien­do que es dema­sia­do cau­ta, dema­sia­do pru­den­te y no mues­tra nin­gu­na nue­va ini­cia­ti­va en favor de la polí­ti­ca nor­te­ame­ri­ca­na en varias regio­nes del mun­do, prin­ci­pal­men­te en Medio Orien­te. Des­pués, hay comen­ta­rios des­fa­vo­ra­bles hacia Ber­lus­co­ni, con­tra Put­tin, con­tra Sar­kozy.

Aho­ra, más allá de lo per­so­nal y de lo psi­co­ló­gi­co, esto mues­tra que el extre­mis­mo de los Esta­dos Uni­dos, que se mues­tra en estos comen­ta­rios nega­ti­vos, indi­ca el ais­la­mien­to del país, la fal­ta de influen­cia sobre sus alia­dos y la nece­si­dad de tra­tar de influir­los a par­tir de polí­ti­cas sub­te­rrá­neas. Y eso tie­ne su otra expre­sión en el espio­na­je que el gobierno nor­te­ame­ri­cano, prin­ci­pal­men­te la can­ci­ller Hillary Clin­ton, mues­tra a par­tir de órde­nes a la CIA y otras agen­cias de espio­na­je, sobre todos los fun­cio­na­rios de las Nacio­nes Uni­das, sobre miem­bros del Con­se­jo Nacio­nal de Segu­ri­dad, etc.

El espio­na­je como una for­ma de hacer polí­ti­ca está muy gene­ra­li­za­do y tam­bién hay otro aspec­to que uno debe con­si­de­rar: son las opi­nio­nes de los gobier­nos más dere­chis­tas y que depen­den mucho de sus víncu­los con Esta­dos Uni­dos: Ara­bia Sau­di­ta, Egip­to, mini paí­ses del Gol­fo que exi­gen has­ta accio­nes béli­cas con­tra Irán.

El con­jun­to de los docu­men­tos, de los que recién tene­mos un 5% de lo que van a reve­lar los pró­xi­mos días y sema­nas, indi­ca que lo que pode­mos ver es el fra­ca­so de la diplo­ma­cia nor­te­ame­ri­ca­na, su inca­pa­ci­dad de coor­di­nar y actuar de una for­ma mul­ti­la­te­ral. Siem­pre el uni­la­te­ra­lis­mo y la fuer­za de impo­ner su pun­to de vis­ta no sólo con­tra adver­sa­rios sino con­tra supues­tos alia­dos. Y el espio­na­je como medio de cap­tu­rar infor­ma­ción sobre fun­cio­na­rios en altos pues­tos inclu­ye infor­ma­ción per­so­nal sobre sus acti­vi­da­des pri­va­das e ínti­mas.

Tam­bién suge­ría que nece­si­ta esta infor­ma­ción como una for­ma de chan­ta­je. Chan­ta­je y has­ta ame­na­zas de publi­car infor­ma­ción per­so­nal des­fa­vo­ra­ble. Y eso tam­bién uno debe enten­der­lo como un ele­men­to de debi­li­dad por­que aho­ra los Esta­dos Uni­dos no tie­nen muchas palan­cas eco­nó­mi­cas como tenía en el pasa­do. Y tam­bién el mili­ta­ris­mo nor­te­ame­ri­cano no atrae apo­yo por­que muchos paí­ses, con la cri­sis eco­nó­mi­ca, no están dis­pues­tos a sacri­fi­car­se en gue­rras y polí­ti­cas agre­si­vas.

Y final­men­te en este sen­ti­do debe­mos citar a gobier­nos títe­res de Washing­ton y cómo los tra­tan. Por ejem­plo el gobierno de Pakis­tán, que tie­ne faci­li­da­des para fabri­car bom­bas nuclea­res, esta­ba some­ti­do a pre­sio­nes para dejar de tener su pro­pio ura­nio enri­que­ci­do.

Washing­ton insis­tía en que los pakis­ta­níes entre­ga­ran su ura­nio a las manos de Washing­ton, y como Pakis­tán ‑o por lo menos algu­nos sec­to­res del gobierno- resis­tió las pre­sio­nes, el gobierno nor­te­ame­ri­cano hizo eva­lua­cio­nes muy nega­ti­vas sobre ese país. Por­que el gobierno títe­re no que­ría acep­tar un cien­to por cien­to.

Lo mis­mo con el títe­re Kar­zai en Afga­nis­tán, don­de Washing­ton que­ría que el gobierno actua­ra con más fuer­za y el gober­nan­te de Afga­nis­tán enten­día que Washing­ton no tenía nin­gún apo­yo polí­ti­co en el país y que­ría nego­ciar o sen­tía el cer­co de todas las fuer­zas de resis­ten­cia. El pobre tipo decía «noso­tros no tene­mos mucho apo­yo, voso­tros están bom­bar­dean­do pue­blos y crean­do enemi­gos». Y por reco­no­cer esta reali­dad la eva­lua­ción diplo­má­ti­ca fue que el señor Kar­zai es para­noi­co.

En vez de ver las reali­da­des, los diplo­má­ti­cos nor­te­ame­ri­ca­nos hacen una espe­cie de psi­co­lo­gis­mo, tra­tan­do de redu­cir los con­flic­tos a pro­ble­mas de per­so­na­li­dad de varios líde­res que no acep­tan los dic­tá­me­nes de Washing­ton.

Eso por lo menos entre los docu­men­tos que están publi­ca­dos aho­ra pero yo creo que hay mucho más que ven­drá en el futu­ro.

Chury: Petras, ¿de qué mane­ra eso pue­de inci­dir en la polí­ti­ca inter­na nor­te­ame­ri­ca­na fren­te a repu­bli­ca­nos y demó­cra­tas?

Petras: Nin­gu­na. Washing­ton aho­ra no quie­re inves­ti­gar los fallos, la polí­ti­ca de espio­na­je, el des­pres­ti­gio de los alia­dos en Euro­pa. Acá como no tene­mos nin­gu­na ver­da­de­ra opo­si­ción entre repu­bli­ca­nos y demó­cra­tas, tra­tan de cri­ti­car al men­sa­je­ro y no al men­sa­je. Aho­ra un con­gre­sis­ta está lla­man­do para incluir a Wiki­leaks como orga­ni­za­ción terro­ris­ta, para que Washing­ton pue­da encar­ce­lar, bus­car, cap­tu­rar al men­sa­je­ro que está dan­do esta infor­ma­ción al públi­co.

En este sen­ti­do no hay impac­to por­que los medios inclu­so uti­li­zan varios meca­nis­mos para mini­mi­zar el daño. Por ejem­plo en un pro­gra­ma de comen­ta­ris­tas, un lla­ma­do «exper­to» dice que esta infor­ma­ción es bas­tan­te cono­ci­da y no tie­ne un gran impac­to por­que va a pasar rápi­do. Y otros dicen bueno, esta infor­ma­ción está hacien­do daño a nues­tro país, debe­mos unir­nos para enfren­tar estas reve­la­cio­nes. Apar­te de los blo­gers de Inter­net, nin­guno de los medios real­men­te está sacan­do con­clu­sio­nes para que haya una inves­ti­ga­ción sobre la polí­ti­ca exter­na de Esta­dos Uni­dos. Nadie está cues­tio­nan­do el hecho de que Washing­ton está ais­la­do y los mis­mos títe­res de Washing­ton están en opo­si­ción; de que las Nacio­nes Uni­das está des­pres­ti­gia­da, etc. No hay aquí nin­gu­na gran indig­na­ción con­tra el gobierno por­que los medios, los polí­ti­cos, los exper­tos, todos cie­rran filas para pro­te­ger al gobierno.

Pero afue­ra sí va a tener bas­tan­te impac­to, por lo menos en el fren­te diplo­má­ti­co, en la opi­nión públi­ca. La vio­la­ción de sobe­ra­nía, la vio­la­ción de sus pro­pias mane­ras de hacer polí­ti­ca. En Euro­pa, en Asia, en el mun­do ára­be par­ti­cu­lar­men­te con las reve­la­cio­nes de que algu­nos gober­nan­tes ára­bes están en favor de un ata­que aéreo con­tra Irán. Yo creo que allá va a tener un gran impac­to. Pero aquí aden­tro de Esta­dos Uni­dos no.

Inclu­so el segun­do pun­to que voy a men­cio­nar aho­ra. Han acu­sa­do a un mucha­cho de 19 años de ser un terro­ris­ta que pue­de ata­car en la fies­ta de Navi­dad.

Aho­ra, este mucha­cho no tie­ne la míni­ma capa­ci­dad de manu­fac­tu­rar una bom­ba. Pero la poli­cía hace dos años que están meti­dos con este mucha­cho, ense­ñán­do­le cómo hacer bom­bas, cómo deto­nar bom­bas, cómo con­se­guir un trans­por­te para mover la bom­ba y de repen­te, fren­te a mucho des­con­ten­to interno, un recha­zo de los sis­te­mas de segu­ri­dad en los aero­puer­tos, cuan­do empe­za­ron a mover­se millo­nes de per­so­nas, de repen­te todos los medios publi­can la foto de este mucha­cho y todas las agen­cias poli­cia­les, de segu­ri­dad, de lo que sea, han entra­do a denun­ciar la ame­na­za de terro­ris­mo en Esta­dos Uni­dos. ¡Un mucha­cho crea­do por las fuer­zas de inte­li­gen­cia, aho­ra se pro­yec­ta como par­te de una red mun­dial de terro­ris­mo!, impul­san­do otra vez el com­ple­jo de para­noia y mie­do en el país y cerran­do las men­tes fren­te a las denun­cias que están ocu­rrien­do en todo el mun­do con­tra los actos terro­ris­tas de Esta­dos Uni­dos.

Esa es la for­ma en que aquí crean una situa­ción don­de el anti terro­ris­mo defien­de la polí­ti­ca mun­dial terro­ris­ta de Esta­dos Uni­dos.

Chury: Ver­da­de­ra­men­te per­ver­sas las medi­das. Que­ría pre­gun­tar­te, ¿qué opi­nas, es una esca­ra­mu­za más lo de las dos Coreas o detrás hay cosas más gran­des?

Petras: Hace tiem­po que Washing­ton esta­ba nego­cian­do, en el año 2005-06, con Corea del Nor­te, un acuer­do en el que Corea del Nor­te des­man­te­la­ba su pro­gra­ma nuclear y como con­tra­par­ti­da Washing­ton pres­ta­ba ayu­da eco­nó­mi­ca y otras con­ce­sio­nes en el acuer­do. En momen­tos que Corea del Nor­te empe­zó a des­man­te­lar su pro­gra­ma, Washing­ton renun­cia a los tér­mi­nos del acuer­do y des­pués rom­pe las nego­cia­cio­nes y Corea del Nor­te que­da enton­ces en una situa­ción muy pre­ca­ria por­que las san­cio­nes eco­nó­mi­cas empie­zan a impac­tar sobre la eco­no­mía y la socie­dad.

Fren­te a esta rup­tu­ra por par­te de Washing­ton, Corea del Nor­te se puso más agre­si­va, más teme­ro­sa de posi­bles ata­ques como con­se­cuen­cia de la rup­tu­ra de las nego­cia­cio­nes. Y con esto, las ten­sio­nes mili­ta­res empe­za­ban a aumen­tar. En esta situa­ción hay varios inci­den­tes en con­tex­tos bas­tan­te con­fu­sos. Por ejem­plo, hace dos días un ofi­cial de Corea del Sur, alia­do de Esta­dos Uni­dos, decla­ró que es cier­to que Corea del Sur tiró un misil con­tra Corea del Nor­te y como con­se­cuen­cia de este misil, Corea del Nor­te pen­sa­ba que era un ata­que gene­ra­li­za­do y lan­zó los misi­les hacia una isla de Corea del Sur.

Enton­ces al fin de cuen­tas el pro­ble­ma es que Washing­ton no acep­ta vol­ver a nego­ciar con Corea del Nor­te, no ofre­ce dar con­ce­sio­nes eco­nó­mi­cas, for­ta­le­cien­do el mili­ta­ris­mo en Corea del Nor­te. Y Chi­na aho­ra pide que el gru­po de los seis vuel­va a nego­ciar con Corea del Nor­te para con­se­guir un acuer­do tan­to sobre las san­cio­nes como sobre las plan­tas nuclea­res. Pero Washing­ton en vez de escu­char a los chi­nos, lan­za toda la flo­ta asiá­ti­ca a las aguas al lími­te con Corea del Nor­te. Es una con­ti­nua­ción de la polí­ti­ca agre­si­va nor­te­ame­ri­ca­na que tie­ne como con­tra res­pues­ta el mili­ta­ris­mo de Corea del Nor­te. Y los chi­nos con todo su buen esfuer­zo e inten­cio­nes, apa­ren­te­men­te no pue­den cam­biar la situa­ción, no pue­den con­ven­cer a los corea­nos del Nor­te de dejar sus pos­tu­ras mili­ta­res ante la flo­ta nor­te­ame­ri­ca­na fren­te a sus cos­tas.

Esa es la situa­ción pero no apa­re­ce en los medios de comu­ni­ca­ción. Sólo un cor­to­cir­cui­to, miran sólo las bom­bas de Corea del Nor­te cayen­do sobre la isla pero sin con­tex­tua­li­zar la situa­ción. Y pre­ci­sa­men­te exclu­yen los fac­to­res más impor­tan­tes como el hecho de que Corea del Sur sí lan­zó un misil que no tuvo nin­gún efec­to, un misil de avi­so, pero que den­tro del con­tex­to de ten­sio­nes, pro­vo­có esta res­pues­ta exa­ge­ra­da de Corea del Nor­te.

Chury: Petras, se me ha ter­mi­na­do el tiem­po. Como siem­pre, me que­da agra­de­cer­te los aná­li­sis que has com­par­ti­do esta maña­na.

Petras: Debe­mos con­si­de­rar otro hecho vin­cu­la­do con esto aho­ra, que es el ase­si­na­to de un cien­tí­fi­co nuclear en Irán, por un coche bom­ba [NdeLH: Al momen­to de publi­car este tex­to, ya se sabe que fue­ron dos los cien­tí­fi­cos ase­si­na­dos por bom­bas mag­né­ti­cas ado­sa­das a sus vehícu­los des­de moto­ci­cle­tas en mar­cha]. Es el segun­do cien­tí­fi­co ase­si­na­do. Israel ha decla­ra­do públi­ca­men­te que uti­li­za ase­si­na­tos extra terri­to­ria­les como una for­ma de hacer polí­ti­ca y ha dicho públi­ca­men­te que tie­ne un pro­gra­ma de ase­si­na­tos.

Otra vez los gobier­nos del mun­do no con­de­nan a Israel y aho­ra con otro ase­si­na­to están gene­ran­do enor­mes ten­sio­nes. Irán va a tomar repre­sa­lias a par­tir de sus apo­yos en el Medio Orien­te. Y una cosa más: hace un mes, fun­cio­na­rios aquí en Washing­ton han decla­ra­do que la estra­te­gia de Israel de for­mar equi­pos de ase­si­nos para ata­car a cien­tí­fi­cos, pue­de ser una bue­na tác­ti­ca para Washing­ton. Enton­ces, entre ase­si­nos judíos de Israel o ase­si­nos nor­te­ame­ri­ca­nos, quién sabe si no cola­bo­ran jun­tos para poner coches bom­ba en en la capi­tal de Irán. Pero eso no va a faci­li­tar nin­gún arre­glo pací­fi­co; va a fomen­tar res­pues­tas y con­tra res­pues­tas terro­ris­tas.

Extrac­ta­do por La Hai­ne

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *